Archivos para el tag ‘FX’

La madre patria

Hyde | 6 de febrero de 2013 a las 19:38

Puede que sea el empacho de corrupción, que veamos a Bárcenas por todas partes, que uno encienda la tele y le den ganas de tirarla por la ventana. Puede que se trate de que el nivel de las novedades de este año no ha sido precisamente brillante. O puede, simplemente, que nos encontremos ante lo que puede ser una gran serie. Ante el mejor estreno desde ‘Homeland’. Había ganas, muchas ganas, de la première de ‘The Americans’, y el primer episodio no defraudó las expectativas. La idea de partida parece buena. Viajamos al Washington de principios de los ochenta, con Reagan -“los americanos han elegido a un loco”- recién nombrado presidente y en plena carrera armamentística de la Guerra Fría, y nos metemos en una familia de clase media americana de los suburbios.

Hasta ahí todo normal, hasta que, como apunta Poniewozik, vuelve el clásico recurso de “¡pero el protagonista tiene un secreto!”. Y, como señala el crítico de Time, a pesar de que ya hemos visto al profesor de Química que es un traficante de drogas, al exitoso ejecutivo publicitario que robó la identidad de un hombre muerto, al héroe de guerra que en realidad es un terrorista, al forense que es un asesino en serie o al dueño de una empresa de recogida de basuras que es un jefe de la mafia, funciona. El secreto del matrimonio Jennings, interpretado por Matthew Rhys (‘Cinco hermanos’) y Keri Russell (‘Felicity’) es tan gordo que no lo saben ni sus dos hijos. Pese a su acento inmaculado, los brownies que hornea ella o el bailecito country que se marca él, son espías del KGB que llevan ya más de una década infiltrados.

Donde suelen fallar tantos pilotos, en las prisas en presentarnos la trama e introducirnos en las vidas y conflictos de los protagonistas, la serie de Joseph Weisberg -entre sus productores figura el gran Graham Yost- se lo toma con calma. Exactamente como ‘Homeland’. Y desde el minuto uno resulta difícil no simpatizar con nuestros supuestos antihéroes. Al fin y al cabo, se supone que los comunistas eran los malos. ¿O al final va a ser que no? La ambientación y vestuario ochenteros están muy logrados, y sólo hay un pequeño desliz, que podría haber sido patinazo, cuando precisamente el nuevo vecino de la pareja resulta ser un agente del FBI (Noah Emmerich) que ha trabajado como infiltrado en un grupo supremacista pero que acaba de ser asignado a contrainteligencia. Demasiado pronto, demasiado fácil. Y sin embargo funciona.

Lo apasionante de la serie son las múltiples posibilidades que ofrece la historia. En el piloto, pese a la ausencia de prisas, hay abundante acción, se nos presenta el origen de los protagonistas y el carácter de su relación. Las dudas de uno y de otro. Se trata de una serie sobre lealtades, sobre las bases que forman un matrimonio, sobre si alguna vez llegamos a conocer del todo a la persona con la que compartimos la cama. Sobre cuál es la patria verdadera, ¿la bandera o la familia?

Malas y buenas noticias

Hyde | 25 de marzo de 2011 a las 15:15

lights

Las últimas 12 horas han sido muy agridulces para los seriófilos. Por un lado, anoche nos acostamos con el tremendo disgusto de la cancelación de ‘Lights Out’, una de las mejores debutantes de este año. Tras superar los dos o tres capítulos iniciales, algo flojos, cada vez estábamos más enganchados al boxeador Patrick Lights Leary, a su complicada familia, a sus histriónicos entrenadores, a su combate al filo del alambre por mantener a los suyos. FX anunció que no la renovaba porque la audiencia no ha acompañado. Cuesta reprocharle algo a la cadena que produce ‘Sons of Anarchy’ y ‘Justified’, aunque podían haber tenido un poco de paciencia con esta trama pugilística, sobre todo porque están teniendo su mejor año de resultados con otros productos. Es una pena, porque Holt McCallany, Stacy Keach e incluso el a veces cargante Pablo Schreiber estaban haciendo un trabajo estupendo, porque las apariciones de Eamonn Walker y David Morse han sido fantásticas, porque nos gusta el boxeo y la mitología que lo rodea, demonios!!!

Consumada la noticia, con tremendo enfado de Mrs. Hyde (“No sé para qué me enganchas a series si luego nos las quitan y nos llevamos este mal rato”), temimos lo peor: que se cancelara también ‘Fringe’. Pero sorprendentemente, la FOX ha mirado más la devoción militante que sigue a Olivia y a los Bishops en las redes sociales y en todo el mundo que los números de audiencia de la serie, y decidió renovarla por una cuarta temporada. Es un respiro y una buena noticia. Empate. Ahora rezamos por Alicia Florrick y ‘The Good Wife’, cuyos dos últimos capítulos han sido para quitarse el sombrero. Especialmente el último, ‘Ham Sandwich’, una pequeña obra maestra, un catálogo de las excelencias que hacen imprescindible esta serie, liderada por Julianna Margulies pero con un reparto y unos guiones sublimes.

Seguidnos también en Twitter: @elcinehamuerto

De guantes, capas y escudos

Hyde | 18 de enero de 2011 a las 14:00

the-cape_1

Se me acumula el trabajo. De todas las series nuevas, sólo he podido ver los pilotos de ‘Lights Out’ y ‘The Cape’. De la primera, es una versión televisiva de Rocky (IV o V, qué más da): un boxeador retirado se queda en la ruina y para mantener a su familia se plantea hacer de matón para un mafiosillo o volver al ring, pese a las advertencias de su mujer. Es de la cadena FX, la casa de los ‘Sons of Anarchy’, y no tiene mala pinta. La seguiremos.

La segunda, de la NBC, está basada un cómic de superhéroe y hecha para todos los públicos (con las connotaciones negativas que eso tiene y de las que ya hemos hablado alguna vez en este blog). Un policía al que tienden una trampa se convierte en superhéroe y se embarca en una lucha contra una gran corporación presente en 17 guerras y que acaba de hacerse con el departamento de Policía de Palm City. Una extraña y elástica capa (vaya chorrada) es su gran arma, además de las habilidades que adquiere con un grupo de circenses-atracadores que lo rescatan de la muerte. En definitiva, mi agenda está demasiado saturada como para perder 45 minutos semanales viendo semejante tontería. Porque ni el estilo, ni el guión ni los actores ni los personajes tienen un mínimo atractivo, salvo ese enano boxeador que se dedica a pegar palizas. Aparecen algunas caras conocidas, como Summer Glau (la terminator ‘amiga’ de John Connor), James Frain (todo lo bien que estuvo en ‘True Blood’ como vampiro psicópata lo está de mal en esta serie) y el ex futbolista inglés Vinnie Jones, tan especializado en hacer de tipo duro que ya resulta cansino.

También ha vuelto hace poco a las pantallas ‘Southland’, otra de polis que quizás no aporte nada nuevo, pero que entra por los ojos si eras fan de ‘The Shield’. Aunque le falta un personaje central protagonista con la fuerza de Vic Mackey.