Archivos para el tag ‘El País’

Antonio Elorza analiza Podemos en El País

Fernando Santiago Muñoz | 17 de junio de 2014 a las 7:48

LA OLA. Por Antonio Elorza en El País.

En 2008 Dennis Gansel llevó a la pantalla con La ola un hecho real. Un profesor ególatra y autoritario plantea un experimento con sus alumnos para mostrar en el ámbito de una clase como surge “la autocracia”. Desbordado por la dinámica de agresividad y violencia asumida por los estudiantes, percibe tarde la inminencia del final trágico, al convertirse el movimiento en la plataforma para una dictadura.

Los ingredientes que dan forma a una mentalidad totalitaria son cuidadosamente individualizados en La ola: a) una ideología simple y maniquea que permite la designación del otro como enemigo; b) la formación de un grupo altamente cohesionado, en torno a unos signos identitarios; c) la existencia de un líder carismático, que fija los objetivos de la acción y detenta los mecanismos de control y vigilancia; d) la pretensión de ser reconocidos como únicos representantes legítimos de su colectivo, y e) el recurso a la violencia —física, verbal— para eliminar a opositores y disidentes.

El fondo de música rapera nos lleva desde La ola a ocuparnos de Contrapoder. En la Facultad de Políticas de la Complutense existe una larga tradición de izquierdas, vigente desde la lucha democrática antifranquista, con lógicos altibajos. Será en 2008 cuando los grupos de estudiantes izquierdistas cobren mayor cohesión y, como en La ola, por presencia activa de docentes. La influencia doctrinal de Juan Carlos Monedero, ya asesor de Chávez e impulsor del llamado “socialismo del siglo XXI”, es muy probable a la luz de desarrollos posteriores y de su propia teorización del “contrapoder”. Diciembre 2008: primer boicot, a una conferencia de Josep Piqué, con unos estudiantes disfrazados de presos de Guantánamo. Empezaban el espectáculo y el uso de signos identitarios para forjar la cohesión grupal. Antes, en febrero, fracasó un intento de boicot a gritos de una conferencia de Rosa Díez; irritados, a quien defendió la libertad de expresión, le condenaron en la Red, deformando imágenes e información, a ser novio político eterno de Rosa. No faltó a la cita Pablo Iglesias, desde Rebelión, con una delirante defensa de los reventadores (frustrados) de la conferencia. Sería el de estos (con sus golpes y patadas), y de quienes un año atrás exigieron la liberación de De Juana Chaos, nada menos que el gesto de Antígona. De paso, el radicalismo descubre que su violencia no tiene coste alguno, por la permisividad de instancias supra-facultativas. Como en la Italia de 1920, el ascenso del totalitarismo fue resistible.

Monedero e Iglesias visten de mil maneras el “pobres contra ricos”

Una segunda visita de la pertinaz Rosa en 2010, ya con nueva autoridad académica, indica la madurez alcanzada por Contrapoder. Los lectores pueden comprobarlo en YouTube (Rosa Díez visita la Facultad de Políticas). Amen del canto del Eusko gudariak a un político amenazado de muerte, el esperpento tiene dos momentos culminantes: a) la defensa por el decano de la libertad de expresión para que Rosa hable, preguntándoselo a los contestatarios, quienes naturalmente le gritan que no y él les deja la palabra, y b) cuando Iglesias (o su sosias) se dirige a una estudiante en primera fila y esta inicia de inmediato la contestación. Prueba de que los cinco puntos de La ola se cumplen. Hacia arriba, do ut des, consentimiento por votos.

Gracias, además, a la relación de Monedero con Chávez, la institución se convierte en plataforma para la izquierda chavista del Cono Sur, que llega al extremo de apoyar a Contrapoder ante las recientes elecciones de estudiantes con un anuncio de conferencia el mismo día del vicepresidente de Bolivia, Álvaro García Linera, presentado por Monedero: lección de democracia latinoamericana a Europa. Balance: demócratas españoles, fuera; bienvenida en cambio la izquierda abertzale y autorizada Corea del Norte.

Fue como una matroshka construida desde dentro, con un grupo dirigente, el trío Monedero-Iglesias-Errejón, en torno a cuya guía se articuló la asociación; la cual a su vez siempre se presenta como encarnación de todo el colectivo de “los estudiantes”. En la fórmula de “socialismo del siglo XXI” de Monedero, frente a los autoritarismos liberales y socialistas, se alza un concepto: “contrapoder”. Eso sí, al ser críptica la estructura, sus miembros descalifican todo análisis desde fuera. Ejemplo: aun declarándose fieles al “inmortal Chávez”, rechazan la calificación de “chavismo”.

Aun declarándose fieles al “inmortal Chávez”, rechazan la calificación de “chavismo”.

Una plataforma universitaria resultaba útil, para Chávez o su sucesor, para Correa y Evo Morales, pero no basta para un proyecto político alternativo. De Contrapoder pasamos a Podemos. Y si bien la elaboración doctrinal de Monedero e Iglesias, por debajo de la verborrea, es bien escasa y se limita a vestir de mil maneras el “pobres contra ricos”, la lucha entre la igualdad y el capitalismo, con sus asistentes políticos (“la casta”, copia de Grillo), el proyecto despliega su modernidad al percibir el papel fundamental de la comunicación. Además, el maniqueísmo ideológico tenía poca clientela con España adormecida por el ladrillo, pero sirve para responder al malestar generalizado cuando arrecia la crisis y tras el fogonazo de indignados.

Para atraer votos, hará falta diluir la propia mentalidad chavista, según hace el interminable programa electoral de Podemos, dando prioridad a necesidades bien reales (desahucios, pensiones, corrupción). Ahí cabe todo, sin estimación de costes; por eso es justa la calificación de populismo. Lejos de la lengua de palo de IU, resulta preciso multiplicar anzuelos, “convertir el descontento social en una tendencia electoral”.

Fue capital el uso intensivo de la televisión y de las redes sociales, aquí en la estela del éxito de Beppe Grillo en Italia. Así, mientras Pablo Iglesias ve recompensada con el protagonismo en las grandes cadenas, su perseverante labor en una televisión de barrio (con La Tuerka) y en la iraní HispanTV (¿?), Íñigo Errejón, en plan Casaleggio, le asegura una eficiente red de propaganda para la campaña electoral. En Twitter y Facebook, Podemos barre a PP y PSOE

El proyecto de Podemos no es como el de Alexis Tsipras, revolucionario, de cambio radical en la Europa realmente existente, sino antisistémico. Al otro lado de la ruptura total con el régimen representativo, esclavo de “los mercados”, de esa siniestra transición de 1977 que borró la memoria histórica y sancionó el dominio de los poderosos, estará “el pueblo”, reunido en sus asambleas para formar un nuevo poder constituyente (otra vez Chávez), léase minorías activas controladas desde Internet por el Líder (como Grillo). ¿Democracia? Para Iglesias carece de sentido si es la que conocemos, como “procedimiento” y entonces es democracia usar violencia contra ella para derribarla; no obstante como procedimiento se recupera si sirve para descalificar a sus adversarios —siempre “antidemócratas”— o si puntualmente erosiona el sistema (referéndum). Todo vale para acabar con “la casta”, con una “Constitución caduca”. Claro que como ocurriera con Chávez, no fue él quien montó el caos que le hizo posible.

Fuente: El País.

El abandono escolar por Daniel López Marijuán

Fernando Santiago Muñoz | 14 de abril de 2014 a las 9:19

Cada vez que leo o escucho a Mariano Fdez. Enguita, disertar sobre los males de la educación, tiemblo: a ver qué rebuzno contra los profesores suelta en cada ocasión.

Este conspicuo representante de la secta pedagógica no se corta a la hora de focalizar toda la responsabilidad del desastre educativo en España sobre el sufrido estamento docente.

Tenemos una cierta afición a suspender (jugando frívolamente con el trabajo de los alumnos, supongo), enseñamos poco y exigimos mucho,…¿hasta cuándo van a soportar los profesores sobre sus espaldas y sus conciencias tal acumulación de dislates? ¿No hay factores económicos, sociales, familiares, políticos que puedan explicar la altísima tasa de abandono escolar, además de los estrictamente educativos? Además de la desmotivación y la falta de apoyos ¿tienen que soportar los docentes la impertinencia de los gurús de la psicopedagogía? ¿Hasta cuándo?

Titulares de prensa

Fernando Santiago Muñoz | 17 de julio de 2012 a las 9:46

Ante el ataque a los funcionarios, me pregunto qué pasaría si los titulares de prensa tuvieran un tenor parecido a éste:

  • Un funcionario descubre el boisón de Higgs (Peter Ware Higgs es profesor de física con ternure, equivalente a funcionario).
  • Un funcionario consigue incrementar la donación de órganos en España con cifras sin precedentes (Rafael Matesanz es funcionario).
  • Un funcionario consigue que se detenga a Pinochet (Baltasar Garzón era funcionario).
  • Un funcionario consigue reducir las muertes en carretera en más del 50% (Pere Navarro es funcionario, y era además alto cargo como director general de tráfico).
  • Un funcionario salva a una mujer de ser asesinada por su marido (guardias civiles, policías…)
  • Un funcionario detiene a un peligroso terrorista.
  • Y yo diría quizá: un funcionario ayuda a nacer a mi hijo. Una funcionaria me enseña a darle el pecho. Otra funcionaria me atiende los días posteriores y se asegura de que todo está bien.

Gracias funcionarios. Violeta Ruiz. (Cartas al director. El País)

30 años en El País

Fernando Santiago Muñoz | 6 de junio de 2012 a las 8:01

Ala Oeste

Por: Antonio Caño

Abusando de la familiaridad que nos permite este espacio, tengo el gusto de comunicarles que este mes de junio cumplo 30 años de trabajo ininterrumpido en EL PAÍS. Ya imagino que no es una gran cosa para nadie, y les garantizo que no tiene la menor relevancia dentro de la larga y brillante historia de este periódico. Pero sí es una fecha importante para mí y, por esa razón, quiero compartir algunas ideas que esta celebración me trae a la cabeza.

Treinta años es casi toda mi vida profesional, a la que hay que añadir tan solo cinco más en la agencia EFE al final de los años setenta, un periodo que marcó de forma significativa mi concepto del oficio. Treinta años de trabajo dan para mucho, pero se pueden resumir en pocas palabras: un tránsito veloz, como corresponsal o enviado especial, por revoluciones, golpes de Estado, elecciones, conferencias o entrevistas en más de 50 países, desde las Filipinas al Perú. Entre unas y otras, diversos cargos en la redacción que me sirvieron para entender el punto de vista de lo que los periodistas llamamos “la mesa”, es decir, la fuerza editoria del diario.

He recorrido el lado romántico de esta profesión, ese que ha inspirado novelas sobre personajes solitarios y vanidosos que saltaban a la aventura cada mañana desde la habitación de un hotel en Yamena o Managua, Beirut o Washington. En Estados Unidos, a lo largo de muchos años, he conocido toda la opulencia de este oficio, así como su tentadora y peligrosa imbricación con otros poderes más sólidos y desalmados. He comprobado igualmente la entrega de muchos compañeros que se desenvuelven en el anonimato. Y, sí, también he conocido los celos, los empujones y las trampas propias de una actividad muy competitiva.

Cumplir 30 años de trabajo en un lugar es la prueba irrefutable de que uno se está haciendo viejo, y por tanto, sentimental y solemne. Este mismo texto es una debilidad que hubiera sido intolerable en la era pre-blogs. Intento no resultar trascendente, pero es inevitable contemplar este cumpleaños desde la situación angustiosa que vive nuestra profesión. Es un ridículo eufemismo llamarle precariedad laboral a la guillotina que se cierne sobre nuestras cabezas. Nadie sabe si el periodismo seguirá existiendo dentro de otros 30 años. Quizá, no. De hacerlo, es evidente que será algo diferente a lo que hemos conocido hasta ahora. Con la desesperada locuacidad de la víctima ante la bala inminente, nos hemos lanzado en los últimos tiempos a una retórica desproporcionada sobre las excelencias del periodismo y su función social. Se elogia constantemente el periodismo de calidad, sin que sepa muy bien en qué consiste. Se confrontan modelos periodísticos como si fueran ideologías. Se sacralizan medios que quizá nunca se consoliden y se desprecian otros que quizá sería posible conservar, o viceversa. Hablamos, hablamos y hablamos, sin saber muy bien qué decir.

Mentiría si dijera que esta es una profesión como cualquier otra. Sinceramente, me satisface tanto que me cuesta entender cómo hay gente que se dedica a otra cosa. Pienso, además, que, bien ejercida, puede llegar a resultar una profesión muy útil. Pero no podemos imponer que los demás lo crean también. La sociedad tiene de los periodistas el concepto que tiene, bueno en unos países y malo en otros, positivo en ciertas épocas y negativo en otras. No podemos obligar a nadie a que nos quiera para siempre. Quizá ni siquiera lo merezcamos. Si la historia dicta que hemos de desaparecer, desapareceremos, ojalá que dignamente. Prefiero vivir en un tiempo en el que existe el periodismo, pero no me parece inconcebible un mundo sin él ni creo que forzosamente tenga que ser peor que el actual. Después de todo, este oficio no lleva entre nosotros más que un par de siglos, y no siempre con motivo de orgullo.

Como es natural, tengo intención de defender mi negocio mientras tenga fuerzas para hacerlo. Pero asumo que mi aportación durante 30 años en EL PAÍS ha sido minúscula. Ninguna deuda que reclamarle a nadie. No porque no valore la labor realizada, sino porque soy consciente de la limitación de nuestro oficio. No somos transformadores ni innovadores como los científicos o los ingenieros. No cambiamos el mundo ni hacemos la historia. Somos una profesión humilde de la que se recordarán anécdotas, no gestas. El Watergate forjó mi vocación, pero no he presenciado otro caso desde entonces.

He conocido a alguna gente que sí ha hecho historia, pero las verdaderas proezas de las que he sido testigo en estos 30 años son más bien de carácter cotidiano, humano, íntimo. La revoluciones y todo lo demás son, en realidad, el escenario en el que transcurren los acontecimientos ordinarios. En general, la vida es más sencilla que como la cuentan los periódicos. Uno de los problemas de nuestro oficio ha sido siempre el de nuestra pasión por lo excepcional y nuestro desprecio por lo común y rutinario. Eso nos ha alejado considerablemente de la sociedad, que hoy no tolera ninguna forma de elitismo y parece preferir como periodista a cualquiera que le cuente cosas de forma llamativa, simple y cercana.

Creo percibir que, por esa razón, la información se hace más parroquial y banal. Pero quizá esté equivocado. Es imposible anticipar dónde acabará todo esto, aunque sospecho que mi hijo Pablo, que también es periodista, no tendrá la suerte que he tenido yo de trabajar durante 30 años en el ámbito de un periódico, promotor, conductor y moderador de mis propias iniciativas y ambiciones. Como en cualquier actividad humana, lo que distingue a un periodista de otro es un instante de inspiración individual. Pero el periodismo, como profesión, es un ejercicio colectivo, no una aventura quijotesca. A veces no ha sido cómodo conciliar mis puntos de vista con los de otros, pero ese esfuerzo es imprescindible para generar un pensamiento ordenado y, en última instancia, ecuánime y constructivo. Un bloguero puede llegar a ser muy famoso, pero solo se representa a sí mismo, mientras que una empresa periodística, con toda su complejidad y anacronismo, puede ser el motor de una amplia corriente de opinión.

Uno de los motivos de optimismo en este aniversario es el hecho de que encuentro a los jóvenes que me rodean menos preocupados por su futuro que yo mismo. Quizá sólo se deba a la inconsciencia innata de la edad, pero también es posible que, efectivamente, exista el horizonte de un periodismo revolucionario que ganará independencia e influencia con el arma de esta moderna tecnología presuntamente democratizadora. Con la misma curiosidad de hace 30 años, trato de tener mi equipaje listo para ese nuevo viaje.

Etiquetas: ,

Simiocracia

Fernando Santiago Muñoz | 29 de abril de 2012 a las 8:46

Etiquetas: ,

Cartografía

Fernando Santiago Muñoz | 27 de abril de 2012 a las 9:16

Mapas de la Bahía de Cádiz

Interesante trabajo de Margot Molina en El País sobre la cartografía de la Bahía de Cádiz. Forma parte de una colección particular, colgada en la red.

FRAC

Fernando Santiago Muñoz | 23 de abril de 2012 a las 10:26

El País descubrió ayer a la Fundación de Raperos Atípicos de Cádiz. Me alegro por la promoción que supone para ellos, aunque luego Karim escribe aquí insultándome.

Etiquetas:

La Quinta Espada del Carnaval ataca de nuevo

Fernando Santiago Muñoz | 16 de abril de 2012 a las 8:56

Liberados los 36 rehenes capturados por Sendero Luminoso en una planta de gas
“No hemos cedido a ningún chantaje”, aseguró Humala en Cartagena

Los 36 rehenes de Sendero Luminoso, trabajadores de la planta de gas de Camisea secuestrados hace cinco días, quedaron libres la madrugada del sábado en un lugar de la provincia peruana de La Convención (Cusco, Selva Sur) y, tras siete horas de caminata, fueron trasladados en bus al aeródromo de Kiteni. Allí tienen previsto pasar la noche del sábado al domingo a la espera de la llegada del presidente Ollanta Humala, quien desea estar presente en la foto oficial.

Desde mediados de semana, los familiares de los exrehenes se apostaron en la plaza de armas de Kiteni -a más de 1.600 kilómetros al sureste de Lima- a la espera de noticias, mientras que el gobierno envió unos 1.500 efectivos de la policía y de las fuerzas armadas para intentar cercar a los captores.

El secuestro ocurrió la madrugada del lunes en Kepashiato (distrito de Echarate, La Convención), un poblado sin presencia policial pese a su cercanía a la infraestructura de energía más importante del país, el complejo de gas de Camisea, y por donde pasa el gasoducto.

Desde 2004, participan como socios del Consorcio Camisea TecGas (de la argentina Techint), la estadounidense Hunt Oil, la argelina Sonatrach, Pluspetrol, Sk Corporation (de origen coreano), Suez-Tractebel y la peruana Graña y Montero. .

En comunicación con EL PAÍS, la enviada del diario peruano El Comercio, Nelly Luna, ha indicado desde el aeródromo de Kiteni que al lugar habían llegado colchones y carpas para que los trabajadores pernoctaran allí. Algunos de los trabajadores liberados se han comunicado con sus familiares por teléfono y se reencontrarán con ellos tras la llegada del jefe de estado del país andino, quien participa en la Cumbre de las Américas en Cartagena de Indias, Colombia.

“No hemos cedido a ningún chantaje”, aseguró Humala en Cartagena, indicando que el gobierno no había negociado con los captores. Sin embargo, por lo menos dos periodistas conocedores del modo de operación de Sendero Luminoso, Gustavo Gorriti y Pedro Yaranga indicaron a varios medios nacionales que en 2003, en el secuestro de 79 trabajadores de Camisea, la empresa sí accedió a los pedidos económicos de los terroristas.

Como producto de las operaciones para cercar a los subversivos, el jueves murió una piloto de la Policía Nacional (PN), Nancy Flores, debido a que el helicóptero que copilotaba fue atacado por disparos de Sendero Luminoso.

Flores es la primera oficial de la PN que muere en servicio en acciones antisubversivas: la primera suboficial que cayó en una emboscada fue Marisel Solier Galván, en una emboscada ocurrida en 2008.

El primer ministro, Oscar Valdes, confirmó el sábado que como parte de la denominada Operación Libertad, murió por lo menos un policía y que estaba pendiente de verificación el fallecimiento de otros dos. Más temprano, la prensa informó que cinco cuerpos fueron trasladados en helicóptero desde Quillabamba, Cusco, y que se trataría de tres policías y dos senderistas.

Por la noche, el ministerio de Defensa difundió una carta enviada por la empresa Transportadora de Gas del Perú, representante de las contratistas Skanska y Construcciones Modulares –donde trabajan los liberados–, en la que indica que no realizaron concesión alguna a los secuestradores.

La zona donde se realizó el secuestro es zona de influencia del denominado Sendero del Valle de los ríos Apurímac y Ene, que dirige el camarada José, Víctor Quispe Palomino, facción con mayor poder de fuego que la desarticulada en el valle del Huallaga (selva central) y que se financia con actividades de narcotráfico y extorsión a empresas que operan en la zona.

Los trabajadores liberados, entrevistados por los medios nacionales, han indicado que fueron unos 100 hombres de Sendero Luminoso quienes los mantuvieron retenidos en el monte. Tanto el presidente como el primer ministro explican la liberación debido al cerco que realizaron las fuerzas del orden en la zona del secuestro.

El País

Etiquetas: ,

Bases fuera

Fernando Santiago Muñoz | 12 de abril de 2012 a las 9:34

El singular Sánchez Gordillo ha sido acusado por el dueño de la Venta El Hacho II haber participado en un piquete que ocasionó daños en su establecimiento. Lo mismo ha ocurrido en un instituto de la localidad sevillana de El Rubio. Mientras tanto él sigue catisfecho con los momentos de gloria que le deparan las negociaciones entre Izquierda Unida y el PSOE. Puede permitirse las excentricidades de costumbre, enseñar su pañoleta(sigo pregúntandome ¿se lal cambiará?) y ofrecerse como gran alternativa. No nos cuenta que nada pagan por la finca El Hunoso que ocuparon y explotan y que tienen menos papeles que una liebre, pero sirve para largar su rollo.

Ahora, según los de IU, van a consultar con las sacrosantas bases, aunque están negociando con los malvados socialistas un pacto o un gobierno, que tampoco se sabe, en reuniones secretas. El otro día quedaron en el hotel Ayre de Sevilla y al ver a un grupo de periodistas se escabulleron por otra puerta. Eso sí, cuando esté todo cocinado, tenga las  bendiciones del PCE , se traslade a los órganos de IU, entonces se hará el paripé, no vaya a ser que la gente vote como en Extremadura. La consulta a las bases, en terminología de IU. Esas asambleas de 10 o 15 personas en las que el PCE ha hecho antes la labor conveniente para decirles lo que hay que hacer:los brazos de  madera. La cita de las manoseadas bases es de Manuel Cárdenas de ayer, no le vayan a acusar de original. Luego irá el tío de la furgoneta a trasladar la buena nueva a los pueblos.

Gran artículo hoy de Román Orozco en El País.

El Roto

Fernando Santiago Muñoz | 5 de abril de 2012 a las 12:43

Etiquetas: ,

Cádiz, del mito al símbolo

Fernando Santiago Muñoz | 4 de abril de 2012 a las 13:11

Las naciones no tienen cumpleaños. Al menos, las que pertenecen a la “zona uno”, de acuerdo con la ingeniosa teoría de Ernst Gellner: España, como Francia o Inglaterra, ya tenía un “techo” estatal bajo el que cobijar una condición socio-cultural más o menos difusa. Por el contrario, las formas de Estado, incluido el Estado Constitucional, nacen, crecen, se desarrollan y – por desgracia – a veces también mueren como secuela de los avatares históricos. Filadelfia, 4 de julio de 1776; París, la Bastilla, 14 de julio de 1789; Cádiz, por supuesto, 19 de marzo de 1812… Aquí estamos, en pleno bicentenario, buscando puentes para renovar el orgullo legítimo que muchos sentimos por aquellos orígenes de la España contemporánea, por utilizar el título ya clásico del maestro Miguel Artola. Tiempo para renovar la confianza en los principios estructurales de la democracia constitucional que algunos cuestionan al amparo de una crisis disolvente: soberanía nacional; instituciones representativas; división de poderes; reconocimiento y garantía de los derechos fundamentales. Todo eso estaba en la Pepa, en dosis diferentes y con énfasis peculiares. El contexto hace imposible exigir a nuestros Padres Fundadores ciertas evidencias contemporáneas que en 1812 no formaban parte del Espíritu de la Época. Por ejemplo, la libertad religiosa, expresamente proscrita en nombre de la confesionalidad “teológica” del Estado: la religión católica es la “única verdadera”. O también, el sufragio femenino, que tardaría al menos otro siglo en ser reconocido en los países más avanzados de Europa. Acaso hubo mucho de estrategia política en el ámbito de la religión. En cambio, nadie podía imaginar entonces que la Vindicatión of the Rights of Women (1790), de la pionera Mary Wollstonecraft, fuera algo más que una anécdota digna de comentario marginal… El País, Benigno Pendás

In Memorian

Fernando Santiago Muñoz | 4 de abril de 2012 a las 13:03

Etiquetas: , ,

Ignacio Escolar lanzará antes del verano la cabecera digital eldiario.es

Fernando Santiago Muñoz | 29 de marzo de 2012 a las 8:15

Ignacio Escolar, autor de Escolar.net y primer director del diario Público, ha anunciado a través de su cuenta en Twitter el lanzamiento, antes del verano, de eldiario.es, una nueva cabecera digital especializada en información y análisis sobre política y economía. El proyecto impulsado por Escolar contará con Juan Luis Sánchez, uno de los fundadores de Periodismo Humano, como subdirector de información. Además contará con colaboradores como Olga Rodríguez, Iñigo Sáenz de Ugarte, Isaac Rosa, Carlos Elordi, Rafael Reig, José Sanclemente, Manolo Saco y Rosa María Artal… El País

Soledad Gallego-Díaz: “El País no es un periódico de izquierdas; nunca lo ha sido y nunca ha pretendido serlo”

Fernando Santiago Muñoz | 25 de marzo de 2012 a las 8:09

Soledad Gallego-Díaz es una de las figuras decanas, de referencia, del periodismo español. Lleva más de tres décadas en el diario El País, del que fue directora adjunta —en su día declinó el ofrecimiento de hacerse cargo de la Dirección del periódico— y donde podemos leer sus columnas. Además de haber ejercido entre otras cosas como corresponsal en diversas partes del mundo, desde Argentina a Bruselas, pasando por París, Londres, etc. Nos encontramos con la periodista en el hotel Alcalá Norte de Madrid, y dado su profundo conocimiento del oficio y el importante papel que ha desempeñado en un medio tan relevante a nivel nacional no podíamos dejar pasar la oportunidad de recabar sus opiniones, pensamientos, experiencias y recuerdos en torno al mundo de la prensa. Esta es la conversación que mantuvimos con ella… una disección del periodismo, sus mecanismos, sus verdades y mentiras, sus principios morales, sus mitos, sus polémicas y confusiones, sus diferentes modos de investigar y escribir, además de tratar algunos otros asuntos de índole política y social… Jot Down

¿por qué?¿por qué?¿por qué?

Fernando Santiago Muñoz | 22 de marzo de 2012 a las 18:27

El Mundo usa camisetas del Real Madrid para convencer a unos testigos protegidos del 11-M para que cambien su testimonio. ¿Por qué del Real Madrid?¿eso es periodismo de investigación?

Golpe a los cazatesoros

Fernando Santiago Muñoz | 21 de marzo de 2012 a las 9:03

Más de 200 años han pasado desde su hundimiento, pero Nuestra Señora de Las Mercedes se ha resarcido a su manera de su trágico destino abriendo una vía de agua en la línea de flotación económica de las empresas cazatesoros. “Después de este caso [el que ha ganado el Gobierno español a Odyssey], nada será como antes. España ha cambiado el statu quode su patrimonio en el planeta”, asevera contundente Filipe Vieira Castro, arqueólogo portugués y una de las referencias mundiales en patrimonio naval.

Este cambio es una excelente noticia para la riqueza sumergida de España y muy mala para la infinidad de empresas de todo pelaje y condición que se dedican a buscar patrimonio histórico (tesoros lo llaman) en los océanos con el cuidado de quien rastrilla níscalos en un bosque. “La sentencia del juez de Tampa crea un precedente claro y, sin duda, afectará a estas compañías”, advierte el especialista en Derecho Marítimo Fernando Meana, responsable del bufete Meana Green Maura & Corporation. Esta mirada es compartida por Ignacio Cantillana, socio de la misma materia en el despacho Garrigues: “El fallo tiene mucha importancia porque fija la protección del patrimonio por delante de los derechos de este tipo de empresas”…El País

Etiquetas: ,

Cádiz, capital de España

Fernando Santiago Muñoz | 20 de marzo de 2012 a las 11:42

Hubo tres años en los que Cádiz fue capital de España, cuando España llegaba desde San Francisco a Manila, de Buenos Aires a Barcelona, de Tejas a la Isla de Pascua. Fue de 1810 a 1813, cuando la Administración y el Gobierno “de los españoles de ambos hemisferios” (como rezaría luego el texto de la Constitución que se iba a redactar en Cádiz) se refugió en el principal puerto de la Península. Gran Bretaña era la dueña de los mares desde Trafalgar y España estaba en guerra contra Napoleón. En esas condiciones, por primera vez en la historia se eligieron diputados para Cortes. Esos diputados fueron llegando poco a poco a la sitiada ciudad. La armada británica, la marisma de San Fernando, los bastiones que fortificaban la ciudad, las tropas del ejército regular del duque de Alburquerque y de los Voluntarios Distinguidos supieron mantener a las tropas del general Soult al otro lado de la Bahía.

Cádiz pasó de 40.000 a 100.000 habitantes y vio florecer el comercio, el pensamiento y los debates políticos. Como escribió Benito Pérez Galdós en su Episodio Nacional Cádiz, por la calle Ancha latía el corazón de las Españas. Varios teatros en diferentes idiomas amenizaban a los sitiados, mejor abastecidos y con mayor confort que los sitiadores. Hasta 30 periódicos llegaron a publicarse de manera simultánea, desde el Semanario Patriótico que el diputado Quintana se trajo de Madrid, hasta El Robespierre Español, El duende de los cafés y, sobre todo, El Conciso de Ogirando, el antecedente del periodismo moderno como han estudiado los profesores Álvarez Junco y Gregorio de la Fuente en El nacimiento del periodismo político moderno. Llegó a distribuir 2.000 ejemplares. En los cafés Apolo y del Correo, en las tertulias de Frasquita Larrea y Margarita de Morla se debatía lo que luego llegaba a las Cortes reunidas en el Oratorio de San Felipe Neri. Las mujeres no podían ni presenciar los debates de las Cortes como era costumbre en la ciudad, porque así lo decidieron los diputados, así que se desquitaban en las tertulias.

Por el mar llegaban provisiones de Portugal, de Marruecos y de los huertos vecinos, y por el mar iban llegando diputados, noticias y riquezas de América. Mientras arribaban los diputados americanos, otros vecinos de la ciudad los sustituían, según estipularon las Cortes. El último en llegar fue Ventura de los Reyes, desde Filipinas, que a sus 70 años no tuvo reparo en afrontar un viaje tan largo y penoso. Cádiz era la capital de un vasto imperio y como tal se comportaba, mientras los diputados elaboraban una Constitución inspirada en las ideas de la Ilustración. Marx dijo que los sitiados adoptaron las ideas de los sitiadores. Les añadieron unas gotas de catolicismo rancio y allí quedó plasmada la soberanía nacional, la división de poderes, la extensión de la enseñanza y la libertad de prensa. Cuando se fueron las Cortes ya nada fue igual. La decadencia de la ciudad comenzó inexorable, aunque ayer se revivió, por momentos, el esplendor de esa capitalidad pasada.

El País

El cura Gabriel

Fernando Santiago Muñoz | 16 de marzo de 2012 a las 9:02

Entrevista a Gabriel Delgado en El País de hoy. Es el único cura al que yo hago caso (en todo menos en materia de religión). Cada vez que me ha pedido algo allá donde yo he estado, he procurado cumplir con sus requerimientos y admiro su dedicación y su trabajo. Raro que haya accedido a una entrevista.

El magisterio de Soledad Gallego

Fernando Santiago Muñoz | 16 de marzo de 2012 a las 8:50

Soledad Gallego-Díaz: “No peguemos un tiro al periodismo”

Video
El periodismo se enfrenta a un profundo cambio, tanto por la aparición de nuevas herramientas como por el modelo de negocio. Y como en todas las transformaciones brutales, la periodista de EL PAÍS Soledad Gallego-Díaz pronostica que habrá muertos. La pregunta no es cuántos periodistas quedarán en el camino, ha apuntado durante la conferencia de inauguración del Máster de Periodismo UAM/EL PAÍS, sino si el propio periodismo será una de esas víctimas. En su opinión, existe el riesgo de que la ola de transformaciones le lleven a ser engullido “por esa cosa mucho más extensa, y muy diferente, que es la comunicación”. “Lo más triste es que de puro miedo a que nos maten, los periodistas terminemos pegándole un tiro al periodismo”. De ahí el título de su disertación: Si te van a matar, no te suicides…

El País

Periodismo: profesión de riesgo

Fernando Santiago Muñoz | 8 de febrero de 2012 a las 16:49


La libertad de prensa retrocede en el mundo. Periodistas censurados, detenidos, acosados, torturados, asesinados. El País Rosario G. Gómez

Informe anual de Reporteros sin Fronteras