Archivos para el tag ‘Panel Syndicate’

El nuevo investigador privado: The Private EYE

Paco Cerrejón | 24 de junio de 2015 a las 5:00

privateeye_01

Imaginad un futuro no muy alejado en el tiempo, una sociedad en la que internet ha sido eliminada y los periodistas son la policía. Sumadle además que la gente se relaciona con máscaras puestas y con seudónimos. Pues esta es la premisa desde la que el guionista Brian K. Vaughan y el dibujante Marcos Martín construyen la trama de The Private Eye, una de las series de género más intensas e interesantes de los últimos años y que se ha convertido con sus diez números en uno de los cómics más importantes editados en formato digital.

Se hace necesario resaltar que The Private Eye es un cómic digital, sin edición en papel, de forma que se puede descargar desde la web Panel Syndicate, pagando por cada número de los 10 de los que se compone la serie, o por lo dos recopilatorios de cinco números cada uno, la cantidad que cada lector estime oportuna. Y precisamente, en aprovechar el formato apaisado (que recuerda a los cuadernillos de los tebeos de aventuras del franquismo), que impone lo digital es donde reside uno de los aciertos del cómic, ofreciendo una narración con una planificación de viñetas adaptadas perfectamente a ese espacio horizontal.

privateeye02

Sin querer desvelar demasiado de la trama, The Private Eye está protagonizada por un moderno detective privado, al margen de la ley, lo que los periodistas/policías en la serie llaman un paparazzi, que se ve envuelto en un complot tras aceptar un nuevo caso. Un planteamiento de partida básico en el género pero que gracias a la trama de tintes futuristas, a los continuos giros y a la acción componen una historia tremendamente fresca, original y adictiva. El dibujo, la narrativa y los diseños de Marcos Martín, algunos de los cuales están inspirados en los trajes de Nick Cave, se convierten en parte sustancial de la trama, incluso su manera de dibujar un Los Ángeles futurista pero fácilmente reconocible, aportan profundidad y verosimilitud al mundo que se refleja en el cómic. Si el trabajo en el guión de Vaughan da una nueva vuelta de tuerca al género negro, los lápices, la narrativa y las composiciones de Martín dan vida, no ya solo a los protagonistas, sino a toda la gama de secundarios y al propio escenario donde se desarrolla la trama. Un trabajo espectacular el de Martín.

privateeye03

Como decía en el segundo párrafo el formato de edición elegido por los autores y la forma de pago ha sido otro de los aspectos por los que The Private Eye ha llamado la atención. Los autores han apostado por un formato y un sistema de distribución relativamente nuevo, y para mi criterio, muy acertado, facilitando la relación autor/distribuidor con el lector. Ahora que ha terminado la aventura ojalá les esté resultando rentable económicamente porque creativamente nadie puede dudar que sí lo ha sido.

Desconsuelo mecánico en la fábrica del amor

Paco Cerrejón | 29 de abril de 2015 a las 5:00

UNIVERSO_01

Albert Monteys hace entrega digital del segundo capítulo de su serie de ciencia ficción ¡Universo!. Lo publica en el portal Panel Syndicate, donde también se puede encontrar el magnífico The Private Eye, de Brain K. Vaughan y Marcos Martín, nominado en los premios Eisner al mejor cómic digital. Podéis descargaros pagando lo que queráis, el precio lo ponéis vosotros. No sé que precio estaríais dispuesto a pagar, pero os aseguro que independientemente de ello, su valor es muy alto.

En ¡Universo! Monteys nos narra diferentes historias de ciencia ficción, que en principio no están relacionadas entre sí. Si en la primera entrega la historia giraba en torno a una empresa que quería conseguir el copyright de todo el universo, en esta ocasión son los robots protagonistas.

universo_04Nos situamos en una sociedad, futura claro está, donde los humanos, en su gran mayoría, tiene a un robot por pareja sentimental y sexual. Pero de repente algo falla y estos robots, tan amantes ellos de sus parejas humanas comienzan a asesinarlas. Esta es la premisa desde la que parte Monteys para hacer un cómic tremendamente entretenido, bien contado y aún mejor dibujado. Monteys se adapta a la perfección y le saca todo el provecho al formato apaisado digital (al igual que hace Marcos Martín en Private Eye), tanto en la narración como en el color.  Se nota que Monteys le ha cogido el gusto tanto a estas historias como al formato, donde se le lee cómodo y ágil.

Lo dicho, os lo podéis descargar pagando lo que estiméis oportuno, incluso nada, pero si os gusta y queréis seguir leyendo estas historias, que merecen y mucho a pena, más vale estirar un poco la tarjeta de crédito o el paypal.

Y ya que estamos, podéis leer una reseña de la primera entrega de ¡Universo! justo aquí.

Y no olvidéis que además podéis encontrar al autor también en digital en Orgullo y Satisfacción.

El nuevo UNIVERSO de Albert Monteys

Paco Cerrejón | 7 de enero de 2015 a las 11:58

universo 01

Tenéis el Universo al alcance de vuestra mano, que lo sepáis. O para ser más exactos al alcance un click de ratón. Justo en este enlace tenéis el Universo. El de Albert Monteys, claro está. Y podéis descargarlo pagando lo que consideréis oportuno. No seáis rácanos…

¡Universo! es el nuevo tebeo de Albert Monteys, que tras dejar El Jueves y montar Orgullo y Satisfacción ha emprendido esta aventura creativa, un cómic en formato digital dentro de la plataforma Panel Syndicate, que acoge también el muy recomendable cómic digital The Private Eye de Brian K. Vaughan y Marcos Martín.

Y vaya tebeo se marca Monteys. Saliéndose por la tangente de su género habitual el humor puro y duro, en esta ocasión encara la ficción científica, deleitándose en escenarios y personajes a través de una trama paracientífica a la que no le faltan notas de humor. La historia tiene un regusto a la ciencia ficción de serie B, con un trama llena de giros, saltos en el tiempo, literales y argumentales, y hasta un poco de crítica.

universo 02

Universo tiene un nivel gráfico espectacular en todos los sentidos, desde el propio dibujo, con un estilo más realista del que nos tiene acostumbrado, a la narrativa y al color (simplemente magnífico). Una fiesta gráfica muy agradecida de leer. Un cómic redondo.

Y lo mejor es que Universo es una serie, no un único cómic. Según comenta el propio Monteys la serie se compondrá de entregas autoconclusivas relacionadas directa o indirectamente entre si. Lo que no asegura, eso sí, es la periodicidad, aunque un par de meses es el objetivo autoimpuesto por el autor.

Lo dicho, tenéis el universo a sólo un click de distancia. Disfrutadlo.