Se hacen museos

Doña Cuaresma | 13 de febrero de 2017 a las 8:10

ME harto de reír comprobando como el Kichirritín, y sus Podemos, en su ignorancia, se dedican a pedir y decir cosas que el Ayuntamiento ya hacía y decía hace años.
Y cuando llegan al poder comprueban que lo que pedían ya está hecho o que lo decían los anteriores. Prueba de ello es el Museo del Carnaval.
Como este Ayuntamiento no es capaz de hacer nada, el alcalde ha cogido el hueso del Museo que le ha tirado la presidenta de la Junta. El Kichi, que no es culpa mía pero tiene nombre de yorkshire, ha cogido el hueso y, meneando el rabo -en el más honesto sentido de la palabra- se ha hecho dos páginas en el Diario a costa del museíto.
Pues ni el Kichi, ni usted ni yo vamos a ver el Museo del Carnaval por mucho que el alcalde se haya paseado y retratado por las dependencias del Palacio de Recaño. Lo demuestran los hechos: para hacer el Museo el Alcalde quiere promover un nuevo organismo: la Fundación de Amigos del Carnaval.
Otra Fundación para meter lío en el Carnaval, como no había ya bastantes colectivos, asociaciones, jurados, fundaciones y demás. ¿También les dará sus pases para el Falla?
El alcalde -si lo supiera no sería alcalde- no sabe que lo que tiene que promover para que hacer un museo del Carnaval no son fundaciones sino albañiles.
Pero en este mundillo esto de trabajar en un andamio está bien para un disfraz o tipo.
Otra cosa es trabajar por derecho.

  • Jesús

    Es que lo más grande que tiene Cádiz con sus 3.000 años de Historia, la Ciudad más Antigua de Occidente, ahora resulta que son las meonas del Juancaslo y su coplerío machista en torno a su gran musa, el pene. Para eso sirve el carnaval y su coplerío visceral, para promover el consumo de droga, hacer un alarde machista permanente ridiculizando a la mujer y para hacer publicidad gratuita de los lupanares de la provincia. Muy generosa es usted, Señora Doña Cuaresma.


Comentar


Nombre (Obligatorio)

Correo electrónico (Obligatorio)

Página web (Opcional)

El autor, en este espacio, se limita a recoger la opinión y contenidos de los lectores, por lo que no se hace responsable de los mismos. Si encuentra algún texto ofensivo, erróneo o alguna opinión que no sea respetuosa, le rogamos que nos lo haga saber