Archivos para el tag ‘postre’

Tiramisú

Alberto Blanco | 17 de diciembre de 2012 a las 0:48

Llega la Navidad… otra vez.

Estamos en Irlanda y hemos hecho nuevos amigos y, además, nos ha “nacido” una sobrina postiza: Andrea.

Está encantada porque nos va a ayudar a hacer el postre italiano por excelencia: el tiramisú.

Como muchos de vosotros sabréis, la palabra tiramisú significa “levántame” porque es un postre que, a mi entender, te levanta el ánimo, no sólo por los ingredientes que lleva sino por lo buenísimo que está.

Hemos decidido hacer una versión sin alcohol porque algunos de nuestros amigos no lo consumen y para este blog es interesante mostrar alternativas.

Ah, y como ahora tenemos a nuestra “niña” en casa, le dedico esta receta a ella.

Andrea, FELIZ NAVIDAD.

Ingredientes:

–          250 grs. de azúcar en polvo (se puede comprar pero yo he cogido azúcar normal y lo he pasado por la batidora).

–          6 huevos

–          600 grs. de queso mascarpone

–          Bizcochos de soletilla (2 por persona)

–          Café  (2 vasos grandes de café, algo menos de ½ litro aprox.)

–          Cacao en polvo

 

Separa las claras de las yemas de los huevos.

Introduce todo el azúcar en un bol junto a las yemas. Bátelo hasta que quede con un color amarillo pálido tirando a blanco (yo lo he hecho a mano pero si tienes una varilla eléctrica ahorrarás bastante tiempo y esfuerzo).

Agrega el queso mascarpone y bate hasta que quede una pasta consistente cuidando de no dejar grumos.

Reserva en el frigorífico durante media hora.

En otro recipiente, bate las claras a punto de nieve y agrégalas suavemente a la mezcla de yemas, mascarpone y azúcar.  Con una espátula envuelve suavemente las claras en la mezcla hasta que queden completamente incorporadas.

Cogemos una copa e introducimos los ingredientes de la siguiente forma:

–          Una pequeña base de la mezcla anterior

–          Un poco de cacao en polvo

–          2 bizcochos de soletilla (por copa) mojados ligeramente  en el café caliente.

–          Una capa que cubra toda la copa

–          Cacao en polvo para decorar.

Como veis el resultado ha quedado bonito y, a juzgar por los comentarios  del personal que se los ha comido, deliciosos.

Espero que os haya gustado esta receta.

FELIZ NAVIDAD.

 

Tarta Tatin

Alberto Blanco | 21 de septiembre de 2011 a las 9:46

Esther me ha pedido una tarta Tatin para su cumpleaños.

Al parecer le recuerda a su familia que emigró a Francia y alguna tía suya le hacía esta tarta a menudo.

No es difícil de cocinar, aunque para desmoldarla hay que tener cuidado.
La historia de la tarta Tatin es curiosa: al parecer, esta tarta la inventaron unas hermanas (de apellido Tatin) un día en que tenían mucha prisa y se les quemaron unas manzanas que estaban caramelizando para una tarta de manzana.

Como tenían poco tiempo, una de las hermanas decidió colocar en la fuente de horno las manzanas caramelizadas poniéndoles encima la capa de hojaldre a modo de tapa para que, de esta manera, el calor del horno no fuera demasiado agresivo y terminara por arruinar el postre.
Pues bien, cuando terminó de cocerse la masa, desmoldaron la tarta y quedó tan exquisita que ya ese postre se llamó como sus creadoras: Tarta Tatin.
Los ingredientes para este postre son:
– 1 masa de hojaldre o pasta brisa
– 3 cucharadas de aceite o 1 cucharada de mantequilla
– 1 manzana grande
– 2 cucharadas colmadas de azúcar
– 1 chupito de ron

Se pela la manzana, se corta en láminas y se pone aceite o mantequilla en una sartén. Cuando el aceite esté muy caliente, pon la manzana y dórala. Cuando se vea la manzana con color tostado, añade el azúcar muévelo y cuando se quede líquido incorpora el ron (con cuidado que puede saltar). Deja que se evapore el alcohol y vierte el “sofrito” en una fuente para horno.
Coge una lámina de hojaldre o de pasta brisa y tapa las manzanas con ella. Pon un poco de aceite o mantequilla en los laterales de la fuente para poder desmoldar después.


Enciende el horno con el grill a una temperatura de 180-200ºC y mete la fuente durante unos 30 minutos.
Cuando saques la fuente del horno y (con mucho cuidado porque está muy caliente) vuelca el contenido sobre un plato.
¡Delicioso!

Etiquetas: , , ,