Con la venia » 2013 » noviembre

Archivo para noviembre 2013

Antonio Burgos al recibir el Luca de Tena

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 16:44

Por si alguien tuviera dudas del amor de Antonio Burgos por Cádiz y de por qué para muchos de mi generación era y es todo un maestro. Lean ustedes, disfruten y aprendan. Es gratis. Gracias, maestro, y perdón si no sigo tus instrucciones de no reflejar en mi blog tus artículos. No me he podido resistir:

LA COLECCIÓN DE ABC

Era en la primitiva Redacción de ABC en la Huerta de la Salud sevillana, instalado el periódico en una nave industrial donde la familia Luca de Tena había destilado antes el agua de azahar que con sus botellas azules nos quitó tantos nervios en los exámenes de Reválida. Don Juan Ignacio Luca de Tena había hecho realidad el sueño de su padre, de Don Torcuato: abrir una edición de ABC en su tierra sevillana. Sevilla vivía el esplendor de la Exposición Iberoamericana. Y al igual que el primo del fundador, el arquitecto Aníbal González y Alvarez Ossorio, había levantado una obra tal que los siglos venideros nos tomen por soñadores, la Plaza de España, Don Juan Ignacio alzó una Plaza de España periodística que habría de desafiar a los tiempos y convertirse en testigo y símbolo de la capital: el ABC de Sevilla. Era el 12 de octubre de 1929 cuando salía a la calle el primer numero del que en Sevilla llamamos “el ABC”, a secas, que al que apellidamos con geografías es al “ABC de Madrid”. Don Torcuato había muerto poco antes, sin ver su obra sevillana acabada. Y escribió Don Juan Ignacio en aquel primer número: “Ya están juntos Sevilla y ABC. Ya está ABC en Sevilla. Con amor y respeto filiales lo traigo de mi mano. ¡Ya está ABC en Sevilla!”.

Y en aquella Redacción de la larga mesa de palilleros, tinteros, estilográficas, papel posteta y cuartilleros, la guasa de Sevilla. Antes de entregarlo a don Juan Carretero, un joven redactor alardea del artículo que acaba de plumear. A lo que otro veterano, procedente como media plantilla de “El Noticiero Sevillano” de los Peris Mencheta, le dice:

 

— ¡Literatos, que sois todos unos literatos! A mí no me engañas, que yo sé que eso lo has copiado de la colección. Id a la colección, que allí está todo…

 

La Colección… Entonces no era “la Hemeroteca de ABC”. Era reverencialmente La Colección. Los tomos mensuales de todos los números del periódico encuadernados. Ahora que gracias a la inmensa generosidad del jurado he merecido este premio que une para siempre mi nombre al apellido Luca de Tena y que lo he recibido de manos de S.M. La Reina con el mismo orgullo que tuve la noche que en la última cena de los premios de la Casa en la calle Serrano me entregara el Cavia S.A.R. El Conde de Barcelona, me he ido en espíritu a La Colección, en aquel ABC de la calle Cardenal Ilundain donde con la recomendación de don José Acedo, presidente del muy juanista Círculo Balmes, llegué en el verano de 1964 como alumno en prácticas de la Escuela Oficial de Periodismo. He vuelto con la memoria a los tomos de esa Colección de ABC, donde están cosidos con la grapa del tiempo muchos años de mi vida y muchas madrugadas de cierre y plomo de mi juventud, como está la mejor literatura de periódico de Sevilla: Manuel Halcón, Manuel Sánchez del Arco, Joaquín Romero Murube, José Andrés Vázquez…

 

Y en la Colección me he encontrado el número del martes 5 de mayo de 1931. No hacía ni un mes que a la bandera de España le habían añadido el morado del Pendón de Castilla que había visto Don Alfonso XIII apenas un año antes, cuando fue a presidir la cofradía de Las Cigarreras. El Rey había firmado en la primera página de ABC un documento para la Historia de la Democracia: el generoso manifiesto “Al País”. Y Don Juan Ignacio había ido a entrevistarlo a su destierro de Londres, donde el Rey había gestionado que el Infante Don Juan continuase sus estudios de cadete de la Armada en la Academia de Dartmouth, una vez cerrada por el nuevo régimen la Escuela Naval de San Fernando, donde era guardiamarina. Quien quiera saber qué es el Nuevo Periodismo, que lea la entrevista de Don Juan Ignacio a Alfonso XIII, en un hotel que me hace pensar en aquel otro romano de la grandeza de su muerte en el romance de Foxá. Don Juan Ignacio remata: “Y mientras atravieso nuevamente el largo pasillo, blanco y estrecho, con puertas numeradas, acuden a mi memoria las palabras de un autógrafo regio que recibí en fecha aciaga de mi vida, el 15 de abril de 1929: “Tú has perdido a tu padre y España a un patriota dispuesto siempre a defenderla, aun a costa de su vida e intereses. El afecto que sentía por él, a ti te lo transmito, seguro de que seguiràs su camino”. Señor: Yo sería indigno hijo suyo si no lo siguiera… ABC permanece donde estuvo siempre: con la libertad, con el orden, con la religión católica y con el Derecho, que es todavía decir en España con la Monarquía constitucional y parlamentaria”.

 

Al leer estas páginas de La Colección acudió a mi memoria la figura del hijo de Don Juan Ignacio, de quien, como él con Don Torcuato, siguió su camino y su ejemplo. A este premio Luca de Tena que hoy recibo, yo le pongo el nombre de Don Guillermo, del viejo Patrón de esta Casa y muy especialmente de la que dirigió y engrandeció en su Sevilla, donde una tarde de Jueves Santo se enamoró de los ojos verdes de una Divina Mujer: la Virgen del Valle. Le pongo a este premio el nombre de quien me honró con su amistad y generosidad, de quien entregó su vida entera a esta Casa: de Don Guillermo Luca de Tena y Brunet. Se me ha otorgado este premio “por toda una trayectoria”, pero deben admitir en descargo de tal injusticia que la carrera galardonada es, en gran parte, desde hace más de los cincuenta años de mi primer artículo, la de ABC de Sevilla, donde, menos de rotativa, yo he hecho de todo. El querido periódico donde el ideario de ABC estaba tan claro que no hacía falta Libro de Estilo; te lo transmitía el olor a plomo cuando Frutos el regente abría la puerta del taller que daba a la Redacción. Ese libro de estilo era, por ejemplo, el magisterio del subdirector Paco Otero, que era en Sevilla lo que ahora Santiago Castelo en Madrid: quien tenía toda la esencia de ABC en la cabeza y en el alma. Cuando tenías una duda de valoración, el redactor-jefe te decía: “Pregúntaselo a Otero”. Un día le pregunté a Otero cuánto dábamos de un hombre que se había tirado de la Giralda, si un solito o un ladillo en Sucesos. Y como un Libro de Estilo viviente, me dijo: “Nada, no damos nada, Niño Burgos; en ABC no se dan los suicidios porque luego los loquitos los imitan y se tiran todos desde la Giralda”. Si es por trayectorias, aquellas sí que lo fueron, las de los hombres de ABC en Sevilla, la de Antonio Colón, la de Manuel Olmedo, la de Javier Smith, la de José Antonio Blázquez, la de Manuel Ramírez. O la de aquellos linotipistas, cajistas, ajustadores, retocadores, grabadores, embuchadores, los hombres de la prensa de estereotipia y los de la rotativa, la vieja “Campeona” que había hecho la guerra del 14 en Madrid e imprimió en Sevilla el “Viva España” en tipos móviles del cuerpo 96 que abría la primera página de un día de julio de 1936, cuando hasta tal punto España se partió en dos que hasta hubo dos ABC, encarnación trágica del fandango que sonaba en la voz de placa vieja de Manuel Vallejo: “Tengo un hermano en los rojos/y yo con los nacionales…”

 

En aquel ABC aprendí este duro oficio, de aquel redactor en prácticas de 1964 a este articulista del 2013, pasando por el redactor de calle, de mesa o de platina, el redactor-jefe, el subdirector o el firmante del “Sevilla al Día” de tiempos de Nicolás Salas que los lectores bautizaron como “El Recuadro de Burgos”. Allí viví la evolución del periodismo. Testigo de mi tiempo, he visto cómo ABC pasaba del plomo a la fotocomposición; de la bicicleta de los cuartilleros al correo electrónico; del teletipo al teléfono móvil; de la Leika a los píxeles; del fotograbado a la imagen digital; de los anuncios telegráficos por palabras a los cupones de las promociones; del huecograbado a las páginas en color; de las 36 páginas de tripa y 8 de hueco a Kiosko y Más; de las linotipias a los blogs; del papel carbón al pdf; de la pluma estilográfica a la Blackberry; de las máquinas de escribir al Word Perfect; de la grapa de la famosa frase de Mingote a las dos grapas. Como un día, con un verso de Alberti en la tierra de mi Pemán, le puse Cádiz “a todo lo dichoso”, hoy le pongo el nombre de Don Guillermo al agradecimiento por este premio Luca de Tena. Y pensando en aquellas palabras de Don Juan Ignacio en los amarillos papeles de la colección de 1931, pienso que ABC, como España, ha alcanzado su grandeza gracias a una Dinastía. Hasta tal punto se ha servido a la Corona en esta Casa, que he podido vivir aquí ese sentido dinástico de los Luca de Tena. Para la Casa de Borbón, como al renunciar s sus derechos dinásticos le dijo Don Juan a Don Juan Carlos, siempre es: “Por España, todo por España”, de padres a hijos. Y sé, porque he pelado aquí muchas guardias de cierres con el plomo de la madrugada, y porque Don Guillermo lo demostró con su vida, incluso empeñando su hacienda personal para salvar a esta Casa (y recuerdo aquellas noches de su estrechísimo esmoquin en la cena de los Cavia en la calle Serrano, porque no tenía dinero para comprarse uno nuevo), que para los Luca de Tena, en este sentido dinástico del servicio a las Tres Letras que pasa de padres a hijos, siempre fue, es y será, querida presidenta Catalina Luca de Tena: “Por ABC, todo por ABC”. Que es la forma que los Luca de Tena y los que trabajamos en esta Casa tenemos de decir: “Por España”.

 

Exfoliarse o morir. El comienzo de la Conferencia Política del PSOE visto por Luz Sánchez Mellado.

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 16:30

Sonrientes de oreja a oreja, perfectamente conjuntados así como por casualidad para la ocasión, pelín nerviosos como los artistas antes de salir a las tablas. Elena Valenciano, Óscar López, Soraya Rodríguez, Trinidad Jiménez, María González y Hugo Morán han escenificado este mediodía la apertura oficiosa de la Conferencia Política del PSOE. En una metáfora visual de lo que pretende su partido con su cónclave de este fin de semana, llegaron, lo suficientemente tarde para provocar la máxima expectación, de las alturas del gallinero del Palacio de Congresos de Madrid, y bajaron al nivel del suelo para revisar personalmente los últimos preparativos y, sobre todo, dejarse seguir y retratar por unos cuantos de los 500 periodistas que se han acreditado para cubrir el evento. “Exfoliarse o morir”, le dijo alguien a Trinidad Jiménez según pasaba. Ella guiño un ojo y sonrió.

La exfoliación consiste en limpiar en profundidad la piel, liberarla de células muertas, hidratarla, vitaminarla y nutrirla de nuevo para enfrentarse a la intemperie. No obra milagros, pero logra devolver la lozanía y ofrecer la mejor cara posible al prójimo sin recurrir a la cirugía. Algo así, volver a ser atractivos para la mayoría de su público y, si puede ser, conquistar nuevos adeptos, quieren conseguir los 2.500 asistentes a la conferencia socialista que no se inaugura oficialmente hasta mañana, pero que ya esta tarde albergará un debate de jóvenes militantes. Con las señoras de la limpieza aún pasando la aspiradora, los plásticos protegiendo el linóleo, y los proveedores descargando material a destajo, la cúpula del partido ha bautizado simbólicamente las instalaciones de lo que desean que sea el nido donde resurja el Ave Fénix de su propuesta política y electoral.

El omipresente lema Conectamos ilustra toda la escenografía, probablemente inspirada en el pragmatismo y la horizontalidad de las nuevas tecnologías y las redes sociales que tanto protagonismo quieren dar los veteranos dirigentes en su nueva apuesta. Círculos de encuentro, cubos para sentarse en el suelo, moquetas para tumbarse si se tercia, hasta la rosa socialista de toda la vida parece haber mutado en una arroba para contribuir al guiño. La joven diputada María González, responsable de Redes del PSOE, parecía, desde luego, la más familiarizada con los portátiles del espacio Lab, donde se van a recoger, debatir y filtrar las propuestas de los internautas.

Elena Valenciano, recién incorporada al trabajo de una baja por neumonía, parecía tener fuelle para rato. “Esta va a ser la conferencia de la gente”, ha dicho, antes de sentenciar: “La misma gente que no nos va a perdonar que no hablemos de sus problemas y que no busquemos soluciones a sus angustias”. Acabado el paseíllo y los mensajes de autoafirmación de los ponentes, Trinidad Jiménez respondía a la enésima tele la enésima pregunta sobre los presuntos candidatos a las presuntas primarias. Sonreía.

Despedida por tanguillos

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 16:23

David de la Cruz en Cádiz Directo. Desde aquí te lo digo, David, como mañana no des la talla Vicente del Bosque no te vuelve a convocar “que el crédito no es ilimitado” .

Y la Asociación de Amigos de Fernando Quiñones:

“El olvido es un hijo natural de la vida: el primogénito”.
mijita del freidor del 5 de diciembre de 1992, Diario de Cádiz

La Junta Directiva de la Asociación de Amigos de Fernando Quiñones con la colaboración de El Pelícano Musicafé

Se complacen en invitarles a la velada que en recuerdo de Fernando Quiñones, se llevará a cabo el próximo martes 12 de noviembre en el Pelícano Musicafé.

Durante el evento previsto en memoria del escritor y flamencólogo gaditano, se procederá a la lectura del Acta por la cual se decidió concederle el  nombramiento de Socia de Honor a Título Póstumo y la distinción como “mojarrita de plata” de la entidad  a:

Dña. Mariana Cornejo Sánchez

medalla que será entregada a su familia próximamente en agradecimiento a la generosidad de la artista gaditana que nos acompañaba con su participación en las “Rutas de Quiñones por Cádiz” y en los encuentros relacionados con el flamenco, el arte y Fernando Quiñones.

Contaremos con la participación de personas del mundo de la cultura y la actuación de Pilar Villar, La Jineta

Hora: 21.00
Avenida Fernández Ladreda, 1
Murallas Puertas de Tierra
Entrada Libre hasta completar aforo

http://www.asociacionamigosfernandoquinones.blogspot.com

aafernandoquinones@gmail.com

Día: Martes 12 de noviembre de 2013
Lugar: El Pelícano Musicafé

La Marca Espana

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 16:07

Cursos de piragua para escolares

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 16:06

Los trabajadores de la TTSS en defensa de los Servicios Públicos

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 16:04

Los profesionales de Canal Nou piden perdón

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 16:04

Esperemos que dentro de unos años no tengamos que escuchar algo parecido a los trabajadores de Canal Sur o de Onda Cádiz.

Intrusos e ilegalidades en Delphi

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 9:14

El PP denuncia que se concedieron ayudas en Delphi contra el informe del interventor, lo que niega la Junta.  Es curioso como El País no titula con la denuncia sino con el desmentido de la Junta: puntos de vista curiosos de cada periódico. Este periódico titula con la denuncia formulada por el PP. La justicia dirá,claro. Se habla también de intrusos. Es cierto que durante la tramitación del conflicto de Delphi llamaban los sindicatos y los partidos políticos a la Consejería de Empleo para meter en el paquete de prejubilaciones a guardias de seguridad, limpiadoras y demás. Todavía no conocemos la mínima parte de las irregularidades de todo este conflicto. Cuando salga todo lo que ha pasado con los cursos de formación y cómo se han adjudicado nos llevaremos alguna sorpresa.

Por cierto: ¿el grupo este de extrabajadores de Delphi se puso de acuerdo a la hora de salir de casa para llevar todos calzonas, bermudas, pantalones piratas y chanclas? Parece que estuvieran uniformados. Creando tendencia.

Delphi

Etiquetas:

Los asesores

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 9:05

Tiene toda la razón Pepe Aguilar sobre el coste económico y el papel de tantos asesores. Rajoy tiene 300 , más que Angela Merkel y que Obama. María Jesús Montero tenía en los servicios centrales de Salud 30. Algunos hacen informes y cumplen su labor pero la mayoría se limitan a conspirar, tomar cafés, usar móvil (y secretaria, y coches oficiales, y periódicos) y demás, la mayoría de las veces para enredar en la administración y en su partido a costa de España. Luego nos hablan de recortes. La Junta debe tener más de mil entre empresas, consejerías y organismos variados. Si lo dejasen en 100 nadie lo notaría y se podría ahorrar un dinero la Junta para no reducir el salario de sus empleados. Pongamos un jefe de gabinete por consejero y algún caso excepcional.

Acierto pleno de Fran de la Jungla

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 9:00

Me parece que las declaraciones de Fran González sobre la Escuela de Hostelería están cargadas de sentido común y de dignidad. Se enfrenta a su propio partido y a la Junta de Andalucía. Supongo, es un decir, que habrá consultado con los dirigentes provinciales de su partido , lo que no le quita valor a lo que ha dicho. Es decir, que hace el triple salto mortal pero con red. Aun así hace bien en decir lo que dice. La Junta de Andalucía no debería abrir la boca en Cádiz hasta que no resuelva este asunto. Es indecente que los trabajadores lleven ocho meses sin cobrar y que no se sepa con certeza el futuro del centro, mientras Luciano Alonso (y Sánchez Maldonado) se han preocupado de resolver los problemas similares de la Escuela de Hostelería de su pueblo, Málaga, La Cónsula.

Etiquetas:

¿Te pareces a Sheldon Cooper?

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 8:56

Desde el más allá

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 8:56

 
No sé si ustedes se han muerto alguna vez. Yo sí y he vuelto para contarlo. Empieza más o menos cuando uno es citado para la ocasión en un lugar lejano y deshabitado. Es precisa una larga y dolorosa espera, mientras el tiempo pasa muy despacio y uno se siente cada vez peor. Ve a la gente con cara de circunstancias y piensa a ver en qué momento llegará su hora, hasta que se consuma la cita con el momento fatídico. Te hacen pasar a un frío e inhóspito lugar donde te desnudas o te desnudan y te ponen encima de la piel un lienzo que cubre tu decrepitud. Luego te introducen en una caja aséptica. Cuando se cierra se oye una voz de ultratumba que reclama inmovilidad absoluta de manera áspera y conminatoria. Como no puede ser menos uno intenta seguir las instrucciones y busca la parálisis absoluta pero se da cuenta de que el cuerpo conserva algunos tics como tragar saliva, el parpadeo y cosas así. Aunque intentas permanecer completamente quieto te das cuenta de lo difícil que es.

Por si fuera poco sigue la voz del más allá reclamando inmovilidad mientras te pica una oreja o un muslo y te entran unas ganas espantosas de rascarte. Nunca antes habías pensado lo apremiante que es rascarse. Debe ser un gesto tan maquinal cuando estamos vivos pero una vez postrados en la caja se vuelve un tormento. Junto a ese deseo irrefrenable de rascarte todo el cuerpo empiezas a notar la molestia de la postura y tienes la necesidad de cambiar el peso del cuerpo mientras la voz insiste.

Comienza un ruido intenso. Intentas descubrir algún ritmo en él. Buscas si tiene compás del tres por cuatro o se parece a alguna melodía conocida, aunque sea de Juan Carlos, por pensar en algo para olvidar los picores y la fatiga. Así durante un tiempo interminable que llegas a confundir con la eternidad que te enseñaron los curas en el colegio. Al cabo de un tiempo aparece una luz intensa y una dama de blanco te llama. Crees haber llegado al cielo pero piensas que es imposible, que tu destino es el infierno. Entonces te das cuenta de donde estás. Llaman a esto resonancia magnética. El inventor prefirió permanecer en el anonimato el resto de sus días, como hubiese dicho El Perich.

El tiempo entre bromas y fallos

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 8:54

Europa PressAyer Europa Press cometió un fallo imperdonable que dio la vuelta a toda España. Puso en circulación como una noticia lo que era una broma con el consiguiente daño. No sé quién fue el autor o la autora de la gracia, aunque tengo que decir que es algo habitual que , desde que llegó la edición online suele ser frecuente. A mí no me hace mucha gracia, no como broma le veo el punt0. Quien lo hizo es mejor que siga en el periodismo porque como monologista o como autor/a de chirigotas no iba a ganarse la vida. Si la idea tiene poca gracia lo de “quebonitossontusandares” es luna broma de muy mal gusto. Mejor haría antes en mirarse al espejo quien esto escribió. Supongo que Antonio Sanz se lo habrá tomado con la deportividad de un profesional. Digo yo.

Supongo que tendrá consecuencias, como es normal. Como dice Pelu de Vicente, todo era muy divertido hasta que alguien le dió a intro. Ahora bien, espero que la responsabilidad no se aplique en solitario al redactor o la redactora que escribió la broma. Supongo que habrá un redactor jefe y un editor que también tendrán algo que ver.

Por otra parte es habitual que se escape alguna broma: pasó con un reportaje sobre homosexualidad de este periódico ilustrado con la foto de dos dirigentes del PP, con una foto de toros en la dehesa con un pie que citaba nombres propios de políticos socialistas o con un pie de foto de un antiguo alcalde de Arcos con un comentario grosero. Por citar algunos casos. Eso por no contar cuando Canal Sur mató al Conde de Barcelona.

Novedades en la hostelería gaditana

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 8:43

Carlos Herrera y Fran Rivera han constituido una empresa que va a poner en marcha una iniciativa similar al mercado de San Miguel de Madrid: las Naves del Barranco . Se han interesado por el vestíbulo de la antigua estación de tren de Cádiz para instalar allí un proyecto similar.

Este mes salen a concurso dos nuevos puestos en el Rincón del Gourmet del Mercado Central de Cádiz con un precio de salida de 10.000 euros cada uno, dedicados a bebidas en este caso.

13 puñaladas

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 8:33

Café del Correo del 5 de octubre

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 8:27

Café del Correo del 5 de octubre de 2013

Captura de pantalla 2013-11-07 a las 13.28.43Participan: Emilio de la Cruz, Enrique Montiel, Rafael Garófano y José Antonio Aldayturriaga.

Comerciales por Arcadi Espada

Fernando Santiago Muñoz | 8 de noviembre de 2013 a las 8:25

DURANTE una agradable época traté ligeramente a Josep Lluís Bonet, a su hermano Pere, y a otros freixenets. Una gente cordial, optimista, instruida sin afectación y encantados con lo que hacían y con lo que eran. A mí la gente encantada de conocerse es la que, en principio, me va. Tiene mala prensa, fruto de la actividad incesante de esos otros encantados de verter lágrimas (¡con toda justicia!) sobre sí mismos; pero resulta ser siempre la gente más fiable; y el imprescindible paso para amar luego a Dios sobre todas las cosas. Los freixenets son un ejemplar puro de la gente del comercio, acaso el más puro que yo he conocido. Hacen unos vinos buenos, pero sobre todo los venden con una gracia inigualable. La vida no es una cata ciega. Durante años el fotógrafo Leopoldo Pomés vivió de ellos; pero más que agradecerles el dinero contante y sonante debió de agradecerles la inspiración: algunas de sus burbujitas navideñas son obras maestras.

La gente del comercio también tiene mala prensa, y eso es aún más extraño. Como demuestra con información y sutileza Matt Ridley el comercio no sólo es el primer antídoto de la guerra sino la principal razón de que la Humanidad, a pesar de su apaleada naturaleza, haga siempre del año próximo el mejor año de su historia. Estos días Bonet ha pronunciado unas declaraciones sobre la independencia, aún más tajantes que las del banquero Oliu y el librero Lara, en especial porque Bonet ha dicho que él es español, y esto es una novedad extraordinaria en la molécula catalana. Ha dicho eso y ha dicho algo elemental y corriente, pero sobre lo que se medita poco en España: que en Cataluña los boicotean por no ser independentistas y en Madrid por ser catalanes, a bulto. Es un destino agrio y extendido. Yo mismo, en los últimos meses, he empezado a alarmarme. Las razones de la alarma catalana no merecen comentarse. Lo más preocupante es que en Madrid han dejado de decirme, chico, no pareces catalán, que para mí era benzina.

A Bonet, por describir el doble destino hiriente de tantos catalanes, han querido desfigurarle en Cataluña aludiendo a las intenciones comerciales que lleva su mensaje. Que un catalán pueda haberle dicho a otro, como reproche, que la única intención de su conducta es el comercio, me parece la expresión más inesperada y antipatriótica de la verbosidad nacionalista. Y la prueba, subrayada con el lápiz del tendero, de hasta dónde llegaron las aguas fecales.

Velatorio de Mariana Cornejo

Fernando Santiago Muñoz | 7 de noviembre de 2013 a las 15:57

Mariana Cornejo por Javi Osuna.

Fernando Santiago Muñoz | 7 de noviembre de 2013 a las 13:27

MarianaMariana Cornejo, la artista; Mariana de Cádiz, representaba la medida exacta, el canon estándar de un concepto susceptible de medición en el flamenco: el sello de una escuela. Cuando se habla de una escuela (en este caso, la de Cádiz), se habla de una forma rítmica inequívoca; de una afinación también específica y también inequívoca; de un acento identificativo; de un soniquete (los jazzistas le llaman swing) harto reconocible, que hace distinguirlo de otras escuelas, otros marchamos que, aún con apariencia de idénticos compases y tiempos, su sonido y resultado final son –forzosamente– diferentes y, por tanto, muy singulares. Hay una característica innata en la Escuela de Cádiz, compartida y coincidente, además, con la Escuela de Jerez, y ésta es su compás y su cuadratura. Compás, absolutamente endiablado, veloz, redondo (y sin embargo cuadrado), vertical… Es la misma que asombró a los músicos británicos de la Royal Philharmonic Orquesta, cuando Camarón, por testigo Ricardo Pachón, desafió a la claqueta de Abey Road y ésta le dio la razón rítmica, exacta y matemática, como en la obra “El compás tiene que ser matemático”, del francés, Philippe Donnier, cuando José grababa Dicen de mí / que me amenaza el tiempo; tiempo de seguiriyas, que evolucionó a bulerías y desconcertó a formados músicos británicos. 
 
Hay una expresión entre los flamenquitos que lo define a la perfección, y es el ser y estar: “pasado de compás”. Mariana estaba pasadísima de compás, como lo estuvieron todos los antecesores de su Escuela desde que el arte flamenco asomó sus hechuras en el espacio y en el tiempo de la ínsula gaditana y sus Puertos de Santa María, Real, Chiclana de la Frontera, Sanlúcar de Barrameda y Real Isla de León.
 
Con la misma intención que enólogos y sumilleres nos recomiendan percibir los matices infinitesimales de un vino y la huella de aromas y sabores específicos; en la “cata” del cante de Mariana hay, en su boca, aroma y paso, matices de La Perla; detallitos de Manolo Vargas, aromas de María Sabina y Rosa la Papera. Vista, olfato y gusto nos hace percibir la parte estética de su cante, sus aromas indianos; afrocubanos y el gusto; ése regusto ultramarino de Cádiz, con aires salados del salinar, dulces, como el pan de su soleá de Cádiz, y compatibles y coexistentes con la dureza de madera vieja y curtida, en romances, corridos y seguiriyas. 
 
La vista, asimismo, nos conduce a contemplar una faceta intrínseca de la Escuela gaditana: su interacción con el público; su teatralidad, la oratoria, su charla participativa y desenfadada con el auditorio, concepto inexistente en otras escuelas; y ahí es donde asoman los hechos pretéritos, los matices de vis cómica de Pericón de Cádiz, que fue chulo de un pulpo; de El Beni de Cádiz, filósofo de la calle Hércules; del Cojo Peroche, con media lengua de gracia a esportones; de Diego Antúnez, proveedor oficial de chistes del rey Alfonso XIII; de Curro Dulce, ocurrentísimo en El Matadero y de Ignacio Espeleta, cuya surrealista oratoria encandilaba a Sánchez Mejías y a Lorca, tanto como su tarratrán.
 
Hay un pesimismo latente y generalizado cuando la maestría se nos va y una enorme (e inevitable) sensación de orfandad. Los flamencos y flamencólogos siempre han pensado que el género estaba en trance de desaparición. Antonio Machado Demófilo y todos sus coetáneos, así ya lo creían en 1881. El tiempo ha desmentido a la leyenda, por tanto al Padre del Folcklore. El flamenco, no sólo no ha muerto, sino que, más vivo que nunca, ha perpetuado sus peculiares escuelas, a lo largo de casi doscientos años. Por eso soy tremendamente optimista en que la escuela continuará, a pesar de que hoy lloremos la  triste pérdida de su maestra. Hay eslabones y hubo cadena de transmisión. Y la habrá. El panorama actual sigue manifestando los mismos aromas, los mismos matices, envejecidos en barricas de roble gaditano y de juventud, de David Palomar, Raúl Gálvez, May Fernández, Brenda García, Anabel Rivera, Paco Reyes, Samara Montañés, Niño de Sola… de ustedes y sólo de ustedes depende.
 
Mariana Cornejo Sánchez, la persona, la del barrio de La Libertad; la que me hablaba de pucheros y de varices, es la que más me duele perder; sobre la que más me cuesta escribir y la que más admiración me producía. Era Mariana, como su abuela del Balón, matriarca gaditana, harto generosa y harto sencilla. Un legado infinitamente más valioso todavía que el anterior y que siempre llevaré en mi corazón.
 

La foto es de Kiki

Etiquetas:

La broma pesada de Europa Press

Fernando Santiago Muñoz | 7 de noviembre de 2013 a las 13:05

El despacho de agencia señalaba que el presidente del PP gaditano se había prendado de una periodista

 

El título del despacho de agencia transmitido por Europa Press corrió como la pólvora en los mentideros políticos andaluces a media mañana: «Antonio Sanz (PP) se declara enamorado de una periodista de Europa Press Cádiz». En realidad, se trataba de una lamentable equivocación como claramente se deducía del resto de la información enviada a las 11.26 por la agencia fechada en la capital gaditana.

La alerta difundida causó de inmediato conmoción que luego fue convirtiéndose en confusión a medida que se daba alas al bulo. El texto del teletipo erróneo aseguraba que el presidente del PP de Cádiz, Antonio Sanz, se había declarado «perdidamente enamorado» de una periodista de la agencia Europa Press en la provincia de Cádiz y añadía más detalles para aportarle apariencia de verosimilitud: «En rueda de prensa, Sanz ha confirmado sus sentimientos que, según ha reconocido, “vienen de largo”. Sanz, casado y con dos hijas, reconoce sentirse “abrumado” por los sentimientos que le embargan “cuando la veo pasar”».

A renglón seguido, en un teletipo de un solo párrafo, se descubrían las pistas de lo que en apariencia era una broma entre colegas de profesión: «Sanz ha anunciado que dejará su cargo a disposición del partido para irse a un retiro al Himalaya, donde ya se encuentra el hasta hace un mes presidente del PP andaluz, Juan Ignacio Zoido, cuyo caso fue similar al de Sanz tras “volverse loco” por la redactora jefe de esta misma agencia en Sevilla».

La última frase del despacho de agencia no dejaba lugar a dudas: «”No sé que tiene esta agencia que nos vuelve locos”, aseveraron ambos antes de partir al monasterio».

Disculpas de EP

La propia agencia de noticias se vio obligada a emitir a las 12.08 una disculpa pública pidiendo perdón a los afectados achacando la publicación a un error técnico: «Dicho texto, en el que se aludía a un supuesto enamoramiento de Sanz con una periodista de Europa Press, ha sido transmitido por el servicio de noticias por un imperdonable error técnico durante unas pruebas técnicas de transmisión».