La encuesta socialista recrudece la guerra interna por la candidatura

Paco Sánchez Múgica | 13 de junio de 2010 a las 10:27

0000589342_560x560_jpg000

Se dice el pecado, no el pecador. Es la consigna que mantienen en el PSOE provincial y local. Y no es ni mucho menos nueva, pues viene sucediéndose desde que hace un año saltase a la luz pública la brecha abierta entre una mayoría de concejales contrarios a la forma de gestionar la ciudad y el partido de Pilar Sánchez. Numerosos miembros del PSOE sabían de la existencia de la encuesta ‘no oficial’ que adelantó con todo lujo de detalles, en su edición de ayer, este periódico; algunos la conocían por encima; otros, destacados militantes, incluso han podido ver de manera íntegra sus 82 páginas… Nadie sabe, en todo caso, quién ha podido filtrarla a Diario de Jerez, ni quién suscribe el encargo de un estudio que, como muy poco, cuesta entre 5.000 y 6.000 euros. Ni siquiera, según parece, lo sabe el ‘mandamás’ de los socialistas en la provincia, Francisco González Cabaña, que se desmarcóipso facto de un sondeo electoral -realizado entre los pasados 24 de mayo al 4 de junio mediante 600 entrevistas telefónicas y personales- que le quita entre cuatro y cinco concejales al PSOE en las municipales de 2011 si opta finalmente por la reelección de Pilar Sánchez como candidata a la Alcaldía jerezana.

En un comunicado oficial remitido a primera hora de la mañana, la ejecutiva provincial del PSOE afirmaba: “Ante las noticias aparecidas hoy -ayer, para el lector- sobre un sondeo electoral en Jerez, se ha determinado la apertura de un expediente informativo para determinar la veracidad de la encuesta, el origen de la misma, así como su traslado a los medios de comunicación”. Curiosa, cuanto menos, la argumentación ofrecida desde la jefatura provincial del partido: El PSOE niega de manera rotunda haber pedido el sondeo aunque quiere saber, a su vez, si es veraz, de dónde parte -quién lo encarga- y, ojo, deja caer al final su preocupación por saber quién lo filtra a los medios, lo que da a entender que supone o intuye que son los propios miembros del partido quienes lo encargan y lo filtran a la prensa.

Según puso de manifiesto en el comunicado, “la dirección provincial socialista aclara que en ciudades con la población de Jerez no es de su competencia el encargo de encuestas electorales”, al tiempo que recordó que “es una consigna de la ejecutiva provincial del PSOE de Cádiz no hacer público ningún tipo de sondeos electorales, toda vez que se tratan de estudios demoscópicos que son un instrumento de trabajo interno para el partido”. Obviamente, era tensar demasiado la cuerda -sobre todo teniendo en cuenta el nivel de las relaciones entre Sevilla y Cádiz tras el congreso extraordinario- arrogarse públicamente el encargo de una encuesta a sabiendas de que, por si fuera poco, la dirección regional había encargado otro estudio cuyos resultados ya tiene en su poder los máximos dirigentes del partido a nivel regional.

Tanto el secretario provincial del PSOE, Francisco González Cabaña, como la alcaldesa y secretaria local de los socialistas en la ciudad, Pilar Sánchez, prefirieron ayer no hacer declaraciones ni valoraciones concretas sobre el controvertido sondeo electoral, aunque fuentes próximas al entorno de la regidora jerezana aseguraron que se encontraba “tranquila, segura y confiada”.

Tras apuntar a las distintas manos díscolas que podrían mecer la polémica encuesta, las mismas fuentes aseveraron en todo momento que “no es más que un nuevo intento de deteriorar la imagen de la alcaldesa y seguir con el debate de la candidatura, que ya cerró el presidente Griñán”. Política de tierra quemada para tratar de destruir in extremis los pequeños grandes avances que Pilar Sánchez pudiese haber dado en los últimos meses ante el partido para tratar de cerrar definitivamente su designación como alcaldable socialista en 2011. Sea como fuere, esta nueva bronca interna en el PSOE local deja a las claras los serios problemas de González Cabaña para resolver las diferencias en el gobierno local y la agrupación socialista jerezana, a los que ya advirtió hace meses con expedientes si se seguían filtrando informaciones sobre la batalla interna.

Otros destacados socialistas jerezanos aseguraron a este medio, en cualquier caso, que “lo importante aquí no es la guerra intestina por ver quién es el candidato el año que viene; el problema es que la encuesta muestra una tendencia nefasta en la ciudad y el partido guarda silencio”. Lo cierto y lo fijo es que los móviles no dejaron de sonar en toda la jornada de ayer, que se vivió entre parte de la militancia y la ejecutiva local con una fuerte carga de indignación a raíz de las maniobras de “políticos de salón que sólo saben gestionar derrotas”, censuraron. “Esto no afecta a Pilar, afecta a los intereses electorales del partido en la ciudad; nos sentimos desamparados ante una dirección provincial que nunca ha defendido firmemente a esta secretaria general”, recriminaron con no poca irritación.

En la cúpula regional, según ha podido saber este periódico, el PSOE trabaja desde hace unos días con una encuesta ‘oficial’ sobre intención de voto en Jerez. “Es con la que trabaja la alcaldesa”, reitera gente de su máxima confianza. En este sentido, aclaran que “lo que nos ha pedido el partido, tras el cese de los asesores y otras medidas contundentes, es rebajar el tono de crispación política en la ciudad, reforzar la política de calle para vender nuestra gestión y acabar de una vez por todas con la imagen de división interna ante la opinión pública que en nada ayuda a una marca que, según esta encuesta, aparece desgastada por la situación a nivel nacional”. En el sondeo hecho público ayer, en cambio, la marca resiste y, en el caso de Jerez, garantiza por sí misma trece concejales. Esta cifra sube o baja en función del candidato, pues la encuesta socialista plantea tres escenarios con otros tantos candidatos del PSOE: Pilar Sánchez, Antonio Fernández y Mamen Sánchez.

Los movimientos orquestales en la oscuridad para moverle el sillón a Sánchez han seguido sucediéndose, pese a una aparente sensación de sosiego, y han terminado por saltar a la luz pública en forma de un sondeo electoral que “refleja la tendencia de la que se habla en la calle; negarlo sería absurdo”. Incluso los más optimistas en el equipo de la regidora jerezana trabajan con la hipótesis de no tener mayoría absoluta en 2011, aunque lo que tienen claro, a diferencia de lo que pone de manifiesto el sondeo, es que “cambiar al candidato no garantiza mejorar los resultados, más bien todo lo contrario”.

  • Jorge

    Estimado Francisco:primero felicitarte por la crónica de la actuación de Paco de Lucía en Jerez,me gustaría contactar contigo acerca del paradero de la bota firmada por
    Paco de Lucía
    (la regalaron para leña y estuvo a punto de perderse,como ya
    ocurrió anterormente con 3 de las 5 botas firmadas por los Beatles en 1.965 que se pudrieron en un rincón de las bodegas Williams)
    alguien la restauró y sé donde está actualmente,
    aquí hay una historia

  • Jorge

    Hagan lo que hagan es igual
    todos sabemos la debacle que se avecina en Mayo de 2.011