Cruz de guía de la Amargura

Fernando Ollero | 2 de marzo de 2017 a las 8:00

Cruz de guia Amargura

Foto de Juan José Serrano, cortesía de David Barcáiztegui.

Una de las cuestiones que no resulta fácil es la datación de las fotos antiguas. Cuantos más datos se suben a la red más complicado es cotejarlos, los buscadores no lo ponen nada fácil, y en los libros no es raro encontrar datos y fechas contradictorios. Y para remate cuando en las redes sociales se intenta aportar algo, parece que hay a quien le molesta.

Esta foto está claro que es de la cruz de guía de la cofradía de la Amargura en el dintel de la puerta lateral de San Juan de la Palma, conocida por aparecer en el libro de Joseph Peyré La Pasión según Sevilla.

Para fecharla podemos tomar como referencia los enseres que en ella aparecen. La cruz de guía obra de Cayetano González fue estrenada en 1941, el diputado que aparece tras ella lleva un canasto anterior al actual juego. Los canastos que conocemos se estrenaron en 1946 con orfebrería de Fernando Cruz Suárez . Sabemos que la foto no es de 1945, toda vez que se ve luz de la tarde, y aquel año por lluvia el Domingo de Ramos la cofradía salió el Jueves Santo a primera hora de la mañana. Por lo que nos quedan los años de 1941 a 1944. Los faroles que escoltan la cruz de guía son de 1931, y se salvaron del asalto que sufrió San Juan de la Palma el 18 de julio de 1936.

Por aquellos años la cofradía de la Amargura salía a las siete de la tarde, la entrada la tenía señalada a la una menos cuarto de la noche; las cofradías por aquellos años celebraban el cabildo de toma de horas el Sábado de Pasión.

En la plaza parece que el público guarda respetuosamente el pasillo por el que discurrirá la cofradía. No se fíen; no aparecen en la foto, pero era usual por aquella época que miembros de la Policía Armada hiciesen la misma labor de las vallas de hoy en día.


Comentar


Nombre (Obligatorio)

Correo electrónico (Obligatorio)

Página web (Opcional)

El autor, en este espacio, se limita a recoger la opinión y contenidos de los lectores, por lo que no se hace responsable de los mismos. Si encuentra algún texto ofensivo, erróneo o alguna opinión que no sea respetuosa, le rogamos que nos lo haga saber