El espíritu de Kennedy

Iván Gómez | 22 de enero de 2011 a las 15:59

Más de uno en la provincia se debería haber acordado con motivo de la celebración de Feria Internacional de Turismo (FITUR) de las palabras de John F. Kennedy que recientemente ha retomado en sus discursos Barack Obama: “No preguntes lo que tu país puede hacer por tí, sino lo que tú puedes hacer por tu país”. Los alcaldes y concejales de los pueblos almerienses han dejado de ser los auténticos embajadores de la provincia, los que recibían a los visitantes y autoridades, para convertirse en grandes ausentes. No han querido y/o podido hacer nada por una cuestión tan fundamental para la provincia como consolidar la marca de Almería -tanto de la costa como del interior-en el cada día más complejo y enrevesado mundo del turismo.

Por unos u otros motivos, no han estado en FITUR trabajando por la promoción de sus municipios y, en definitiva, por la provincia. Con la excepción de una quincena de alcaldes, veinte a lo sumo, el estand del Patronato Provincial de Almería, el que se ha puesto a disposición de los ayuntamientos para trasladar su oferta turística al mundo, se ha quedado casi huérfano, y la celebración ayer del Día de la Provincia es el mejor ejemplo. Los dirigentes del PP en la convención nacional de Sevilla y los socialistas en su casa, con la excepción de Diego Asensio, que llegó tarde y, por cuestiones sin determinar no quiso ni saludar al presidente de Diputación. Nada de parlamentarios, ni diputados, ni senadores, ni los propios delegados de la Junta de Andalucía, con la salvedad de una Esperanza Pérez (responsable de Turismo) que esperó al tercer día. Resulta más que sorprendente, y las casualidades no existen -como decía ayer el alcalde de Vícar-, que ningún representante de Diputación, Junta o alguno de los tres grandes ayuntamientos quiso acompañar al presidente de los andaluces y al consejero de Turismo durante la inauguración. 

El mayor escaparate de la provincia en la actualidad no se ha rentabilizado, a pesar de contar con la mejor ubicación. Su operatividad no se complementó con unas iniciativas originales que sí se vieron en otros espacios de Andalucía. La potente oferta de Almería, tierra de cine se limitó a un visionado de imágenes del proyecto en tres dimensiones cuando, por ejemplo, la presencia de figurantes ataviados con la indumentaria de Indiana Jones o Patton habrían causado un verdadero impacto y de eso vive el turismo. Hay que ir más allá.

El estand de la provincia pecó de sencillez y la interactividad brilló por su ausencia. Más de lo mismo. Ese no es el camino a seguir si queremos consolidar una oferta basada en la excelencia turística. Si el sector y las administraciones pretenden romper la estacionalidad del mercado almeriense deben diferenciar su producto de otros similares, tanto de dentro como de fuera de nuestro país, con acciones imaginativas y atractivas. Tenemos que estar un peldaño por encima de los demás y dejar de mirarnos en la promoción que hacen otros destinos como la Costa del Sol. La península de Almería puede llegar mucho más lejos si todos los que tienen competencias para hacerlo se dejan llevar por el espíritu de Kennedy.

La provincia se va a FITUR

Iván Gómez | 18 de enero de 2011 a las 14:37

La principal feria turística de nuestro país, una de las tres más importantes del mundo, abre el miércoles sus puertas siendo, en su trigésimo primera edición, un escaparate imprescindible para Almería. En los tiempos que corren, la provincia no puede descuidar el impulso y la promoción de un sector fundamental para su economía (Producto Interior Bruto y empleo) y debe aprovechar todas y cada una de las ocasiones que se le presentan para dar a conocer su oferta en los mercados nacionales y del resto del mundo.

El año pasado acudieron a la Feria Internacional del Turismo de Madrid profesionales de más de 160 países, toda una muestra de la importancia de estar presente en el IFEMA, cargados de ilusiones y proyectos singulares, pero también de lo necesario que se hace dar a sus visitantes una respuesta conjunta de la provincia y su diversidad turística. La oferta almeriense, integrada en el amplio estand de Andalucía, tendrá como referente los casi 400 metros cuadrados asignados al Patronato de Turismo y, a pesar de sus diferentes opciones, se debe incidir en la identificación de la marca Almería. Los egoísmos no contribuyen a vertebrar la oferta turística de la provincia y mucho menos a la hora de librar esa ardua batalla en la que estamos inmersos desde hace años: romper la estacionalidad.

Almería y los almerienses se van a FITUR hasta el domingo para ofrecer al mundo su mejor cara, pero a trabajar. Los cargos institucionales y políticos que aprovechan la ocasión para hacer una escapada a Madrid se podrían quedar en casa. No podemos olvidar que la Feria Internacional del Turismo es un negocio e ingresará en su trigésimo primera edición unos 14 millones de euros. El que esté allí presente, con el consiguiente gasto que conlleva, debe aprovechar cada minuto para vender su tierra al mejor postor. Y no sólo en la madre de las ferias turísticas, sino cada día del año. No basta con acudir al IFEMA, hay que darle continuidad a todo lo que se pueda conseguir en estos días y apostar por un sector que, precisamente, en esta edición demostrará si ya se empieza a recuperar después algunos años difíciles.  Nos vemos en FITUR.

Ni te cases ni te embarques…

Iván Gómez | 15 de enero de 2011 a las 17:42

La tarde del martes se antoja de lo más interesante con dos citas trascendentales de cara a las próximas municipales de mayo. Por un lado, se conocerá si finalmente GIAL se integra en el partido del que se escindió hace más de ocho años y desaparece y, por el otro, se dará a conocer la lista del candidato socialista Juan Carlos Usero, que hoy recoge Diario de Almería. Los independientes votarán en una junta directiva formada por 72 cargos y militantes, hombres y mujeres de toda la provincia, si aprueban el documento elaborado conjuntamente por Juan Megino (GIAL) y Gabriel Amat (PP) dando luz verde a la disolución de un proyecto político en horas bajas. No habrá sobresaltos y el acuerdo saldrá adelante, pero el encuentro permitirá conocer los argumentos de las voces críticas, que las hay, del sector de la familia independiente que no quiere ni oír hablar de volver al PP. Algunos de sus portavoces y cargos continuarán en política en nuevos partidos y en formaciones ya existentes (PAL, PA, PSOE e IU, entre otros), aunque la mayoría ya están trabajando conjuntamente en las listas de los candidatos populares. Será una integración tranquila que alejará a Juan Megino de la política después de casi dos décadas compaginando sus cargos con la medicina, que dejará a los independientes ‘integrados’ en un segundo plano dentro de las filas del PP y que reforzará el liderazgo de Amat, el hermano mayor de Arenas, al acabar con una de las dos escisiones que tanto daño hicieron a su partido. En la cita de los socialistas, que el lunes inauguran la sede electoral en Pablo Iglesias, tampoco habrá grandes novedades. La presentación de la candidatura de Juan Carlos Usero será una nueva demostración de que todas las sensibilidades del PSOE de Almería están con él en la batalla electoral del 29 de mayo. El todavía presidente de la Diputación ha correspondido estos apoyos en la elaboración de una candidatura que tiene pocas sorpresas, muchas caras conocidas y, en definitiva, más de lo mismo. Inés Plaza, Anyes Segura, Tesifón Parrón, Debora Serón, Juan Bisbal, Rafael Guijarro, Luis Miguel Parra… Usero se ha querido rodear de las personas de su confianza, hombres y mujeres que atesoran un amplio recorrido en la política, no siempre municipal, pero también tirará de personas más cercanas a la Ejecutiva Provincial y al sector crítico para evitar la presiones que en su día sufrió el anterior candidato, Nono Amate.

A vueltas con la desalación

Iván Gómez | 14 de enero de 2011 a las 20:24

Mes sí, mes no. La polémica de los trasvases aparece y desaparece en el debate político almeriense con excesiva frecuencia. Hoy por hoy el déficit hídrico ha dejado de ser un problema para la provincia, tal y como el miércoles dejaron bien claro los integrantes de la Mesa de las Infraestructuras, pero el PP no quiere dar por cerrado el asunto e insiste con el trasvase del Ebro que nunca llegó. En la propia Mesa de las Infraestructuras, los dirigentes populares volvieron a reiterar que la desalación no ha solucionado la escasez de agua de la provincia y el consejero de Agricultura de Murcia, Antonio Cerdá, aseguró que “es un fracaso del socialismo español”. Es más, se aventuró a decir que las desaladoras eran inviables antes y ahora y puso como uno de los principales ejemplos la planta. El PP de Almería tendrá que decirle algún día que la desaladora de Carboneras la planificó y puso en marcha el Gobierno de José María Aznar. Seguro que en la campaña vuelve asonar el agua…

GIAL vota su disolución

Iván Gómez | 14 de enero de 2011 a las 20:04

El documento de integración elaborado conjuntamente por los presidentes de GIAL y PP de Almería será sometido a votación por la junta directiva de los independientes a las 19:30 horas del martes en uno de los salones del Gran Hotel. El partido que fundaron Juan Megino y Esteban Rodríguez, tras abandonar a mediados de 2002 las filas de los populares, determinará a través de una votación de su máximo órgano entre congresos si se acepta finalmente el acuerdo para la integración alcanzado con el PP de Almería y se da luz verde a la disolución después de casi ocho años de vida. La dirección del partido respalda el proceso de integración, que se retomó a principios de año pero no se ha impulsado hasta octubre, pero el órgano es soberano y serán sus 72 integrantes, los hombres y mujeres de GIAL de la capital y provincia, los que determinen si se culmina la desaparición de los independientes. Eso sí, no todos aceptarán volver a integrarse en el Partido Popular y seguirán con nuevos partidos e incluso alguno podría recalar en el resto de las fuerzas políticas de la provincia. Es más, el acuerdo alcanzado por Gabriel Amat y Juan Megino después de un buen número de reuniones no se podrá cumplir en todos los municipios. Según el pacto inicial, Ana Martínez Labella y Esteban Rodríguez irán la candidatura de Luis Rogelio Rodríguez, en lo que respecta a la capital, y en los pueblos se pondrá de cabeza de lista al candidato que más votos consiguió en las pasadas municipales de 2007. A pesar de los posibles obstáculos, el final de GIAL está muy cerca y si el próximo martes se acepta el documento de integración todo se llevará a cabo lo antes posible para poder cerrar en la segunda quincena de este mes la disolución de la formación independiente. Gabriel Amat ha conseguido tapar una de las dos escisiones del PP.

Cuatro candidatos para el Partido Popular

Iván Gómez | 13 de diciembre de 2010 a las 17:55

A falta de poco más de cuatro meses para las municipales, el PP de Almería tiene sin designar a cuatro de sus 102 candidatos, una cuestión que no preocupa demasiado ahora que todas las miradas están centradas en la integración de GIAL, pero que se resolverá antes de que termine este mes. Será entonces cuando culmine el complejo trabajo que ha venido realizando desde comienzos del pasado año el secretario general del PP de Almería, Javier Aureliano García con todas y cada una de las agrupaciones de la provincia. Los cuatro nombres que faltan por perfilar son los de los candidatos de Dalías, Zurgena, Los Gallardos e Instinción. En el resto de los municipios ya se conocen los cabezas de lista desde hace meses, incluso desde el pasado verano, ya que el líder nacional de los populares, Mariano Rajoy, presentó a 88 de los 102 nombres en un gran acto público que celebraron en Viator el 5 de junio. En aquel inicio de la precampaña electoral con más de 5.000 simpatizantes de toda la provincia, Rajoy dejó bien claro que su formación en Andalucía “está liderando un proceso de cambio que se ve y se palpaen los sondeos” y recordó, tras expresar su convencimiento en la victoria electoral en las próximas municipales, que el objetivo en la provincia de Almería no es otro que alcanzar el gobierno en la Diputación. Las encuestas son favorables y la mayoría de los candidatos vienen trabajando desde hace tiempo, pero en el seno de los populares saben que no se pueden dejar influir por una euforia generalizada entre sus cargos y militantes. La campaña será de lo más intensa.