Archivos para el tag ‘La roja’

Los Juegos del hambre por Sergio Ramos

Santiago Cordero | 26 de marzo de 2013 a las 13:18

La madurez que está alcanzando Sergio Ramos, dentro y fuera de los terrenos de juegos, es más que evidente en los últimos tiempos. Futbolísticamente creo que nadie pone en duda de que hoy por hoy, el sevillano, es uno de los tres mejores defensas del mundo, por no decir el mejor.

En la actualidad lo tiene todo: polivalencia, técnica, orden, colocación, mando, fuerza, responsabilidad, compromiso, ataque, incluso remate. Su principal defecto en la cancha, sus pasadas de revoluciones de hace unos años, lo tiene muy controlado.

Fuera de los terrenos ha sabido conjugar su talante espontáneo con la pausa y el control. Mou, antes de que las cosas comenzaran a salirle de nuevo bien tras la victoria en el Camp Nou en copa del Rey, lo mismo que fue a por Casillas, intentó desestabilizar a Sergio Ramos. Los goles encajados, según el portugués, eran siempre culpa del defensa español. En esos momentos el camero dejó muy claro los galones que hoy tiene en el Real Madrid y en la selección española, es decir, en el fútbol mundial. Sergio, como el mejor Curro Romero, templo con la muleta muy lentamente.

Justo antes del transcendental partido de esta noche frente a Francia, Sergio Ramos a vuelto a demostrar ese momento de madurez y responsabilidad por el que atraviesa. De un lado ha reivindicado el status quo que esta selección y este puñado de jugadores se han ganado en el ultimo lustro. Al mismo tiempo, ha vuelto a enarbolar una de las banderas que han hecho triunfar a este equipo. La humildad. No la falsa humildad, sino la auténtica. Después de recordar los logros conseguidos, de recordar que son los campeones de Europa y del mundo, sentenció diciendo que con el escudo, sin esfuerzo, no se gana ni un solo partido.

La selección española está plaga de calidad, tiene un sistema propio, auténtico, que maravilla, un entrenador con mesura que ha sabido gestionar ese vestuario durante los torneos y cuando no había competición. Pero esta selección dejará de ser la mejor cuando pierda el hambre por la victoria, cuando no salgan al terreno a darlo todo, a comerse al rival. Aunque según nuestro estilo, debemos comernos al rival con smoking, pajarita, cuchillo y tenedor de plata. Lo de comer a bocaos quedó en la prehistoria de Clemente.

A este nivel de calidad y de exigencia, con tanta capacidad física, técnica y estratégica, solo el hambre, las ganas, te permiten demostrar sobre la cancha que aún somos los mejores en todo lo demás.

Una vez más Sergio Ramos puso el dedo en la llaga y señaló el camino para la victoria y el éxito.

Nota: los capitanes Xavi y Casillas vuelven a dar una lección al fútbol.