Los sueños, ¿sueños son?

Ole-papa | 21 de julio de 2010 a las 20:45

Orca

En los 30 segundos siguientes al despertar puedes recordar a qué recóndito paraje fue tu mente cuando tú sólo la habías ordenado descansar. Después de ese tiempo, se olvidan, quizá para siempre. Con lo cual lo mejor es contarlo y anotar todos los detalles para luego buscarle una explicación.

Este análisis lo he encontrado en un sesudo libro de El Corte Inglés, donde me he dirigido esta mañana para intentar descifrar los significados ocultos de mis desvaríos nocturnos o de media tarde. No es que esté durmiendo mal, es que se me está yendo la olla con tanta calor. Leer el resto del artículo »

La memoria frigo-miko selectiva

Ole-papa | 21 de julio de 2010 a las 11:39

memoria frigo insertar

En uno de esos días de los que nada recuerdas de la noche anterior, se puede jugar a qué imágenes, palabras, nombres se han quedado dentro de la cabeza quizá para siempre. Se descubre entonces qué cantidad de información inútil hay en el cerebro, escondida a la espera de un estímulo.
Como a muchos otros, se me da mal recordar los nombres de los semi-conocidos con los que converso unos minutos en esos eventos populosos que ahora tocan pero, alejado de la más prudente de las reglas, intento adivinarlos en ese momento con la lógica del acierto- error. Leer el resto del artículo »

¡Ole verano¡

Ole-papa | 20 de julio de 2010 a las 23:02

olepapa

Imagino a eminentes científicos del mundo reunidos en solemne sede con un único punto sobre la mesa: por qué el primer día de las vacaciones a ciertos semejantes se les ocurren ideas absurdas y no se quedan todo el día dormitando al fresquito. Los portavoces de la comunidad internacional difundirán ante cientos de cámaras una conclusión unánime, que por cierto, bien podría haber dicho mi madre sin tanta fanfarria: “así somos hijo mío, si es que no somos de más carne”, que dice ella. Leer el resto del artículo »