Archivos para el tag ‘chocolate’

Galletas caracol

Laura Vichera | 12 de marzo de 2017 a las 8:13

  • 370 grs de harina de repostería
  • 3 yemas de huevo
  • 60 grs de chocolate negro para fundir, 70% de cacao
  • 200 grs de mantequilla
  • 120 grs de azúcar moreno
  • unas gotas de esencia de vainilla
  • una cucharadita de levadura
  • una pizca de sal

 

En un cuenco, troceamos el chocolate y lo fundimos al baño María. Mantenemos templado mientras, en otro cuenco tamizamos la harina con la levadura, agregar el azúcar y la pizca de sal.

Cuando todo esté bien mezclado, incorporar la mantequilla cortada en daditos y agregar también las tres yemas y la esencia de vainilla. Vamos trabajando con la punta de los dedos hasta obtener una masa bien trabada y sin grumos.

A continuación, dividimos la masa en dos y a una de las partes  añadimos el chocolate fundido y volvemos a amasar. Luego, colocamos cada una de las masas entre dos láminas de film transparente.

Con el rodillo vamos estirando  hasta dejarlas de un espesor más o menos de dos o tres milímetros. Sin retirar el film, las pasamos al frigorífico y dejamos reposar una media hora.

Pasado este tiempo, precalentamos el horno a 150 grados. Retirar el plástico y colocar las dos masas una sobre otra, procurando que queden del mismo tamaño.

Luego, enrollar formando un cilindro que cortamos en rodajitas, más o menos de un centímetro y medio de grosor. Las vamos colocando sobre una bandeja forrada con papel sulfurizado, separadas unas de otras y las aplastamos un poquito con el dorso de una cuchara humedecido.

Por último, hornear durante quince minutos y una vez hechas, las dejamos enfriar sobre una rejilla antes de guardarlas en una caja hermética.

Brioche enrollado de chocolate y avellanas

Laura Vichera | 28 de febrero de 2016 a las 8:13

  • 3 huevos
  • 100 grs de azúcar
  • 150 grs de mantequilla
  • 530 grs de harina
  • 2 cucharaditas de levadura de panadería
  • un limón pequeño
  • 120 mls de agua
  • una pizca de sal
  • 130 grs de azúcar glas y 60 mls de agua para el glaseado
  • unas gotas de aceite

PARA EL RELLENO

  •  100 grs de avellanas
  • 130 grs de chocolate negro
  • 120 grs de mantequilla
  • 50 grs de azúcar glas
  • 30 grs de cacao amargo en polvo

 

La víspera, mezclar la harina, la levadura, el azúcar y la ralladura de piel de limón. Trabajar a baja velocidad y, uno a uno, ir añadiendo los huevos. Luego, agregar el agua, la sal y la mantequilla en daditos. Amasar diez minutos más y volcar la masa en un molde engrasado, tapar y dejamos reposar hora y media a temperatura ambiente.

Cuando haya doblado su volumen, la sacamos y amasar de nuevo. Formar una bola, envolver y dejamos en el frigorífico toda la noche.

Al día siguiente, fundir el chocolate y la mantequilla del relleno. Incorporar el cacao en polvo, los dos tipos de azúcar y las avellanas troceadas y tostadas.

Sacar la masa y la dividimos en dos bolas que estiramos en forma de rectángulo. Sobre ellos repartimos la mezcla de chocolate sin llegar a los bordes y enrollar la pasta a lo largo. Hacer lo mismo con el otro rectángulo.

Con un cuchillo bien afilado, los abrimos a lo largo sin cortarlos. Trenzar los dos rollos dejando los cortes hacia arriba. Colocamos en un molde engrasado y dejamos reposar a temperatura ambiente durante hora y media, tapado con un trapo. Hornear luego durante media hora a 190 grados.

Mientras, preparamos el glaseado, mezclando el agua con el azúcar hasta que espese un poquito. Una vez horneado, sacar el brioche y dejamos templar. Colocar sobre una rejilla y pintar con la glasa.

 

 

Magdalenas de chocolate con avellanas

Laura Vichera | 19 de octubre de 2014 a las 8:13

  • 100 grs de harina de repostería
  • 100 grs de azúcar
  • 2 huevos medianos
  • una cucharada de levadura
  • 100 grs de mantequilla a temperatura ambiente
  • 2 cucharadas de cacao puro, en polvo
  • un puñado de avellanas
  • mantequilla para engrasar los moldes
  • algo más de azúcar para hornear las magdalenas

 

En el mortero, machacamos las avellanas dejándolas en trocitos medianos que tostamos en una sartén, sin nada de aceite, procurando que no se quemen. se sacan a un plato y reservar.

Luego, engrasar los moldes de papel o la bandeja metálica o de silicona para magdalenas, con un pincel mojado en mantequilla y dejamos en el frigorífico.

En un cuenco grande mezclamos el azúcar con los huevos y batimos enérgicamente con varillas eléctricas hasta que tengamos una mezcla blanquecina y espumosa.

A continuación, agregamos la harina tamizada con la levadura y las dos cucharadas de cacao en polvo. Continuamos mezclando y añadir la mantequilla y las avellanas. Terminar de mezclar todos los ingredientes, pasamos la masa a una manga pastelera y dejamos en el frigorífico una media hora.  Precalentar el horno a 170 grados.

Pasado el tiempo de reposo, rellenar los moldes con la masa y espolvorear por encima con algo más de azúcar.  Procurar no llenar los moldes del todo para que no se “desarmen”.

Hornear durante doce o quince minutos, procurando que suban bien y que queden doraditas por encima. Se dejan enfriar sobre una rejilla, espolvoreamos con azúcar glas y guardamos luego en una caja hermética, donde podremos conservarlas varios días.

Mini-brioches con pepitas de chocolate

Laura Vichera | 12 de octubre de 2014 a las 8:13

  • 650 grs de harina de fuerza
  • un huevo + otro huevo para pintar
  • 120 grs de mantequilla a temperatura ambiente
  • 250 mls de leche
  • 4 cucharadas soperas de azúcar
  • 20 grs de levadura fresca, de panadería
  • 60 grs de pepitas de chocolate negro
  • una cucharadita de sal
  • algo más de mantequilla para el molde

 

En un cuenco al baño María, fundir la mantequilla. Cuando esté líquida, apartar del fuego y añadir la leche. Dejamos templar un poquito, agregar la levadura desmenuzada y una cucharada de azúcar. Desleír y dejamos reposar cinco minutos.

Luego, cuando la levadura comience a formar pequeñas burbujas, incorporar el resto del azúcar, uno de los huevos batidos, la cucharadita de sal, las pepitas de chocolate y la harina tamizada.

Cuando todos los ingredientes estén mezclados, trabajar la masa sobre una superficie ligeramente enharinada, formar una bola, pulverizar la superficie con agua para que no se seque y dejamos reposar una hora, cubierta con un paño limpio.

Pasado este tiempo, engrasar un molde grande, dividir la masa en ocho o diez porciones y formamos bolitas que encajamos una al lado de otra en el molde, sin que pierdan la forma.

Nuevamente, pulverizamos con algo más de agua y volvemos a tapar con un paño. Dejamos que la masa suba durante cuarenta y cinco minutos, aproximadamente. Precalentar el horno a 190 grados.

Pintar cada uno de los bollitos con el otro huevo batido y hornear unos quince o veinte minutos, hasta dorar. Desmoldar cuando se enfríe y dejamos enfriar del todo sobre una rejilla.

Hojaldritos de chocolate, avellanas y canela

Laura Vichera | 6 de octubre de 2013 a las 8:13

  • 2 láminas de hojaldre cuadradas o rectangulares
  • media tableta de chocolate negro para fundir
  • 2 cucharadas de avellanas tostadas
  • una pizca de canela molida

PARA EL GLASEADO

  •  una cucharada de leche templada
  • 200 grs de azúcar glas
  • algo más de canela molida
  • unas gotas de esencia de vainilla

Sobre la encimera ligeramente enharinada, estiramos el hojaldre. Trocear el chocolate en dados grandes y reservar. Precalentamos el horno a 200 grados. Machacar las avellanas en el mortero hasta dejarla en trocitos, no molidas.

Dependiendo de cómo queramos hacer los dulces, cortamos el hojaldre en tiras más o menos anchas que vamos separando y colocando en fila para ir rellenándolas.

En el borde de la parte más estrecha, colocamos unos trozos de chocolate y unas migas de avellanas y espolvorear con canela molida, procurando no  llegar al filo, para que al hornear no se salga el chocolate.

Con cuidado, vamos enrollando el hojaldre hasta llegar al otro extremo de la banda de pasta. Humedecer ligeramente y pegamos sobre el panecillo. Colocar bien separados unos de otros, en una bandeja forrada con papel sulfurizado, con la parte de cierre hacia abajo para que no se abran. Hornear unos quince minutos, con cuidado de que no se quemen.

Por último, en uncuenco mezclamos la leche templada con el azúcar, la canela y la vainilla. Trabajar enérgicamente hasta que tengamos una consistencia densa. La pasamos a una manga desechable pequeña.

Luego, cuando los hojaldritos estén hechos, se sacan a una rejilla, hacemos una abertura mínima en la manga y decoramos con la glasa. Dejamos enfriar para que seque bien.

 

Helado de café y chocolate

Laura Vichera | 23 de junio de 2013 a las 8:13

  • 180 grs de chocolate negro para fundir, 70% de cacao
  • 4 o 5 cucharadas de café muy concentrado, puede ser descafeinado
  • 2 vasos de leche
  • 200 mls de nata para montar
  • 6 yemas de huevo
  • 7 cucharadas de azúcar
  • 1 bastoncito de vainilla

 

En un cuenco grande, montar la nata y, cuando esté bien firme, la dejamos en el frigorífico. Luego, abrimos el palo de vainilla por la mitad, a lo largo y raspamos las semillas. Ponemos en un cazo con la leche y la mitad del azúcar. Cocer a fuego muy suave y en el momento en que comience a hervir, apartamos, tapar y dejamos enfriar.

Aparte, fundimos el chocolate al baño María y en otro cuenco, batimos las seis yemas con el resto del azúcar. Trabajar hasta que queden espumosas e incorporamos el café. Cuando esté bien le vamos añadiendo poco a poco el chocolate templado.

A continuación, vamos agregando la leche colada, sin dejar de mover con las varillas, hasta que todo quede bien mezclado. Ponemos el bol con todos los ingredientes, de nuevo al baño María, y calentamos, sin dejar de mover. Cuando tenga una consistencia cremosa y espesa, apartar.

Una vez frío, agregar la nata montada, a cucharadas y moviendo despacio para que no pierda volumen. Volcar el helado en un molde, nivelamos con una espátula y cuando se enfríe completamente, lo pasamos al congelador durante un par de horas.

Pasado este tiempo, se saca y se mueve bien con un tenedor, desde los bordes al centro, de modo que no se formen cristales. Volver a congelar y repetir la operación un par de veces más.

Unos minutos antes de servir, lo sacamos del congelador para que no esté muy duro.

Etiquetas: , ,

Crêpes con jengibre y chocolate

Laura Vichera | 9 de junio de 2013 a las 8:13

  • 3 huevos
  • una yema
  • 175 mls de leche a temperatura ambiente
  • unos dados de jengibre confitado
  • 100 grs de harina
  • 25 grs de mantequilla derretida
  • ½ cucharadita de sal

PARA LA SALSA

 

  •  300 grs de chocolate negro, mínimo 60% cacao
  • 6 caramelos de mantequilla, tipo Werther’s original
  • un vasito de nata ligera
  • 2 cucharadas de leche condensada

 

Cuatro o cinco horas antes de consumirla, preparamos la salsa que acompañará el postre.  En un cuenco, troceamos el chocolate. Incorporar los caramelos que habremos machacado en el mortero para partirlos y añadir también la nata.

Luego, colocar sobre un cazo con agua hirviendo y, sin dejar de mover con unas varillas, mantener al calor hasta que todo quede fundido. Fuera del fuego, añadimos la leche condensada, mezclar todo bien, volcar en un tarro de cristal y cuando esté completamente fría, pasamos al frigorífico, donde dejamos al menos unas tres horas.

Para las crêpes, en un bol grande tamizamos la harina con la sal y hacemos un hueco en el centro. Incorporamos la leche poco a poco y removemos con una cuchara para que quede bien ligada. Incorporamos los huevos y la yema batidos como para tortilla y con un tenedor los vamos integrando en la masa.

Luego, agregamos la mantequilla fundida, mezclamos muy bien con las varillas eléctricas y para evitar los grumos, colamos la masa obtenida y agregamos entonces, los dados de jengibre cortados en taquitos pequeños, mezclar bien y dejamos reposar un ratito en el frigorífico.

Por último, vamos haciendo unas crêpes finitas y se van colocando en un plato. Se sirven calientes y acompañamos con la salsa de chocolate a temperatura ambiente.

Etiquetas: , ,

Brownie negro y blanco con piñones

Laura Vichera | 27 de enero de 2013 a las 8:13

  • 200 grs de chocolate negro para fundir 70% de cacao
  • 100 grs de chocolate blanco en un trozo
  • 100 grs de mantequilla
  • 2 huevos
  • 80 grs de harina
  • un sobre de levadura
  • 100 grs de azúcar moreno
  • 2 cucharadas de piñones
  • algo más de mantequilla para el molde
  • azúcar glas para espolvorear

 

A cuchillo o en el vaso del robot de cocina, picamos el chocolate blanco en trozos medianos y reservamos en el frigorífico mientras preparamos la masa. Engrasar un molde cuadrado o rectangular con algo de mantequilla y lo dejamos también en el frigorífico. Precalentar el horno a 180 grados.

En un cuenco troceamos el chocolate negro y lo ponemos a fundir, al baño María, sin dejar de mover. Cuando se vaya ablando, incorporar la mantequilla cortada en trocitos y mezclar para que se integren.

Aparte, en otro cuenco, batimos los huevos y añadimos el azúcar. Trabajar con las varillas hasta que quede una mezcla blanquecina y espumosa. Agregar luego la harina tamizada con la levadura y poco a poco, vamos incorporando el chocolate fundido con la mantequilla, sin dejar de mover.

Por último, incorporar los trocitos de chocolate blanco y los piñones, mezclamos y volcar en el molde. Hornear unos veinte minutos, de modo que quede hecho por fuera y ligeramente blando por dentro.  Comprobar con la punta de un cuchillo antes de sacar del horno.

Cuando esté templado, volcar sobre una fuente y cortar en daditos de tamaño mediano. Los vamos colocando en cápsulas de papel y espolvorear generosamente con azúcar glas.

 

 

 

Etiquetas: , ,

Trufas de chocolate y naranja

Laura Vichera | 23 de septiembre de 2012 a las 8:13

  • 300 grs de chocolate negro para fundir, mejor con un mínimo de 70% de cacao
  • 100 grs de mantequilla a temperatura ambiente
  • una cucharada de leche
  • 4 cucharadas de nata ligera
  • 2 yemas de huevo
  • 100 grs de azúcar glas (opcional)
  • unas gotas de esencia de naranja amarga
  • ralladura de piel de naranja
  • cacao en polvo para rebozar

 

En un cuenco troceamos el chocolate, agregar la cucharada de leche y ralladura de piel de naranja. Colocar sobre una cazuela con agua hirviendo y arrimar al fuego. Cocer al baño María hasta que el chocolate vaya fundiendo.

Luego, apartar del fuego, añadir la esencia de naranja y la mantequilla cortada en trocitos. Mezclar con una espátula para que quede bien trabada con el chocolate.

A continuación, cuando ya se haya enfriado la crema, agregar una yema, la trabajamos bien y luego incorporamos la otra y hacemos lo  mismo. En este punto, si queremos, añadir también el azúcar, depende del gusto.

Antes de que se enfríe del todo, añadir la nata, mezclamos nuevamente y ya dejamos en el frigorífico durante un par de horas para que cuaje.

Pasado este tiempo, formar bolitas pequeñas que rebozamos en el cacao en polvo y vamos colocando las trufas en cápsulas de papel. Las dejamos en el frigorífico hasta el momento de servir.

SUGERENCIA: Podemos confitar unas pieles de naranja y las dejamos secar completamente. A la hora de preparar las trufas, pulverizamos unas cuantas y las mezclamos con el chocolate. También mezclamos el polvo de naranja con el cacao amargo para el rebozado.

 

 

 

 

 

Etiquetas: , ,

Brownie de coco y chocolate negro

Laura Vichera | 22 de abril de 2012 a las 8:13

  • 100 grs de chocolate negro
  • 100 grs de coco rallado
  • 120 grs de azúcar morena o blanca, al gusto
  • 150 grs de mantequilla a temperatura ambiente
  • 2 cucharadas de nata sin montar
  • 150 grs de harina
  • una cucharadita de levadura
  • 2 huevos medianos
  • algo más de mantequilla y harina para el molde

 

En una sartén sin nada de grasa, tostar ligeramente el coco rallado, lo justo para que tome un poco de color. Precalentar el horno a 180 grados. 

Luego, trocear la mantequilla en un cuenco y la fundimos un poquito. Mezclar con el azúcar y batir con varillas hasta que tengamos una crema suave. 

A continuación, cuando la mezcla esté completamente fría, incorporar los huevos, uno a uno, sin dejar de mover. Agregar seguidamente las dos cucharadas de nata y continuar mezclando. 

Por último, incorporar la harina tamizada con la levadura y, para terminar, añadimos el coco. Fundir el chocolate troceado al baño María y mezclar suavemente. 

Con un pincel engrasamos un molde cuadrado o rectangular con una pizca de mantequilla y espolvorear con harina. Sacudir bocabajo para que no quede apelmazada y volcar la masa. Sacudir para que no queden huecos y hornear unos ocho o diez minutos. 

Pasado este tiempo, bajar la temperatura a 160 grados y hornear otros diez minutos. Sacar del horno para que no se seque y dejamos enfriar un poquito. 

Aún templado, volcar en una fuente y cortar en cuadraditos que colocamos en cápsulas de papel y cuando se enfríen del todo, espolvorear con azúcar glas.

 

 

Etiquetas: ,