Habitual

Fernando Santiago Muñoz | 21 de mayo de 2017

¡Que estamos aquí!

Fernando Santiago Muñoz | 21 de mayo de 2017

Nuevo sabor

Fernando Santiago Muñoz | 21 de mayo de 2017

Jaramago en ABC

Fernando Santiago Muñoz | 21 de mayo de 2017

LA REVOLUCIÓN DE LOS PEGACARTELES. Por JORGE BEZARES

Fernando Santiago Muñoz | 20 de mayo de 2017

POSTDATAS

La rebelión de los ‘pegacarteles’

El toro está ya en la plaza de las primarias del PSOE. Es todo un alivio que se vislumbre el final de esta funesta interinidad, que arrancó el 1 de octubre de 2016 con el golpe político que un grupo de barones, encabezados por Susana Díaz, dio contra el entonces secretario general de los socialistas, Pedro Sánchez.
Vaya por delante que espero y deseo que Pedro Sánchez las gane de forma clara o muy clara. Me parece que sería muy beneficioso para el PSOE y para la izquierda española en general que el madrileño le enmendara la plana a todos aquellos que participaron directa o indirectamente en uno de los espectáculos más bochornosos vivido por un partido político desde la restauración democrática.
Aparte de los barones –Susana Díaz, García-Page, Lambán, Fernández Vara, Javier Fernández y Puig-, me refiero a Felipe González, ZP, Rubalcaba, Bono, Pepiño Blanco, Eduardo Madina, Elena Valenciano, algún que otro banquero y varios empresarios y altos directivos de medios de comunicación. Y tampoco me olvido de todos los que traicionaron a Pedro Sánchez desde dentro…
Además, la victoria de Pedro Sánchez también sería el triunfo de la militancia, de los ‘pegacarteles’, frente a los todopoderosos aparatos, que creyeron que tirando del clientelismo y el miedo podrían imponer a Susana Díaz como secretaria general.
Sí, un clientelismo inmundo que llevó a los aparatos a imponer una especie de cuota a los cargos públicos en la recogida de avales de Susana Díaz y que ahora en la votación pretende exigirles un amarrategui pseudofascista al estilo ‘prietas las filas, recias marciales’.
Es el mismo clientelismo que ha convertido el carné del PSOE en un carné de colocación, de pleno empleo para la familia, y lo ha desposeído de su cuota solidaria, del compromiso social que la inmensa mayoría de la militancia socialista reclama para poder ganar el futuro.
Eso de “vota a Susana Díaz, que ella te recompensará” es la expresión de un nuevo caciquismo que debería morir en la playa del 21 de mayo con el triunfo de Pedro Sánchez, el único capaz de enfrentarse a cara de perro al consorcio de intereses que se unió para derrocarle y poner en la Moncloa a Mariano Rajoy.
Pero a lo que iba: siento alivio por la inminencia de estas primarias porque se acaba el periodo más oscuro del socialismo democrático español: han sido duros, demasiado duros, estos siete meses largos en los que la Comisión Gestora de Javier Autoridad Moral Fernández ha manejado los destinos del PSOE con una arbitrariedad y falta de neutralidad rayana en la desvergüenza. No digo que se hayan comportado como unos mafiosos, dios me libre de acabar como el alcalde de Calasparra. Pero que han emulado por momentos a los piratas del Caribe V, sin duda.
Y esta etapa de vámonos-que-nos-vamos ha sido demoledora sobre todo en las relaciones humanas. En el camino, por culpa de guerracivilismo interno que se implantó con la persecución de los pedristas hasta el exterminio –se puso al PSOE en modo ajuste de cuentas-, se han roto amistades e incluso se han sembrado diferencias en el seno de muchas familias socialistas. El día después hay que enterrar ese mal rollo, y dejar constancia que allí yace “un montón muy grande de mierda”.
También siento alivio porque mañana espero que se acabe el bochornoso espectáculo que han dado la mayoría de los medios de comunicación durante las primarias. La debilidad financiera de las empresas periodísticas en España ha fragilizado el ejercicio del periodismo hasta convertirlo en muchos casos en una broma de mal gusto.
Especialmente doloroso me resulta el comportamiento de El País, que, de ser referente del periodismo serio durante los últimos 25 años, se ha convertido en un panfleto.
La campaña de portadas y editoriales contra Pedro Sánchez durante las primarias se estudiará, cuando se acabe esta especie de locura colectiva que afecta a casa Cebrián, en la Escuela de Periodismo de El País como un severo episodio de antiperiodismo.
Por ejemplo, la portada del pasado 19 de mayo me resultó insólita por el insuperable grado de manipulación y burda sutileza que exhibía. La apertura a toda mecha con unas declaraciones de Susana Díaz –entrevistada amigablemente en las páginas interiores- iba acompañada por una llamada también en primera página que decía: “Alejandro Sanz ‘dirige’ EL PAÍS por un día”. Y lo explicaba así. “EL PAÍS tuvo ayer un colaborador de lujo a la hora de decidir su primera página. El cantante Alejandro Sanz, de visita a la Redacción, se sumó al debate”.
Más que de ‘corazón partío’ es para tirarse por los bloques.
En fin, esperamos que el día después nos devuelvan El País, que nos lo robaron como a Manolo Escobar le birlaron su carro, con nocturnidad, alevosía, prepotencia y chulería.
Por último, siento alivio, un gran alivio, diría a estas alturas, que mañana se acabe este ‘Susana hasta en la sopa’, esta especie de NO-DO de la lideresa andaluza vendiendo la Giralda a los chinos, advirtiendo a los militantes contra las primarias, convirtiendo las becas estudiantiles en créditos bancarios o simplemente encadenando obviedades en entrevistas amigas y algo babosas, donde todo resultó ser nada de nada pero al 100%
PD: (1). ANNE HIDALGO. Algunos voceros del susanismo se han atrevido a atacar a la alcaldesa de París, Anne Hidalgo, por apoyar a Pedro Sánchez. Le han recordado, con ánimo de tacharla de perdedora, que apoyó al candidato del Partido Socialista Francés (PSF) a la presidencia de Francia, Benoit Hamon. Recordarles que Hidalgo ganó la alcaldía de París siendo hija de emigrantes socialistas andaluces. Un poquito de vergüenza torera, por favor, que vuestras andanadas y encargos se pagan con dinero de todos los andaluces.
(2). COMO ENGAÑAR A UN ALCALDE. Un amigo socialista gaditano me reveló el plan que tiene para quedar bien con el alcalde de su pueblo, socialista como él pero susanista, durante la votación.
Tras verse obligado a avalar a Susana Díaz por un asunto clientelar, mi colega tiene decidido entrar en la cabina con paso decidido, coger la papeleta de Pedro Sánchez y meterla en el sobre. Pero antes de depositarla en la urna, gritarle al primer edil: ¡Alcalde, yo siempre contigo y con Susana! La papeleta y la intención, dobladas, muy dobladas, por supuesto.

Mac Coy. Por Julio Malo

Fernando Santiago Muñoz | 20 de mayo de 2017

MAC COY
Foto Kiki
Mac Coy, así le llamaban en "el maco", al parecer porque era tan altivo y
osado como ese personaje del genial pintor e historietista Antonio
Hernández Palacios. Pudiera sorprender semejante referente cultural en el
talego. No tanto después de escuchar los cuentos de Mac Coy a quien por la
Alameda de Cádiz se le conocía también como "El Sevilla". Resultaba
habitual encontrarle por esos bellos jardines junto a la mar, parecía un
marinero extraviado y de alguna forma así era. Yo tenía mi despacho en una
casa muy bella cuya fachada de inspiración “art nouveau” aún conservaba
antiguos azulejos de color rosa, frente a la Caletilla de Rota; pasear
entre las buganvilias y los enormes ficus resultaba muy saludable al
atardecer, leve descanso cuando ya los clientes poco a poco se habían
marchado, y antes de proceder a desparramar mis lápices sobre el tablero
para soñar construcciones imposibles. Durante aquellos refrescantes
recorridos veía a Mac Coy y ambos nos mirábamos con expresión de reciproca
curiosidad, hasta que un día decidí saludarle.



Desde entonces mis conversaciones con Mac Coy llenaban prolongados
crepúsculos de primavera ajenos al transcurso del reloj. Sentados en un
banco de azulejaría añil y blanca, su lento discurso seducía, tal vez
porque me liberaba de mi propio mundo tejido de rutinas y compromisos,
quizás porque sentía el perfume de la dilatada mar que alguna vez nos
arrojó a ambos a la borda que habitábamos, aunque de forma muy diferente.
Dejaba que se entretuviera con historias de esos mundos anchos y ajenos que
él había visitado, suponía que mentía pero así es la literatura y no
buscaba en Mac Coy precisamente a un notario. Sus aventuras galantes
sonaban a fantasías eróticas que resultaban divertidas, no tanto sus
penalidades como presidiario. Recuerdo algún comentario: "Pero mira chico,
la cárcel no es como la ves en las películas, entre los vis a vis y los
permisos de fin de semana, el ambiente resulta bastante relajado", dicho
esto echaba un trago y a su mirada, por lo común ausente, se asomaba la
amargura.


Creo que las historias marineras de Mac Coy eran más verosímiles pues sus
ojos claros brillaban de forma enigmática al relatarlas. A veces callaba e
interrumpía su discurso, luego he sabido que precisamente en esos instantes
la aventura le poseía y no precisaba palabras, pudiera verse a través de
sus diáfanas pupilas las olas rompiendo incesantes sobre el casco del viejo
carguero, y a las aves marinas que acompañaban la travesía. Alguna vez
sonreía levemente antes de volver a su habitual actitud desdeñosa y
ausente, entonces musitaba: "fuera de la mar no somos nada".



No quise preguntar qué naufragio le arrojó a la baranda de la Alameda,
donde discurría su precaria vida de fugitivo; me contaron que alguna noche
de frio poniente tendido se refugiaba bajo un coche para dormir. Me
gustaría pensar que finalmente le rescató una goleta para devolverle a la
aventura marinera. Recuerdo a Mac Coy ahora que en Cádiz hay más de cien
personas sin techo según censo del Ayuntamiento. Se avanza demasiado
lentamente en la construcción de infraestructuras de acogida, y muy poco en
trabajo de calle y atención personalizada. riesgo. discurria su vida
precaria de fugitivocual representaba un grave riesgo.  Hace poco una amiga
me contó que presenció de madrugada a un grupo de gamberros apaleando a un
indigente y llamó a la policía quien no compareció hasta que los agresores
ya habían dejado maltrecha a una de estas personas abandonadas por un mundo
demasiado insolidario.

Terror en la vikingada

Fernando Santiago Muñoz | 20 de mayo de 2017

Arroz con leche en El Faro. Cosas de comé.

Fernando Santiago Muñoz | 20 de mayo de 2017

No sin tacones

Fernando Santiago Muñoz | 20 de mayo de 2017

Otro tiesto

Fernando Santiago Muñoz | 20 de mayo de 2017

Ruta Trashumante

Fernando Santiago Muñoz | 20 de mayo de 2017

Dos años sin podar

Fernando Santiago Muñoz | 20 de mayo de 2017

Ciberataque

Fernando Santiago Muñoz | 20 de mayo de 2017

+ El año pasado cambié de la versión NOVIA 7.0 a la versión ESPOSA 1.0 y he
observado que el programa al cabo de un tiempo comenzó con unos procesos inesperados
de sub-rutinas, que luego fueron a mas, descargándose un programa oculto denominado
HIJO 1.0 que me ocupa muchísimo espacio en el disco duro, utiliza recursos
importantes y ademas ralentiza de forma alarmante el sistema operativo.


+ Por otra parte, ESPOSA 1.0 se instala como residente en la memoria RAM y se
arranca durante el inicio de cualquier aplicación, monitorizando todas las
actividades del sistema.


- Aplicaciones como:


      -- CERVEZA CON COMPAÑEROS 10.3


      -- PARTIDA CON AMIGOS 2.5


      -- FUTBOL DOMINGOS 5.0


ya no funcionan y el sistema se cae cuando intento ejecutarlas.


+ De vez en cuando se abre un programa oculto (creo que es un troyano) denominado
SUEGRA 1.0 que aparece cerrando varios puertos de conexiones y consigue colgar el
sistema, o hacer que ESPOSA 1.0 se comporte de manera totalmente impredecible, por
ejemplo, dejando de atender a cualquier comando que introduzco.  


+ Estoy pensando en volver al programa NOVIA 7.0 pero no he podido desinstalar
ESPOSA 1.0 o al menos mantenerlo minimizado. ¿Alguien me puede ayudar? Muchas
gracias, un usuario afligido.  


- Estimado usuario afligido, este es un motivo de queja muy común. Se debe, en la
mayoria de los casos, a un error básico de concepto. Mucha gente pasa de cualquier
versión de NOVIA a ESPOSA 1.0 con la idea de que es solo un programa de utilidades y
entretenimiento, sin embargo ESPOSA 1.0 es un Sistema Operativo completo, diseñado
para controlar todo el sistema.


- Es muy poco probable que usted pueda desinstalar y eliminar los archivos del
programa ESPOSA 1.0 y regresar a cualquier versión de NOVIA. 


- Lo mismo pasa con SUEGRA 1.0 que es una aplicación oculta que se instala en la RAM
mientras ESPOSA 1.0 funciona.


- Hay quienes han intentado el formateo, para luego instalar NOVIA PLUS o ESPOSA 2.0
pero terminan con mas problemas que antes (ver en el manual los capitulos "Pago de
pensiones" Mantenimiento de hijos")


- Considere la posibilidad de instalar algún software adicional para mejorar el
rendimiento de ESPOSA 1.0 . Son recomendables, PedirPerdón.Exe, Flores 5.0, Joyas
2.3. También puede usar Loquetudigas 9.7 y evite el uso excesivo de la tecla "ESC"


- JAMAS instale programas como AMIGUITA 1.1  o JUERGACONAMIGOS 4.1 . Estos programas
no funcionan bajo ESPOSA 1.0 y es muy probable que causen daños irreversibles al
sistema operativo. Mucha suerte.

Martínez Ares

Fernando Santiago Muñoz | 20 de mayo de 2017

Hoy en Jerez

Fernando Santiago Muñoz | 20 de mayo de 2017

Nuevo libro de Antonio Anasagasti

Fernando Santiago Muñoz | 20 de mayo de 2017

Fecha fija

Fernando Santiago Muñoz | 19 de mayo de 2017

Susanismo, cariño. Por Fernando Santiago

Fernando Santiago Muñoz | 19 de mayo de 2017

 

Aunque no soy de la peña y, por lo tanto, no puedo votar el domingo vaya desde aquí mi apoyo entusiasta a la candidatura de Susana Díaz para la secretaria general del PSOE. No pertenezco a ningún consejo de administración de ninguna empresa del IBEX35 así que no deben ustedes asustarse. Tampoco soy asesor en ninguna administración controlada por el Partido Socialista. Simplemente quiero que el conjunto de los españoles disfruten de lo que llevamos gozando los andaluces desde hace unos cuantos años. De Despeñaperros para arriba no saben lo que se están perdiendo, qué brillante gestora de los servicios públicos, qué cabeza tan bien amueblada(como se dice en la política), qué visionaria, que adalid de la izquierda europea. Máxime en la ciudad de Cádiz donde podemos disfrutar de un nuevo hospital, una nueva ciudad de la justicia, un tranvía metropolitano, un hotel de cinco estrellas en el paseo marítimo, un carril bici, una facultad de Ciencias de la Educación en lo que fue el colegio Valcárcel y un centro histórico completamente rehabilitado. La Junta de Andalucía ha mimado a la ciudad de Cádiz de la misma manera que ha hecho que funcionen como un reloj todos los servicios públicos. Canal Sur es un dechado de independencia y profesionalidad, los colegios públicos están dotados de medios y personal hasta el punto de que la comunidad es  la mejor situada en el informe PISA, ya hemos alcanzado el pleno empleo, la sanidad andaluza es ejemplo en el mundo. Una administración austera donde no hay asesores, los directores generales son todos funcionarios igual que los delegados provinciales y los gestores de las agencias y empresas públicas. Si ustedes han visto por ahí con Susana Díaz al secretario general de la Presidencia y al portavoz del Gobierno es porque se han pedido días de permiso a costa de sus vacaciones y se han pagado ellos de su bolsillo todos los gastos correspondientes.

En definitiva, no saben lo que se están perdiendo en el centro y el norte de la península. Es cierto que en el País Vasco solo ha recogido 70 avales y en Cataluña 500 pero eso es porque ha habido una presión sobre la militancia de las direcciones del partido en ambas comunidades que no ha habido en Andalucía, donde la gente ha avalado con libertad y van a votar lo que en conciencia cree cada uno. Así se vive en las agrupaciones locales del sur, no sé qué se han creído ustedes. Siguiendo la terminología que se usaba hace años: vamos a socializar el sufrimiento.

Fernando Santiago

Juego duro

Fernando Santiago Muñoz | 19 de mayo de 2017

Los caminos de la revolución son infinitos

Fernando Santiago Muñoz | 19 de mayo de 2017