Archivos para el tag ‘Miguel Reina’

Gobierno municipal: 2ª parte

Juan Andrés de Gracia | 8 de mayo de 2012 a las 19:43

A la par que el gobierno de los “19 escalones” estaba reunido escuchando la remodelación de gobierno, publicaba ayer la entrada sobre la necesidad de esa remodelación. Les aseguro que la coincidencia temporal se debió, exclusivamente, a eso, al azar, eso sí, basado en un análisis de la situación del ayuntamiento que pedía a voces los cambios. Desde luego, por mucho que se empeñe Maquiavelo Torrico en hablar de que esta remodelación estaba anunciada, la realidad, que se puede comprobar en la hemeroteca, es que solo se hablaba de “breves retoques” motivados por la entrada de Culebrón Pedraza. Al final, no solo ha habido cambios de delegaciones, sino de la misma estructura de gobierno, lo que refleja que, la existente hasta ahora, se ha demostrado ineficaz en gran medida, y que la Casa de los Muchos (eso de ser el gobierno más extenso de la historia de la ciudad), provoca disfunciones al atomizar la toma de decisiones. En una entrada antigua ya me mostré favorable a que se renunciara a los nombramientos por Ley de Grandes Ciudades por innecesarios.

Por tanto, mi primera impresión no puede ser sino positiva, por el hecho de que se intente enderezar un barco que navegaba a la deriva. Ahora, solo les falta reformular el programa de gobierno, puesto que el electoral ya no es válido, ante su incumplimiento continuo, que se hará evidente cuando se cumpla un año de gobierno local. Maquiavelo Torrico intoxica y confunde cuando reclama, de nuevo, el empleo como el motivador de esta crisis de gobierno. La importancia que se le dio a la reducción de áreas queda ahora corregida, al aumentar de cuatro a cinco, lo que se acompaña con la desaparición del invento de los “órganos colegiados” por alegales e inútiles. La lástima es que, lo que ha hecho el pluriempleado Nieto, es componer un puzzle para los retos inmediatos del próximo año, perdiendo la oportunidad de hacerlo para los tres que quedan de mandato.

El alcalde en prácticas, Nieto, ha dispuesto, como he dicho antes, cinco áreas, y ha puesto al frente de cada una a un miembro de su núcleo cercano. La primera, la de Presidencia, con Maquiavelo Torrico al mando. Con él, cuatro delegadas débiles: las recién llegadas Culebrón Pedraza y Verito Martos, así como la Benefactora Córdoba y la Periférica Ruiz. Lo más llamativo es la degradación de la ingeniera Ruiz, motivada por sus conflictos con el vecindario, quedándose con una delegación sin obras que hacer. Lo más provocador es el nombramiento de Miss Pedraza al frente de Igualdad, que imagino no ha sido nada bien recibido por los colectivos de mujeres. A la ociosa Córdoba, se le obliga a trabajar algo, al ponerla al frente de Participación, justo cuando tiene levantado el movimiento ciudadano.

El área de Hacienda acoge a Duracell Rojas y recupera a la hiperactiva Sola, bajo el mando del becario Bellido. Lo del Abuelo Rojas no deja de ser una jubilación anticipada, dedicado a los caracoles, la venta ambulante y las rebajas. Volver a poner a Sola, la fiera, al frente de Personal, significa la derrota de los modelos del liquidador Navas, por mucho que fuera asesorado por CECO. Se busca una persona que conozca la administración y que conozca cómo se negocia con empleados públicos. TíoGilito Bellido se queda, así, al frente del plan de ajuste, con una economía encauzada y pendiente de que no se le desmande la partida de personal.

El liquidador Navas ha pasado directamente al área de Promoción, donde su función va a ser más necesaria. Encargarle del des-empleo, es encargarlo de cerrar el  IMDEEC. Además, sigue con Cecosam en su camino hacia la privatización, y acoge al Reina Padre para tutelar el fin del IMDECO. Para endulzar la labor, se incluye a Sor Caracuel, convertida en Reina de las Fiestas, tras puentear a Fray Jaén; y a Bonachón Moreno Calderón, que continúa como un pelícano entre tanta gaviota. Dar a AgroNavas la competencia de Turismo, es reconocer que se va a centralizar toda la política turística en Diputación. La anécdota de Agricultura, es un capricho personal, por mucho que se venda el proyecto virtual de Agrópolis.

Pelotazos Martín encabezará el área de Urbanismo, y consolida sus competencias, olvidando el tripartito que formaba con Comercial Sousa y Primo de Jurado. La primera, continúa en el área, pero convertida en la sargenta Sousa, al frente de Seguridad, abandonando sus promesas de agilizar licencias. La superintendenta Tamayo se centra en el tráfico y Aucorsa, compensándola con una tenencia de alcaldía, pero siendo víctima de su mala relación con los sindicatos. Por último, se asila a Fray Jaén, convertido en el Florido Jaén, en una labor que se prevé, por suerte, sorda. Eso sí, se le reserva su penitencia gustosa: La Semana Santa.

Como área marginal queda el de Familia, pues, Mª Jesús, la Botellona, por razones de equilibrio interno, va a la Diputación, posiblemente, con puesto de vicepresidenta. Y la Glamurosa Arcas retorna a Educación, a pelearse con las peticiones de los colegios, tras una triste gestión al frente de Mujer, donde solo se le recuerda las subvenciones a entidades antiabortistas. Y eso que insisten en que mantienen el estado de bienestar. Habrá que ver si mejora algo tanto cambio.

Remodelación del gobierno municipal, ya

Juan Andrés de Gracia | 7 de mayo de 2012 a las 20:23

El pluriempleado Nieto esperaba la victoria en Andalucía para impulsar su labor de gobierno. Recordemos que, en plena campaña electoral, reveló algunas de sus mejores bazas: Centro de Convenciones, Metro-Tren, Proyecto Agrópolis, … Lo cierto es que, pasado el 25-M, estos proyectos se han adormecido y las únicas noticias de la Casa de los Muchos son las que se refieren al plan de ajuste-pago de proveedores y a las fiestas de la ciudad. Es significativo que el Cecogobierno se haya desinflado, casi por completo, tras no ganar el experto en oposición, Arenas, las elecciones. Primero, el Masa Carreto se desentendió del proyecto de Centro de Convenciones, chivándose de que era una idea del joven Nieto y, ahora, critica el cierre del IMDEEC sin ser siquiera escuchados.

Nieto, el del centro, no ha podido así enviar a algunos de sus compañeros de Capitulares a la Junta de Andalucía, siendo la excepción la Hippy Alarcón. Aún no ha cubierto su baja (parece que será mañana) y tampoco la de Primo de Jurado, tras su nombramiento como vocero del gobierno en la provincia. Todo hace pensar que, en estos días, anda más preocupado de estar en los cambios que pueda sufrir su partido en Andalucía, que en los problemas de la ciudad. En breve, la estrategia de gobierno centrada en la herencia tocará fin y parece que, lamentablemente, va a ser sustituida con el enfrentamiento partidista con la Junta de Andalucía. Pero no hay que olvidar que hay un proceso de reforma de la organización de la política urbanística, la de empleo y la de deporte, al margen de otras decisiones sobre servicios puntuales (grúa, escuela infantil, …). Para afrontar esos cambios, debería contarse con un gobierno fuerte que no se dedique, exclusivamente, a rebajar partidas sin ton ni son.

Solo hay que repasar los nombres de Comercial Sousa, Glamour Arcas, Verito Martos, la Botella bis o la Benefactora Córdoba para preguntarnos a qué se dedican. O recordar a Fray Jaén o Sor Caracuel empeñados en su mezcla de fiesta y religión. Reina padre, no sabe o no contesta, mientras otros mangonean el IMDECO, y Duracell Rojas se ha convertido en pensionista de primera calidad, tras decidirse el cierre del IMDEEC, mientras pega codazos para hacerse con el área de Turismo. La superintendenta Tamayo y el Bonachón Moreno Calderón intentan gestionar sus áreas, pero parece que cuentan con poco apoyo. La periférica Ruiz se aburre al no tener obras que acometer y, mientras, se pelea con el vecindario, y Tristón Martín sigue a las órdenes de lo que digan los empresarios, mientras paraliza todos los planes urbanísticos pendientes. Está claro que aquí todo se lo guisan y se lo comen Maquiavelo Torrico, el becario Bellido y el liquidador Navas, más algún asesor o directivo del segundo nivel.

El pluriempleado Nieto, si le dejan sus múltiples obligaciones, debería darse cuenta que, en un mes, habrá cumplido un año al frente del ayuntamiento, y que lo que era su prioridad, el empleo, no solo no ha mejorado, sino que ha seguido la pérdida de puestos de trabajo. Ni siquiera la apertura de Leroy Merlín. Primark y la inminente de Hipercor han conseguido evitar que superemos los 45.000 parados. Las estrategia de la ciudad en torno a la cultura, se ha deshecho tras no ser nominados para 2016, y el emblema de diez años, el centro de congresos, ha sido demolido antes de empezar a construirse. Los únicos instrumentos que teníamos para generar desarrollo económico (IMDEEC, Gerencia de Urbanismo y Procórdoba) están a punto de desaparecer. Y Vimcorsa, al ralentí, para que no se enfanden los constructores.

En esta situación, y con la perspectiva de tres años sin procesos electorales en la ciudad, es el momento de que reformule su proyecto de gobierno, si es que tenía uno, o, en caso contrario, que lo formule. Su antecesor, el engominado Merino, se encontró en este mismo periodo de gobierno con el préstamo sindicado de más de 30 millones de euros, al cambio; el descenso vertiginoso de intereses que le permitió renegociar préstamos; y la excepcionalidad de poder pedir un préstamo de 200 millones de euros, también al cambio, para cubrir deuda a corto plazo. Todo ello originó suficiente margen presupuestario y liquidez para invertir en todos los barrios, y para mantener la estructura municipal. Su problema era no tener mayoría en el pleno. Ahora, el gobierno local se ha encontrado con el “regalo” de permitirle pagar proveedores mediante endeudamiento a largo plazo, pero a cambio de reducir su capacidad de acción; se ha encontrado una ciudad poco reivindicativa porque los fondos FEILS, FEELS y Proteja, aunque los critiquen, resolvieron muchos de los problemas pendientes; pero no tienen margen presupuestario ni tesorería suficiente. Eso sí, cuentan con mayoría absoluta y UCOR de suplente. Es la hora, pues, de que actúen, de que dejen de buscar excusas y gobiernen.

De recorte en recorte, hasta la liquidación final

Juan Andrés de Gracia | 15 de abril de 2012 a las 14:35

Tras el 25-M, el gobierno del joven Nieto ha enterrado su programa electoral y ha sacado el manuel del buen podador. Primero, ha usado la excusa de la herencia, y no es que la situación que han recibido no tenga sus luces y sus sombras, pero para nada está el ayuntamiento de Córdoba en situación de urgencia. Se necesita controlar la maquinaria municipal, pero no asfixiarla. Luego, les ha venido muy bien el plan de pago a proveedores, o, mejor dicho, el plan de ajuste que se ha debido presentar para los próximos diez años. En  el documento elaborado, se han volcado todas las ideas que, sin estar en el programa, se han convertido en la esencia de su gobierno. Los “19 escalones” han pasado doce años en la oposición, para ahora no proponer nada más que desmantelar el sector público. Y lo dice alguien que no cree en las políticas de déficit ni de deuda como base de la gestión local.

Al IMDEEC, le han preparado un entierro justificado con una comisión de investigación donde no se ha desvelado ninguna problema irresoluble. Ya he publicado diversas entradas sobre el tema, por lo que no voy a insistir más, por ahora. Pero ahí no se va a quedar la cosa. El plan de ajuste quiere meter la tijera a la Gerencia de Urbanismo, al contastar que los fondos municipales que van a ese organismo están dedicados, casi por completo, al pago de personal. Lo cierto es que una vez que la Gerencia ya no consigue ingresos propios. y que la actividad urbanística se ha reducido casi a cero,  su existencia ha sido cuestionada y a los especuladores les viene muy bien. Lo hizo el aspirante a fenómeno, Durán, en un momento de lucidez, en plena campaña electoral, y ahora tiene difícil dar marcha atrás. Parece que el fichaje del “supergerente 86″ Martínez (no creo que sea el “facha”), no ha servido para nada, a pesar de sus importantes emolumentos. La intención es hacer un derribo controlado de la entidad, pasando deeterminados servicios al ayuntamiento. Pero que no nos engañen, lo que buscan es reducir los costes de personal, por lo que, o habrá personas despedidas, o tendrán que rebajarse salarios.

Detrás, aunque es posible que se adelante, viene el Instituto de Deportes. Como estructura municipal tiene externalizados la mayoría de los servicios, pero al cerrar las oficinas de Lepanto se ha encontrado que las dos instalaciones que gestiona directamente (Vistalegre y Fontanar) están repletas de trabajadores. El objetivo no es otro que reducir esa carga más pronto que tarde. Mientras, han estado reduciendo gastos de los clubes de fútbol, de las salas de barrio, … pero, en breve, tendrán que tomar una decisión definitiva. Igual que tendrán que hacerlo con Cecosam, en la que han anunciado entrada de capital privado, pero nada han dicho de “gestión privada”. Hay que reconocer que esta empresa, desde sus orígenes, está sobredotada de personal, y que los limites de su negocio han obligado a que las transferecnias municipales se tengan que mantener en niveles elevados.

Por ahora, Sadeco y Aucorsa se han librado de estas actuaciones radicales. Sadeco había conseguido un preacuerdo donde los trabajadores se limitaban sus salarios en los próximos años, a la vez que aceptaban trabajar más horas. Lo malo es que Aucorsa ha hegociado otro preacuerdo que es claramente mejor que el de Sadeco, por lo que este ha quedado reventado. Sadeco cuenta con un plan de saneamiento que ahora puede haberse convertido en papel mojado. Aucorsa  estaba en ello, pero antes pretendía reformar las líneas para rebajar costes. Lo cierto es que parece que cada uno ha ido por su cuenta. Si Pitagorín Prieto se había apuntado un tanto con su preacuedo antes de las elecciones autonómicas, Cierres Sierra le ha devuelto la jugada. Y es que ya anticipamos hace algunos meses que, una vez se asentara el “gobierno de los muchos”, cada uno pasaría a defender su trocito de poder por encima de las teorías del Becario Bellido. Incluso habiendo aprobado el plan de ajuste, veremos contradicciones día a día.

El PP ganó las elecciones municipales con holgura, pero ahora tiene que ser capaz de gestionar lo público, no demolerlo. Su teoría política es favorable a la mínima actuación administrativa, pero cuando uno se dedica a ello, acaba queriendo crecer. El joven Nieto tenía la ocasión de reestructurar profundamente su gobierno, pero si no gobiernan Andalucía, solo podrá despedir a la hippy Alarcón, y soportar a Duracell Rojas, entre otros. La próxima entrada de la miss, unida a la ausencia permanente del Reina Padre, entre otros, hace que la coherencia ideológica y capacidad de gestión, en esta difícil época, deje mucho que desear. Al menos soltó el lastre de Primo de Jurado, algo es algo.

Freno al deporte cordobés

Juan Andrés de Gracia | 14 de marzo de 2012 a las 14:47

Hace unos días, publicaba una entrada sobre lo sorprendente de permitir al Córdoba CF la próxima gestión del Estadio El Arcángel para sacar rendimientos ajenos a su actividad deportiva, en vez de que el propio ayuntamiento lo hiciera. La sorpresa pasa a estupefacción cuando se ha conocido que el Instituto de Deportes está pensando en renunciar a inversiones pactadas, consensuadas y reiteradamente prometidas, que además cuentan con subvenciones aprobadas de la Junta de Andalucía. Así se las gasta el joven Nieto y sus secuaces de los “19 escalones”.

Que fácil fue cerrar el presupuesto del Instituto de Deportes a la baja para ahora ir cerrando servicios o programas, ahogar a las entidades deportivas que llevan concesiones deportivas, o renunciar, como decimos, a inversiones presupuestadas y financiadas. Ya han obligado a los clubes de fútbol a firmar convenios que le suponen una importante merma de su financiación, al igual que, a las asociaciones y clubes deportivos que gestionan las salas deportivas, les han recortado la subvención que equilibre la misma. Mientras, no parece que haya otra idea de futuro que ir a la directa privatización de servicios y equipamientos deportivos ya existente, como ya ha sucedido con la piscina de Poniente o la de Lepanto.

Mientras que para el Córdoba CF todo es un camino ancho al que se doblegan las instituciones, y, especialmente, el ayuntamiento, para los clubes que llevan decenas de años haciendo deporte de base en la ciudad, barrios y colegios, se les obliga a apretarse el cinturón más allá de lo razonable. Conozco que los precios públicos del Instituto de Deportes no logran cubrir los gastos del mismo más allá del 30%, pero la solución no es cargarse el trabajo de los clubes y asociaciones que mantienen, más que dignamente, el deporte en nuestra ciudad. Recordemos que el Córdoba CF no es deporte, sino espectáculo, y que su uso del Arcángel debería tener un coste que luego revertiera en el deporte de la ciudad, y no que la ciudad le aporte recursos que detraemos del deporte.

Seamos claros, hay quien apuesta por gastarse unos 500.000 euros en un fin de semana de Copa Davis, en vez de mantener todo un año el apoyo suficiente a nuestras entidades deportivas de base. Lo primero, sólo da beneficios a la hostelería una semana y unas fotos con algún deportista mediático, siendo generosos; lo segundo, genera salud, convivencia y economía local en todos los sectores durante todo el año. Reconozco que todos deben hacer un esfuerzo, pero el derroche de la Copa Davis o los favores al Córdoba CF demuestran donde están las prioridades.

Por eso, es ya insultante que desde el ayuntamiento, en este caso, específicamente, del Instituto de Deportes, se nos quiera confundir intoxicando con medias verdades y falsedades los recortes deportivos. En lo que respecta a las inversiones financiadas junto a la Junta de Andalucía de pista peraltada de ciclismo, piscina para la zona Norte o vestuarios en instalación deportiva de la Huerta de la Reina, no hay nada más que cumplir ejecutando las obras. Si se firmó el convenio, es que hay dinero en los remanentes del presupuesto para su ejecución, y no hay razón para dar marcha atrás. Es asombroso que se valore devolver el dinero ya recibido. Es mentira que el Instituto de Deportes no tenga dinero para la obra, y lo único que pretende es ahorrarse la inversión para destinar el dinero a otras prioridades “peperas”.

Sé que en esta época de crisis hay que pensarse crear nuevos equipamientos, que, por cierto, prácticamente ya son pocos los que se necesitan en la ciudad, pero los que están planificados y financiados desde hace años, ya hay que ejecutarlos. El ayuntamiento debe tomar luego las medidas necesarias para que al Instituto de Deportes llegue el dinero para pagar las facturas de la obra y, posteriormente, para su funcionamiento. Igualmente, se podrán tomar las medidas que se crean necesarias para asegurar un coste razonable, mediante fijación de precios públicos y forma de gestión adecuados. Justamente, lo que no se hizo con la Copa Davis, que, primero, se decidió que se celebrará en nuestra ciudad y, cinco meses después, aún no sabemos cuánto nos va a costar definitivamente. Eso sí, se buscó el dinero debajo de las piedras. El “Reina padre” debería exigir el mismo trato.

Se acabó la fiesta: gobiernen y opónganse

Juan Andrés de Gracia | 7 de enero de 2012 a las 13:08

Demostrado, la “Casa de los Muchos” no tiene más estrategia que la distracción y la diversión. Veámoslo. Por un lado, el becario Bellido se dedica a vender las virtudes de un presupuesto que tiene muchas carencias. Sin que nadie se lo pida, se dedica a decir que se mantiene el gasto social y cultural, y ya saben aquello de “excusa no pedida …”. Su apuesta por subir los impuestos ha quedado respaldada por el mismo “Manostijeras” Rajoy y “Mamita” Soraya. Continúa con su táctica de “que viene el lobo” en cuanto a nóminas, proveedores y pagos en general. Ahora tendrá que evitar generar, de nuevo, el déficit que, mediante trucos contables y préstamos, ha hecho desaparecer, pero que existe en la gestión municipal. Si no existiera ese déficit, no tendría necesidad de parecer Freddy Krueger asustando a diestro y siniestro. Tendrá que meter en cintura al resto de los “19 escalones”, incluido al joven Nieto.

Paralelamente, Maquiávelo Torrico se ha escondido para ir preparando los recortes que, en materia laboral y de prestación de servicios, aflorarán tras las elecciones andaluzas. Su trabajo está dedicado, por un lado, a preparar la campaña de las andaluzas con el dinero que le pagamos los cordobeses, pero además dirige los hilos de los gerentes venidos del frío, como “pistoleros” a sueldo, ¡y vaya sueldo! El objetivo es que metan en vereda a los sindicatos y, alternativamente, desmonten el entramado de servicios públicos para que el sector privado se quede con lo que sea rentable. En esa labor tiene el bastión de Rafael Navas, que se pensaba que esto era una empresa de lacteos y se ha encontrado con la burocracia administrativa. También está, en la sombra, la “pragmática” Sola, si es que no acaban por hacerla Subdelegada del Gobierno.

Tristón Martín se encuentra encerrado en la Gerencia, evitando tener reuniones ciudadanas. Su labor es preparar soluciones para los suelos que le explotan en las manos a las cajas y bancos. Para ello, le están dando vueltas a como cambiar el PGOU y el Plan del Casco lo más rápido posible. También tiene que ver como hace que a los parcelistas le cueste más barato legalizar sus propiedades, pero en plena crisis no es fácil. Lo de construir vivienda y aparcamientos nunca fue lo suyo, y hará lo mínimo imprescindible para que no se enfanden los promotores. Tiene por delante el Plan Sierra y el de Caballerizas Reales donde hay demasiados intereses contrapuestos que vencer y convences. Por todo ello, está haciendo gala de su táctica negociadora “a-purada” y parsimoniosa, practicada con discreción. Lo que no puede evitar es que el “socioconcejal” Gómez, día tras día, pregunte “qué hay de lo mío”. Todo ese trabajo oscuro saldrá en primavera.

La “superintendenta” Tamayo ya sabe que lo tiene complicado con la calle Cruz Conde, los taxis, y otros conflictos encallados. Querer basarse en informes técnicos, para solucionar problemas políticos, no le está dando resultado. Sólo le falta que le crezcan los “enanos” del Área de Seguridad. Todo dependerá de si les pagan horas extras o no Le ha restado protagonismo a la “Hippy” Alarcón en su exilio de Diputación. Charini. vive de las estadísticas, pero no consigue ofrecer al sector el centro de congresos que necesita. Su guerra por hacerse con parte del IMDEEC parece no dar resultado. Eso, a pesar de que Duracell Rojas no consigue sino crearse enemigos en los sindicatos y empresarios. Ya no es el que era y ni siquiera puede ahora lucirse en su labor de “showman” en los plenos. No es el único.

Por otro lado, tenemos el “cuerpo de baile” del localcatolicismo, dirigidos por Fray Jaén y “Saraos” Caracuel dedicados a actos religiosofestivos que distraigan al vecindario. El resto del equipo tienen poco que hacer excepto presumir de sus nuevos cargos y sueldos. Hay casos como el de Comercial Sousa, Primo de Jurado o la misma cuñadísima Botella, que aparecen esporádicamente en busca del sitio que no han conseguido. Otros han de pelearse con el vecindario, ofreciéndoles recorte tras recorte, y sólo saben ser oposición a la Junta. Hasta ahora, el que baila con la más fea es Reina Padre, empeñado en cambiar los sistemas de gestión de la política deportiva, para lo que tiene que dejar en la estacada a los colectivos deportivos. Toda una paradoja. Hay que destacar aquí la ilusión y ganas del “Bonachón” Moreno Calderón, que tiene el reto de mantener la calidad cultural heredada, en un equipo donde puede lo religioso. De hecho, el próximo trabajo central será la Semana Santa.

Pero no se pierdan a la oposición. Por un lado, UCOR sigue enfrasacado en vivir del desconocimiento. Nos vendieron que eran profesionales con ideas nuevas, apolíticos, claro, o sea, de derechas, también clarísimo, pero, por lo visto, no se entienden ni entre ellos. IUCA, es un monólogo de Paco Tejada en defensa de la gestión realizada. El resto de componentes del grupo parece que tienen bastante con ir de reunión en reunión. Ni siquiera son capaces de mantener su presencia ciudadana. Les vendieron ser gobierno y por poco acaban en el grupo mixto. Algo parecido le sucede al PSOE, que ya han conseguido que nadie se atreva a hablar, excepto cuando el Padrino Durán les da permiso. A ellos les agrada no tener que aguantar al vecindario y prefieren la familia, en su amplio sentido.

Y acabo con el joven Nieto. Se le ve feliz, inmerso en la ola favorable al PP, viviendo de la inexistencia de alternativa y de oposición. Sabe que no tiene más adversario que su propio equipo y más enemigo que la crisis. Ha guardado el programa electoral y el de gobierno y se ha puesto el traje de víctima. Ya ha podido hacerse fotos con Nadal, con ministros peperos y hasta con los Reyes Magos. Ya debe saber lo que es el poder. Otra cosa es que sepa lo que quiere hacer con él. Por lo pronto, el número de parados y de cierre de empresas, sigue creciendo en la ciudad, y no se le ve con la ideas claras de lo que puede hacer. Hasta ahora le valía meterse con Griñán o ZP, pero pronto no tendrá con quien hacerlo, y, además, llevará ya un año en el gobierno y la herencia será un recuerdo. Al menos, está disfrutando de los llenos de un estadio de fútbol que representa lo peor del cogobierno saliente. Y es que el que no se consuela …

El Arcángel: patrimonio privado

Juan Andrés de Gracia | 8 de noviembre de 2011 a las 18:54

Me echo a temblar cada vez que la SAD Córdoba CF llama a las puertas de nuestro ayuntamiento, y más, si lo hace en un momento de euforia deportiva. En 2012, se cumplirán 40 años que el Córdoba CF jugó por última vez en primera división de fútbol, y esta temporada se encuentra en una de las opciones más cercanas a volver a conseguirlo. Tras no haber sido nominados como Capital Cultural de Europa para 2016 y con los problemas que sufre el expediente para reconocer a los patios como patrimonio inmaterial de la humanidad, gran parte de la ciudad vuelve sus ojos a los resultados deportivos del club, con ansias de ver colmada una ilusión. La fuerza del fútbol no es ajena a Córdoba, y el propio joven Nieto ha fichado como delegado de Deportes al Reina padre, mito del fútbol cordobés y nacional.

Es bueno recordar que, en plena campaña, el candidato Nieto se mostró reacio, como el resto de oponentes políticos, a aportar más recursos al Córdoba CF, alegando su carácter privado y lucrativo como sociedad anónima deportiva. Pero parece que la buena clasificación actual del club ha suavizado esa posición, y que se trabaja para que el ayuntamiento aporte, de una u otra manera, el dinero necesario para equilibrar el presupuesto del Córdoba CF. No hay que olvidar que el ayuntamiento no ha dejado de apoyar al club, básicamente, porque la futura exministra y ya exalcaldesa y exconsejera, usó el club como parte de su estrategia  personalista de imagen cordobita. Actualmente, el Córdoba CF usa el estadio de El Arcángel de forma gratuita y el ayuntamiento ha tenido que asumir, incluso, los gastos de reposición de cableado y luminaria, entre otros. Todo ello, al margen de todo el dinero gastado en la inconclusa reforma del mismo estadio, que ya se eleva a unos 40 millones de euros.

Hay que tener en cuenta que el Córdoba CF no es, hoy por hoy, una entidad benéfica, ni social. Que el objetivo de la SAD es ganar dinero y que, para eso, se involucraron en su presidencia desde Manuel Oviedo a Palma Marín, pasando por el tridente de promotores/constructores (Gómez, Prasa y Marín). Alguien podría creer que los resultados han hecho que, tan sólo alguno de ellos, haya ganado dinero directamente de la actividad deportiva, pero la mayoría han conseguido contrapartidas suficientes en el campo inmobiliario, que han compensado estar al frente del club. El nuevo propietario no es un caso aparte, y se hace cargo del club con el afán de ganar dinero. Por ello, no parece lógico que el ayuntamiento aporte más parte del patrimonio de todos los cordobeses, para que se lo lleve una entidad privada que, además, no tiene ningún compromiso establecido con la ciudad.

De forma apresurada, se va a permitir que un bien patrimonial como es el Arcángel, que ha costado decenas de millones de euros a los cordobeses, sea utilizado como fuente de ingresos privados por un particular. Mientras que al propio ayuntamiento le está costando dinero instalar oficinas en el estadio, le vamos a facilitar a este empresario que pueda sacar rendimiento a las instalaciones. Teniendo en cuenta la situación en la que se encuentra el ayuntamiento de Córdoba, no parece nada razonable que el posible beneficio que se saque del estadio por usos no deportivos, vaya al bolsillo de tercero. Si hay que instalar publicidad exterior, el ayuntamiento debería reciibir los ingresos íntegros. Si se va a instalar cualquier negocio hostelero, el ayuntamiento debe sacarlo a concesión en busca del mejor postor. Si se piensa instalar cualquier otra actividad económica lucrativa, el beneficiario debe ser la ciudad.

Sé que “los 19 escalones” pueden buscar informes que avalen la importancia de contar con un club en primera división. Soy conocedor de que una parte importante de la ciudad apoyan cualquier acción encaminda a conseguirlo. Pero, no es posible que el ayuntamiento de Córdoba se cargue con el mantenimiento de una actividad privada, que mueve millones de euros, sin que participe directamente en sus beneficios. Si el Córdoba CF quiere el estadio de El Arcángel, que lo pague. Que empiece por abonar un arrendamiento suficiente por su uso. Si se abre la posibilidad de ampliar sus actividades lucrativas, que se saquen a concesión mediante subasta y se le conceda al que más aporte. Hasta las castañeras y castañeros que estos días vemos por las calles durante la época del frío, tienen que abonar una tasa por el uso del dominio público. No es posible que la economía que genera el Córdoba, se vaya exclusivamente a futbolistas, entrenadores, intermediarios, … Si el Sr. González compró el club, es para que asuma su responsabilidad el frente del mismo.

Estamos en época de recortes, por encima del 30%, en el Instituto de Deportes, que va a afectar fuertemente a los clubes de base de nuestra ciudad. Adeba, Adecor, Adesal, Adenaco, Navial, Cajasur, los clubes de fútbol, … todos van a sentir la crisis del apoyo de las administraciones públicas, que se suma a la falta de empresas que inviertan en deporte. En este marco de dificultades, no es entendible que el Córdoba CF incremente los ingresos por transferencia directa o indirecta del propio ayuntamiento. Rentabilícese el Estadio de el Arcángel, pero úsense los rendimientos para financiar el deporte sin ánimo de lucro de la ciudad, y no para que el empresario González haga negocio.

Por último, entiendo que no será tan fácil que una entidad privada lucrativa como la SAD pueda recibir gratuitamente, o con contrapartidas ridículas o simbólicas, dinero del ayuntamiento de Córdoba. La situación del Córdoba CF en el estadio El Arcángel es alegal e, incluso, rondaría la malversación del patrimonio, que juegue sin abonar ninguna cantidad al Consistorio. Ya inventaron poder quedarse con los terrenos de las Quemadas para instalar una Ciudad Deportiva (en realidad, un centro de negocios deportivo y de ocio), y para ello, hubo que tirar de la falsa cobertura de la Fundación del Córdoba Club de Fútbol, a la que nos vimos obligados a reconocer su interés social. Espero que ahora no se vulnere la legalidad una vez más.

Durán y la Junta que quisimos tanto

Juan Andrés de Gracia | 26 de agosto de 2011 a las 11:53

Sé que el mes de agosto es propicio a que cualquier pequeño asunto se convierta en noticia y que, lo que normalmente no merecería ni un comentario, genera debates intensos. Es cierto, que hemos podido conocer los embargos del socio concejal, o el sudoku en que se ha convertido la calle Cruz Conde. Ayer incluso celebré que llegara la Vuelta Ciclista a España de nuevo a Córdoba, porque así pude ver al Reina padre disfrutar como un chiquillo de esta aventura cuasijuvenil que para él debe ser estar de concejal. Él, que hacía las mejores palomitas para parar los balones y a la vez cantaba mejor que Miguel Poveda. Claro,que ser el padre de un campeón del mundo no nos sucede a todos, y como no podía ser concejal desde Liverpool su hijo, pues ponemos al padre y hemos cuadrado el círculo.

Lo que le ha costado es hacerse una foto con el asunto de la Copa Davis. Según yo tenía entendido, el tenis es un deporte, pero la sequía de agosto lo han convertido en una romería, donde diariamente mandan al concejal o alcalde de guardia para que parezca que se gobierna. Tras ver las obligaciones que asume la ciudad para ser sede de la semifinal, me queda la duda de si también estamos obligados a que gane España o si esto es cuestión de quien juegue mejor. Ha de saberse que aquí los árbitros pasan bastante desapercibidos y que, como no hay contacto, no existe penalty, ni tampoco fuera de juego dudoso. Bueno, rectifico, quien ha sido cogido en fuera de juego clarísimo es el consejero de turismo, Luciano Alonso, que no se ha visto en otra peor.

Resulta que por primera vez no se apoya a una ciudad andaluza que organiza un evento de este tipo. Luego se saca de la manga una campaña turística, como si eso se improvisara de un día a otro, que luego retira, desairado ante la incomprensión del joven Nieto. Pero ahora tiene que soportar que el aspirante a fenómeno, que representa a la cuarta fuerza política de la ciudad, le obligue a hacerse una foto prometiendo que, si se lo piden arrepentidos, vuelve a poner en marcha la campaña turísitca. La verdad es que en el tiempo que queda sólo cabe un eslogan tipo “Córdoba is different” O “Córdoba exaspirante a Capital cultural”. Posiblemente, Durán tema que no le pasen suficientes entradas vip para él y los suyos  y se tenga que coformar con ver el espectáculo por la televisión. Y es que por una foto con Nadal, uno es capaz de obligar al consejero a todo. ¿Se imaginan ustedes el recibimiento que tendrá Griñán si se le ocurre venir. No digo nada de Carmen y Rosa que ellas siguen a lo suyo. Ah! por cierto, aprovecharon para comentar que los pérfidos peperos lo mismo pierden las ayudas al Centro de Congresos.

Imagino que ahora Durán, en su papel de Padrino de la gran familia, tendrá ahora que obligar a una foto con la consejera de Vivienda, Turismo y Transportes para exigir que prometa de nuevo volver a publicar la infografía del tranvía, porque dinero para hacerlo no habrá en tiempo, y a que rectifique inmediatamente qué es eso de que se reduzcan y se ralenticen las ayudas a la rehabilitación en Axerquía Norte o a la implantación de ascensores en los barrios de Córdoba. Y si no rectifica inmediatamente que cese a su delegado Paco García. ¡Ven ustedes como tenía razón y había que cesarlo! Y es que no sólo parece que se pueden cortar cabezas de delegados como el que se dobla en el seis doble, sino que como le propuso Bacall a Bogart, cuando Durán chifla, los consejeros deben acudir bajo pena de excomunión.

Antes, esas cosas de la presión que al más burdo estilo Chicago se realiza desde el partido a la institución, al menos se hacían discretamente. Ahora, interesa demostrar que, aunque el vecindario haya votado una lista de parlamentarios y luego Chaves/Griñán haya nombrado consejeros, el poder reside en la Avenida del Aeropuerto. Sé que esto le va a gustar a Durán, sentirse poderoso, que el suelo tiemble por donde pasa, como pasaba con King Kong. Es una forma de entender el servicio a sí mismo. Claro, que al final la gente va a pensar que la Junta de andalucía es una sucursal que regenta la gran familia Durán, enmparentada con los de Griñán. Ni siquiera es el PSOE el que manda, que todavía tendría una lógica, sino, lo que en China se llegó a conocer, como la Banda de los Cuatro.

Y mientras, los “19 escalones” yendo a los mejores modistos deportivos y dando clases aceleradas de las reglas del tenis. Aunque la Copa Davis. Al parecer, vamos a tener dinero para todas las exigencias del evento, y si no, la culpa será de la Junta. Espero que no se les olvide que los problemas de la ciudad, y del ayuntamiento, siguen, que lo que antes era una ciudad en ruinas a punto del suicidio o de ir a la conquista del País Vasco por la Capitalidad cultural, igual que fueron los griegos en busca de Helena a Troya, ahora no es El Dorado o California. les reucerdo que ya Nadal no puede firmar la adhesión a nuestra candidatura, ni va costear las nóminas municipales.

La izquierda que no se preocupe, que tenemos al Faro de Occidente, dedicado da demostrar que la Junta de Andalucía no es nada más que una marca comercial, y que el la gestiona desde el chiringuito, que para eso están los móviles. Ya que no se puede fiar de Isabel Ambrosio, por rebelde; tampoco de Paco García, por no suicidarse a gusto; del sustituto de Juan Torres, porque aún no se ha enterado de donde está, … Una vez cortadas las cabezas a su orden, como si fuera la reina de Alicia en el País de las Maravillas, siempre nos quedará él… ¿o era París?