Prueba: ZTE Light Pro, un ‘tablet’ asequible

Susana Caballero | 15 de junio de 2011 a las 17:22

Pantalla de siete pulgadas, poco más de 400 gramos de peso, cámara de tres megapíxeles, la versión 2.2 del sistema operativo Android (conocido como Froyo), GPS… Son sólo algunas de las especificaciones del tablet ZTE Light Pro, comercializado en España en exclusiva por Telefónica y cuya principal ventaja es su precio, pues la operadora lo pone en el mercado a partir de 0 euros (ligado, como es natural, al correspondiente plan de datos y la preceptiva permanencia).

Empezar por el precio no es, nunca mejor dicho, gratuito, porque esa es su mejor baza. El ZTE Light Pro es un dispositivo de gama media-baja que no destaca por su potencia (su procesador de 600 MHZ y sus 512 MB de memoria dan para lo que dan). No es ni un iPad ni un Samsung Galaxy y la navegación por sus menús y por internet no es tan fluida ni tan, por así decirlo, elegante (sobre todo si se compara con el dispositivo de Apple).

Aunque este artilugio está en principio pensado como una buena opción para que quienes quieren introducirse en el mundo de los tablets puedan hacerlo sin un desembolso inicial considerable, se echa de menos algo más de comodidad para el usuario. Puede que sea culpa de Android, de esta versión en concreto del sistema operativo o de la configuración especial instalada por el fabricante o la operadora, pero el caso es que el dispositivo resulta muy poco intuitivo. Hay que dar demasiados rodeos para acceder a las opciones de configuración y el menú de aplicaciones es bastante caótico (aunque se pueden instalar accesos directos en el escritorio).

También se echa de menos algo más de documentación. En la caja (que se parece sospechosamente a las de los iPad) sólo viene un pequeño folleto con un diagrama en varios idiomas (no en español) de los botones externos y en el interior del dispositivo, en la carpeta de archivos, un somero manual en PDF y en inglés.

Vídeo: Ainhoa Ulla

Como es normal viniendo equipado con Android, trae preinstaladas unas cuantas aplicaciones de Google, como Gmail, Youtube, Calendar, Maps, Navigation, Lugares y, por supuesto, el acceso al Android Market para descargar las aplicaciones adicionales que el usuario desee. Para todo ello, como también es normal, se precisa acceder con una cuenta de Google. Aunque la conexión con la Red siempre es interesante, estaría bien tener la opción de poder escribir una nota en la agenda (en el calendario) sin tener que acceder a internet. Además de las aplicaciones de Google (y otras de Movistar, como Imagenio), también trae de serie Facebook y Twitter.

En cuanto a la cámara, de tres megapíxeles, como indicaba al principio, posee unas cuantas opciones de edición de imágenes (un lote bastante completo) y varios preajustes (no de edición posterior) de vídeo. Si el usuario quiere ir un poco más allá (sobre todo del muy mejorable visualizador de imágenes), siempre puede enchufarle el cable USB (o insertarle una tarjeta de memoria) y pasarlas a un ordenador. Y aunque puede resultar un poco aparatoso ponerse en la oreja un dispositivo con una pantalla de siete pulgadas, también puede usarse como teléfono y disfrutar de todas las funcionalidades de un móvil, también de su servicio de mensajería.

Etiquetas: , ,

  • Frasquito de La Cruz

    ¿¿¿Asequible,???? .. para empezar, un aparato aparte de ser un pelin obsoleto, como comenta la notica,seguramente bloqueado, ademas, capado y esclavo de Movistar, que solo puedes utilizar con ellos, y que ya se encargaran de cobrarte al cuádruple de lo que en realidad vale, en múltiples plazos, vease: contrato esclavo,de un monton de meses, tarifas españolas desproporcionadas en conexiones a la red, cambios en las ofertas a los pocos meses de contratarlas, que no te comunican con claridad,para que no puedas darte de baja si te la cambian como prevee la ley, servicios no solicitados, ofertas trampa ..etc etc etc. Mirad las denuncias de las organizaciones de consumidores a las operadoras, a las que por cierto ningún organismo, ni autoridad competente (mas bien incompetente) hace el mas mínimo caso,usea que miran para otro lado y silban, y así seguimos durante un montón de años con los abusos continuados de las operadoras. Esta guerra ya la perdimos los consumidores hace mucho tiempo.Siento ser negativo, pero me indigno, cada vez que veo una noticia de estas.

  • pinchomoruno

    En este segmento, para mi, la mejor opción es la Bq Davinci. 7″, con el mismo procesador que la galaxy tab 7 (la 3g que es mejor que el de la sólo wifi), pantalla capacitiva, con la promesa de actualización a 3.0 Honeycomb, y de una empresa española (aunque fabricada en China, como todas) por 259 € sin depender de la tiranía de una operadora. (o casi gratis en la tienda de telefonía más conocida, con tarifa de datos, claro). Por mi experiencia, al final las subvenciones en telefonía salen muy caras, sobre todo desde la irrupción de los operadores virtuales (Pepephone, Masmovil, Ono, etc…), con lo que te ahorras en la factura te compras el aparato que quieras y aun así sales ganando. Un saludo

  • Darkpunk

    Lo que nadie dice (y yo al ser usuario estoy muy descontento) que te la venden que tiene mucha capadidad, hasta 32 gigas con la tarjeta, pero el telefono en si apenas tiene una memoria interna de 50 megas, y los programas que te instales por google.play o android.market solo se pueden instalar en la memoria interna y no se pueden traspasar a la tarjeta, con ello tienes 32 gigas libres en un movil en el que apenas te deja instalar el instagram
    Si alguien sabe como cambiar esto que me lo diga, porque en la tienda de movistar me han dicho que es lo que hay al tener una tablet de gama baja…


Comentar


Nombre (Obligatorio)

Correo electrónico (Obligatorio)

Página web (Opcional)

El autor, en este espacio, se limita a recoger la opinión y contenidos de los lectores, por lo que no se hace responsable de los mismos. Si encuentra algún texto ofensivo, erróneo o alguna opinión que no sea respetuosa, le rogamos que nos lo haga saber