Archivos para el tag ‘prensa’

Cuartin y Francia

Juan Carlos Cilveti Puche | 27 de junio de 2017 a las 17:50

Hace algún tiempo, les hablé  de la denominada Oficina de Anuncios de Vapores, un gabinete situado en el número 1 de la Alameda Principal que se dedicó a gestionar los anuncios que aparecían en la prensa malagueña de las navieras que operaban en el puerto durante gran parte del  siglo XIX.

Aquel floreciente negocio que ya en la década de 1860 aparecía en las guías comerciales malacitanas, siguió creciendo en detrimento de muchas empresas consignarías que, hasta la aparición de esta oficina, eran encargaban de tramitar los anuncios y las notas informativas de las compañías a las que representaban.

Con una significativa cartera de clientes, la Oficina de Anuncios de Vapores, además de gestionar a compañías que tenían agentes en Málaga, también publicitaba a consignatarios y  navieras que operando en el puerto no tenían a un representante de forma oficial.

Uno de los más significativos casos de los que les hablo, lo constituyó la compañía gaditana Cuartin y Francia, una consignataria que trabajó de forma exclusiva con la flota de buques que componían la naviera Vapores de Butler Hermanos.  Realizando viajes desde San Sebastián a Marsella con escalas en la mayoría de los puertos españoles, además de en Cádiz, los vapores de esta compañía: Monarca, Vencedor de Africa, Apóstol, Amalia, Perseverancia, Non Plus Ultra, Buenaventura, Ceres, Capricho y Pensamiento, realizaban paradas dos veces al mes en aguas malacitanas para descargar o cargar cualquier tipo de mercancía.

Una agencia que, aún estando ubicada en Cádiz, usó durante muchos años lo servicios publicitarios ofrecidos por la Oficina de Anuncios de Vapores para aparecer en los diferentes periódicos de la  malagueños época.

Cuartin y FranciaAnuncio de la agencia consignataria Cuartin y Francia.siglo

Columna “LA MAR DE HISTORIAS” publicada en la página Marítimas 27 de junio de 2017.

Imprevistos

Juan Carlos Cilveti Puche | 2 de octubre de 2012 a las 12:28

HACE unos días, un buque de crucero adelantaba su llegada a Málaga tras cancelar una escala programada en otro puerto. Este tipo de circunstancia, ya sea referida a la cancelación o al adelanto del atraque, constituye un verdadero quebradero de cabeza para el personal portuario implicado en la atención de cualquier barco. Y aunque estos incidentes ocurren de una forma habitual, los medios técnicos existentes en la actualidad, en cierta medida, reducen considerablemente las complicaciones de estos imprevistos. Años atrás, sin las comunicaciones que hoy existen, las cancelaciones o adelantos de atraques constituían un verdadero problema en cualquier puerto del mundo.

Allá por finales del siglo XIX, la Société Générale de Transports Maritimes à Vapeur (SGTM) era la compañía que más buques en línea regular traía a Málaga en sus diferentes rutas con el nuevo mundo. Con una periodicidad quincenal o mensual, los vapores de esta naviera francesa embarcaban pasajeros y carga para diferentes puertos americanos apoyados en un curioso sistema publicitario que anunciaba, casi a diario, las entradas y salidas de estos barcos en los diferentes periódicos de la ciudad.

En unos anuncios tipo, donde sólo se cambiaba el nombre del buque y la fecha de llegada, los pasajeros que embarcaban en los vapores de la SGTM, debían estar muy atentos a la prensa local para verificar los datos que la agencia consignataria del barco les proporcionaba a la venta del pasaje. Habitualmente el consignatario solía ser el expendedor de los billetes. Cuando había retrasos, normalmente por mal tiempo o averías, la prensa reseñaba el imprevisto y el anuncio tipo se publicaba con la nueva fecha de la llegada del vapor.

Anuncio de la Société Générale de Transports Maritimes à Vapeur.

Columna “LA MAR DE HISTORIAS” publicada en la página Marítimas (2 de Octubre de 2012).

Un evento muy ‘soso’

Juan Carlos Cilveti Puche | 13 de diciembre de 2011 a las 11:03

Hace unos días, a bordo del buque de crucero MSC Fantasia, se convocaba a la prensa malagueña para presentar un interesante evento gastronómico. En concreto, la historia se centraba en un galardonado chef español que, durante las doce jornadas que duraba este viaje, debía  impartir a los pasajeros del barco unas clases magistrales, así como una serie de espectáculos mostrando innovadoras técnicas y secretos de culinarios. Con esta idea que MSC bautizaba como crucero enogastronómico, el buque llegaba al puerto de Málaga y toda la prensa convocada embarcaba para asistir al acto. Tras una primera descoordinación a la hora de subir a bordo, ya en uno de los salones del barco y con cierto retraso, se iniciaba el evento.  Con la primera sorpresa de encontrar al renombrado cocinero internacional vestido de calle, el acto, presentado por el director general de esta compañía en España, se resumía en una rueda de prensa y una rápida visita al buque.

Teniendo en cuenta que todos los eventos y recepciones que la compañía MSC Cruceros realiza en sus barcos, son  siempre unos eventos muy bien organizados, la presentación enogastronómica que hace unos días  se realizaba en el puerto de Málaga, se quedaba coja.

Al tratarse de tema muy visual, quizás, lo más acertado hubiera sido, además de  ver al chef vestido como tal, haber podido presenciar una mínima demostración que hubiera ilustrado a la perfección  el proyecto crucerístico gastronómico que MSC publicitaba y que volverá a repetir en  otros cuatro viajes temáticos como este.

Un evento  muy “soso”  en el que algunas cosas fallaron,  y que desmerece mucho del habitual buen hacer de esta naviera italiana tan presente en el puerto de Málaga.

MSC FANTASIA.

Columna “LA MAR DE HISTORIAS” publicada en la página Marítimas (13 de Diciembre de 2011).