Mal asiento, mejores canciones

Blas Fernández | 18 de marzo de 2016 a las 5:00

cabezafuego_lvp
Inicialmente programado para el pasado 30 de enero, y finalmente aplazado por problemas logísticos, Fun Club recupera este sábado el concierto de presentación en Sevilla de Camina conmigo, primer álbum firmado con nombre propio por Íñigo Cabezafuego, músico navarro de largo recorrido asociado a un sinfín de formaciones bilbaínas dedicadas al rock’n’roll en sus múltiples vertientes. “El primer grupo en el que estuve fue Half Foot Outside –rememora Íñigo–, una banda de hardcore-pop que luego hizo varios discos sin mí. Jugos Lixiviados fue el segundo, aunque de aquella época maravillosa recuerdos guardo pocos, la verdad. Con ellos aprendí lo que es el rock’n’roll real, la mugre, el sexo, las drogas… Todo”.

Pero la lista es mucho más larga… “Después estuve en Mermaid, Basque Country Pharaons, Atom Rhumba, Royal Canal, Black Lagoon… Eso sólo de los más conocidos –apunta–. La verdad es que soy culo de mal asiento y me aburro bastante rápido. Me dicen los amigos que me aburro hasta de los grupos que me gustan”.

En esa esa constelación de bandas, de tan limitada repercusión como grato recuerdo para el aficionado, destaca Atom Rhumba, todavía en activo, responsable de una demoledora discografía cuya onda expansiva, esta vez sí, sobrepasó con creces el ámbito local. “Sí, sin duda –admite Íñigo–. Entré cuando el grupo estaba ya bastante formado y tuve la suerte de hacerlo cuando, entre comillas, dio el pelotazo: tocamos mucho, hicimos giras por el extranjero, fuimos a Japón… Ahí seguimos. Se supone que vamos a grabar nuevo disco este año. A ver qué pasa…”.

A Atom Rhumba le debemos también una de las últimas grabaciones de Josetxo Anitua, el añorado vocalista de los inolvidables Cancer Moon, auténtico punto de fuga del rock español de los 90, fallecido en 2008. Tres años antes, banda y cantante se reunían para celebrar el vigésimo aniversario de la revista Ruta 66 con un concierto de versiones posteriormente editado como álbum, Anitua&Rhumba. “Era un amor de hombre, la verdad. Lo recuerdo como la persona más encantadora y cariñosa de Bilbao –evoca–. Atom Rhumba hicimos con él aquel concierto para el Ruta y fue una maravilla. Siempre tuvo un gustazo… Fue discjockey del Kafe Antzokia durante muchos años y era una gozada. Me acuerdo de que siempre nos quedábamos tras los conciertos sólo porque pinchaba él”.

Y tras tantas idas y venidas, tras tantos y tantos grupos, Cabezafuego nos sorprendía a comienzos de 2014 con Camina conmigo, ocho canciones que abrían su abanico estilístico a veces rozando el pop, otras la psicodelia, siempre con un afilado sentido del humor reflejado en unas letras torrenciales y definitivamente divertidas. “Tener canciones y no saber con quién hacerlas. Ése fue el motivo de grabar como Cabezafuego –explica–. Siempre he estado tirando del carro con grupos de aquí, y en un momento dado dije pues ahora las voy a hacer yo. Suena a topicazo, pero en realidad Cabezafuego es una banda…”.

Una banda o, incluso, un bandazo. Para su álbum, Íñigo reclutó a un destacado plantel en el que figuraban, entre otros, el guitarrista Joseba Irazoki –amén de componente de Atom Rhumba, habitual de Nacho Vegas– y el ingeniero de sonido Luther Russell (Richmond Fontaine). “Hombre, ésa es la suerte de llevar tantos años tocando con gente tan diferente: los llamas y vienen. Grabar el disco con ellos fue una gozada”, afirma. Sin embargo, no es ésa su formación para los directos. “Todos están siempre muy liados –lamenta–. Pero tengo una banda estupenda: Oskar Benas, que ha sido guitarrista de Maika Makovski y Fermín Muguruza; Ander My Wheels, que es el batería con el que he tocado en muchos proyectos, Royal Canal, Basque Country Pharaons… Y Asier al bajo, que también lleva conmigo muchos años”.

Quienes, por ejemplo, hayan asistido a las tres últimas ediciones del Monkey Week podrán dar fe de la solvencia y entrega con la que los cuatro músicos ponen en pie sobre el escenario las canciones de Camina conmigo, disco, por cierto, coeditado por el sello madrileño Folc Records y la escudería sevillana Happy Place. “Sí, son de esas cosas que a lo mejor sorprenden un poco. Con Joaquín –dice Íñigo de Joquín Aneri, de la discográfica hispalense– fue amor a primera vista. Traje una vez a Pájaro a tocar a Villava, mi pueblo, hace ya unos años,  y conectamos inmediatamente. Andrés [Herrera, Pájaro] estaba helado de frío… Pero qué frío hace en este pueblo, decía. Se llevó un gorro tejido por la abuela de mi novia y luego salió con él puesto el resto de la gira”.

El concierto en Fun Club marcará, o casi, el adiós a la gira de Camina conmigo y el inicio de un nuevo proyecto. “El día después tocamos en Vitoria y ése será el último. Paramos y empezamos a grabar el nuevo disco, que va a ser una locura –avisa–. No va a tener nada que ver con el anterior… ¡Estoy harto de rock’n’roll! Me gusta mucho oírlo, me gusta mucho tocarlo, pero… ¡Estoy harto de grabarlo! Llevo veinte años intentando grabar el disco perfecto de rock’n’roll, en el que todo suene guay, y no hay manera de conseguirlo. Así que he decidido dejar ese camino y hacer el disco más loco que se me pueda ocurrir. Tengo varias ideas, letras, melodías, pero no sé a dónde me van a llevar. Esperamos tenerlo publicado en septiembre u octubre”.

La locura, o la ambición, quedará plasmada en el propio formato elegido. “Va a ser una coedición con Autsaider Cómics, una editorial que está sacando cómics muy chulos de peña americana. La idea es hacer un LP-cómic con grandes dibujante españoles: a un lado de la carpeta, el vinilo; al otro, las historietas. Estoy muy ilusionado con esto”, reconoce el músico.

Cabezafuego actúa este sábado a las 22:00 en Fun Club (Alameda de Hércules, 86).

El Podcast de La Ventana Pop (Programa 47)

Blas Fernández | 10 de marzo de 2016 a las 5:00

pajaro_n_lvp

Comienza El Podcast de La Ventana Pop con dos canciones aún inéditas de He matado al ángel, el inminente y flamante nuevo álbum de Pájaro, en la imagen de ahí arriba. Otros retornos de altura son sin duda los de Chucho, resucitados por Fernando Alfaro, y el cordobés Álvaro Muñoz, Tarik, que vuelve a la carga bajo el nombre de Summer Spree. Con nuevos discos cuentan también bandas como Blam de Lam, Midi Puro, Pinocho Detective, El Último Vecino, Sorry Kate y Baywaves. Y en directo, Holögrama y Chencho Fernández. ¡Vamos allá!

Como siempre, puede escuchar El Podcast de La Ventana Pop en el reproductor bajo estas líneas o, también, en la web de ScannerFM.

Tracklist

1.-Pájaro: Sagrario y sacramento

2.-Pájaro: Sudeck Man

3.-Midi Puro: Hora 25

4.-Pinocho Detective: Sólo sé que no sé nadar

5.-Chucho: Flores sobre el estiércol

6.-Summer Spree: Después de esto

7.-Summer Spree: Leones en la lluvia

8.-Blam de Lam: La doble estancia

9.-Blam de Lam: Mecánica eterna

10.-El Último Vecino: Una especie de costumbre

11.-Sorry Kate: Slave Mistake

12.-Baywaves: Marsupilami

13.-Holögrama: Fire

14.-Chencho Fernández: Este matrimonio no casa

“Hemos mirado siempre tanto adelante como muy atrás”

Blas Fernández | 1 de marzo de 2016 a las 5:00

Foto: Miguel Ángel Garví

Foto: Miguel Ángel Garví

Fascinante ejemplo de una escena musical, la sevillana, cada vez más heterodoxa, Orthodox revalida su condición de rara avis con cada nuevo álbum (cinco, sin contar recopilatorios y trabajos en otros formatos). El último de ellos es Axis (Alone Records, 2015), una prueba más de hasta dónde llega la inventiva del dúo integrado por Marco Serrato (bajo) y Borja Díaz (batería), músicos surgidos del ámbito del heavy, facción doom-metal, ajenos a los corsés estilísticos y abiertos a proyectos variopintos (entre otros, por ejemplo, el grupo de improvisación Hidden Forces Trio).

Pero Axis es además la base de Oficio de tinieblas, el concierto que, a inicitiava del ensayista y agitador cultural Pedro G. Romero, Orthodox ofrecerá esta noche dentro de la programación del Festival de Música Antigua de Sevilla.

–¿Se imaginaban en el Femàs?

–Borja: Jajaja… No… Fue Pedro G. Romero quien se lo imaginó.

–Marco: Totalmente. Pedro está trabajando en el Femàs, asesorando, dando ideas. La propuesta surgió de él y al festival debió de parecerle bien.

–¿Y cómo encajaron la oferta?

–B: Ufff… Al principio nos asustamos, porque no teníamos muy claro qué hacer. En origen, la idea era tocar un repertorio de música antigua. Pensábamos que lo que querían era, por ejemplo, que cogiéramos un madrigal y lo adaptáramos a nuestro sonido. Y empezamos a ensayar por ese camino.

–M: Pero eso al final resulta un pastiche, así que lo dejamos. Si Pedro nos lo propuso fue precisamente porque esos elementos ya están en nuestra música: ya hemos usado textos en latín, hemos compuesto algún canon acorde a nuestra mentalidad enferma, tenemos ese punto litúrgico, ritual, que conecta mucho con la música religiosa antigua… En realidad, Pedro nos llamó para que tocáramos nuestra propia música. El tema al que está dedicado el festival este año es la Pasión, un concepto que nosotros hemos utilizado mucho. Hemos manejado los mismos símbolos con los que juegan Pedro y los pintores de los que se usan cuadros proyectados en el concierto. Así que era un motivo que salía de forma natural. Aunque algo ha quedado de los primeros ensayos, algún riff de Cristóbal de Morales…

–B: Lo que no queríamos de ninguna manera era hacer La pasión según San Mateo con melenas y guitarras. Además, nos sirve como excusa para presentar Axis. Tocamos la mitad del nuevo disco, precisamente los temas que no solemos hacer cuando actuamos los dos solos.

–La presencia en el cartel se argumenta bien, pero no deja de resultar algo paradójico que un grupo caracterizado por mirar siempre adelante participe en un festival como éste…

–M: Bueno, creo que nosotros hemos mirado siempre tanto adelante como muy atrás. Además, esta moda de la música antigua es muy moderna. Al menos, el hecho de tocar música antigua como se hace ahora, recreando la sonoridad de la época, intentando que los instrumentos sean lo más parecidos posible a los originales. Ese punto historicista que hoy tiene la música antigua en realidad es moderno. En el siglo XIX, desde luego, no lo hacían así.

–B: Es una moda retro.

–M: A veces miramos incluso más allá de la música antigua. Por ejemplo, hacemos improvisación libre, que se tiene por música vanguardista, experimental, cuando probablemente la primera música fue improvisada. Y además, casi seguro que tuvo un carácter ritual, mágico. A eso me refiero cuando digo que fluye de manera natural. En su texto para el programa del festival, Pedro cita el caso de la diosa Salambona y Santa Justa y Rufina, santas precisamente por atentar contra un ídolo pagano que, en el fondo, es la Virgen, Venus llorando por Adonis. Todo es un reciclaje constante a lo largo del tiempo.

Foto: Gonzalo Santana

Foto: Gonzalo Santana

–¿Cómo han elegido el repertorio?

–M: Escogiendo los temas que, directa o indirectamente, aluden a la Pasión: los que tienen algo de carácter litúrgico, los que hacen referencia a esa temática…

–B: También por la instrumentación.

–M: Sí. Aunque no sea necesariamente barroca, en ocasiones puede recordar a la música de capilla de Semana Santa. Y ahí está también la Pasión. La mera presencia del clave, que toca Alejandro Rojas-Marcos improvisando, te lleva ya a ese terreno. La improvisación, al fin y al cabo, es algo muy propio del Barroco. No es libre, tiene sus reglas, pero es improvisación.

–En el caso del Barroco, sería una improvisación más jazzística…

–M: Sí. La improvisación en el Barroco, como en el jazz, tiene sus normas idiomáticas. Igual que en el flamenco: puedes improvisar, pero siguiendo las reglas. Ésa es la gracia de Alejandro: que hace improvisación libre con un instrumento asociado a la música de museo.

–Aunque ahora son un dúo, en Oficio de tinieblas contarán con otros colaboradores…

–B: Nos lo planteamos así desde el principio.

–M: En realidad, aunque nos hayamos quedado los dos en el núcleo duro, en la naturaleza de Orthodox está ser un grupo de cuatro o cinco músicos. Claro, eso sería si las cosas fueran de otra manera, si los cachés y los presupuestos fueran otros. Siempre echo en falta trompetas, cornetas, trompas… Este concierto está más cerca de la idea original de Orthodox que los que damos como dúo, aunque en ésos también nos lo pasamos muy bien.

–B: Además de Alejandro, estará también Gustavo Domínguez, colaborador de Orthodox desde el segundo disco, Amanecer en puerta oscura, y componente de Hidden Forces Trio. Creo que nuestro trabajo en Hidden se refleja mucho en Axis.

–M: Sí. Lo de este martes va a ser quizás tanto Orthodox como Hidden.

–B: Y también estará Carlos Pérez, guitarrista de Monstermind, que también colaboró en Axis, en el tema Medea.

–Existe una contrastada pasión del heavy por la música antigua. Incluso no poca gente que da el salto desde ahí a la segunda. ¿Por qué?

–B: El mismo Fahmi Alqhai, director del Femàs.

–M: Eso es un clásico. Es algo intrínseco al heavy. Escuchas a Deep Purple y compruebas que Ritchie Blackmore está dándole las gracias a Bach cada dos por tres. Y probablemente Carmina Burana de Carl Orff haya sido la música más usada como introducción en conciertos heavies. No es música antigua, estrictamente hablando, pero Orff intentó recrear la música pagana antigua. Metallica tiene muchas introducciones y arreglos propios del Barroco. Las progresiones del Barroco dan mucho juego en la guitarra y si las has estudiado se quedan ahí. Además, en el heavy siempre ha contado mucho la habilidad técnica, la competencia.

–¿Cómo creen que reaccionará el público habitual del festival ante su propuesta?

–M: Creo que nos odiarán y crucificarán a Fahmi por habernos programado.

–B: Yo creo que, directamente, ese público no irá. Pero es de agradecer que el festival tenga esa inquietud por abrir su abanico.

–Niño de Elche en el ciclo de contemporánea del Central y Orthodox en el Festival de Música Antigua… Los programadores le están echando valor…

–M: Pienso que lo que están intentando los programadores es demostrarle al público que este tipo de festivales no es sólo para una logia masónica especializada, que no pasa nada por ir a un concierto de Orthodox y luego a uno de música barroca aunque jamás hayas escuchado un disco de música barroca. Parece que la apertura siempre va unida a la vanguardia, pero también puede y debe ser al revés. ¿Por qué no va a poder ser que un espectador del Primavera Sound o de Territorios vaya a una iglesia a escuchar un Stabat Mater? No sé, puede que haya quien piense que los programadores hacen estas cosas por estrategias comerciales, pero, en ese caso, con nosotros lo tendrían claro.

Orthodox presenta Oficio de tinieblas esta noche a las 20:30 en el Teatro Alameda (Crédito, 13) dentro de la programación del Femàs.

El Podcast de La Ventana Pop (Programa 46)

Blas Fernández | 25 de febrero de 2016 a las 5:00

091_doce_lvp

Arranca en esta ocasión El Podcast de La Ventana Pop con la noticia de las reediciones en vinilo del primer álbum del Grupo de Expertos Solynieve, Alegato meridional; el debut en solitario de Soleá Morente, Tendrá que haber un camino, y los cuatro discos grabados en su día por 091 -fotografiados ahí arriba por Fin Costello en la portada de 12 canciones sin piedad- para el sello Zafiro, que también se rescatan en formato CD.

La VII edición del Freek Fest anuncia sus primeros nombres, entre ellos, The Long Ryders; el Campus Rock de la UCA, que también acogerá un concierto de Chencho Fernández, arranca con La Bien Querida; Automatics y Trepàt, entre otros, se apuntan al Ciclo Cardiode; All La Glory y Midi Puro muestran en directo sus nuevos trabajos y Betunizer coprotagoniza la fiesta de presentación del Anfi-Rock Sound Festival en Sevilla.

Y aún nos queda tiempo para mirar al otro lado del Atlántico y escuchar a los peruanos Tourista

Fe de erratas: El grupo que estará acompañando a All La Glory y Peces Barbas en el concierto de este sábado en la Sala X de Sevilla no es Midi Puro, sino Pinocho Detective.

Como siempre, puede escuchar El Podcast de La Ventana Pop en el reproductor bajo estas líneas o, también, en la web de ScannerFM.

Tracklist

1.-Grupo de Expertos Solynieve: Se ve que hay calidad

2.-Soleá Morente: Están bailando

3.-091: En tus ojos

4.-The Long Ryders: And She Rides

5.-La Catedral Sumergida con Chencho Fernández: La edad de oro

6.-La Bien Querida: Vueltas

7.-All La Glory: The Guy Who Knew Johnny Thunders

8.-Midi Puro: No giras

9.-Tourista: Select y start

10.-Automatics: Puppet Boy

11.-Trepàt: Retrofestiva

12.-Betunizer: Camilo José Shellac

“La familia es el género de terror por excelencia”

Blas Fernández | 21 de febrero de 2016 a las 5:00

remate_lvp_n1
remate_cover_lvpCabello de ángel, tocino de cielo.
Remate.
Pop / Relámpago / LP · DD.

“Hombre, en el disco cuento cosas que reflejan que mi experiencia familiar no ha sido precisamente Chitty Chitty Bang Bang. Es una reflexión sobre la familia, aunque no sólo sobre la mía. Hay sobradas obras de toda índole al respecto. La familia es el género de terror por excelencia, así que éste podría haber sido un disco de terror, pero no, no lo es”, explica Fernando Martínez de la Serna (Madrid, 1974), musicalmente conocido como Remate, a propósito de su nuevo álbum, Cabello de ángel, tocino de cielo, un disco que él mismo define como “un musical tragicómico sobre la familia y otros espantos”. Aunque matiza respecto a la diana contra la que dirige sus dardos… “Una cosa sería mi familia, mi mujer y mis hijos, que espero que sea siempre un núcleo de felicidad, y otra la familia como árbol genealógico, ésa que tiene un peso sobre ti”, concreta.

Entre el exorcismo y el ajuste de cuentas, afortunadamente, con no poco humor de por medio, Remate firma letra y música en nueve cortes que rescatan recuerdos, estampas y personajes de ingrata memoria, pero también buenos deseos para la reconstrucción de un yo lo más alejado posible de las taras heredadas: “A veces me gustaría salir de un armario empotrado con un rifle cargado…”, canta en El urogallo, el corte que abre el álbum. “Calificar mucho lo que uno hace, enmarcarlo, etiquetarlo demasiado, da un poco de miedo, porque probablemente te equivoques. Pero no ya por el hecho de clarificarlo, sino porque con la falta de perspectiva que uno mismo tiene sobre lo que hace, probablemente se equivoque –reflexiona–. Pero creo que sí, que en este disco hay un poco de salir del armario. No es una salida del armario clásica, en el sentido sexual, pero sí de decir yo vengo de aquí, lo cuento y de algún modo voy para otro lado”.

Tema capital el de la familia en la creación literaria, Remate observa sin embargo que “las obras referenciales que se me vienen a la cabeza son sobre todo cinematográficas, tipo Celebración, de Thomas Vinterberg, pero también libros de cómics, como los de Chris Ware o Alison Bechdel, que son inspiración directa en este disco, porque la manera que ellos tienen de abordar la familia me inspira la mía en un registro musical. Habría más, claro, pero creo que ésas son a las que más he atendido. Aunque, bueno, también hay algo de La escopeta nacional, ¿no?”.

¿Fantasea con la idea de convertir esta colección de canciones en un inusual musical? “Estrictamente hablando, no –descarta–. Pero pretendo que en directo deje de manifiesto esa condición del mismo modo que queda de manifiesto en el disco. Y un musical, aunque sea tan heterogéneo o incluso iconoclasta como éste, al final requiere una escena. Así que mi manera de afrontarlo en vivo debe de tener eso. Estoy en la búsqueda y creo que lo conseguiré, porque el fondo de las cosas, al final, siempre sale a flote”.

remate_lvp_n2Músico de formación académica, sólido multiinstrumetista, Remate se merendó prácticamente en solitario la grabación del álbum, el duodécimo de su carrera. Amén de cantar, aquí toca ukelele, piano, guitarras acústicas, sintetizadores, teclados, dulcimer, glockenspiel, percusión y bases electrónicas. Sólo un acompañante habitual, el guitarrista y productor Carlos Toronado, se sumó al proyecto en un par de canciones, Coreografía y Coda. “Fueron unos arreglos que surgieron de él y por aquello de que hubiera otro tipo de registros… Le he dado muchas vueltas y voy a hacer los conciertos solo, aunque seré bastante yoes distintos. Estoy montando todos las actuaciones para, más o menos, primavera. En Andalucía desembarcaré en junio”, explica el músico, que confirma presencia en Sevilla ese mes dentro de ciclo Música en los jardines del Casino.

Cabello de ángel, tocino de cielo se ha publicado en una cuidada edición en vinilo de 180 gramos y en descarga digital. Ni rastro de CD. “Sí, sí que me gusta el formato, pero es que no se venden CDs –apunta–. El objeto en el que nos volcamos desde el punto de vista físico, que deja constancia del disco que sacamos, es el vinilo. Además, hemos duplicado la apuesta: gramaje, diseño, carpetas… El vinilo es un objeto de lujo, pero la descarga también está muy cuidada, hacemos un master específico. No tengo nada en contra de fabricar CDs, pero empieza a ser un producto que la gente no entiende: pero si ya me lo descargo, ¿para qué quiero el CD?”.

El primer sencillo de avance del disco fue Marica y drogadicto –adivine: era la orden tajante de lo que Remate no podía ser jamás–, una canción con vídeo a cargo de la directora Isabel Coixet. “Con Isabel tengo una relación profesional. Estoy trabajando con ella en diferentes proyectos desde hace tiempo y eso derivó, entre otras cosas, en este vídeo –cuenta–. He hecho la música para un corto suyo que se verá en el Festival de Cine Español de Málaga, pero, por contrato, no puedo decir más. Es muy musiquera. De hecho, aunque nuestros proyectos tienen que ver con que yo soy músico y ella cineasta, puede llegar a darse el caso de que alguno de los que tenemos entre manos sea más mezcla”.

No obstante, el primer y feliz contacto de peso de Remate con el ámbito cinematográfico vino de la mano del canal TCM, que le propuso un atractivo encargo: crear la banda sonora de Too Much Johnson, película rodada por Orson Welles en 1938 e inédita hasta hace pocos años. “Fue mi estreno cinematográfico –reconoce–. Antes había hecho cosas, pero el encargo importante fue ése, que luego, en cierto modo, me permitió tener claro que voy a seguir trabajando en el cine. Es que fue un proyecto en el que todo salió bien. Y es muy difícil que se den esas circunstancias. Trabajar con el canal TCM fue un placer, porque es muy raro trabajar con gente que sabe lo que hace y son estimulantes y respetuosos. Disfruté mucho. Después del vértigo del principio, porque era un encargo complejo y de mucha música, todo fue sobre ruedas. Es raro que las cosas salgan perfectas, pero pasó. Se estrenó aquí, en Estados Unidos… He dados muchos conciertos en España y fuera con la proyección de la película. Todo salió bien. Inaudito”.

Una curiosa anécdota en torno a este asunto… “Cuando me lo encargaron recordé haber visto una foto en la que aparecía mi abuelo junto a Orson Welles y Amparo Rivelles –rememora–. Creo que era en el rodaje de Mister Arkadin. Mi abuelo trabajó en el cine como director de casting y ayudante de dirección, que creo que fue lo que hizo en esta película. Y cuando me lo encargaron lo recordé. El encargo en sí mismo, hacer la banda sonora de una película de Orson Welles, ya era raro, pero que que encima mi abuelo tuviera relación con Welles me resultó… gracioso”.

Bueno, bueno… ¡Un parentesco no negativo! “Jajaja… Exacto. Ahí hay un anclaje familiar positivo”, concede Remate.

Las fotografías que ilustran esta entrevista son obra de Ana Bolívar.

El Podcast de La Ventana Pop (Programa 45)

Blas Fernández | 11 de febrero de 2016 a las 5:00

perlita_lvp_n

Arranca en esta ocasión El Podcast de la Ventana Pop con El Guincho, uno de los nombres ya anunciados para la primera edición del Trafalgar Festival, nueva cita estival con sede en Caños de Meca. Blacanova y M.O.R. también suenan en el apartado de directos y el resto del programa se nos llena de estrenos: Perlita, en la imagen, y su debut en largo con Cangrejo Yeti; Naja Naja, pronto en la fiesta de presentación sevillana del Anfi-Rock Sound Fest; Triángulo de Amor Bizarro y su monumental Salve discordia; Jose Domingo y el anuncio de Vertical; Odio París, Éter, Ramírez, Remate

Como siempre, puede escuchar El Podcast de La Ventana Pop en el reproductor bajo estas líneas o, también, en la web de ScannerFM.

Tracklist

1.-El Guincho: Comix

2.-Perlita: Flash Your Ass

3.-Perlita: Ypsilom

4.-Naja Naja: Meet With The People (In The Forest)

5.-Triángulo de Amor Bizarro: Desmadre estigio

6.-Triángulo de Amor Bizarro: Baila sumeria

7.-Odio París: Geometría coaxial

8.-Éter: Cerca del sol

9.-Ramírez: Wax Box

10.-Jose Domingo: En sitios que no llego

11.-Remate: Coreografía

12.-Blacanova: Amok

13.-M.O.R.: Bye Bye Earth

Música para imaginar olas

Blas Fernández | 3 de febrero de 2016 a las 7:54

Foto: Juan A. Romero

“La leí hace mucho tiempo –cuenta David Cordero cuando se le pregunta por aquella novela de Yukio Mishima, El rumor del oleaje–. Estaba buscando un título para el disco que fuera corto, bonito, y que plasmara ese concepto de grabaciones de campo del agua. Andaba dándole vueltas en casa y… ¡resultaba que tenía el libro enfrente! ¡Era ése! Me vino perfecto, aunque el disco no tenga nada que ver con la novela”.

Así que, además de uno de los más celebrados textos del polifacético artista japonés, El rumor del oleaje es ahora también el nuevo álbum del músico de San Fernando, afincado en Sevilla desde hace años, el primero firmado con nombre propio tras múltiples registros como Úrsula o en proyectos compartidos. Son ocho delicadas piezas de ambient music, con ocasionales pinceladas neoclasicistas, hilvanadas por una misma idea: la contemplación del mar desde la playa. “Surgió de manera un poco casual –evoca Cordero–. 2014 fue para mí un año un tanto complicado. Aunque sea de San Fernando nunca he sido muy de ir a la playa. Sin embargo, ese verano, mi amigo Juan y yo fuimos mucho. A hablar de nuestras cosas, a meditar, a mirar el agua… Fue en Conil, en Río Salado, donde me quedé como dos horas escuchando las olas. Me di cuenta de lo bien que me sentía con ese sonido y ahí me hizo click¿Por qué no lo grabo e intento hacer música con el agua? Si sólo el agua ya me produce esa paz, esa relajación, ¿por qué no lo llevo a mi terreno? A partir de ahí, y después de hablar mucho con Juan, empezó a desarrollarse la idea”.

Juan es Juan Antonio Romero, un amigo de la infancia que se embarcó junto a Cordero en un viaje por diversas playas de las costas de Cádiz y el País Vasco con el objetivo de realizar grabaciones de campo del oleaje, tomar fotografías y filmar vídeos. “La idea principal era recoger el sonido del agua, grabarlo en las playas. Llegamos a ir a quince diferentes, aunque al final en el disco sólo están ocho. Una vez en casa empecé a seleccionar. Puedes pensar que el agua siempre suena igual, pero dependiendo del día, de las mareas, de la climatología, de la zona geográfica, suena de maneras muy diferentes –explica el músico–. Primero filtré las que realmente me llamaban la atención, las que podían resultar más interesantes. Una vez seleccionadas comencé con el proceso digital: pasar las grabaciones por pedales, por el ordenador, meterle reverb, bajarle los pitch… Todos los ambientes que suenan son el agua”.

¿Y por qué concretamente playas de Cádiz y el País Vasco? “Las de Cádiz porque soy de allí y me evocan recuerdos muy personales, tienen un significado para mí; las del País Vasco porque eran la excusa para hacer un viaje –reconoce Cordero–. Me apetecía centrarme en el proyecto durante una semana sin mezclarlo con nada, ni trabajo ni otras cosas. Allí tengo muchos amigos que me ayudaron: ven aquí, tienes que ir a este sitio... Conocí zonas del País Vasco brutales. Son conceptos de agua y de playas muy diferentes. En Cádiz, desiertos y kilómetros de arena clara y blanca; en el País Vasco, más norte, más piedra, más salvaje. Eso me ayudó mucho a la hora de diferenciar las canciones. Te das cuenta de que las del País Vasco tienen más fuerza, mientras que las de Cádiz son más pausadas, más lineales”.

Foto: José Ángel García

Foto: José Ángel García

El rumor del oleaje cuenta con una cuidada edición en CD que deja pruebas del carácter conceptual del proyecto. El libreto recoge ilustraciones de cada una de las ocho playas que inspiraron las piezas. Y éstas, a su vez, incluyen las coordenadas cartográficas que permiten contemplarlas mediante Google Earth –“Para que desde el ordenador puedas darte un paseo por los sitios exactos”, dice Cordero–. El resultado es un bonito artefacto publicado internacionalmente por el sello japonés especializado en ambient Home Normal. “Este disco no tenía destinatario cerrado –explica David–. Empecé con el proyecto por cuenta propia y cuando ya tuve suficiente material para enseñarlo comencé a enviarlo a sellos de fuera. El panorama de la música ambient en España es… nulo. Hay gente haciendo cosas, pero pocos espacios, sellos o medios que apoyen este tipo de música, como sí ocurre fuera. Hace años que soy amigo del músico argentino Federico Durán. Le comenté lo que estaba haciendo y él me sugirió que le escribiera a la gente de Home Normal, porque pensaba que podía gustarles. Y lo hice. Es curioso, cuando las cosas vienen de fuera parecen más interesantes. El disco está teniendo unas críticas increíbles, se está vendiendo muy bien… Intentarlo fuera era dar un paso más. Si grabas para un sello extranjero llegas a más gente. Yo no vivo de esto ni tampoco me lo planteo, pero sí me gusta que pueda llegar a todo el que tenga interés”.

Habituado a las colaboraciones –de la amistad con los guechotarras McEnroe surgió otro proyecto paralelo, Viento Smith–, Cordero también invita a participar en el álbum a diversos músicos sevillanos o residente en la ciudad, entre ellos Marco Serrato (Orthodox) y Niño de Elche. “Con ellos hice el mismo proceso que con el agua –comenta David–. Con este disco no he tenido prisas. La primera parte, la estructura básica de las canciones, la hice en casa con mucha tranquilidad. Después, en los Estudios La Mina, grabamos todos los elementos acústicos. Pero no era algo cerrado, sino que íbamos probando: tira por aquí, tira por allí… Luego volví a llevarme esas pistas a casa y comencé a montarlo todo otra vez. Por ejemplo, hay gente a la que le cuesta localizar la voz de Paco [Niño de Elche], que es como una sirena, ahí de fondo… Está muy procesada, muy integrada en el agua. A veces parecía más que estaba con el Autocad dibujando un edificio que haciendo música. Es un disco de orfebrería digital. Todo muy integrado”.

Con varios de esos músicos –Serrato al contrabajo, el clarinetista Gustavo Domínguez, el trompista Moisés Alcántara y el teclista Nacho García– prepara ahora el estreno en directo del disco, el próximo viernes 11 de marzo dentro del ciclo ShowCASe, en el Centro de las Artes de Sevilla. “Va a ser algo especial, sólo para 60 espectadores y con el mar de fondo: un plano secuencia del oleaje en San Fernando que filmé el 1 de enero a primera hora de la mañana”, avanza.

Y en breve, nuevas aventuras, entre ellas Nanas, un sencillo en vinilo grabado junto a Niño de Elche que publicará el sello Acuarela. Por esta vez, será mejor dejar a un lado su papel como uno de los artífices del sello Knockturne Records, que tantas y tan enjundiosas sorpresas está deparando a la escena independiente nacional… “Empezó como un hobby y ahora me quita muchísimo tiempo –apunta– Parecía una locura, pero está funcionando bien. Nuestra mentalidad no es de empresa, sino de familia y puente. Nuestra única preocupación es apostar por bandas con algo que decir y que lleguen al mayor público posible”.

El Podcast de La Ventana Pop (Programa 44)

Blas Fernández | 28 de enero de 2016 a las 5:00

maga_lvp

El Podcast de La Ventana Pop repara esta semana en festivales como Monkey Week, y su polémico traslado de sede; Territorios, que anuncia sus primeros nombres; y Anfi-Rock, que cierra definitivamente su cartel. En el apartado de nuevas ediciones suenan PJ Harvey, avanzando con The Wheel un inminente álbum, Hinds, Belako, Apartamentos Acapulco, Escuela Pías y X+M. Curro Morales nos sorprende con un inesperado proyecto, A92, y Maga, fotografiados ahí arriba por Diego Delgado, anuncia reunión, disco, gira y un concierto especial. Y también en directo, M.O.R. y Cabezafuego.

Como siempre, puede escuchar El Podcast de La Ventana Pop en el reproductor bajo estas líneas o, también, en la web de ScannerFM.

scannerfm_560

Tracklist

1.-PJ Harvey: The Wheel

2.-M.O.R.: European Son

3.-Hinds: Fat Calm Kiddos

4.-Belako: Fire Alarm

5.-Astrolabio: ¡Hey Doctor!

6.-Pájaro: Del crepúsculo lento nacerá el rocío

7.-Maga: Como nubes a mi té

8.-Apartamentos Acapulco: Nueve esferas

9.-Escuelas Pías: Confeti

10.-S Curro & Papa Wilson: Experiencias cercanas a la vida

11.-A92: Los visitantes

12.-X+M: Attraction

13.-Cabezafuego: Resaca de un bohemio

El Podcast de La Ventana Pop (Programa 43)

Blas Fernández | 14 de enero de 2016 a las 5:00

bowie_lvp

En esta nueva entrega del podcast íbamos a celebrar la excelencia del nuevo álbum de David Bowie, Blackstar, sin sospechar siquiera, y pese a las pistas, que el telón estaba a punto de bajar para él por última vez. Tras la muerte del músico, anunciada el pasado lunes 11, el disco cobra un nuevo significado y la celebración se convierte en duelo. Pero la vida sigue. Indisociable de ella, también la música.

Celebrémoslo pues con conciertos -Luis Brea y El Miedo, Hidalgo, Blam de Lam, MOR…-, avances de discos por llegar -Delbosque, Remate, All La Glory, San Jerónimo…- y nuevas ediciones -David Cordero, Pájaro Jack, Grupo de Expertos Solynieve…-. ¡Y que no pare la música!

Como siempre, puede escuchar El Podcast de La Ventana Pop en el reproductor bajo estas líneas o, también, en la web de ScannerFM.

scannerfm_560

Tracklist

1.-Luis Brea y El Miedo: Parchís

2.-Hidalgo: Mi colección

3.-Blam de Lam: Cadáver

4.-Delbosque: Canción para odiarte

5.-David Bowie: ‘Tis a Pity She Was a Whore

6.-David Bowie: Sue (Or In a Season of Crime)

7.-Remate: Marica y drogadicto

8.-David Cordero: La Casería (San Fernando)

9.-San Jerónimo: Piscinas

10.-MOR: Bye, Bye, Earth

11.-Pájaro Jack: Salvador Sánchez

12.-Grupo de Expertos Solynieve: Curro Romero

13.-All La Glory: Can’t Take My Eyes Off You

El Podcast de La Ventana Pop (Programa 42)

Blas Fernández | 31 de diciembre de 2015 a las 5:00

joaquin_pascual_lvp

La Ventana Pop despide 2015 con un programa especial que no pretende en ningún caso ser una lista de lo mejor del año, tan sólo un recordatorio de algunos de los buenos discos, y de sus buenas canciones, que sonaron por aquí a lo largo de los últimos doce meses. No están todos los que fueron, por obvia razón de limitación de tiempo, pero sí que fueron, claro, todos los que están: desde veteranos como Joaquín Pascual -en la imagen de ahí arriba-, Francisco Nixon, Cathy Claret o Ricardo Vicente a sorprendentes recién llegados como MOR, Holögrama, El lobo en tu puerta o Quentin Gas y Los Zíngaros; desde las incontestables confirmaciones de Niño de Elche o Le Parody a las habituales dianas de Dominique A, José González o Björk. ¿Preparado para dos horas de recuerdos sonoros? ¡Y feliz 2016!

Como siempre, puede escuchar El Podcast de La Ventana Pop en el reproductor bajo estas líneas o, también, en la web de ScannerFM.

scannerfm_560

Tracklist

1.-Le Parody: Peligroso criminal

2.-Panda Bear: Boys Latin

3.-Aurora: Voces

4.-MOR: Starship #9

5.-Holögrama: Fire

6.-Unknown Mortal Orchestra: Can’t Keep Checking My Phone

7.-Nothing Places: Draw Blood

8.-Antonio Arias: Sol de agua

9.-Joaquín Pascual: El misionero

10.-Dominique A: L’ocean

11.-Camila Moreno: No parar de cerrar

12.-Niño de Elche: Mercados

13.-Blacanova: La soga

14.-Björk: Stonemilker

15.-Natalie Prass: Christy

16.-Alondra Bentley: Our Word

17.-Cathy Claret: Juste une petite chose

18.-Sufjan Stevens: Four of July

19.-José González: Leaf Off / The Cave

20.-Francisco Nixon: Lo malo que nos pasa

21.-Ricardo Vicente: Como que sale el sol

22.-Reina Republicana: Ahora que hace bueno

23.-Quentin Gas y Los Zíngaros: Divé

24.-Los News: I’m Gonna Ride This Horse (‘Till The Day I Die)

25.-Guadalupe Plata: Calle 24

26.-El lobo en tu puerta: 17