Archivos para el tag ‘Juan Miguel Moreno Calderón’

Gobierno municipal: 2ª parte

Juan Andrés de Gracia | 8 de mayo de 2012 a las 19:43

A la par que el gobierno de los “19 escalones” estaba reunido escuchando la remodelación de gobierno, publicaba ayer la entrada sobre la necesidad de esa remodelación. Les aseguro que la coincidencia temporal se debió, exclusivamente, a eso, al azar, eso sí, basado en un análisis de la situación del ayuntamiento que pedía a voces los cambios. Desde luego, por mucho que se empeñe Maquiavelo Torrico en hablar de que esta remodelación estaba anunciada, la realidad, que se puede comprobar en la hemeroteca, es que solo se hablaba de “breves retoques” motivados por la entrada de Culebrón Pedraza. Al final, no solo ha habido cambios de delegaciones, sino de la misma estructura de gobierno, lo que refleja que, la existente hasta ahora, se ha demostrado ineficaz en gran medida, y que la Casa de los Muchos (eso de ser el gobierno más extenso de la historia de la ciudad), provoca disfunciones al atomizar la toma de decisiones. En una entrada antigua ya me mostré favorable a que se renunciara a los nombramientos por Ley de Grandes Ciudades por innecesarios.

Por tanto, mi primera impresión no puede ser sino positiva, por el hecho de que se intente enderezar un barco que navegaba a la deriva. Ahora, solo les falta reformular el programa de gobierno, puesto que el electoral ya no es válido, ante su incumplimiento continuo, que se hará evidente cuando se cumpla un año de gobierno local. Maquiavelo Torrico intoxica y confunde cuando reclama, de nuevo, el empleo como el motivador de esta crisis de gobierno. La importancia que se le dio a la reducción de áreas queda ahora corregida, al aumentar de cuatro a cinco, lo que se acompaña con la desaparición del invento de los “órganos colegiados” por alegales e inútiles. La lástima es que, lo que ha hecho el pluriempleado Nieto, es componer un puzzle para los retos inmediatos del próximo año, perdiendo la oportunidad de hacerlo para los tres que quedan de mandato.

El alcalde en prácticas, Nieto, ha dispuesto, como he dicho antes, cinco áreas, y ha puesto al frente de cada una a un miembro de su núcleo cercano. La primera, la de Presidencia, con Maquiavelo Torrico al mando. Con él, cuatro delegadas débiles: las recién llegadas Culebrón Pedraza y Verito Martos, así como la Benefactora Córdoba y la Periférica Ruiz. Lo más llamativo es la degradación de la ingeniera Ruiz, motivada por sus conflictos con el vecindario, quedándose con una delegación sin obras que hacer. Lo más provocador es el nombramiento de Miss Pedraza al frente de Igualdad, que imagino no ha sido nada bien recibido por los colectivos de mujeres. A la ociosa Córdoba, se le obliga a trabajar algo, al ponerla al frente de Participación, justo cuando tiene levantado el movimiento ciudadano.

El área de Hacienda acoge a Duracell Rojas y recupera a la hiperactiva Sola, bajo el mando del becario Bellido. Lo del Abuelo Rojas no deja de ser una jubilación anticipada, dedicado a los caracoles, la venta ambulante y las rebajas. Volver a poner a Sola, la fiera, al frente de Personal, significa la derrota de los modelos del liquidador Navas, por mucho que fuera asesorado por CECO. Se busca una persona que conozca la administración y que conozca cómo se negocia con empleados públicos. TíoGilito Bellido se queda, así, al frente del plan de ajuste, con una economía encauzada y pendiente de que no se le desmande la partida de personal.

El liquidador Navas ha pasado directamente al área de Promoción, donde su función va a ser más necesaria. Encargarle del des-empleo, es encargarlo de cerrar el  IMDEEC. Además, sigue con Cecosam en su camino hacia la privatización, y acoge al Reina Padre para tutelar el fin del IMDECO. Para endulzar la labor, se incluye a Sor Caracuel, convertida en Reina de las Fiestas, tras puentear a Fray Jaén; y a Bonachón Moreno Calderón, que continúa como un pelícano entre tanta gaviota. Dar a AgroNavas la competencia de Turismo, es reconocer que se va a centralizar toda la política turística en Diputación. La anécdota de Agricultura, es un capricho personal, por mucho que se venda el proyecto virtual de Agrópolis.

Pelotazos Martín encabezará el área de Urbanismo, y consolida sus competencias, olvidando el tripartito que formaba con Comercial Sousa y Primo de Jurado. La primera, continúa en el área, pero convertida en la sargenta Sousa, al frente de Seguridad, abandonando sus promesas de agilizar licencias. La superintendenta Tamayo se centra en el tráfico y Aucorsa, compensándola con una tenencia de alcaldía, pero siendo víctima de su mala relación con los sindicatos. Por último, se asila a Fray Jaén, convertido en el Florido Jaén, en una labor que se prevé, por suerte, sorda. Eso sí, se le reserva su penitencia gustosa: La Semana Santa.

Como área marginal queda el de Familia, pues, Mª Jesús, la Botellona, por razones de equilibrio interno, va a la Diputación, posiblemente, con puesto de vicepresidenta. Y la Glamurosa Arcas retorna a Educación, a pelearse con las peticiones de los colegios, tras una triste gestión al frente de Mujer, donde solo se le recuerda las subvenciones a entidades antiabortistas. Y eso que insisten en que mantienen el estado de bienestar. Habrá que ver si mejora algo tanto cambio.

Remodelación del gobierno municipal, ya

Juan Andrés de Gracia | 7 de mayo de 2012 a las 20:23

El pluriempleado Nieto esperaba la victoria en Andalucía para impulsar su labor de gobierno. Recordemos que, en plena campaña electoral, reveló algunas de sus mejores bazas: Centro de Convenciones, Metro-Tren, Proyecto Agrópolis, … Lo cierto es que, pasado el 25-M, estos proyectos se han adormecido y las únicas noticias de la Casa de los Muchos son las que se refieren al plan de ajuste-pago de proveedores y a las fiestas de la ciudad. Es significativo que el Cecogobierno se haya desinflado, casi por completo, tras no ganar el experto en oposición, Arenas, las elecciones. Primero, el Masa Carreto se desentendió del proyecto de Centro de Convenciones, chivándose de que era una idea del joven Nieto y, ahora, critica el cierre del IMDEEC sin ser siquiera escuchados.

Nieto, el del centro, no ha podido así enviar a algunos de sus compañeros de Capitulares a la Junta de Andalucía, siendo la excepción la Hippy Alarcón. Aún no ha cubierto su baja (parece que será mañana) y tampoco la de Primo de Jurado, tras su nombramiento como vocero del gobierno en la provincia. Todo hace pensar que, en estos días, anda más preocupado de estar en los cambios que pueda sufrir su partido en Andalucía, que en los problemas de la ciudad. En breve, la estrategia de gobierno centrada en la herencia tocará fin y parece que, lamentablemente, va a ser sustituida con el enfrentamiento partidista con la Junta de Andalucía. Pero no hay que olvidar que hay un proceso de reforma de la organización de la política urbanística, la de empleo y la de deporte, al margen de otras decisiones sobre servicios puntuales (grúa, escuela infantil, …). Para afrontar esos cambios, debería contarse con un gobierno fuerte que no se dedique, exclusivamente, a rebajar partidas sin ton ni son.

Solo hay que repasar los nombres de Comercial Sousa, Glamour Arcas, Verito Martos, la Botella bis o la Benefactora Córdoba para preguntarnos a qué se dedican. O recordar a Fray Jaén o Sor Caracuel empeñados en su mezcla de fiesta y religión. Reina padre, no sabe o no contesta, mientras otros mangonean el IMDECO, y Duracell Rojas se ha convertido en pensionista de primera calidad, tras decidirse el cierre del IMDEEC, mientras pega codazos para hacerse con el área de Turismo. La superintendenta Tamayo y el Bonachón Moreno Calderón intentan gestionar sus áreas, pero parece que cuentan con poco apoyo. La periférica Ruiz se aburre al no tener obras que acometer y, mientras, se pelea con el vecindario, y Tristón Martín sigue a las órdenes de lo que digan los empresarios, mientras paraliza todos los planes urbanísticos pendientes. Está claro que aquí todo se lo guisan y se lo comen Maquiavelo Torrico, el becario Bellido y el liquidador Navas, más algún asesor o directivo del segundo nivel.

El pluriempleado Nieto, si le dejan sus múltiples obligaciones, debería darse cuenta que, en un mes, habrá cumplido un año al frente del ayuntamiento, y que lo que era su prioridad, el empleo, no solo no ha mejorado, sino que ha seguido la pérdida de puestos de trabajo. Ni siquiera la apertura de Leroy Merlín. Primark y la inminente de Hipercor han conseguido evitar que superemos los 45.000 parados. Las estrategia de la ciudad en torno a la cultura, se ha deshecho tras no ser nominados para 2016, y el emblema de diez años, el centro de congresos, ha sido demolido antes de empezar a construirse. Los únicos instrumentos que teníamos para generar desarrollo económico (IMDEEC, Gerencia de Urbanismo y Procórdoba) están a punto de desaparecer. Y Vimcorsa, al ralentí, para que no se enfanden los constructores.

En esta situación, y con la perspectiva de tres años sin procesos electorales en la ciudad, es el momento de que reformule su proyecto de gobierno, si es que tenía uno, o, en caso contrario, que lo formule. Su antecesor, el engominado Merino, se encontró en este mismo periodo de gobierno con el préstamo sindicado de más de 30 millones de euros, al cambio; el descenso vertiginoso de intereses que le permitió renegociar préstamos; y la excepcionalidad de poder pedir un préstamo de 200 millones de euros, también al cambio, para cubrir deuda a corto plazo. Todo ello originó suficiente margen presupuestario y liquidez para invertir en todos los barrios, y para mantener la estructura municipal. Su problema era no tener mayoría en el pleno. Ahora, el gobierno local se ha encontrado con el “regalo” de permitirle pagar proveedores mediante endeudamiento a largo plazo, pero a cambio de reducir su capacidad de acción; se ha encontrado una ciudad poco reivindicativa porque los fondos FEILS, FEELS y Proteja, aunque los critiquen, resolvieron muchos de los problemas pendientes; pero no tienen margen presupuestario ni tesorería suficiente. Eso sí, cuentan con mayoría absoluta y UCOR de suplente. Es la hora, pues, de que actúen, de que dejen de buscar excusas y gobiernen.

Nieto: Córdoba como excusa

Juan Andrés de Gracia | 5 de mayo de 2012 a las 20:15

Ya conocemos cual será la composición del gobierno andaluz del viejo Griñán y el lince Valderas. Cuando el lunes tomen posesión, tendrán, como una de sus primeras labores, decidir sobre el recorte de 2.700 millones del presupuesto, para asumir la minoración de recursos procedentes de los presupuestos estatales en tramitación. No será tarea fácil, y supondrá, para todos ellos, la necesidad de dar explicaciones sobre lo que hay que dejar de hacer. Tendrán que apelar, necesariamente, a las medidas adoptadas por el gobierno de Marianico el largo y provocará un encontronazo político importante. Las buenas palabras de hoy, sobre búsqueda de consenso y colaboración, se dinamitarán rápidamente, y no duden que el noqueado Arenas y sus peperos actuaran, exclusivamente, a favor del gobierno de España y no en los intereses andaluces.

Confirmado, pues, que no gobernarán Andalucía, los alcaldes “gaviotos” lanzarán toda su artillería contra el nuevo gobierno andaluz, que no contará ni con una semana de cortesía. En Córdoba, el pluriempleado Nieto no ha tardado en mostrar cual será la estrategia a seguir y, el pleno municipal del próximo martes, aprobará cuatro mociones de “cordial” bienvenida al nuevo gobierno andaluz, olvidando que la función de dicho órgano es controlar la labor del gobierno municipal. No hay duda de que, de haber gobernado el experto en oposición, Arenas, la actitud hubiera sido otra. Ahora, se usa el pleno del ayuntamiento de forma partidista, no para plantear diálogo entre administraciones, sino para torpedear desde el primer día cualquier vía de colaboración. Sin duda, ello refleja el interés del ambicioso Nieto por suceder al “señorito Javier” como paladín antisocialista cuando se marche a Madrid, con permiso de Esperanza Oña.

La reclamación del IBI de las viviendas sociales es una cuestión que está abierta desde hace años, y que parecía había entrado en una vía de entendimiento mediante un plan de pagos que no se ha acabado de concretar. La amenaza con los tribunales de justicia no parece la actitud más razonable. Estamos hablando de una cantidad que oscila entre 3,5 millones y 7 millones de euros, y no es una situación específica de Córdoba, sino que sucede en todas las provincias, por lo que sería mejor una negociación desde la FAMP. En cualquier caso, es penosa la actitud del aspirante a fenómeno, Durán, al defender que no se pague, argumentando la finalidad social de las viviendas, pues, una vez más, no ha sabido actuar como representante de la ciudad, y sí como mero delegado de su partido.

La ordenación del entorno de Medina Azahara es una necesidad derivada del informe elaborado por la oficina creada a tal efecto, y que ha planteado algunas propuestas que, de hecho, suponen cambios en el Plan especial de Medina Azahara. Lo que Tristón Martín intenta es tapar su incumplimiento de las promesas electorales de legalización a las parcelaciones allí radicadas, intentando que se diriga la responsabilidad a la Junta de Andalucía. Lo curioso es que, desde hace años, tienen en su poder un documento de la federación de asociaciones vecinales Al-Zahara, con apoyo de las asociaciones de la zona, solicitando que se modifique el Plan especial, sin que se le haya hecho caso. Parece, pues, que se opta por abandonar la búsqueda conjunta de soluciones para volver a usar al vecindario y sus problemas para la guerra política.

La petición de un nuevo Plan andaluz sobre drogas parece razonable, pero choca con los recortes sociales y sanitarios que desde el gobierno central se han impuesto a todas las comunidades autónomas. La madre benefactora, Blanca Córdoba, querrá así salir del anonimato en que va desarrollándo su gestión social. Ella, que parecía tener soluciones mágicas, ahora resulta que solo se dedica a reclamar recursos a la Junta de Andalucía. ¡Qué lástima que no se haya manifestado igual ante los recortes relativos a la Ley de dependencia o al derecho a la asistencia sanitaria de los inmigrantes de la “andalucista” Mato!. Tendrá que explicar si la exigencia del cumplimiento del déficit a la Junta de Andalucía es coherente con solicitar incremento del gasto, o, por lo menos, que es lo que hace el ayuntamiento de Córdoba en este campo.

Por último, solicitar que se determinen y concreten los usos del Centro de Creación Contemporánea parece una petición válida, si no fuera porque a lo que debiera dedicarse “la casa de los muchos” es a aclarar el uso y funcionamiento de los equipamientos pendientes como el Museo Taurino, el Centro del Flamenco, la Casa Góngora, la sede de la Orquesta, … ¿Qué pensaría, el Bonachón Moreno Calderón, si la Junta le reclamara el funcionamiento de estos y otros equipamientos? Seguro que lo consideraría una intromisión inamistosa. En definitiva, que los “19 escalones”, bajo el mando de Maquiavelo Torrico, van a esconder su pobre gestión en una guerra institucional sin cuartel. En medio, estamos nosotros.

Equipamientos culturales: algo más que un plan

Juan Andrés de Gracia | 25 de abril de 2012 a las 18:24

El bonachón Moreno Calderón se ha hecho una foto, creo que ya es la segunda, felicitándose por los parabienes y distinciones que recibe el Plan de Equipamientos Culturales vigente en nuestra ciudad. Lo primero que debemos dejar claro, es que el Plan de Equipamientos es un documento municipal, no de la Fundación Arquitectura Contemporánea, por lo que hace muy bien en exigir estar presente en todo acto o decisión institucional que afecte al documento. La Fundación fue la redactora del mismo, mediante el correspondiente contrato, y cobró por su trabajo, y muy bien, por cierto. También es verdad, que lo realizado tiene una gran calidad, y que aporta un nuevo concepto a la visión de lo que deben ser los equipamientos culturales en la ciudad. De ahí, los reconocimientos que no cesa de recibir.

El documento fue aprobado por ¡unanimidad! por todos los grupos municipales que componían el pleno, pues todos pudieron participar en él, así como entidades, expertos nacionales e internacionales, y el vecindario, a través de la página web y otros sistemas de participación que se impulsaron. Esa forma de aprobación le confiere una gran importancia al consenso alcanzado, y nos obliga  a que no sea papel mojado, sino que se procure su seguimiento y aplicación. La idea de su elaboración fue del área de Cultura, con Rafael Blanco, espíritu libre, al frente. Pero fue asumido como parte del dossier que se presentó para optar a la capitalidad, tanto por la oficina del poeta Pérez, como por la Fundación Córdoba Ciudad Cultural, a pesar de la presidencia de la Quina Aguilar, que no profesaba demasiado cariño a su “coequipier” socialista.

La única que no entendió el esfuerzo realizado fue Modas Candelario, pues se empeñó en condicionar el voto de IUCA a que se incluyera su capricho en forma de avión, ese que ella se empeñó en que se estrellara en el Balcón del Guadalquivir, al coste que fuera. Por suerte, aunque el documento permite irse adaptando a la evolución de los tiempos y a nuevas necesidades y posibilidades, el avión quedó como una excentricidad al margen, que no rompe la seriedad del trabajo. Ahora, el gobierno de los “19 escalones” parece que están empeñados en encontrar quien gestione la utilización del avión, ofreciéndole como compensación poder gestionar el kiosco cerrado que se levanta a su lado. Para conseguirlo, también se ha decidido no imponer un pago de canon demasiado elevado, lo cual parece inteligente, pendiente de ver como evolucionan los acontecimientos.

El Plan de Equipamientos Culturales apostaba por el uso de la ciudad como un espacio cultural en sí misma. Utilizar el río, crear vaguadas culturales que cruzaran la ciudad y potenciar las plazas y espacios abiertos como lugar donde se pueda plasmar las iniciativas culturales, son parte de sus líneas centrales. Si somos serios, y queremos sacarle jugo al trabajo desarrollado y los recursos destinados a él, ahora deberíamos olvidarnos de ocurrencias y poner en marcha las ideas y proyectos que permitan hacer realidad la planificación de equipamientos en la ciudad. No podemos seguir considerando que todo lo que se nos queda vacío tenga un uso cultural, porque no hay recursos ni capacidad para ello. Por ejemplo, aunque no conozco en detalle las ideas para la antigua Normal, espero, es deseable, que cuadre dentro de la filosofía del plan y de las necesidades que marcaba.

Hablando de equipamientos culturales en su forma más tradicional, el Bonachón Moreno Calderón, ha acompañado al joven Nieto ya a la inauguración de los esfuerzos que desde el área de Cultura, especialmente, se destinaron a ellos. Así ha pasado con el teatro Góngora o la remodelación del Julio Romero de Torres, que ya son una magnífica realidad. Pero aún queda cerrar proyectos como el Centro del Flamenco de la Posada del Potro, o el Museo Taurino, o replantearse otros que nacieron y siguen confusos como el Centro Espaliú o el Centro Gongorino. En cualquier caso, que no se abra ningún equipamiento sin saber para qué, restándole recursos a los existentes, o convirtiéndolos en bares con cuadros o música. Para eso, recuerdo, y estoy pensando, especialmente, en las bibliotecas, hay que dotarles de los recursos suficientes para mantenimiento, personal estable capacitado y partida para que sean centros culturales vivos.

 

Carta a Manostijeras Rajoy

Juan Andrés de Gracia | 2 de marzo de 2012 a las 13:59

Querido Mariano:

Como el joven Nieto no va a ser capaz de molestarte en tu visita a Córdoba ( igual que el capo Durán o la conversa Aguilar no lo hacían con ZP), y el señorito Arenas solo piensa en no volver a fracasar, me atrevo a mandarte esta carta recordándote las obligaciones del gobierno de la nación con nuestra ciudad y provincia. Sé que usaras tu presencia en Córdoba (que más da donde estés), para hablar de la rebaja del déficit, de la necesidad de recortes y del techo de gasto, esto es, de esa amalgama de datos que asustan, porque cada vez que los usáis, aunque no los entendamos mucho, suponen perder derechos, disminuir salarios o quedarnos en paro. Es cierto que ya has anunciado que los presupuestos del Estado para 2012 serán “sangre, sudor y lágrimas”, pero estoy seguro que para algo habrá, y, por eso, creo necesario pedirte algo, no por caridad, sino por justicia.

Alguien dirá que cómo te tuteo, y es que ya formas parte de nuestra vida más que la familia, los amigos o los compañeros, y, además, aún recuerdo como hace trece años viniste como ministro a apoyar al engominado Merino, ofreciendo 3.000 millones de euros para el antecedente del Palacio del sur. Te recuerdo que nunca llegaron, quizá porque los cordobeses decidimos no darle la mayoría absoluta, y la izquierda gobernó la ciudad. Bueno, la izquierda, no; la QuinaAguilar, que de izquierdas, lo que se dice de izquierdas, nunca fue. Esta vez lo tienes más fácil, porque a los “19 escalones peperos” aún le quedan tres años y tres meses, aunque, si siguen de vacaciones, como hasta ahora, lo mismo se aburren antes. De hecho, se anuncian profundos cambios de personas que no auguran más trabajo, pero si más sueldos públicos.

Lo primero que te voy a pedir te va a sorprender, porque no es exclusivo para Córdoba. Es que de una vez por todas se arregle la financiación de los ayuntamientos. La mayoría están gobernados por “peperos”, por lo que puede parecer lanzar piedras contra mi propio tejado, pero no me importa. El vecindario no quiere que su ayuntamiento cierre servicios, paralice proyectos y despida personal. Podrá querer que sea eficaz, que sea austero, pero, no que desaparezca. Y es que, como todo el apoyo que le brindéis sea endeudarse a precios de mercado, pronto las casas consistoriales serán propiedad de los bancos. No me ha parecido bien que digas que hay que seguir apretándose el cinturón cuando los ayuntamientos, prácticamente, son insignificantes en la generación de déficit.

Ya pensando en la ciudad y provincia, lo primero que esperamos es una respuesta clara a si se va a construir, o no, la Biblioteca Provincial que tiene hasta licencia, y si se va a encargar, al menos, el proyecto definitivo de nuevo Museo de Bellas Artes. Ya sabes que estamos algo enfadados por no haber sido propuestos como Capital cultural de Europa para 2016, pero nuestro proyecto estratégico sigue siendo la cultura (bueno, al menos Bonachón Moreno Calderón, se lo sigue creyendo, aunque el resto de “los muchos” se sonrían). También necesitamos que mantengas (el joven Nieto quiere que lo incrementes) el apoyo prometido al Centro de Congresos (futura sede de nuestra Orquesta). Tus “peperos”, sin embargo, parece que se están rajando, y que se van a conformar con un sucedáneo, por lo que lo mismo te lo ahorras. Al menos, haz todo lo posible por que el ministro Wert defienda bien a nuestros Patios ante la Unesco. Eso cuesta poco, pero como este hombre es tan polémico, tememos que la líe antes.

Espero que no hagas caso a la ministra Pastor, y que no te olvides de darle vida a nuestro aeropuerto. No te confundas, no es como el de Castellón, o el de Ciudad Real. Nosotros nos hemos conformado con uno de “bolsillo” que nos sirva para mercancías, vuelos turísticos y conectarnos con el Mediterráneo. La terminal, y otros elementos complementarios, están pendientes de construir. Acábanos la Variante Oeste, que ahora mismo se ha quedado a medio construir, y es fundamental, incluso sin luz, para llegar a la nueva zona industrial de Poniente. No te olvides de continuar la A-81, antigua N-432, que debe suponer una nueva conexión del sur, con el centro y el oeste de España. Recuerda que queremos ser un centro logístico, por lo que necesitamos que sigas potenciando a Córdoba dentro del esquema ferroviario europeo.

Por último, que sé que hay pocos euros, recordarte que no paralices el programa de dependencia, del que depende la calidad de vida de muchos cordobeses. El joven Nieto se empeña en hablar de que la ministra del desempleo, Báñez, le ha prometido un programa piloto sobre empleo, pues, que así sea. Mucho me temo que se haya confundido, y que lo que le ha ofrecido es “un piloto con empleo”. No te olvides del estado del bienestar, que para que exista, no es suficiente con que tú lo disfrutes, sino con que llegue al último rincón. Si no te cuadran las cuentas, piensa quien tiene dinero de sobra, y fuerza a los bancos a que actúen socialmente. No prometo votarte si lo haces, pero te cambiaré el apodo por el de “el conseguidor”. Un saludo.

¿Qué ha hecho la Capitalidad para merecer esto?

Juan Andrés de Gracia | 31 de enero de 2012 a las 18:58

Desde que en junio del año pasado el proyecto de Capitalidad fue dilapidado, el joven Nieto sigue una estrategia errática sobre la Fundación córdoba ciudad cultural. Por mucho que se empeñe Maquiavelo Torrico en decir que la Fundación “no se va a cerrar”, díganme qué calificativo cabe cuando no hay gerente, no hay personal, no hay presupuesto, no hay plan de trabajo y solo tiene deudas (por cierto, que incomprensiblemente no se pagan a pesar de haber dinero en tesorería). El decálogo de diez puntos que ayer se presentó, no deja de ser un marco de trabajo que ofrece el ayuntamiento al resto de instituciones, pero que para nada sirve para dar contenido o sentido a la Fundación.

La estrategia no es otra que mantener la Fundación como prueba de que estamos dolidos, y de que todavía aspiramos a que nos den la razón en el recurso presentado por el ayuntamiento, a través de un grupo de avispados abogados, y animado por el odio a lo vasco que recuerda a la peor extrema derecha. Manteniendo nominalmente la fundación, se da pábulo a que aún es posible una marcha atrás en los tribunales. Es toda una operación de marketing político y empresarial (abogados) que ha sufrido ya su segundo varapalo, puesto que no se le aceptó parar el nombramiento de San Sebastián, y ahora la Audiencia (adonde se habían dirigido de forma sobreactuada) se ha declarado incompetente, por no decir sorprendida, por el recurso, remitiéndolo a un contencioso que vea el Tribunal Superior de Justicia de Madrid.

Desde luego, no somos el mejor ejemplo del uso racional de la justicia, tal y como dice proponer el nuevo ministro de Justicia con la doble imposición para litigar. Hace unos días, un confuso joven Nieto, afirmó algo así como que el recurso es un intento de conseguir un trato de favor del Ministerio de Cultura. Pues, nada, ahora tiene plena oportunidad de conseguirlo con el nuevo gobierno de Manostijeras Rajoy. Seguro que lo fían largo, por lo que ha decidido volver a realizar un plan estratégico de cultura. Y digo “volver a hacer” porque ya se realizó uno, independientemente de que se llamara así, para preparar el dossier de la capitalidad.

Por cierto, si ya no optamos a ser Capitalidad, tal y como argumentó el portavoz pepero para defender la aniquilación de la Fundación, ¿Por qué se mantiene el recurso? Lo peor es que el resto de administraciones y BBK-Cajasur asisten silenciosos a toda esta parafernalia y cortina de humo levantada por la mente enrevesada de Maquiavelo Torrico. Ellos, mientras no les pidan dinero, no tienen problema en ser maniquíes cómplices. Tan solo Citoler Torres insiste en intentar que la Fundación se comprometa a llegar a un acuerdo con la famosa coleccionista, como único interés en seguir adelante. Pretende así que se pringuen la Junta, la Diputación, el Ayuntamiento y la propia BBK, en un proyecto que se aleja de Córdoba a cada paso.

De forma gráfica, se han empeñado en hablar del “otoño cultural”. Ya saben que, poéticamente, el otoño es la decadencia y eso es lo que nos espera. Remito a hace quince años cuando el PP, con Cañadillas, se empeñó en otro “otoño cultural” lleno de bandas musicales de pueblo, manualidades de aficionados e imaginería religiosa y centrado en volver a usar el kiosco de la música. Una época que ha quedado en el olvido y que proclamó que la Axerquía seria el símbolo de la mala gestión comunista, se olvidó de los museos, que entraron en deterioro, y retrasaron todo lo que pudieron la construcción de la nueva biblioteca municipal.

Ahora nos enteramos del “proyecto dinamo” que no sabemos qué es y que fue preparado por una concejal que ya no está, la precoz Jurado, y heredado por la novata Martos. Ýa ha sido presentado por todo lo alto, aunque nadie sabe concretar en qué consiste. Mejor dicho, todos lo saben, es poner una marca a la mitad de lo que hasta ahora se hacía. Mientras, incumplen sus compromisos con los profesionales de la escena y con el centro filarmónico Eduardo Lucena, entre otros. Y mientras, el bonachón Moreno Calderón no creo que entienda lo que sucede.

Cosmoherencia cultural

Juan Andrés de Gracia | 12 de enero de 2012 a las 19:39

No podrá quejarse, el bonachón Moreno Calderón, con la herencia recibida en Cultura del gobierno saliente. Desde que llegó a su nueva responsabilidad, no hace sino presentarse a la prensa, alabando programas y equipamientos que estaban encauzados y financiados. Lógicamente, el joven Nieto se suma a más de una de las fotos que se realizan, y eso, que entre sus prioridades de gobierno no existía otra cosa, en el ámbito cultural, que esperar que fuéramos elegidos como capital cultural de Europa para 2016. Una vez perdida esa opción, no ha tenido más remedio que refugiarse en la “maldita” herencia cultural. Bueno, sgue con la denuncia antivasca.

Empezó inaugurando el Teatro Góngora, equipamiento al que se opuso siempre por tener un coste demasiado elevado. Ya es habitual que en la derecha el gasto en cultura siempre parezca demasiado. Recuerdo al engominado Merino diciendo aquello de que dólo se mantendría lo que fuera rentable. Sí le daré la razón, en que me pareció siempre una barbaridad pagar por el Góngora unos  2,5 millones de euros, que se abonaron, en parte, en suelo urbanizable, que rápidamente alcanzó el doble o triple de su valor. Nunca vi perder patrimonio municipal más rápidamente sin que se investigara, y es que entre los beneficiarios había nombres ilustres de la ciudad, con contactos en todos los grupos políticos. Luego, los costes de remodelación y del equipamiento cultural han estado dentro de lo razonable, teniendo en cuenta que, además, se contó con el dinero que el Corte Inglés se comprometió a aportar por permitirle unir “Simago” con el “Palacio del Cine”.

Luego, además de mantener el Festival de Piano Rafael Orozco o el programa Cultura en red, se pudo inaugurar la exposición de la Caixa sobre  Roma, a la que ha seguido la esperada multiexposición sobre el mismo tema que está en cartel. Pensada como parte de la estrategia para alcanzar la Capitalidad, finalmente, ha quedado en una actividad de alto nivel, de las que difícilmente podremos disfrutar en el futuro. También ha podido asistir al Congreso sobre Góngora, de gran valor académico, que ha cerrado prácticamente el año dedicado a su figura.

El reto para el PP era si se iba a mantener Cosmopoética. Convertida en el mascarón cultural de IUCA y, tras disolverse la Oficina de la Capitalidad, y “confinarse” a otras áreas municipales a los responsables de su organización, corría serio peligro. Finalmente, han tenido que retrasar su fecha de celebración a Otoño, porque ya no daba tiempo a hacerlo en Abril, no por ninguna nueva planificación cultural. Por tanto, han acertado manteniendo Cosmopoètica, aunque espero que no caigan en el catetismo. Creo recordar que su nuevo director, Joaquín Pérez Azaustre, reinvindicó la presencia de autores cordobeses en una de las primeras ediciones, algo que se ha conseguido con armonía, pero sin renunciar al criterio cosmopolita de la actividad.

El presupuesto reservado para Cosmopoética es suficiente para organizarla con dignidad. Es más, la subida que el área de Cultura presenta para este año, y que tanto pregona el becario Bellido, es, justamente, lo que va a costar Cosmopoética. El resto de la partida que gestionaba la oficina de la Capitalidad, unos 600.000 euros más, se han volatilizado, así como casi la totalidad de los 300.000 euros que se destinaban a la fundación Córdoba ciudad cultural y el 40% de lo que se remitía al Gran Teatro, a pesar de tener ahora tres instalaciones que dirigir. Por eso, no sé como se atreven a seguir diciendo que no ha bajado la apuesta por la cultura.

Próximamente, se abrirá el remodelado Museo Julio Romero de Torres y, durante el año, debería hacerlo el Museo Taurino, que cuenta con financiación heredada para hacerlo. Tienen el reto de terminar con el error del Centro de estudios Gongorinos, y terminar de definir el Centro del flamenco en la Posada del Potro. Lo que ha quedado como herencia “tóxica” es todo lo que tocaba “Cortinas” Candelario, o sea, el avión cultural (ha sido muy acertado paralizarlo), o la zona de la Victoria (Pérgola, Kiosco de la Música y Caseta Victoria), que no encuentra quien le hinque el diente, pero eso es otra historia.

Se acabó la fiesta: gobiernen y opónganse

Juan Andrés de Gracia | 7 de enero de 2012 a las 13:08

Demostrado, la “Casa de los Muchos” no tiene más estrategia que la distracción y la diversión. Veámoslo. Por un lado, el becario Bellido se dedica a vender las virtudes de un presupuesto que tiene muchas carencias. Sin que nadie se lo pida, se dedica a decir que se mantiene el gasto social y cultural, y ya saben aquello de “excusa no pedida …”. Su apuesta por subir los impuestos ha quedado respaldada por el mismo “Manostijeras” Rajoy y “Mamita” Soraya. Continúa con su táctica de “que viene el lobo” en cuanto a nóminas, proveedores y pagos en general. Ahora tendrá que evitar generar, de nuevo, el déficit que, mediante trucos contables y préstamos, ha hecho desaparecer, pero que existe en la gestión municipal. Si no existiera ese déficit, no tendría necesidad de parecer Freddy Krueger asustando a diestro y siniestro. Tendrá que meter en cintura al resto de los “19 escalones”, incluido al joven Nieto.

Paralelamente, Maquiávelo Torrico se ha escondido para ir preparando los recortes que, en materia laboral y de prestación de servicios, aflorarán tras las elecciones andaluzas. Su trabajo está dedicado, por un lado, a preparar la campaña de las andaluzas con el dinero que le pagamos los cordobeses, pero además dirige los hilos de los gerentes venidos del frío, como “pistoleros” a sueldo, ¡y vaya sueldo! El objetivo es que metan en vereda a los sindicatos y, alternativamente, desmonten el entramado de servicios públicos para que el sector privado se quede con lo que sea rentable. En esa labor tiene el bastión de Rafael Navas, que se pensaba que esto era una empresa de lacteos y se ha encontrado con la burocracia administrativa. También está, en la sombra, la “pragmática” Sola, si es que no acaban por hacerla Subdelegada del Gobierno.

Tristón Martín se encuentra encerrado en la Gerencia, evitando tener reuniones ciudadanas. Su labor es preparar soluciones para los suelos que le explotan en las manos a las cajas y bancos. Para ello, le están dando vueltas a como cambiar el PGOU y el Plan del Casco lo más rápido posible. También tiene que ver como hace que a los parcelistas le cueste más barato legalizar sus propiedades, pero en plena crisis no es fácil. Lo de construir vivienda y aparcamientos nunca fue lo suyo, y hará lo mínimo imprescindible para que no se enfanden los promotores. Tiene por delante el Plan Sierra y el de Caballerizas Reales donde hay demasiados intereses contrapuestos que vencer y convences. Por todo ello, está haciendo gala de su táctica negociadora “a-purada” y parsimoniosa, practicada con discreción. Lo que no puede evitar es que el “socioconcejal” Gómez, día tras día, pregunte “qué hay de lo mío”. Todo ese trabajo oscuro saldrá en primavera.

La “superintendenta” Tamayo ya sabe que lo tiene complicado con la calle Cruz Conde, los taxis, y otros conflictos encallados. Querer basarse en informes técnicos, para solucionar problemas políticos, no le está dando resultado. Sólo le falta que le crezcan los “enanos” del Área de Seguridad. Todo dependerá de si les pagan horas extras o no Le ha restado protagonismo a la “Hippy” Alarcón en su exilio de Diputación. Charini. vive de las estadísticas, pero no consigue ofrecer al sector el centro de congresos que necesita. Su guerra por hacerse con parte del IMDEEC parece no dar resultado. Eso, a pesar de que Duracell Rojas no consigue sino crearse enemigos en los sindicatos y empresarios. Ya no es el que era y ni siquiera puede ahora lucirse en su labor de “showman” en los plenos. No es el único.

Por otro lado, tenemos el “cuerpo de baile” del localcatolicismo, dirigidos por Fray Jaén y “Saraos” Caracuel dedicados a actos religiosofestivos que distraigan al vecindario. El resto del equipo tienen poco que hacer excepto presumir de sus nuevos cargos y sueldos. Hay casos como el de Comercial Sousa, Primo de Jurado o la misma cuñadísima Botella, que aparecen esporádicamente en busca del sitio que no han conseguido. Otros han de pelearse con el vecindario, ofreciéndoles recorte tras recorte, y sólo saben ser oposición a la Junta. Hasta ahora, el que baila con la más fea es Reina Padre, empeñado en cambiar los sistemas de gestión de la política deportiva, para lo que tiene que dejar en la estacada a los colectivos deportivos. Toda una paradoja. Hay que destacar aquí la ilusión y ganas del “Bonachón” Moreno Calderón, que tiene el reto de mantener la calidad cultural heredada, en un equipo donde puede lo religioso. De hecho, el próximo trabajo central será la Semana Santa.

Pero no se pierdan a la oposición. Por un lado, UCOR sigue enfrasacado en vivir del desconocimiento. Nos vendieron que eran profesionales con ideas nuevas, apolíticos, claro, o sea, de derechas, también clarísimo, pero, por lo visto, no se entienden ni entre ellos. IUCA, es un monólogo de Paco Tejada en defensa de la gestión realizada. El resto de componentes del grupo parece que tienen bastante con ir de reunión en reunión. Ni siquiera son capaces de mantener su presencia ciudadana. Les vendieron ser gobierno y por poco acaban en el grupo mixto. Algo parecido le sucede al PSOE, que ya han conseguido que nadie se atreva a hablar, excepto cuando el Padrino Durán les da permiso. A ellos les agrada no tener que aguantar al vecindario y prefieren la familia, en su amplio sentido.

Y acabo con el joven Nieto. Se le ve feliz, inmerso en la ola favorable al PP, viviendo de la inexistencia de alternativa y de oposición. Sabe que no tiene más adversario que su propio equipo y más enemigo que la crisis. Ha guardado el programa electoral y el de gobierno y se ha puesto el traje de víctima. Ya ha podido hacerse fotos con Nadal, con ministros peperos y hasta con los Reyes Magos. Ya debe saber lo que es el poder. Otra cosa es que sepa lo que quiere hacer con él. Por lo pronto, el número de parados y de cierre de empresas, sigue creciendo en la ciudad, y no se le ve con la ideas claras de lo que puede hacer. Hasta ahora le valía meterse con Griñán o ZP, pero pronto no tendrá con quien hacerlo, y, además, llevará ya un año en el gobierno y la herencia será un recuerdo. Al menos, está disfrutando de los llenos de un estadio de fútbol que representa lo peor del cogobierno saliente. Y es que el que no se consuela …

Pacto de perdedores

Juan Andrés de Gracia | 19 de septiembre de 2011 a las 19:43

No deja de sorprenderme a donde va el joven Nieto con su estrategia cultural hacia la nada.  No puedo entender que se anuncie la creación de una red de ciudades “finalistas” para cooperar en cultura, sin que se nos aclare qué va a pasar con la Fundación Córdoba ciudad cultural, con el plan de equipamentos culturales que apoyaron, o con la programación estable cultural que durante años se ha ido consolidando en forma de servicios públicos e iniciativas privadas. Tan amante de hablar de pactos de perdedores cuando dos fuerzas políticas llegan a un acuerdo para evitar el gobierno de una tercera más votada, y que a él le hizo tanto daño en 2007, la reunión de hoy en Córdoba no es sino un ejemplo de lo mismo. O lo que es peor, es mantener una estrategia “españolista” contra San Sebastián-Bildu al que sacar rendimiento electoral cercano. Por cierto, el resto de ciudades ha bajado el nivel de la reunión al no asistir alcaldes, y en algún caso, han mandado al representante de turismo.

Que Córdoba sea Capital permanente de la Cultura, es una idea a la que tardó en engancharse el PP puesto que su apuesta por la cultura ha sido siempre dudosa. Sólo hay que recordar el eslogan del gobierno Merino: “Eliminaremos de la programación cultural todo lo que no sea rentable”. Resultado de ello fue que cayó el Aula de Poesía, que no se invirtió en equipamientos culturales, ni existentes como el Taurino, que por poco se nos cae, ni nuevos, donde la Axerquía fue nominada para ser edificio inacabado que recordara al gobierno de IUCA-PCE. ¿Puede alguien mencionar una sola iniciativa cultural de peso del gobierno de la derecha entre 1995 y 1999? ¿Alguien espera alguna para el actual gobierno? Sólo hay que ver el desierto cultural que es su programa electoral.

Por si alguen cree que exagero, remito al reciente balance que he realizado sobre las primeras cincuenta medidas del gobierno de “Los 19 escalones”  para los primeros cien días, y que sólo incluía reunir a la Fundación de la Capitalidad y difundir el Festival dela Guitarra. Aparte, al rechazar licitar el centro de Congresos, han vuelto a dejar sin proyecto de sede definitiva a la Orquesta. En tres meses, el personal que se dedica a trabajar en Cultura en el ayuntamiento de Córdoba se ha reducido y se ha precarizado. Por poner un ejemplo, las bibliotecas necesitan de la bolsa de trabajo de interinos para poder desarrollar todas sus potencialidades, pero además se necesita la prometida transformación de plazas de auxiliares a ayudantes de bibliotecas, que estaba en marcha y ha sido paralizada.

Este tipo de reunión, por mucho que se reúna en el Salón de los Mosaicos, se asemejan a las reuniones de ciudades Patrimonio de la Humanidad, que sólo sirven para viajar por España y el resto del mundo, pero que no han conseguido ningún resultado apreciable en 15 años de funcionamiento. La verdadera prueba de la voluntad cultural del gobierno, representado culturalmente por el bonachón Moreno Calderón, será el presupuesto con el que cuente para mantener la programación, para que el Gran Teatro funcione con los tres teatros, para que los servicios y equipamientos ya abiertos, o los próximos en abrir, no se vean relegados como prioridad municipal.

Moratinos lanzó la idea de que Córdoba pudiera establecer el 2015 como su año particular de la Cultura, y demostrar que merecíamos haber sido nominados Capital 2016. Es una idea apreciable, pero que no intenta generar un frente antivasco, sino un movimiento proCórdoba. Para realizarlo, se necesitaría aportar los medios oportunos, esos que ahora están en duda. Está claro que se quiere generar una cortina de humo permanente que oculte los recortes que se avecinan en la vida cultural de la ciudad. Lástima que no hayan escuchado a Mario Fernández, de BBK, también vasco por cierto, decir que quieren abandonar el ladrillo y que vana continuar apoyando la cultura en Córdoba.

Permítanme que incluso dude que Las Palmas de Gran Canaria o Zaragoza piensen, como ciudades, que la Cultura es su futuro. De Burgos o Segovia, sí puedo entender que, en base a su patrimonio histórico, pretendan rentabilizar al máximo sus posibilidades. Guste o no, San Sebastián si es una ciudad que siempre ha buscado en la Cultura un elemento de proyección exterior y de estructuración interna. En lo que a nosotros respecta, si tenemos una programa tan bueno, y si la Fundación va a seguir funcionando para coordinar a las distintas administraciones y movilizar recursos privados, para nada necesitamos crear esta nueva estructura de damnificados. ¿Qué pensaríamos si se hiciera una jugada del mismo estilo a nuestra ciudad? ¿No hubiera sido más lógico acordar con la ganadora, San Sebastián, la máxima colaboración posible?

La Cultura no es como la Copa Davis. No es un espectáculo que arrastre masas mediáticas de forma fácil. No es una estrategia para atraer turistas, tal y como defiende Charini Alarcón y los gerentes de los hoteles y restaurantes de Córdoba. La Cultura es la estrategia por la que hemos apostado. Si ya la Junta pone en duda la venida de la colección Citoler a Córdoba, si Junta y ayuntamiento dejan a la Orquesta en provisionalidad, si el gobierno central sigue sin saber cuando empiezan las obras de la nueva Biblioteca Provincial y mucho menos, cómo está el proyecto del nuevo museo de Bellas Artes. Si, además, las iniciativas privadas van a tener muy difícil subsistir, la Cultura será de nuevo el pasado de la ciudad y no su presente y futuro. Mientras, el sabor del sucedáneo de la Copa Davis dejará paso a la frustración.