Archivos para el tag ‘mermelada’

Cuajado de fresa y plátano

Laura Vichera | 12 de febrero de 2017 a las 8:13

  • un paquete de galletas de avena
  • un par de cucharadas de mantequilla a temperatura ambiente
  • un plátano maduro
  • una pizca de canela y clavo molidos
  • mermelada de fresas para el acabado

PARA EL RELLENO

  • 300 grs de fresas o fresones maduros
  • 2 plátanos
  • una taza de leche
  • 100 grs de queso crema, para untar
  • 2 cucharadas de mermelada de fresas o de frutos rojos
  • 4 o 5 hojas de gelatina neutra
  • unas gotas de colorante rojo

 

Un rato antes, preparamos la base del pastel. Triturar las galletas en la picadora hasta que queden reducidas a polvo. Incorporar el plátano troceado, picar todo junto y pasamos a un cuenco. Incorporar el clavo y la canela, mezclamos, añadir la mantequilla y trabajar con un tenedor hasta que todos los ingredientes queden bien trabados.

Con esta mezcla, forramos el fondo de un molde desmontable y presionamos bien procurando que no quede demasiado fina. Dejamos en el congelador mientras preparamos el relleno.

En un cuenco ponemos las láminas de gelatina con agua y hielo. Calentamos la leche, apartar y añadimos la gelatina bien escurrida y mezclamos bien para que se deshaga.

Una vez limpias las fresas, reservamos unas cuantas para decorar y pasamos el resto al vaso del robot y las trituramos con los plátanos. Incorporar el queso y las cucharadas de mermelada, la leche colada y también unas cucharadas de colorante rojo al gusto.

Cuando tengamos una mezcla uniforme, volcar sobre la base de galletas, nivelar con una espátula y adornar con las fresas cortadas en rodajas. Enfriar durante un par de horas y pintar con la mermelada licuada. Dejar en el frigorífico un mínimo de cuatro horas más antes de servir.

Galletas con mermelada de higos

Laura Vichera | 21 de diciembre de 2014 a las 8:13

  • 150 grs de harina de repostería
  • una cucharadita de levadura
  • 60 grs de azúcar moreno
  • 100 grs de mantequilla semi-salada, a temperatura ambiente
  • una pizca de clavo molido
  • una cucharada de leche
  • 4 cucharadas de mermelada de higos
  • algo más de mantequilla para engrasar la bandeja

 

 

En un cuenco trabajamos la mantequilla con el azúcar moreno. Batimos con un tenedor o con unas varillas hasta que tengamos una crema suave, textura pomada.

A continuación, agregar la harina tamizada con la levadura y el clavo molido. Continuamos mezclando y seguidamente añadimos la cucharada de leche.

Cuando todo esté bien trabado y la masa se pueda trabajar con las manos, formamos una bola y dejamos reposar media hora en el frigorífico. Precalentamos el horno a 180 grados.

Pasado este tiempo, formamos bolitas pequeñas de masa que colocamos, bien separadas unas de otras, sobre una bandeja forrada con papel sulfurizado.

Una vez formadas todas las galletas, las aplastamos ligeramente haciendo una hendidura en el centro de cada una de ellas con el dedo pulgar. Rellenamos con una pizca de mermelada de higos y horneamos durante diez o quince minutos hasta que las galletas se doren ligeramente.

A mediada que las vayamos sacando, se dejan enfriar sobre una rejilla y cuando estén completamente frías, se guardan en una caja hermética donde se conservarán perfectamente.

SUGERENCIA: Podemos cambiar la mermelada de higos por otra de frutos rojos y las galletas quedarán muy ricas también.

Pastas de nuez y mermelada

Laura Vichera | 15 de abril de 2012 a las 8:13

  • 250 grs de harina
  • 125 grs de azúcar
  • 2 yemas de huevo
  • 125 grs de mantequilla a temperatura ambiente
  • una docena de nueces peladas
  • unas gotas de esencia de vainilla
  • mermelada de frutos rojos para rellenar
  • azúcar glas para presentar

 

En el mortero machacamos las nueces troceadas, procurando que queden en trocitos pequeños, sin molerlas. En un cuenco, trabajar el azúcar con la esencia de vainilla y la mantequilla cortada en trocitos. Trabajar con varillas y cuando todo quede bien mezclado, agregar primero una de las yemas y cuando se trabe con la masa, agregamos la otra.

A continuación, incorporar las nueces y la harina y mezclar con las manos hasta que todos los ingredientes queden bien trabados. Formar una bola, envolver en film transparente y dejamos en el frigorífico un par de horas para que la masa quede más compacta.

Pasado este tiempo, precalentar el horno a 180 grados. Espolvorear algo de harina sobre la mesa y estirar la mitad de la pasta con el rodillo hasta dejarla de un grosor mediano.

Con ayuda de un aro cortamos las galletas, que iremos colocando sobre una bandeja de horno forrada con papel sulfurizado. Horneamos ocho o diez procurando que no se doren. Las sacamos a una rejilla y se dejan enfriar.

Volvemos a enharinar la mesa y repetimos la operación con la otra mitad de masa. Una vez cortadas las galletas, se pasan a la bandeja, les hacemos un agujero en el centro con un corta pastas más pequeño y se hornean.

A continuación, untamos la mitad de las galletas con mermelada y colocamos sobre ellas las otras galletas con agujero. Presionar ligeramente para que queden bien adheridas y espolvorear con azúcar glas.

Etiquetas: , ,