Banderas. Por Fernando Santiago

Fernando Santiago Muñoz | 11 de septiembre de 2017

En realidad la única bandera que me conmueve es la del Atlético de Madrid y la única que detesto es la de los vikingos. Establecido este criterio, no he silbado jamás a ningún himno ni ninguna bandera, ni siquiera la del Tito Floren(no me han faltado ganas). Me incomoda la gente que lo hace, aquellos que se exaltan con la suya y profanan la de otros, aquellos que cantan a gritos su himno e insultan uno distinto. Me parece una falta de respeto por mucho que les ampare la libertad de expresión. Comparto con quienes piensan que la bandera republicana representa unos valores democráticos y una época de la historia de España que un cruel golpe de estado liquidó. De la misma manera pienso que la bandera arco iris representa la tolerancia y el respeto para aquellos que han sido perseguidos durante siglos por sus tendencias , banderas ambas que han izado con boato el alcalde y sus concejales. Es inaceptable que quienes exaltan la bandera tricolor o a la multicolor llamen fachas a quienes utilizan la constitucional . Conviene recordar que vivimos en el periodo más prolongado de paz y democracia de toda nuestra convulsa historia. No creo que nadie sea retrógrado por utilizar la bandera de España, salvo que consideren que es de su propiedad. Colocar en el escaño la bandera de España pueda ser tan improcedente como colocar otra bandera u otra camiseta, como hacen a menudo los concejales de Podemos. En todo caso no es peor. Creo que es un ejercicio de oportunismo aprovechar la crisis catalana para arrogarse los valores constitucionales y la defensa de la soberanía nacional en exclusiva. Digo más: creo que los concejales del PP que así procedieron están en su perfecto derecho pero no le hacen ningún favor a la nación de ciudadanos libres e iguales en derecho que es España. Nadie puede fragmentar la soberanía nacional ni el derecho de todos los ciudadanos a decidir libremente sobre su futuro. España es un país de personas, no de naciones ni inventos . No estaría de más que respetáramos estos principios, incluso a quienes no comulgan con ellos. No puede ser que haya un sector de la izquierda dispuesto a liquidar España, que ve con buenos ojos la bandera estrellada pero tacha de facha a la constitucional. Como a George Brassens la música militar nunca me supo levantar y pienso con él que todos los imbéciles felices son de alguna parte. Eso más, es un hecho que el nacionalismo y la religión han provocado más muertes que las epidemias o las catástrofes naturales.

Fernando Santiago

  • pepe Orrequia

    Muy bueno tu articulo Fernando, en relación con lo que hablas te comento un par de anécdotas yo la 1ª camiseta que regalé al mayor de mis hijos fue (coincidiendo con mi participación en un curso de Bazan en Los Angeles de San Rafael) una del Atlético de Madrid, mi hijo tendría entonces 12 años y aún anda por mi casa un par de años después le regale una del Barza que es lo que a mi me va. Yo tengo en casa camisetas de 6/7 equipos diferentes (Cádiz, incluído). Por cierto y siguiendo con las banderas en una ocasión compré un coche de 2ª mano a un militar y el coche tenía en la parte trasera una pegatina de España con torito inclúido, que a mí no me entusiasmaba nada, pero la dejé puesta. Meses después un desaprensivo le dio un patadón y me hizo un bollo cojonudo, que no quité nunca hasta que el coche fue al desguace, pensaría la criaturita que el facha era yo.

  • Fernando Santiago Muñoz

    Pepe: guarda la camiseta, será una reliquia.

  • Océano

    Hombre yo creo que el nuevo reglamento orgánico ( que todavia no se ha hecho, no sirven ni para eso), debería de regular que los concejales en su totalidad no pongan ningún símbolo, camiseta, etc a modo de tendedero.

  • José Fco. Gómez

    No sé quien lo dijo, pero que razón tenía. Un patriota: el mayor idiota.

  • José Fco. Gómez

    perdón, “qué razón tenía”.

  • Pitimini

    Cuando se aprobó la concesión de la Medalla de la Ciudad a la patrona, muchos de izquierdas lo criticaron o se abstuvieron, porque no se le puede entregar tal galardón u homenaje”al tratarse de un ser inanimado”. Y yo les preguntaría que sí la bandera republicana que plantan en las Puertas de Tierra ( e incluso la constitucional en este caso) sin seres animados para los homenajes y fervor que le tienen.Demagogia pura.

  • Gustavo

    Aquí está, por enésima vez y las que hagan falta, con su bandera, el que nos cuesta 45.000 € al año…

  • hartodetodo

    Tema complicado este de lo que representan las banderas y los sentimientos que inspiran; meterse en él, como en todo lo que trata de algo que no se puede medir como son los sentimientos, es meterse en un charco.
    En general estoy con lo que usted señala; me parece un dislate que aquellos que tan propicios parecen a izar, colgar, arbolar las banderas más variopintas se permitan llamar facha a aquellos que enarbolan la bandera española (este debe ser el único país del mundo donde exhibir su bandera oficial es sospechoso de ser un redomado fascista). Como ejemplo el exabrupto, recogido en este blog, dirigido a los concejales del PP publicado por el “nuncio apostólico” del Sr. Iglesias en Cádiz.
    Por otro lado, creo, también, que le hacen un flaco favor a este país, a sus ciudadanos y y a su constitución, los que tratan de apropiarse y monopolizar la bandera española, como me da la impresión que hacen con frecuencia cargos del PP -ese partido, en mi opinión, corresponsable por acción y omisión de lo que está pasando en Cataluña-.
    Lo que tengo claro, y poniéndome en la hipótesis favorable de que estas exhibiciones y parafernalia de banderas sean de corazón (lenguas bífidas dicen que en esto de la política hay mucho jeta), es que a unos y a otros lo de las banderitas les viene de perlas para vivir muy bien, infinitamente mejor de cómo lo harían fuera del Matrix de la política.

  • Jesus

    Los que tachan a la bandera constitucional de facha es que desconocen la historia y el origen de dicha bandera. Fué Carlos III el que instauró, tras un concurso selectivo, la bandera roja y gualda para que no se prestara a confusión con los barcos de otras naciones que la llevaban blanca y solo se distinguían con el escudo. El color morado de la bandera tricolor de la II República se puso en base al color morado del pendón de Castilla.

  • Gustavo

    El país desmembrándose y aquí en Cádiz hablamos de…

  • Lector

    ¿Lo del golpe de Estado que acabó con la República lo dice el articulista por el pucherazo que dio el Frente Popular en las elecciones de febrero de 1936, cuyos resultados fueron manipulados en favor de la izquierda mediante el fraude y la violencia, como ha quedado claramente demostrado?

  • Fernando Santiago Muñoz

    Lector: es un hecho que hubo un golpe de estado militar contra la república. Tres capitanías se sublevaron contra el gobierno (Canarias, Navarra y Andalucía) además del ejército de África. Al no ser generalizado el alzamiento, se inició una guerra civil. Lo del pucherazo es una teoría bastante absurda que no ha sido aceptada por ningún historiador. Por otra parte es inverosímil que pueda haber un pucherazo contra el gobierno. Cuando se ha producido en la historia han sido los gobiernos quienes lo han hecho.No sé cómo se hace un pucherazo contra el gobierno.

  • Gala

    Me gusta el artículo, lo cual no quiere decir que esté de acuerdo con todo.
    Gusta-tanto, traer a lo local el problemón alimentado por la intransigencia de las políticas del partido del gobierno central es para unas risas sino fuera por la gravedad del asunto.

  • Gustavo

    La primera urna del referéndum ilegal ya está aquí…

    http://www.larazon.es/espana/la-urna-de-la-diada-que-triunfa-en-twitter-BL15964353

  • Gustavo

    Mientras tanto, el alcalde disimula con la bandera de España, no vaya a ser que la oposición le monte una moción de censura por separatista (apoya el derecho a decidir). Además, aprovecha el escaparate de la Plaza de Sevilla para publicitar sus logros (el único del que puede presumir) al más puro estilo del Teofilato…

  • Lector

    Fernando Santiago: el pucherazo en las elecciones de febrero de 1936 no es ninguna teoría; es un hecho demostrado y contrastado. Le recomiendo que lea el reciente libro “1936: fraude y violencia en las elecciones del Frente Popular”, de los historiadores Roberto Álvarez Tardío y Roberto Villa García:

    http://www.elmundo.es/cronica/2017/03/12/58c3b8bb46163f9f338b457d.html

  • Lector

    En mi comentario anterior hay una errata en el nombre de uno de los autores del libro; no se llama Roberto Álvarez Tardío, sino Manuel Villa García.

  • Fernando Santiago Muñoz

    Lector: en primer lugar yo no hablé de las elecciones de febrero del 36 sino del golpe de estado. En segundo lugar el hecho de que dos locos escriban un libro no convierte en verdad lo que allí se dice. En España se editan decenas de miles de libros cada año. Ya te digo: explícame cómo desde fuera del poder se puede hacer un pucherazo.

  • Fernando Santiago Muñoz

    Gala: ya me extrañaba que fueras a estar de acuerdo conmigo en todo.

  • Lector

    Fernando Santiago, cómo se puede dar un pucherazo desde fuera del poder lo explica en su diario el que fue Presidente de la República, D. Niceto Alcalá Zamora:

    “La mecánica del “pucherazo” izquierdista fue tan burda que resulta casi inimaginable. En numerosísimos colegios electorales, los partidos y sindicatos del Frente Popular (PSOE, UGT, PCE, Izquierda Republicana, la CNT que apoyaba “desde fuera”) entraron a viva fuerza, se llevaron las urnas y contaron los votos a su manera. Después, ante la pasividad de un Gobierno dimisionario, sin gobernadores civiles al frente de sus responsabilidades (casi todos habian abandonado sus puestos. El presidente del gobierno, Portela Valladares, se había dado a la fuga, fue detenido en la estación de trenes) y con la complicidad de otro Gobierno presidido por el propio Azaña antes de que se constituyeran Cortes, los mismos partidos y sindicatos del Frente Popular tradujeron esos votos en actas de diputado con total impunidad. El resultado fue unas cortes simplemente ficticias”

  • Fernando Santiago Muñoz

    Lector:ese es un cuento chino del estilo Pío Moa, el antiguo miembro de los GRAPO que dice que la guerra civil empezó en Asturias. Ni un solo historiador apoya esa tesis. Ni el sentido común. El gobierno disponía de las fuerzas de orden público para garantizar la votación.

  • Gala

    Ese cuento está copiado de “intereconomía”.

  • Lector

    Fernando Santiago: las fuerzas del orden público dependían de los gobernadores civiles, que habían dimitido en su mayoría.

    En fin, no hay más ciego que el que no quiere ver. Comprendo que debe de ser duro asumir la falsedad de uno de los mitos fundacionales de la religión “progre” en que uno ha creído toda su vida. Negarse a admitir la evidencia, así como descalificar a quienes exponen la verdad, es una reacción humana. Pero la verdad se abre paso a pesar de todo.

  • Lector

    Gala: ese “cuento” y otros los tienes disponibles en “Asalto a la República” (La Esfera de los Libros), los diarios robados de D. Niceto Alcalá Zamora. En estos diarios, D. Niceto habla de “robo de urnas”, “amenazas a gobernadores civiles” y “quema de iglesias” durante la jornada electoral de 16 de febrero de 1936. También se habla del golpe de Estado parlamentario que Azaña perpetró contra D. Niceto. En fin, los militares fueron los últimos en dar un golpe de Estado contra el gobierno republicano:

    http://www.europapress.es/cultura/libros-00132/noticia-diarios-robados-niceto-alcala-zamora-salen-luz-asalto-republica-20111129132952.html

  • Fernando Santiago Muñoz

    Lector: pues debes ser el único tú y los dos majaderos que han escrito el libro que estáis en la verdad de los hechos. El resto del mundo en otra cosa. Y Roma invadió Cartago.

  • Gala

    Lector, lea de fuentes variadas. El título elegido “Asalto a la República. Los diarios robados…” es pura manipulación.
    Una cosa es dar a conocer las anotaciones que Niceto Alcalá-Zamora, presidente de la Segunda República, escribió a diario entre el 1 de enero de 1936 y el 8 de abril del mismo año; y otra, AÑADIR 434 notas a un texto de 358 páginas, en las que el autor a cargo de la edición explica y comenta lo que ARBITRARIAMENTE quiere, califica o descalifica a los personajes que Alcalá-Zamora nombra y, como un mal detective, aporta las pruebas que le interesan y FALSEA u oculta las que no sirven a sus intereses”. -Babelia El País-.
    PD: No hay más agua que la corre.

  • Uantuzri

    Ni he leído el libro, ni lo voy a leer ni tengo ni idea de quienes son los dos Robertos pero me ha llamado la atención y me ha extrañado que en un comentario les llames locos y en otro majaderos. Tanto ensañamiento no lo desencadenan opiniones contrapuestas.
    Hay algo que se nos escape?

  • Lector

    Fernando Santiago: ningún historiador ha rebatido las tesis de Álvarez Tardío o de Villa García. No pueden; a lo más que llegáis sus detractores es a los argumentos “ad hominem”, lo cual es buena prueba de quien lleva la razón.

  • Lector

    Gala: prescinde de las citas; quédate sólo con los escritos de D. Niceto. Y no son sólo sus diarios. En declaraciones al “Journal de Geneve”, publicadas el 17 de enero de 1937, Alcalá Zamora ya denunció las irregularidades electorales de las elecciones de 16 de febrero de 1936:

    “A pesar de los refuerzos sindicalistas, el “Frente Popular” obtenía solamente un poco más, muy poco, de 200 actas, en un Parlamento de 473 diputados. Resultó la minoría más importante pero la mayoría absoluta se le escapaba. Sin embargo, logró conquistarla consumiendo dos etapas a toda velocidad, violando todos los escrúpulos de legalidad y de conciencia.

    Primera etapa: Desde el 17 de febrero, incluso desde la noche del 16, el “Frente Popular”, sin esperar el fin del recuento del escrutinio y la proclamación de los resultados, lo que debería haber tenido lugar ante las Juntas Provinciales del Censo en el jueves 20, desencadenó en la calle la ofensiva del desorden, reclamó el Poder por medio de la violencia. Crisis: algunos Gobernadores Civiles dimitieron. A instigación de dirigentes irresponsables, la muchedumbre se apoderó de los documentos electorales: en muchas localidades los resultados pudieron ser falsificados.

    Segunda etapa: Conquistada la mayoría de este modo, fue fácilmente hacerla aplastante. Reforzada con una extraña alianza con los reaccionarios vascos, el “Frente Popular” eligió la Comisión de validez de las actas parlamentarias, la que procedió de una manera arbitraria. Se anularon todas las actas de ciertas provincias donde la oposición resultó victoriosa; se proclamaron diputados a candidatos amigos vencidos. Se expulsaron de las Cortes a varios diputados de las minorías. No se trataba solamente de una ciega pasión sectaria; hacer en la Cámara una convención, aplastar a la oposición y sujetar el grupo menos exaltado del “Frente Popular”. Desde el momento en que la mayoría de izquierdas pudiera prescindir de él, este grupo no era sino el juguete de las peores locuras.

    Fue así que las Cortes prepararon dos golpes de estado parlamentarios. Con el primero, se declararon a sí mismas indisolubles durante la duración del mandato presidencial. Con el segundo, me revocaron. El último obstáculo estaba descartado en el camino de la anarquía y de todas las violencias de la guerra civil”.

  • Fernando Santiago Muñoz

    Lector: se han limitado a ignorar lo que dicen, como se ignora cualquier majadería.

  • Fernando Santiago Muñoz

    Uantu: por mi parte nada. Que dos locos escriban un libro es normal. Ocurre muchas veces. Que alguien se crea lo que dicen ya empieza a ser preocupante.

  • Lector

    Fernando Santiago: insiste usted en las descalificaciones y los argumentos “ad hominem”, prueba de que no tienen argumentos racionales que esgrimir.

  • Fernando Santiago Muñoz

    Lector: déjate de latinajos. Es obvio: miles de historiadores, periodistas y políticos del momento no apreciaron nada. Ningún historiador que estudió después el tema apreció nada. Pero llegan estos dos y descubren que la tierra es plana. Lo peor es que alguien se lo crea. ¿Cómo le llamamos a eso?

  • Yomismo

    Hombre se les puede llamar manipuladores Etc pero locos??..Entonces estamos llenos de locos…los que hablan del genocidio indígena, de los que hablan de la historia tergiversada catalana, etc

  • Lector

    Pongo fin a mi intervención. Los argumentos de uno y otro han quedado claros y lectores que sean ecuánimes y no estén cegados por la ideología sabrán valorarlos y sacar conclusiones.

  • Uantuzri

    Yo ni entro ni salgo porque tengo clarísimo desde chico quienes eran los buenos y quienes los malos.
    Los mismos que ahora, no me hace falta leer el libro.
    Pero justo es recordar que la coincidencia de opiniones no siempre es sinónimo de verdad y muchas veces el tiempo da la razón a la voz discordante.
    Asi tenemos como claros ejemplos, por no citar más, a Galileo por su Teoría Copernicana y a Miguel Servet, entre otras muchas discrepancias, por su Teoría sobre la Circulación Pulmonar.
    Por cierto, a este último también lo quemaron en la hoguera.

  • Gala

    “Sólo los imbéciles no cambian de opinión cuando cambian las circunstancias”; (esta frase no es mía).
    Cualquiera en un momento dado puede pertenecer a esa categoría.

  • Fernando Santiago Muñoz

    Uantu: es cierto, que todos digan una cosa no quiere decir que sea la verdad pero tiene muchas posibilidades de serlo.Ya sabes el refrán: “si el whisky con agua está malo, el coñac con agua está malo y la ginebra con agua está mala, el problema debe estar en el agua”. O el chiste de la mujer que ve a su hijo desfilar con el paso cambiado y exclama que toda la tropa lleva mal el paso. Es decir, que Galileo o Servet tuvieran razón en contra de los fanáticos de la fe no supone que todos los que han escrito sobre esas elecciones estén equivocados y estos dos tengan razón. Lo normal, estarás conmigo, es que sea lo contrario. Nadie se dio cuenta de lo que pasó hasta que estos dos han escrito el libro. Qué raro. Algo que pasó a la vista de millones de personas pero nadie lo apreción. Qué raro. Más bien me parece a mí que los fanáticos pasan por encima de las evidencias porque la fe es más importante que los hechos.

  • Uantuzri

    Para gestar esa unanimidad también entra el factor de lo políticamente correcto y el miedo a llamarte de todo si te metes, con razón o sin ella, con la izquierda.
    Eso sí, la viceversa es guay.
    Y otra cosa con lo que venden los libros que fustigan a la derecha cómo se va a poner en duda la legalidad y la moral de la izquierda.
    Imposible que hicieran pucherazoz, ni Fidel, ni Chaves, ni maduro ni nadie de izquierdas lo harían nunca
    Nadie compraría un libro que reflejara eso, o de hacerlo lo haría a escondidas.
    No se puede ir a contracorriente cuando la pela está en juego, no es comercial.
    Un ejemplo, en todas las guerras civiles se cometen barbaridades en la retaguardia. Tú has visto alguna película en 42 años que relate y exponga las penalidades de una familia pudo sufrir una familia de derechas o simplemente católica que tuvo la mala suerte de residir en la Guerra Civil donde el bando sublevado campaba a sus anchas?

  • Uantuzri

    Traduzco el penoso final del anterior comentario:Un ejemplo, en todas las guerras civiles se cometen barbaridades en la retaguardia. Tú has visto alguna película en 42 años que relate y exponga las penalidades que pudo sufrir una familia de derechas o simplemente católica y que tuvo la mala suerte de residir en la Guerra Civil donde el bando gubernamental (entonces los dos bandos eran republicanos) campaba a sus anchas?

  • Fernando Santiago Muñoz

    Uantu: miles. Las pagaba el gobierno de Franco.

  • Uantuzri

    Me das la razón.
    Eso era hace más de 42 años, bando vencedor y todo el mundo abducido por él como lo están ahora con lo que hay, normal.
    Lo único que variaba es que se cargaban al escritor en vez de comprarle el libro.
    Mi pregunta estaba referida a los últimos 42 años, desde su muerte, pero, a la vista está, estoy redactando de una manera que no me entiendo ni yo. Lo siento.

  • Fernando Santiago Muñoz

    Uantu: durante 40 años dieron su versión de los hechos en los libros de texto, en las iglesias, en el cine, en la televisión y en todos lados. Ahora no debe haber mucha gente convencida del franquismo cuando nadie se atreve a contar las cosas desde ese punto de vista. O los franquistas no van al cine.


Comentar


Nombre (Obligatorio)

Correo electrónico (Obligatorio)

Página web (Opcional)

El autor, en este espacio, se limita a recoger la opinión y contenidos de los lectores, por lo que no se hace responsable de los mismos. Si encuentra algún texto ofensivo, erróneo o alguna opinión que no sea respetuosa, le rogamos que nos lo haga saber