“No termino de explicarme el porqué de esta saña contra la Cultura”

Blas Fernández | 16 de mayo de 2013 a las 5:00

Juan Antonio Pedrosa, director de Territorios.

Foto: Juan Carlos Muñoz

Contra viento y marea, aunque también rozando peligrosamente el límite de su viabilidad, el  veterano y popular festival Territorios arranca mañana su XVI edición en el Monasterio de La Cartuja de Sevilla. De ello habla en esta entrevista Juan Antonio Pedrosa, impulsor y director de la cita.

–Uno recuerda aquellas antiguas presentaciones de Territorios, con hasta una quincena de patrocinadores institucionales y privados, y le sorprende hoy el contraste…

–Y los que están tampoco son tan significativos económicamente como antes. Pero la situación es la que es, al menos para nosotros; para otro tipo de proyectos parece que no. De todas formas, hace tiempo que dedicamos más esfuerzo a estrategias de difusión y venta que a presentaciones al uso.

–En cualquier caso, han tardado en presentarlo oficialmente: dos días antes de su celebración.

–Sí, y también tardamos mucho en anunciar la venta de abonos, pero es que hemos estado a punto de no hacer el festival. Arrastramos deudas de 2012 y la presión ha sido fuerte. Durante 15 años hemos tenido ediciones que han dado beneficios, otras que han arrojado pérdidas y otras equilibradas. Cuando había pérdidas acudíamos a los bancos y solicitábamos un crédito, hacíamos acto de contrición y nos recuperábamos. Ahora ya no es así. He negociado durante todo el invierno con tres bancos diferentes, sin resultados. Eso es lo que hemos conseguido tras todo este tiempo. En cuanto a las instituciones, dado lo poco que aparentemente pueden aportar… Si tuviéramos que hacer un festival montado sólo con el dinero que recibimos de la administración tendría que ser de cantautores, pero sin amplificación.

–Territorios llegó a manejar un presupuesto de 1.800.000 euros. Y ahora…

–Bueno, el año pasado bajamos 1.100.000 euros y este año ronda los 900.000. De esa cifra sólo 125.000 euros corresponden a dinero público. El ICAS aporta 75.000 y la Consejería de Cultura 50.000. Pero también se recorta en un 40% el patrocinio privado. Hay patrocinadores que siguen, pero aportan menos, y otros que directamente han desaparecido.

–¿Corre el festival el riesgo de desaparecer?

–Sí, es un riesgo cierto. El año pasado perdimos 250.000 euros, y fue culpa nuestra. Tuvimos la intención de crecer, metimos más artistas, más escenarios, más barras, nos gastamos un dineral en promoción… Y resultó que esa inversión no fue acompañada de un incremento de espectadores. Francamente, éste es el peor año de mi vida profesional. Llevo 30 años trabajando en el ámbito cultural y en condiciones así ya no repito. Hemos diseñado el festival para no perder dinero, hemos ahorrado en cachés, en producción… Hemos bajado los precios para intentar que venga más publico… Y de momento va bien. Llevamos casi 11.000 abonos vendidos, cuando otros años eran unos 7.000. También va bien la venta de entradas y espero que en total lleguemos a los 15.000 espectadores. Si llegamos y las barras funcionan, si no perdemos y podemos cubrir las deudas del año pasado, entonces seguiremos con el festival. Si no es así, si acumulamos más pérdidas, cerraremos.

Juan Antonio Pedrosa, director de Territorios.

Foto: Juan Carlos Muñoz


–Y por si fuera poco, el incremento del IVA Cultural…

–No termino de explicarme el porqué de esta saña contra la Cultura. Subir el IVA al 21% en plena crisis me resulta incomprensible. No puedes subir las entradas, porque el poder adquisitivo es menor, así que esa diferencia, por lo general, se la come el promotor. Pero encima, si dentro tienes barras que te ayudan a incrementar los ingresos, Hacienda las carga con ese 21% y no con el 10% de IVA que corresponde al sector hostelero. Eso se llama saña.

–Este año también cambia la infraestructura del festival, su distribución de escenarios…

–En la pradera de entrada vamos a tener finalmente tres. Nos estuvimos planteando eliminar alguno de los grandes, que tienen un coste de producción muy elevado, pero decidimos no ahorrar ahí y aguantarlos. Dentro se mantiene sólo el del Paseo del Ombú. Desaparece el de las chimeneas, porque como ya comprobamos el acceso es incómodo, pero se incorpora la Dub Corner, un escenario de bajo coste, aunque también una apuesta del festival por abrir otra puerta, en este caso al dub. Vamos a probarlo de la misma manera que en su día introdujimos el hip-hop y a partir de ahí ha habido rap todos los años.

–¿Siente que el cartel se resiente?

-No. Hemos hecho un gran esfuerzo para mantener el nivel. Puede haber quien piense que faltan nombres grandes de la música española, pero hay que tener en cuenta que quizás esos nombres no contaban con nuevo disco. En el cartel hay un buen número de artistas que podríamos considerar de un nivel medio, pero que quizás sólo necesitan algo más de tiempo para despegar, algo que ha ocurrido con muchos grupos, que pasaron por aquí antes de convertirse en estrellas nacionales. En cuanto al apartado internacional, sólo venden las bandas de primera línea, y para eso preferimos concentrarnos en las nacionales. Quizás desde ese punto de vista el de este año no sea el cartel más artístico, pero sí es el más práctico. Hemos optimizado el dinero que teníamos. Menos del 50% del presupuesto va a programación.

–Han revitalizado la Fundación Festival Territorios, creada hace tres años. ¿Con qué objetivo?

–La intención es crear una base social que haga posible la existencia del festival. Cuando llega el otoño necesitamos financiación para empezar a desarrollar las ideas, y como los bancos no la dan, pensamos en crear ese cuerpo social. Hay gente en toda Andalucía que se siente vinculada emocionalmente a Territorios, así que les proponemos ser parte de él, convertirse en socios. Son aportaciones pequeñas que les permiten venir como tales y disfrutar de algunos privilegios.

Un cartel articulado alrededor a la oferta nacional

Sin nombres internacionales de masiva proyección festivalera en ninguna de sus múltiples vertientes estilísticas –a excepción quizás de un Fatboy Slim parcialmente reactivado tras su aparición en la clausura de las Olimpiadas de Londres y de unos 2ManyDJs no por conocidos menos apetecibles–, la XVI edición de Territorios, que se celebra durante el viernes y sábado en el Monasterio de La Cartuja a partir de las 20:00, fía el gancho de su oferta a la producción nacional, en la que destacan nombres como el de los locales Pony Bravo, de vuelta al escenario para presentar su tercer y flamante álbum, De palmas y cacería. También juegan en casa dos pesos pesados del rap español, reconfigurados en propuestas colaborativas para publicar sus más recientes trabajos. Es el caso de los hermanos González Rodríguez –esto es, Tote King & Shotta–, quienes años después de un debut conjunto editaron Héroe el pasado 2012, y de Mala Juntera, que reunió en Cracks a los sevillanos Acción Sánchez y Zatu (SFDK) con el zaragozano Hazhe y el belga Capaz. Colaborativa es a su vez la propuesta de Corizonas, que funde a Coronas y Arizona Baby en torno a un efectivo repertorio de rock clásico. Y efectiva, seguro, será también la propuesta de Fangoria, en plena gira de presentación de Cuatricomía.

  • Muzz

    Es muy duro que no exista un festival grande en una ciudad como Sevilla, donde las condiciones para disfrutar de la música al aire libre en mayo son ideales.

    Llevo más de 7 años sin perderme Territorios y éste posiblemente sea su cartel más flojo. No obstante ahí estaremos, apoyando una de las pocas iniciativas de esta ciudad que sigue anclada en lo rancio y nunca se atreverá a apoyar con fe ciega iniciativas de este tipo. Se observa con envidia como ha crecido el Primavera Sound en Barcelona hasta ser uno de los festivales punteros a nivel mundial.

  • Simonlö

    Pienso lo mismo que Muzz, no me explico como la ciudad de Sevilla no cuenta con un gran festival, tenemos otros ejemplos como SOS4.8, Arenal,Low y como no, Primavera y Sónar que si han sabido crecer y seguir una misma línea.
    Es verdad que es cartel es flojo pero como dice su Juan Carlos Muñoz; muchos sevillanos tenemos una vinculación emocional con Territorios y volvemos todos los años aunque estemos fuera de Sevilla.
    Espero gran respuesta de público y que el año venideros volvamos a tener un gran TERRITORIOSSEVILLA!!!!

  • Etilico

    Me temo que el sevillanito y gran parte del andaluz no valora la música como se merece. En esta tierra rancia de costumbres prima más la cervecita en el bar y las copas del sábado por la noche que un poco de música y cultura, así nos va.

  • Mariajo

    Coincido con los comentarios anteriores y, sobre todo, con el de Etílico. Creo que todo debería partir en una apertura de mente del ciudadano sevillano, cuya cultura está muy anclada en la cervecita, la Semana Santa y la Feria de Abril. A veces, cuando caminas por esta ciudad quieres ver que hay más Sevilla aparte de esto (y la hay) pero se escurre porque ni tiene el mismo reconocimiento, presupuesto y valor para el sevillano medio.
    Éste será mi cuarto año como espectadora de Territorios Sevilla y reconozco que pudo haber carteles mejores, pero el enclave y la oportunidad de ver en directo a bastantes grupos en un evento que se torna en peligro de extinción merecen su precio. Y por favor, este tipo de iniciativas culturales tienen que florecer más en una ciudad como ésta, no desaparecer sin más. Mucho ánimo a la organización.

  • Juanjo

    Totalmente de acuerdo y subrayo lo dicho por Etílico y Mariajo. Basta de cervezas al sol mirando impasible el Audi/Mercedes en doble fila. Basta de espectáculos de farándula folklórica añeja y desgajada. Basta de tardes de toros. Basta de gin tonics en copa de balón con patilla y todoterreno. Sí a la variedad cultural, a la renovación frente al anclaje de la sevillanía popular que ni existió. Sevilla no tenía naranjos, todo fue un invento. ¡Fuerza Territorios!

  • Nomenclator

    Ya estamos con el topicazo: “la culpa de todo la tiene la Semana Santaaaaa…uuuhhh…uuuuhhh… la Semana Saaantaaaaa”. Por favor, dejemos el simplismo barato. Ni siquiera en la escena ‘alternativa’ de la ciudad se aprecia la música como se debe. ¡Pero si ni se escucha música en los bares! (salvo los dos que todos conocemos). Pero si hasta en la zona alternativa se abren bares sin pensar en la orientación musical que tendrán… Si en la zona ‘alternativa’ se han abierto bares con música exquisita, buenos DJs y buenas programaciones… y han tenido que cerrar porque no iba nadie. Si no salimos del tardohippismo, joder… (los corralones, por ejemplo). Si es que en esta ciudad, hasta el sector ‘alternativo’ es conservador. Dejemos de echar balones fáciles fuera.

  • Blas Fernández

    Natacha Atlas, Philip Glass, Fun’Da’Mental, Trío Mocotó, Asian Dub Foundation, Talvin Singh, Goran Bregovic, Bugge Wesseltoft, Tony Allen, Arto Lindsay, Banda Ionica, Clotaire K, Oi Va Voi, Matmos, Herbert, Gilles Peterson, Nitin Sawhney, Dominique A, Astrid Hadad, Antony and The Johnsons, Arnaldo Antunes, Swayzak, Rachid Taha, Zuco 103, Dani Siciliano, Amadou & Mariam, Tortoise, Lee Scratch Perry, Tote King, Mala Rodríguez, SFDK, Echo & The Bunnymen, Violent Femmes, Mogwai, Carl Craig, Ellen Alien, Ryoji Ikeda, Matt Elliott, Maga, Rufus Wainwright, Richard Hawley, Yo La Tengo, Caribou, Akron/Family, Miss Kittin, Shotta, Apparat, New York Dolls, Rokia Traoré, Seun Kuti, De La Soul, Wilco, Alpha Blondy, The Jayhawks, Buraka Som Sistema, Eli Paperboy Reed, Public Enemy, Los Planetas, Salif Keita, Tindersticks, Mulatu Astakte & The Heliocentrics, Pony Bravo, Diplo, Pantha du Prince, Tim Hecker, Daedalus, Tim Exile, Kangding Ray, Cut Chemist, Kode 9 & The Space Ape, Nudozurdo, Chacho Brodas, Maika Makovski, DJ Griffi & DJ 2D2, The Go! Team, Soul Jazz Records Sound System, Murcof, 2ManyDjs, The Fall, Sr. Chinarro, Orbital, Femi Kuti, The Divine Comedy, Javiera Mena, Kiko Veneno, Los Enemigos, Basement Jaxx, Mad Professor, The Human League, Iggy Pop, Pájaro, Marina Gallardo y tantos otros más.

    Por mi parte, gracias y larga vida.

  • Bleed

    Y Mission of Burma, The Klaxons, ¡¡¡, Dogo y los mercenarios…
    Estoy bastante de acuerdo con Nomenclator.
    Lo siento, me gusta la Semana Santa. Y no por eso he dejado de ir todas las ediciones de Territorios: y a casi todas del South Pop y a conciertos en Sevilla de Lagartija Nick, Low, Retribution Gospel Choir, The sea and Cake,Tachenko, Dominique A, Fernando Alfaro, Damien Jurado, Los hermnos Dalton, Silvio,El niño gusano, Pony Bravo, 091, Paul Collins, Wilco, Maga,Mark Kozelek, Ilegales, The Russian futurists,Las Buenas noches, Nacho Vegas, Los Enemigos, Tom Cary, Maga, Bombones, Fleshtones, Vivian girls, Strange Fruit, The pains of be pure of heart, Gun, Los planetas, Bill Callahan, Za!,…
    No me tengo que justificar, pero hablo por mi. En muchos de esos conciertos eramos 4 gatos y me daba pena. Mientras unos deambulaban por garitos rumberos gintonic en mano y otros continuaban sentados en el pumarejo alredor de unos caracoles. Tendremos lo que nos merecemos y punto. Si deja de programarse buenas representaciones teatrales en parte será culpa mia, porque suelo ir una vez al año. Pero de que deje de haber una escena interesante de música en Sevilla no tengo culpa, no. Aunque asista a la entrada de La Mortaja un Viernes Santo por la noche.

    Centrandome en Territorios, me ha defraudado este año el cartel. Igual deberían haber explicado antes la situación precaria en la que se encontaban. Y que iba a ser un año de transición en el que había que apoyar un poco el festival, aunque fuese como un ejercicio de fe o buena voluntad con vistas a un futuro mas halagüeño. Igual que lo hicieron cuando decidieron crecer no hace tanto(y los rumores de que podían incluso habilitarse otros espacios como el Alamillo para seguir creciendo).
    Cuando pusieron los primeros abonos a la venta para esta edición, a un precio buenísimo, crei entender que se habían agotado en muy pocos días.
    La verdad he echado de menos algún peso semipesado (o gallo), no tanto por su caché sino por su calidad e importancia. No se cual fue el coste de Mission of Burma el año pasado, pero por la hora en que actuaron no eran precisamente “cabezas de cartel” y sin embargo le dió, bajo mi punto de vista, un plus al evento.
    Si se ha optado por atraer a un público distinto, asegurar una buena taquilla, no solo me parece bien sino que es lo lógico. Es su negocio. Yo también doy las gracias por haber traido a tantos artistas a Sevilla, algo casi impensable.
    Pero este año no estoy en Territorios casi por principios o tozudez, aunque no por eso dejaré de ir esta noche a un concierto.

  • Blas Fernández

    Un razonamiento impecable, Bleed. Gracias por su aportación.

  • COSMOSOUL

    Queremos dar las gracias a la organización del Festival Territorios, al público asistente y al que que por diversas razones no pudo asistir. Hasta la próxima!!

  • Juan

    Me pregunto si la importancia del festival este año no daba ni para una crónica en uno de los pocos diarios sevillanos. Si hubiera una buena promocion con el soporte público, el cartel sería mejor y se beneficiaria a otros sectores de la ciudad ya que el sitio y la fecha son ideales. Cartel flojito, mejorar la orientacion de los escenarios( Dub corner dentro?) y cuadrar mejor los horarios y tendremos un gran festival.

  • Blas Fernández

    Juan, seguro que la merece, pero a diferencia de años anteriores, no estaba yo en disposición de hacerla. Ya hemos tenido un gran festival, ahora sólo falta recuperarlo.

    En cuanto al dub corner, completamente de acuerdo: debería estar dentro, quizás recuperando el escenario de las chimeneas y abriendo el acceso al mismo por la entrada del río para evitar el tapón del pasillo.

    Y parece obvio que hay que reorientar los escenarios grandes: hubo momentos en que aquello parecía la Calle del Infierno.

    Por lo demás, el evidente éxito de público, en mi humilde opinión, debería servir para aspirar a “carteles más artísticos”. La incógnita es cómo conseguirlo manteniendo los abonos en un precio tan bajo, a la postre, la clave de la masiva afluencia de este año.

  • […] no fue acompañada de un incremento de espectadores -relataba Pedrosa, un año después, en una entrevista para el blog La Ventana Pop-. Si no perdemos y podemos cubrir las deudas del año pasado, entonces seguiremos con el festival. […]


Comentar


Nombre (Obligatorio)

Correo electrónico (Obligatorio)

Página web (Opcional)

El autor, en este espacio, se limita a recoger la opinión y contenidos de los lectores, por lo que no se hace responsable de los mismos. Si encuentra algún texto ofensivo, erróneo o alguna opinión que no sea respetuosa, le rogamos que nos lo haga saber