Pechuguitas de pollo al horno con brócoli

Alberto Blanco | 15 de diciembre de 2011 a las 19:48

CIMG2692

De la familia de la coliflor mutada al estilo del Increíble Hulk, lo cual le confiere un aspecto temible, el brócoli – o brécol- tiende a ser otra de las verduras que suele ser apartada cuidadosamente de los platos de todo el orbe mundial.

Sin duda, su preparación suele estar entre las odiseas más grandes a las que se puede enfrentar los padres y madres (cocineros y cocineras) que quieren introducir algo novedoso y saludable en la dieta de los pequeños de la casa.

Me he dado cuenta de que

-es una misión (casi) imposible incluso para los adultos.

Por ello, nada mejor que incluirlo en una receta que tenga todo aquello que les gusta a niños y mayores esperando que, de esa manera, haya al menos una persona a la que no le importe rendirse al nuevo sabor.

Sé que quizá es complicado explicártelo a ti, que me estás leyendo, pero en mi humilde intento te diré que, si el brócoli está ligeramente tostado como en esta receta, te sorprenderá su sabor.

No pierdes nada por intentarlo, ni yo por decírtelo.

Aquí te dejo el reto; al menos, inténtalo, yo ya te lo he contado…

Ingredientes:

– 1 brócoli

– 6 filetes grandes de pollo

– 75 grs. de tocino de jamón

– 4 patatas grandes

– 4 cucharadas de aceite

– Sal y pimienta

Corta el brócoli en ramilletes y lávalos. Escúrrelos y ponlos con medio vaso de agua en el microondas en un recipiente tapado. Échales sal y programa 8 minutos a potencia máxima.

Precalienta el horno a 200ºC con el grill encendido.

Mientras tanto, pela las patatas y córtalas en láminas gruesas. En una bandeja de horno pon 2 cucharadas de aceite y distribúyelas por el fondo. Pon las patatas, échales sal y pimienta y tapa la bandeja con papel de aluminio.

Mete la bandeja en el horno durante 20 minutos.

Salpimenta los filetes y pon el tocino de jamón a lo largo de cada uno y enróllalos como si fueran flamenquines.

Quita el papel de aluminio de la bandeja de horno y deja las patatas durante 10 minutos más.

Pon el brócoli y las pechuguitas encima de las patatas y hornea unos 25 minutos.

Yo las he servido sin salsa pero le puede venir bien un poquito de mayonesa o ali-oli.

¡Venga, atrévete a hacerla y nos lo cuentas!

  • Nuria

    Hola Alberto:
    Una sugerencia. Como el brócoli no necesita cocinarse en exceso para que esté bueno, tal vez con el tiempo de horneado sea suficiente para esta receta. Ten en cuenta que cuanto más lo cocines puede amargar más, además de perder sus propiedades nutricionales.

  • Alberto Blanco

    Hola Nuria:
    Desconocía el hecho de que la cocción excesiva amargara el brócoli y agradezco tu comentario. Lo tendré en cuenta para próximas recetas.
    Un saludo y bienvenida a No Consigo Cocinar.