Archivos para el tag ‘CORPUS’

Las vísperas exigen el 7% de los ingresos

El Fiscal | 18 de junio de 2017 a las 5:00

Carta fiscal

UN año de mandato cumple mi dilecto presidente al frente de la institución. Un año donde se ha tragado las avalanchas de la Madrugada, no ha tenido enfrentamientos con la autoridad eclesiástica y ha hecho lo que tiene que hacer un presidente: mandar. Pero estos días le ha llegado una carta con la heráldica de las diez hermandades de vísperas en las que piden dinero, más dinero. ¿Recuerdan que el domingo pasado les avanzamos el asunto? Pues junto a estas líneas tienen la misiva en la que exigen “el 7% sobre el monto”. Por si hay dudas, dejan claro que hay que asegurar siempre unas subvenciones mínimas de 15.000 euros para las hermandades que sacan dos pasos y de 11.000 para las que sólo sacan uno. ¡El toro está en la plaza, don Joaquín! Los firmantes aseguran que su reivindicación es una promesa del hoy presidente. “Hasta la fecha no se ha hecho nada, ya que carecemos de información y se nos ha dado la callada por respuesta”. Basan su exigencia en el artículo séptimo de los vigentes estatutos: “Todas las hermandades y cofradías integradas en el Consejo tienen los mismos derechos y obligaciones”. La historia no es la misma, la historia se repite, podrán concluir algunos veteranos lectores. Todos quieren meter la cuchara en el perol de la carrera oficial, principal fuente de ingresos de la institución. Y hay quienes defienden que quienes no pasan por la Catedral (meta volante) no tienen derecho a estos ingresos (avituallamiento).

Las cofradías de vísperas expresan su “más profunda decepción y preocupación” por no tener información sobre el qué hay de lo mío. Expresarse en esos términos parece un pelín exagerado. Pedir entrar en el sistema de subvenciones resulta de lo más lógico. Don Joaquín tendrá que gestionar, que de eso sabe. Este verano ya tiene tareas: arreglar la Madrugada y las subvenciones a las hermandades de vísperas, que quieren cobrarse su apoyo electoral. Ay, qué disgustos le dan al tesorero, con lo feliz que estaba por los resultados de la explotación directa de la carrera oficial (¡menudo cabreo tienen los antiguos silleros!) y ahora llega esta carta que pretende cortar la tarta de los ingresos en más… diócesis.

Ni la sobreabundancia en el Corpus ni las avalanchas, aquí los profundos malestares son por la pasta. ¿Están verdaderamente de acuerdo las diez en lo que han firmado? ¿O habrá pronto algún abandono? Huuum.

 

navarro.jpg

¡Qué bien se mudan los pasos en junio!

Qué bien se mueven los pasos andando sobre los pies. Fue la frase memorable del pregón de Garrido Bustamante. Algunos la recordaron la otra noche, cuando el traslado del paso del Cristo de San Bernardo tras haber sido utilizado en la procesión del Cristo de Montañés del Santo Ángel. Qué bien se mudan los pasos en el calor de julio. Los candelabros son tan altos que parecen imágenes secundarias protegidas por sábanas. Un instante agradable.

 

No son formas
La denuncia de los excesos en las representaciones de la procesión del Corpus están muy bien, muy oportunas y muy razonadas. Conviene también abrir el debate de la calidad. ¿Sabe el personal a qué se va cuando se integra en el cortejo? Se ven comportamientos inadecuados tanto en el cofraderío como en las autoridades. El alcalde iba sencillamente de paseo, parándose en los altares, comentando la estética y las novedades, como el que va en la noche de vísperas. Se paraba el alcalde y también lo hacían el delegado de Fiestas Mayores y el líder de la oposición. Y, mientras, el cortejo avanzaba.

Otros alcaldes
Quienes mejor han vestido el cargo en las procesión solemnes han sido Alejandro Rojas-Marcos y Soledad Becerril. Lo de Zoido fue un festolín en 2011 tras la victoria electoral aplastante que ya, aunque se fue rebajando bastante, no paró en los años siguientes. Y Espadas este año ha ido excesivamente suelto. Cuando se acompaña al Santísimo –o se representa a la ciudad en una procesión presidida por el Santísimo– conviene guardar una compostura mínima. Ni el hieratismo, ni el pasotismo. Los saludos, abrazos efusivos, charletas y otros cumplimenteos están fuera de lugar. Todo lo más, una leve cabezada.

El pertiguero
Primer golpe. Elegancia. La Hermandad del Baratillo ha agradecido por escrito a Joaquín Moeckel su mediación para que la Real Maestranza haya ayudado en la restauración del retablo mayor. Segundo golpe. Una mijita raros los floreros de cerámica del paso de Santa Justa y Rufina. Tercer golpe. Algunos (y algunas) que portaban un cirio iba más propios para la botellona. Y ciriales arriba. Las chanclas están al caer en el cortejo del Jueves de Corpus.

El lagarto de la Catedral

“¿Qué canónigo accedió el Jueves de Corpus, con prisas y formas bruscas, al ‘locum’ de la Parroquia del Sagrario, situado en la remozada planta sótano, dejando claro que él estaba por delante en la cola de espera? Los testigos se quedaron literalmente pasmados”

 

El abrazo de la ciudad

El Fiscal | 17 de mayo de 2015 a las 5:00

PRESENTACION CARTEL CORPUS
Rezaba con los pinceles. Oraba con las acuarelas. Siempre esperaba al Señor en la esquina de su casa, cuando la Madrugada tiene ese cielo roto que quiebra los cuerpos y la espadaña del Museo recibe las primeras luces del Aljarafe. Allí estaba siempre Daniel Puch Rodríguez-Caso, en la encrucijada mágica de Bailén con Miguel de Carvajal, donde las hileras de naranjos van perfumando el camino del Señor hasta dejarlo a los pies de Murillo para que los angelotes curen sus heridas. Los pintores son seres especiales que sólo rinden cuentas a la inspiración. Daniel no derrochaba palabras, ni exhibía muchos sentimientos. Cuando mejor se comunicaba era a través de su obra. Y con algún comentario rotundo, a modo de sentencia, sobre algún asunto cotidiano, como si de una pincelada fugaz y espesa se tratara. Por sus lienzos y acuarelas lo conoceréis. Y por su mirada. Reservado como un sevillano frío, discreto como un nazareno de ruan, de corazón abierto en la intimidad de una amistad forjada con los años, que sólo el paso del tiempo puede certificar la existencia de una verdadera amistad; directo en su juicio como un censor que no regala elogios si algo no le ha convencido.

Los pintores tienen la eternidad garantizada a través de sus cuadros. A un pintor le suceden sus hijos tanto como sus cuadros. Siguen respirando en cada pincelada. Sus lienzos son el sobrero que tienen preparado cuando el festejo de la vida se acaba. Daniel dejó mucha obra inédita en su estudio, en esa planta baja en la que compartía luz con el Museo. El Gran Poder pintado por Daniel es como un retablo para recibir oraciones cuando la basílica está cerrada. Tenía cogida la medida del Señor. Por eso dicen que el Señor se lo llevó para siempre, para que ya no lo pintara más en su estudio de Bailén, sino cara a cara, con ese dibujo hecho filigrana, con esa precisión en el cíngulo, ese poderío al reflejar el patetismo de su rostro. Se fue a pintar al Señor despacio, creando azules de Murillo, morados de cuaresma y blancos de novicia. Veo a Daniel absorto en la faena, de pie, con el compás abierto, ajeno al coro de ángeles que contemplan la escena, mezclando óleos en la paleta que tiene cogida como si fuera un cirio tiniebla al cuadril, con el rostro algo contrariado porque no termina de afinar una espina de la corona, satisfecho en su interior por la precisión con la que ha reflejado cada vuelta de cuerda del cíngulo, y por el hiperrealismo del triángulo perfecto de su zancada. Veo a Daniel feliz porque ahora tiene toda la luz y todo el tiempo del mundo para pintar al Señor y enseñarle la ciudad a través de su obra.

Subió al cielo con el caballete y los pinceles, dispuesto a explicarle a Dios en varios trazos la ternura de los niños seises en sus danzas puntiagudas, la divinidad de Sor Ángela y Madre María de la Purísima, el imponente cartel de la Semana Santa, o los retratos de tantos sevillanos a los que captaba la expresión cuando miraba en silencio, torcía levemente la cabeza y dejaba hacer al pincel con la concentración con la que un pianista siente la música en cada golpe de tecla.

Se fue Daniel con el Señor y dejó sin saberlo un cartelazo para el Corpus de este año, con esos trazos finos, esa luz que baña la escena, ese detalle mariano al fondo, ese romero esparcido. Era el pintor del Señor. Era el pintor de los seises. Era el pintor del Santísimo Sacramento. Era el sevillano que cada año esperaba el paso de Dios por su casa, que yo creo que ha sido él quien ha mediado desde las alturas para que el GranPoder siga retornando por el Postigo, largo itinerario que permite que Sara siga contemplando cada Viernes Santo el mejor lienzo de Daniel.
PRESENTACION CARTEL CORPUS

Puerta de los Palos: Corpus 2011

El Fiscal | 24 de junio de 2011 a las 17:23

Saber recibir al Santísimo

En silencio, con una oración interior, un bisbiseo todo lo más.  Postrados de hinojos en la juncia y el romero, con cara de mañana de Corpus, porque en Sevilla hay caras para cada madrugón del calendario. Siempre quedan fieles que saben aguardar, esperar y recibir al Santísimo Sacramento, que no es un paso con corneterío al uso ni romanos musculosos con plumas. No hay tachiros que valgan. Este paso no tiene ni costaleros, que tiene ruedas y hasta dos servidores con guantes que van alzando los faldones para garantizar la visibilidad de los conductores.  Así se recibe al Santísimo.


Pisa con garbo…

Ahora sí que tienen algún sentido los aplausos a los componentes de la compañía militar de honores que forma en la procesión del Corpus (perdón, he dicho honores…) Desde que acuden voluntariamente se han despejado muchas dudas. Antes veía usted alguna cara y pensaba la gracia que le estaba haciendo a cierta criaturita el peso del cetme, los parones y la calor. Pero ahora… ¡cómo pisan estos gastadores! Y con más de 30 grados en los termómetros. Ea, después de a Zoido, venga el personal a aplaudir a los militares que han acudido libremente al Corpus. Libertad, libertad…


Del sin al con

¿Recuerdan la procesión de 2010? Fue el Corpus 0,0 por la cicatería a la hora de los honores militares. Que viene el lobo de la laicidad. Que viene, que viene… ¡Auuuuu! Pues este año ha habido bandera, pese a que algunos no la vieron, y ha sonado la Marcha Real a la salida de la custodia. Dicen las malas lenguas que todo es porque al alto mando militar de estos lares le que da un cuarto de hora. Y ya se sabe lo que ocurre cuando se ve la salida del convento…Ejem, ejem. De hecho, la misma banda también interpretó el otro día la Marcha Real a la salida del simpecado de la Hermandad del Rocío de Sevilla, al  que en 2010 no se la tocó y tuvo que improvisar la melodía el mismísimo tamborilero por orden del hermano mayor. Ya ves ustedes las diferencias entre 2010 y 2011. Del sin al con. Será cosa del convento.


Lo que menos gusta (I)

Los aplausos al Santísimo Sacramento están fuera de lugar. La vulgarización de la Semana Santa no es ajena al Corpus. Ni mucho menos. El comportamiento de algunos concejales del PP, sobre todo los noveles, deja mucho que desear. A algún jovencito hay que explicarle la diferencia entre la cabalgata de los Reyes Magos y acompañar de chaqué al Santísimo Sacramento. Le faltaron tirar caramelos. ¡Cuántos aspavientos! Y alguna rubia lomaniense venga a darse la vuelta y a rajar… Debe ser el problema de sacar tantos concejales, pues la disciplina de una cofradía de 300 nazarenos no es la misma que la de 1.200. Debe ser…


Lo que menos gusta (y II)

Ayer fue el día del Orgullo Dustin. Cada año se digiere peor eso de ver tanto traje de chaqueta, aunque se observa una peligrosa tendencia al pirateo en los tramos de cirios. Sí, sí… Mucho pantalón de pirata en una procesión eucarística. ¿A que vamos a tener que acabar suplicando dentro de unos años la presencia de más y más Dustin?


Lo que más gusta

El paso de la Custodia. Soberbio. Preciosos los cuatro faroles de mano. El exorno floral del paso del Niño Jesús. Los pajecillos de San Isidoro pegados a los faldones del paso, que es donde deben ir. El recogimiento de muchas personas que saben guardar la compostura debida en una procesión cuyo fin primordial es la de rendir culto público a Jesús Sacramentado. La clave no es otra que el silencio.


El Corpus de Zoido

El que no pudo guardar literalmente la disciplina fue el alcalde. Difícilmente olvidará el baño de masas de ayer. Hasta se le saltaron las lágrimas por la calle Francos. Jamás hemos visto las escenas que pudieron contemplarse en muchos momentos del recorrido. Se metieron señoras entre la fila para besarle y  señores para abrazarle. Hasta niños le fueron acercados. El nivel de notoriedad del alcalde debe estár a punto de reventar. El hombre en muchos momentos estuvo apurado porque ya no sabía cómo responder a tantas muestras de afecto. Ningún alcalde de la democracia ha cosechado semejante apoyo popular. Las imágenes de Giralda TV prueban cuanto afirmamos. Viendo tamaña muestra de respaldo popular, alguien telefonea a este Fiscal y le insta a recordar las costumbres de la Roma clásica…


Evocación atinada

En la antigua Roma, cuando los generales volvían victoriosos de una campaña, solían celebrar sus triunfos con una marcha por las vías principales de la ciudad. Montados en una cuadriga, recibían las aclamaciones del pueblo hasta la llegada al Senado. Si además de generales eran emperadores (o alcaldes con 20 concejales), un esclavo los acompañaba sosteniendo la corona de laurel. Y cada cierto tiempo recitaba junto al oído la frase: “¡Oh, César, recuerda que eres mortal!” Era la manera, sútil y elegante, de recordarle al personaje que sus éxitos militares no debían inducirle a creerse un dios. Como hace tiempo que la esclavitud, por fortuna, quedó abolida, habrá que ir buscando a alguien que haga de Pepito Grillo.


Trago

El que tuvo que pasar Juan Espadas, portavoz del PSOE en el Ayuntamiento, que con habilidad se adelantaba continuamente unos metros para no tener que ir justo al lado del alcalde y salirse del cruce de saludos, abrazos, besos y vítores. La de vueltas que tuvo que darle este hombre a la cabeza durante las dos horas y cuarto de recorrido. Por cierto, de los once concejales del PSOE sólo acudieron cuatro: el susodicho Espadas, Alberto Moriña, Eugenio Palomares y Joaquín Díaz. Aquella concejal que dijo que en Los Remedios se levantan a las once no quiso madrugar ayer. Aprovecharía que era fiesta local para hacer como en Los Remedios.


Oh, dolorosas ausencias…

¿Cuántos años llevan ya sin aparecer? Aquellas camisas cubanas de los años 80 en los primeros tramos. Aquellos heraldos del Evangelio bajados de un galeón… Cuantísimo se les añora.

El pertiguero

El Fiscal | 22 de junio de 2011 a las 12:37

Primer golpe. Polémica en La Puebla del Río. El Ayuntamiento debe a la banda municipal 32.076 euros. Tras 19 años tocando detrás de la custodia, corre serio peligro la participación de esta formación musical en la próxima procesión del Corpus.
Segundo golpe. Oído. “El nuevo director de Fiestas Mayores asegura que no sabe quién es Andrés Martín, el superconsejero de gloria. Pues que se vaya poniendo las pilas porque tendrán que hacerse íntimos”.
Tercer golpe. La estrategia de Arenas (Adolfo) ha sido certera. Ha sido anunciar que se presenta a la reeleción y se ha hecho el silencio en el tramo de los amagadores.
Y ciriales arriba. ¿Que quiénes son los amagadores? Los de siempre, hijo, los de siempre. Señores de Sevilla…

Enfado

El Fiscal | 1 de junio de 2010 a las 13:50

El que tienen los organizadores de la procesión del Corpus con el concejal de Movilidad, Francisco Fernández (PSOE), que no está facilitando en absoluto la cesión de vallas que se le solicitan. Fernández parece empeñado últimamente en adquirir protagonismo en negativo en asuntos de las Fiestas Mayores, pues en el seno de una reciente junta de gobierno del Ayuntamiento pidió que constara su voto en contra del inicio de la Feria de Abril el 2 de mayo al defender que fuera el sábado 30 de abril. Menos Feria, mi querido concejal, y suelte ya las vallas, hombre…

El pertiguero

El Fiscal | 31 de mayo de 2010 a las 19:45

Primer golpe. San Fernando. Victoria en número de asistentes de los concejales del PP en los actos de la Catedral del pasado viernes.
Segundo golpe. El periodista Carlos Crivell Reyes ha sido designado pregonero de la Hermandad del Pilar. El acto se celebrará el próximo octubre.
Tercer golpe. Cuando el Salvador perdió la consideración de parroquia se esfumó la posibilidad de seguir celebrándose la procesión eucarística que creó Javier Criado en su primera etapa de hermano mayor.
Y ciriales arriba. Acierta el Cabildo abriendo la Catedral al público la víspera del Corpus con los pasos ya montados.

Procesión de la Virgen de los Reyes

El Fiscal | 18 de agosto de 2009 a las 13:07

Lo mejor
Sin duda, las devotas que estaban en la Puerta de los Palos a las 23:15 horas del viernes. Los asistentes al concierto de vísperas que organiza la Delegación de Fiestas Mayores no daban crédito a la conclusión del recital. ¡Ya había señoras con sus sillas en la plaza cuando aún faltaban nueve horas para la salida del paso!

Lo peor
Las vallas del recorrido, que aportan frialdad a la procesión. Las escasas sillas que ha dispuesto el Cabildo Catedral durante los días de la novena, una falta de previsión que obliga a poner un cero a los rectores del templo metropolitano. Y el exceso de celo de los agentes de la Policía Nacional al impedir el acceso de los fotógrafos profesionales a la Catedral una vez concluida la procesión. Faustino Valdés, subdelegado del Gobierno, debería tirar de su notable experiencia en el Cecop para explicarle a algunos de los agentes cómo debe procederse en días como los de ayer.

Verídico
Una señora situada tras una valla de la Avenida ve llegar al alcalde y exclama: “¡Pues no está tan gordo como parece en televisión! Otra señora grita: “¡A ver si te paseas más por el centro!” Una asesora de Monteseirín, Pilar Vargas, se acerca para atender sus inquietudes. Se llevó una sorpresa cuando la ciudadana anónima le explicó que no se estaba metiendo con el alcalde, sino con Zoido, líder del PP municipal, al que demandaba que no visitara tantos barrios y que le prestara más atención al casco antiguo.

Un despertador
El que hay que regalarle urgentemente a la delegada de Fiestas Mayores, Rosamar Prieto-Castro, que se incorporó a la celebración cuando la Corporación municipal bajo mazas llegaba al Patio de los Naranjos. En el PP recordaron de inmediato que ya le ocurrió algo similar en el Corpus de 2008.

Ausencias comentadas
Las de los concejales del PP, Beltrán Pérez y Evelia Rincón, que no asistieron al pontifical posterior. En el PSOE se apresuraron en hacerlo notar para reducir los efectos de la demora matutina de la edil de Fiestas Mayores.

Los sms del Fiscal
Recibido el día 11 a las 19:41: “Fiscal, Jerez está de luto. El gran cofrade y cronista de la ciudad en Diario de Jerez, Manuel Liaño, ha fallecido”. Ayer a las 7:56: “Hay diez concejales del PP por cuatro del PSOE”. A las 8:38: “Hay tres generaciones de la familia Moeckel viendo la Virgen”. A las 8: 39: “Fiscal, si quieres desayunar picatostes, te esperamos en el Aero. Un abrazo”.

Evolución
Es curioso. El cortejo de la procesión más corta del calendario nunca se ha caracterizado por ser muy extenso. Más bien al contrario. Ayer se pudo apreciar un crecimiento considerable de las parejas con cirios, sobre todo en la representación de la Asociación de Fieles de la Virgen de los Reyes. La participación es siempre saludable, pero ojo… El 15 de agosto mimetiza a la Semana Santa en las sillitas plegables… ¿Y al Corpus en el aumento de trajes oscuros?

Muy recomendable
Hoy comienza la octava en honor de la Virgen en la Capilla Real, un culto reservado a los pata negra de la devoción de la Patrona, amantes del agosto de la Virgen que arranca el 4 de agosto con el primer besamanos y concluye el 22 con la apertura de la urna de San Fernando. Si tienen oportunidad, no se priven de participar en alguno de estos cultos posteriores al día 15.

Felicitación… y guasa
El cardenal reconoció la labor del predicador de la novena, el muy reputado y afable Fray Juan Dobado. El prelado se refirió a él como Juan Doblado. De entre el público se oyó rápidamente: “Doblado debe de estar verdaderamente el fraile después de haber dado nueve sermones consecutivos con la caló que ha hecho”. ¡Vaya tela!

Palio de tumbilla
Primer varal. José Luis Sáez, presidente de la Federación Española de Baloncesto, estuvo esta semana en una tertulia en la costa gaditana en la que estaban presentes varios hermanos mayores. El alto mandatario deportivo se quejó de que aún no se haya nombrado pregonero de la Semana Santa al cardenal Amigo.
Segundo varal. Andrés Martín, consejero de Gloria, no faltó a la cita con la Patrona. No se puede decir lo mismo de algunos compañeros de sección.
Tercer varal. Hemos echado en falta el traje rosa chicle de Carmen Tovar. La representación de la Diputación Provincial ya no es la misma.
Y cuarto varal. Agosto feliz. Hay que darle la enhorabuena con color azul baratillo a José Luis Cantalapiedra, delegado de penitencia, que se ha estrenado como abuelo de un niña que se llamará Blanca.

Sobre los contenidos

El Fiscal | 29 de julio de 2009 a las 17:17

¡Y la de puestos de trabajo que se crearían con este Centro de Interpretación de la Sillita Plegable! Imaginamos ya a toda mecha a ese director de contenidos, que sacaría más pecho que uno que este verano anda dando la barrila a todo bicho viviente pregonando que está en el equipo multidisciplinar que decide los contenidos del nuevo museo macareno, como si el tío formara parte del equipo asesor de Obama para la planificación de la nueva política sanitaria. ¿Pero no me diga que usted no se ha topado todavía con el tonto del contenido? En fin, a lo que íbamos. Imaginen esa sala primera del Centro de Interpretación de la Sillita Plegable, dedicada a los precedentes de la influencia oriental en la Semana Santa: esa traza de la hojilla de Olmo en los bordados, esos crucifijos de márfil filipino ocultos en tantas sacristías o ese rostro achinado del romano de la Amargura que figura junto a Herodes, que parece que llevara colgadas del antebrazo decenas de sillitas para su venta. Y la última sala podría dedicarse a los que también mangan a cuenta de los asientos de los chinos, como es el portavoz de IU-CA, Antonio Rodrigo Torrijos, que ha mangado notoriedad por la vía de la demogagia, al mostrarse preocupadísimo él por los usuarios de estos asientos “que no pueden acceder a una silla en la carrera oficial” al mismo tiempo que cuestionaba la cesión de la vía pública para las sillas del Corpus. Un tequiyá del tamaño de la palangana de Pilatos para este Torrijos.

El feo gesto de monseñor Perrier

El Fiscal | 14 de julio de 2009 a las 16:34

El obispo de Lourdes habla por móvil en plena procesión del Corpus.

Y a mí que lo de Perrier me sonaba hasta ahora a la marca de un agua con gas con la que cierto cofrade combina el whisky de malta en las noches de cuaresma y Trinity. Pero resulta que es el apellido del obispo de Tarbes y Lourdes, que el pasado Jueves de Corpus dicen que se presentó en Sevilla casi en bermudas y camiseta, por lo que se le hubo de gestionar el ropaje adecuado para participar en la solemne procesión como canónigo de honor de la Catedral de Sevilla. Por lo que se ve, monseñor se adaptó perfectamente a las manías locales del saludo, el cumplimenteo y la charla por el móvil. Si los altos ministros no dan ejemplo de cómo se debe acompañar al Santísimo Sacramento, poco se le podrá exigir a la grey. Este Perrier (sin gas) sí que se ha enterado en que consiste lo del Corpus, fiesta todavía más decadente que esa Semana Santa en la que algunos ya difícilmente se reconocen. Entre uno hablando por el móvil delante de Su Divina Majestad y el otro confundiendo Pasión con una estatua y su paso con un trono, aviados vamos…

Rosamar, 1 – Torrijos, 0

El Fiscal | 1 de julio de 2009 a las 18:09

Al portavoz municipal de IU-CA le ha salido el tiro por la culata en su particular cruzada contra la cesión del suelo público para la instalación de las sillas en la procesión del Corpus. Sostenía Rodrigo Torrijos que dicha práctica encubre una subvención a las cofradías que él –tan preocupado estos días por promocionar el gran festival del marisco en el Prado de San Sebastián (Gambaria)– no estaba dipuesto a seguir consintiendo. Le encargó un informe al secretario del Ayuntamiento para despejar las dudas, pese a que la capitular de Fiestas Mayores, Rosamar Prieto-Castro, defendió una y otra vez la legalidad y utilidad del acuerdo. El fedatario municipal, Luis Enrique Flores, se ha despachado a gusto. Tras recordar que cesiones del suelo como las de la carrera oficial de Semana Santa se iniciaron precisamente para acabar con las subvenciones directas a las cofradías, considera en su primera conclusión que la cesión gratuita del suelo, por el que se cobra religiosamente la correspondiente tasa municipal, es “perfectamente ajustado a derecho”. Deja bien clarito que esta cesión “no se justifica en la tradición o en modo secular de realizar esta actividad”, que probablemente es la razón que le provoca urticaria a ciertos señores de Izquierda Unida, “sino que es una técnica contemplada por el ordenamiento jurídico y plenamente adecuada al mismo. No estamos ante el supuesto de la Feria de Abril, cuya ocupación mediante casetas sin ningún tipo de concurrencia ha venido avalada por los tribunales en base a la citada tradición singular”. El informe avala las tesis defendidas por Rosamar, que hasta explicó en su día que el dinero que se recauda por las sillas del Corpus sirve para mantener vivas a las hermandades sacramentales, muchas de las cuales mantienen obras sociales con niños con dificultades dignas de elogio. El fedatario municipal ha tenido que documentarse con acuerdos plenarios desde 1956 y redactar 17 folios para acabar con el erre que erre de Torrijos en las últimas juntas de gobierno y reuniones de altos cargos municipales. Cuando Torrijos debería estar henchido de gloria por haber montado en bici a tanto cofrade rancio, a los que tiene enganchados a su cóctel de movilidad, pierde el tiempo y las fuerzas en las sillitas del Corpus, unos asientos que vienen a ser una novillá sin caballos al lado del festejo gordo, el de abono, donde está el mamelón de la historia: las 25.000 sillas de Semana Santa. Ay, qué falta de vista la de este ingenuo Torrijos. Ahí sí que están los millones, ahí sí que hubo en tiempos pleitos y tráfico de jamones. Por cierto, eso de Gambaria tiene que ser como Munarco por lo civil… Ojú.