Archivos para el tag ‘Territorios’

Siete razones para visitar Territorios

Blas Fernández | 3 de junio de 2010 a las 9:46

En la imagen, Mulatu Astatke

En la imagen, Mulatu Astatke

Recortes en el presupuesto, con la consiguiente reducción de la programación, y no pocos problemas en la ubicación del festival han limitado el cartel de Territorios en su XIII edición a una oferta de tres días, desde hoy y hasta el próximo sábado en el Centro Andaluz de Arte Contemporáneo, con una media de nueve conciertos por jornada –mañana serán diez–.

Sin embargo, ese mismo cartel ofrece sobradas razones a muy diversos tipos de público para acercarse al festival. Y de entre todas las combinaciones posibles –podrían haber sido otras: atención a Soul Jazz Records Sound System, Maika Makovski y Griffi & DJ2D2, por ejemplo–, La Ventana Pop se queda con estas siete.

MULATU ASTATKE & THE HELIOCENTRICS.
Multinstrumentista con especial predilección por el vibráfono, Mulatu Astatke (Jimma, Etiopía, 1943) es hoy leyenda viva. Representante de la segunda generación de músicos africanos abducidos por las sonoridades del jazz y sus ramificaciones caribeñas –un fascinante viaje de ida y vuelta nunca suficientemente ponderado–, se formó en Londres, Nueva York y Boston y a caballo entre los últimos 60 y los primeros 70 dejó para la historia varios títulos capitales, fundacionales, de aquello que ha venido en llamarse ethio-jazz: ecos locales y orquestaciones globales con guiños que abarcan del son al funk. Los volúmenes 1 y 2 de Afro-Latin Soul (1966), Mulatu of Ethiopia (1972) y Ethio Jazz (1974) eran ya objetos de culto reducido cuando la cuarta entrega de la serie Ethiopiques (Ethio Jazz & Musique Instrumentale, 1969-1974) y la banda sonora de la película Broken Flowers, de Jim Jarmusch, relanzaron su carrera en Occidente, coronada hasta la fecha con el subyugante álbum Mulatu Steps Ahead (2010). Hoy a las 01:00 en el escenario Cruzcampo.

TINDERSTICKS. El abandono de parte de la formación en 2006 –entre otros salió un componente básico, Dickon Hinchliffe, arreglista de la banda– hizo temer por la continuidad de uno de los grupos británicos más relevantes y personales de los 90. Afortunadamente, The Hungry Saw (2008) y, aún más, el reciente Fallig Down a Mountain (2010) han corroborado que la intensidad de Tindersticks sigue intacta. Lo que se dice un valor seguro. Mañana a las 22:30 en el escenario Tres Culturas.

LOS PLANETAS. La leyenda del espacio (2006) marcó el punto de fuga: la banda granadina se inspiraba en palos jondos para protagonizar un acercamiento inédito al flamenco por parte del indie-rock. El epé Cuatro palos (2009) continuaba por la misma senda con leves variaciones, concretadas en la reasimilación de postulados estéticos heredados, entre otros, del kraut-rock. Justo lo que desvela su último trabajo, Una ópera egipcia (2010), ya no tan sorprendente, pero todavía fascinante. Mañana a las 00:15 en el escenario Tres Culturas.

PONY BRAVO. Si bajo de espalda no me da miedo (y otras historias) (2008) perfiló al menos un par de objetivos claros en el argumentario de la banda sevillana: uno, la voluntad ferréa de perseguir un estilo propio, un sonido original pese a lo reconocible de sus deudas; dos, la tozuda inclinación por hacerlo al margen de los cauces habituales, usando con habilidad las posibilidades tecnológicas a su alcance para mostrar al respetable el mucho talento condensado en el cuarteto. En el lamentablemente desaparecido ciclo Rock en el Central nos mostraron el pasado año algunas de las enormes canciones que conformarán su segundo álbum, ése que, consumado ya el proyecto paralelo Fiera, miles de seguidores esperan con oídos hambrientos de nuevas sensaciones. Mañana a las 23:30 en el escenario Cruzcampo.

NUDOZURDO. Otra sensación acrecentada por obra y gracia del boca a boca virtual. El entonces trío madrileño grabó en 2002 un primer álbum, hoy codiciada pieza, fruto de su victoria en otro de tantos pequeños concursos. No pasó nada, hasta que en 2008, con una formación completamente renovada y en la que sólo permanecía el indiscutible líder de la banda, Leopoldo Mateos, el grupo registró una segunda entrega, Sintética, arrollador compendio de oscuras influencias ochentistas que explotan en directo con la energía y persistencia de un volcán islandés. Mañana a las 00:30 en el escenario CAAC.

PANTHA DU PRINCE. Diamond Daze (2004) y The Bliss (2007) ya avisaron de la idoneidad de seguir la pista a los pasos del alemán Hendrick Weber, una apuesta saldada con creces tras la publicación, a comienzos de este año, de Black Noise. Amparado en una coartada conceptual –el ruido negro sería el aviso que advierte a los animales de la inminencia del desastre–, Weber teje un hipnótico tapiz electrónico permanentemente mecido entre la robustez del techno-house y la ensoñación ambient. Un entramado, por cierto, en nada ajeno al de ilustres precedentes de la era psicodélica en su vertiente más marciana. Mañana a las 02:20 en el escenario Cruzcampo.

PUBLIC ENEMY. Vale: sus mayores e indiscutibles logros quedan bastante lejanos y barbaridades de ésas que rehacen nuestra percepción del concepto música popular –It Takes a Nation of Millions to Hold Us Back (1988), Fear of a Black Planet (1990) o Apocalypse 91…The Enemy Strikes Black (1991)– llevan ya más de una década entre nosotros manteniendo imbatibles su condición de clásicos insuperables. Pero de que Chuck D sigue en buena forma deja pruebas un título todavía tan reciente, y lúcido, como How You Sell Soul to a Soulless People Who Sold Their Soul? El sábado a las 00:20 en el escenario Tres Culturas.

Juegos recreativos

Blas Fernández | 21 de mayo de 2010 a las 7:38

paperboy_b

paperboy_cover

Eli Paperboy Reed & The True Loves. Come and Get It. EMI. Soul. CD

Entre la aparición de Roll With You (2008) y este Come and Get It que nos ocupa, el joven Eli Paperboy Reed ha experimentado un ascenso, relativo, al Olimpo del que, mucho me temo, no es sólo responsable su aclamada voz –exageradamente defendida por algunos como heredera de los clásicos del soul– ni su indisimulada pasión por y para reconstruir los modos y formas del venerable género.

Entre uno y otro, decía, me temo que media el habitual interés industrial por rentabilizar fórmulas de presunta solvencia comercial. Esto es: que Amy Winehouse protagoniza un improbable revival soul, tan sonado por sus elementos extramusicales que termina por ocultar lo realmente valioso, pues allá que probamos con la sosa de Duffy. Y seguimos probando: el de Brookline (Massachusetts) nos viene que ni al pelo.

Amamantado por la, dicen, imponente colección de discos de un padre dedicado a la crítica musical, Reed condensó las lecciones aprendidas en un primer álbum de difícil localización física, Sings Walkin’ and Talkin’ (For My Baby) and Other Smash Hits! (2005), mezcla de material propio y ajeno, que le abrió las puertas de Q División, el sello responsable de la edición de Roll With You.

El revuelo causado por aquél fue el detonante. Algún headhunter vio la luz y consumó el traslado multinacional sin concesiones aparentes. Eli va a su bola y se enroca en un juego de recreación de décadas pretéritas sin atisbo –más aún: sin intención alguna– de aportar nada nuevo al género.

Más allá, claro, de unas canciones resultonas, pasionales y funcionales –si acaso un tanto rebajadas en intensidad respecto al disco anterior–, que cumplen bien su papel ornamental y ritual sobre el único escenario posible, el de un directo musculado y sudoroso que, probablemente, ayude a pasar por alto el dilema que, a unos más y a otros menos, provoca semejante ejercicio de mímesis.

Por muy elaborado, preciosista y perfeccionado que se presente ante nuestras orejas y ojos, Come an Get It propone revival sin concesiones. Y o lo tomas o lo dejas. No hay más.

PD: Eli Paperboy Reed & The True Loves actúa hoy, teloneado por La Mula, en la fiesta de presentación del festival Territorios. A las 22:00 en el Teatro Alameda. Entradas agotadas.

Waiting for the man…

Blas Fernández | 20 de mayo de 2010 a las 20:40

pedrosa_b

Disculpen el prolongado silencio mantenido por este blog durante las últimas semanas, pero es que una considerable carga de trabajo me ha apartado de la gustosa tarea de actualizarlo a diario (más o menos).

El caso es que me siento en la obligación de pedir también disculpas por no haber contestado siquiera a diversos correos que me anunciaban gozosas nuevas, discos más que recomendables o conciertos para no perderse. En fin, que uno se agota y llega un momento en que no da más de sí.

Pero bueno, tampoco es éste el motivo específico de este post. Se trata de otro asunto más interesantes que mis cuitas…

Recordarán que en una de las últimas entradas me hice eco de las dificultades por los que atravesaba el festival Territorios para poner en pie la edición de este año, y de cómo ésta, finalmente, se llevará a cabo entre el 3 y el 5 del próximo mes de junio con un cartel bastante apañado.

Estoy convencido de que al respecto se quedan muchas preguntas en la recámara, por eso me complace anunciarles que en la edición digital de Diario de Sevilla hemos organizado un encuentro con el director del festival, el simpar Juan Antonio Pedrosa.

Pedrosa contestará a sus preguntas, por lo menos, a las que le dé tiempo, el próximo jueves 27 a partir de las 12:00. Pueden enviar sus cuestiones justo a través de los comentarios de esta noticia, y no se preocupen si nos las ven publicadas de manera automática, pues las mantenemos ocultas hasta el último momento.

¿Se animan?

Actualización 27 mayo: pueden leer en este enlace las preguntas a Juan Antonio Pedrosa y sus correspondientes respuestas.

Territorios: crisis y algo más

Blas Fernández | 16 de abril de 2010 a las 11:14

Una versión ampliada del artículo publicado ayer en la edición digital de Diario de Sevilla y recogido hoy en la edición impresa…

El veterano festival musical reduce su agenda de conciertos y concentra su propuesta en un solo fin de semana, del 3 al 5 del próximo mes de junio · Salif Keita, Los Planetas, Pony Bravo y SFDK encabezan un cartel aún no cerrado

El músico malí Salif Keita, la banda granadina Los Planetas y los sevillanos Pony Bravo y SFDK son algunos de los artistas ya confirmados para la XIII edición del festival Territorios, que se celebrará entre el 3 y el 5 de junio en el Monasterio de la Cartuja, sede del Centro Andaluz de Arte Contemporáneo (CAAC).

Aunque el cartel definitivo aún no está cerrado, la organización, con considerable retraso respecto a años anteriores, ha anunciado también la presencia en el certamen de Gentleman & The Evolutions y Mulatu Astatke & The Heliocentrics, que acompañarán a Keita en la primera jornada, el jueves 3, centrada en las músicas de raíz.

Para el viernes 4, junto a Los Planetas, que acaban de publicar el álbum Una ópera egipcia, se espera la presencia de Retribution Gospel Choir –formación paralela de Alan Sparhawk, guitarrista y cantante de la banda norteamericana Low–, la cantante mallorquina Maika Makovski –recientemente producida por John Parish y recurrentemente comparada con PJ Harvey– y los mencionados Pony Bravo, responsables de uno de los discos más sobresalientes del rock nacional de los últimos años, Si bajo de espalda no me da miedo (y otras historias), y embarcados ahora en la grabación de un nuevo álbum.

Por último, la del sábado 5 se perfila como la noche dedicada al rap, con actuaciones de los citados SFDK –ya habituales en el festival–, Chacho Brodas –proyecto del productor Griffi– y Morodo, entre otros artistas por confirmar.

Según diversas fuentes consultadas, los notables recortes presupuestarios por parte de las diversas administraciones y de entidades patrocinadoras, así como una cierta reticencia por parte del CAAC –con nuevo director tras la marcha al Picasso de Málaga de José Lebrero– a acoger nuevamente el festival, habrían motivado tanto el retraso en el anuncio del cartel como la disminución en la oferta, que parece saldarse con lo que podría definirse como una edición de transición.

A fecha de hoy se puede afirmar que del festival se cae la práctica totalidad de programas paralelos, entre ellos un ciclo tan atractivo como Territorios Digitales, dedicado a la música electrónica, o Territorios In-Edit, sucursal hispalense del Festival Internacional de Cine Documental Musical de Barcelona. Un recorte en toda regla y en la misma línea de reducción en inversiones culturales que ya ha afectado a encuentros tan dispares como el Femás (festival de música antigua de Sevilla), el South Pop o el Zemos98, por citar sólo tres; que ha cercenado las vías de financiación de empeños tan significativos como la Orquesta Barroca de Sevilla o que incluso ha terminado llevándose por delante citas tan recomendables como el ciclo de jazz Rising Stars (promocionado en su día por Cajasol) o el festival de spoken word Palabra y Música, instalado definitivamente en Gijón tras desaparecer de la lista de prioridades del Teatro Lope de Vega.

Crucen los dedos los aficionados: Nocturama, que propone música y cine en el CAAC durante las noches de julio y agosto, se salva de momento, aunque con otro cuantioso tijeretazo en las partidas destinadas al ciclo; por su parte, Rock en el Central, última esperanza de los melómanos locales de asistir a conciertos internacionales de rock de autor con cierta enjundia, garantiza también su celebración este año, aunque no parece en condiciones de poder asegurar cuál será su futuro a medio plazo.

La llamativa disminución de la oferta de Territorios, incluida la concentración de conciertos en un solo fin de semana en lugar de los tres habituales, puede achacarse en buena medida a esa más que considerable rebaja en su presupuesto –el del pasado año, ya congelado, rondó el millón y medio de euros–, aunque no parece ésta la única razón. Lo que las mismas fuentes antes citadas califican de “reservas” por parte del CAAC a la hora de repetir como sede principal del festival –hasta la fecha, el mayor y más completo de sus características de cuantos se celebran en Andalucía– se adivina como el motivo del retraso en las fechas de celebración del certamen, desplazado desde mediados de mayo hasta comienzos de junio, con consecuencias últimas poco menos que funestas.

Esto es, la organización ya habría apalabrado la contratación de grupos y solistas –algunos, como el norteamericano Eli Paperboy Reed, aún mantienen en su MySpace la fecha del 21 de mayo reservada para Sevilla– que finalmente se ven forzados a suspender la actuación prevista ante la imposibilidad de rehacer sus abultadas agendas.

Un sangrante caso de descoordinación subrayado por una divertida paradoja: Territorios es uno de los escasos festivales musicales españoles recogidos en la agenda cultural oficial confeccionada por el Gobierno central con motivo de la presidencia española de la Unión Europea, desde donde es vendido, haciendo hincapié en su carácter multicultural e internacionalista, como “un festival de fusiones musicales y artísticas con todos los pasaportes”.

Así las cosas, y aún a falta de conocer el listado completo de artistas, la organización del encuentro lanza una oferta especial para los mil primeros compradores de localidades, que podrán adquirir las entradas para cada jornada al precio de 15 euros, más gastos de envío, en la web de un festival aparentemente destinado, pese a su veteranía y demostrado gancho, a reinventarse cada año.

Territorios reduce su oferta

Blas Fernández | 15 de abril de 2010 a las 12:17

Los recortes presupuestarios y los problemas de ubicación obligan al festival a concentrar sus conciertos en sólo tres días · Salif Keita, Los Planetas, Pony Bravo y SFDK encabezan un cartel aún no cerrado

El músico malí Salif Keita, la banda granadina Los Planetas y los sevillanos Pony Bravo y SFDK son algunos de los artistas ya confirmados para la XIII edición del festival Territorios, que se celebrará entre el 3 y el 5 de junio en el Monasterio de la Cartuja, sede del Centro Andaluz de Arte Contemporáneo (CAAC).

Aunque el cartel definitivo aún no está cerrado, la organización, con considerable retraso respecto a años anteriores, ha anunciado también la presencia en el certamen de Gentleman & The Evolutions y Mulatu Astatke & The Heliocentrics, que acompañarán a Keita en la primera jornada, el jueves 3, centrada en las músicas de raíz.

Para el viernes 4, junto a Los Planetas, que acaban de publicar el álbum Una ópera egipcia, se espera la presencia de Retribution Gospel Choir -formación paralela de Alan Sparhawk, guitarrista y cantante de la banda norteamericana Low-, la cantante mallorquina Maika Makovski -recientemente producida por John Parish y recurrentemente comparada con PJ Harvey- y los mencionados Pony Bravo, responsables de uno de los discos más sobresalientes del rock nacional de los últimos años, Si bajo de espalda no me da miedo (y otras historias).

Por último, la del sábado 5 se perfila como la noche dedicada al rap, con actuaciones de los citados SFDK, Chacho Brodas -proyecto del productor Griffi- y Morodo.

Según diversas fuentes consultadas, los notables recortes presupuestarios por parte de las diversas administraciones y de entidades patrocinadoras, así como una cierta reticencia por parte del CAAC -con nuevo director tras la marcha al Picasso de Málaga de José Lebrero- a acoger nuevamente el festival, habrían motivado tanto el retraso en el anuncio del cartel como la disminución en la oferta, que parece saldarse con una edición de transición.

Del festival se cae, entre otras actividades, un programa tan atractivo como Territorios Digitales, dedicado a la música electrónica. Queda por ver qué ocurrirá con propuestas como Territorios In-Edit, sucursal hispalense del Festival Internacional de Cine Documental Musical de Barcelona, u otras tantas actividades paralelas surgidas en torno al certamen.

Aún a falta de conocer el listado completo, la organización lanza una oferta especial para los mil primeros compradores de localidades, que podrán adquirir las entradas para cada jornada al precio de 15 euros, más gastos de envío, en la web del festival.

(Nota de urgencia para Diario de Sevilla. Mañana más.)

La abadía electrónica

Blas Fernández | 4 de junio de 2009 a las 0:37

Rebecca Miller

Tim Exile. Foto: Rebecca Miller

La XII edición del festival Territorios entra hoy en su recta final con el arranque de Territorios Digitales, que hasta el próximo sábado propondrá talleres, exposiciones y conciertos de música electrónica –estos últimos, con acceso gratuito– en el Monasterio de la Cartuja de Sevilla.

A excepción del japonés Ryoichi Kurokawa, invitado en la muestra con una instalación –Scentless– y una actuación –el concierto audiovisual Rheo, el sábado a las 22:00– y prácticamente apartado de la producción discográfica desde mediados de década, los protagonistas del ajustado e interesante ciclo ostentan títulos más o menos recientes que justifican de sobra su presencia sobre el escenario del patio del CAAC, donde suele celebrarse Nocturama. Son los que siguen.

BENGE. Twenty Systems. Expanding Recordings (2008). Hoy a las 22:30.

Con una ya larga discografía a sus espaldas, Ben Edwards, alias Benge, músico, productor y propietario de Expanding Records, se descolgó en octubre del pasado año con una propuesta conceptual sorprendente: revisar la historia evolutiva de la música electrónica a partir de la composición de veinte piezas interpretadas con otros tantos sintetizadores, a uno por año, construidos entre 1968 y 1987. Lo que corría el riesgo cierto de quedar como un mero catálogo ilustrativo para aficionados a la adquisición de cachivaches retro se convertía, por el contrario, en un hermoso fresco que huía de las tentaciones cronológicas –qué fácil, por ejemplo, hubiera sido terminar con un guiño al acid house– para centrarse en el discurso propio, entre la experimentación y el paisajismo, y provocar un aluvión de sensaciones en suspensión.

TIM EXILE. Listening Tree. Warp (2009). Hoy a las 23:15

La tercera entrega larga del británico residente en Berlín Tim Exile, de nombre real Tim Shaw, no supone sólo su estreno en el sello Warp tras el paso por Planet Mu, sino también, y sobre todo, un aparente acercamiento al pop, presumiblemente inducido por su debut como cantante, de tan difícil evaluación como gozoso disfrute. Permanecen ecos y estructuras propias del drum’n’bass, aunque no sobresalen más que otros elementos en este bizarro collage que, en no pocos momentos, contagia el tipo de turbadora sensación que a los Depeche Mode de hoy en día les resulta ya imposible provocar. Y créame, la referencia no es gratuita. Esquivo e imprevisible, Listening Tree hace honor a su título y crece como un árbol en una escucha que se bifurca y diversifica explorando muy distintos escenarios. De lo que no cabe duda es de que cuando suenen cortes como Don’t Think We’re One o Family Galaxy será difícil quedarse quieto.

TIM HECKER. An Imaginary Country. Kranky (2009). Mañana a las 22:30

Al canadiense Tim Hecker, activó discográficamente desde el incio de la década, primero bajo el alias Jetone y a partir del muy recomendable Haunt Me Haunt Me, Do It Again (2001) ya con su propio nombre, también le cuadra el calificativo de paisajista. Infatigable rastreador ambient –nueve discos en nueve años–, en su caso, sin embargo, el ruido se revela como un componente transfigurador, perturbador de la escucha contemplativa. Así, entre capas y capas de sonoro magma flotante, persistentes y estrepitosos zumbidos reconducen la alterada atención a una suerte de limbo donde tensión y distensión conviven en peligroso equilibrio. Haga la prueba, por ejemplo, con Paragon Point y probablemente concluirá en que escucharlo sentado en el césped se antoja una experiencia intensa.

LOVE TO MAKE MUSIC TO. Daedalus. Ninja Tune (2008). Mañana a las 23:15

Su aspecto victoriano, la impenitente sonrisa en sus fotografías promocionales y la vertiente más divertida y colorista de su ya larga discografía juegan al despiste: como demostró Love To Make Music To, tras la inocente excentricidad del californiano aguarda agazapada una bestia con corazón de hip hop, capaz de saltar a la pista de baile travestida de raver, dispuesta a pergeñar ora contundentes ora delicadas, siempre impredecibles, barrocas y retorcidas bases. Vaya, que su adscripción a la legendaria escudería Ninja Tune queda de sobra explicitada. La última entrega de Alfred Darlington configura así un imponente catálogo en el que, con ayuda de diversas voces invitadas –Taz Arnold, Paperboy, Erika Rose, Laura Darling y N’fa–, el variopinto repertorio va ennegreciéndose hasta terminar por conformar un auténtico universo propio, original, una especie de rap cósmico con derivaciones lounge, guiños al acid house e indisimulado amor al kistch. Verlo defender semejante propuesta con su Monome –un controlador midi de su invención– puede ser todo un espectáculo.

AUTOMNE FOLD. Kangding Ray. Raster-Noton (2008). Sábado a las 23:15

Se suele hablar de él como de una especie de rara avis en el catálogo de Raster-Noton –a causa, probablemente, de su soterrada filiación pop–, pero el galo David Letellier argumentaba la apuesta del sello alemán con un segundo y flamante trabajo en el que la accesibilidad no andaba, ni de lejos, reñida con la vocación experimental. Adepto a esa vertiente desprejuiciada de la electrónica que no duda en recurrir a instrumentos acústicos, tampoco a la voz, si éstos van a proporcionar al músico aquello que va buscando, Kangding Ray factura en Automne Fold un repertorio traicionero, de esos que, haciendo gala de una delicadeza rayana en la frialdad, producen efectos secundarios inquietantes. El resultado, sin llegar a ser angustioso, desvela aristas cortantes: afilado hielo con grave riesgo de provocar heridas en corazones sensibilizados. Aventurarse vale la pena.

Territorios noche tres: Espíritu de fiesta

Blas Fernández | 31 de mayo de 2009 a las 17:08

Nazaret Beca

Ninja, de The Go! Team. Foto: Nazaret Beca

Incluso por encima del aliciente de De La Soul, la tercera y última noche de Territorios Sevilla, el pasado sábado en el Monasterio de la Cartuja –aún nos queda Territorios Digitales a partir del próximo jueves–, parecía a priori dominada por la significativa presencia de los protagonistas de Sevilla All Stars, el espectáculo coordinado por SFDK que reunía a algunos de los más destacados representantes de la escena de rap local. Sin embargo, mientras que ellos y su público se lo pasaban pipa en el escenario principal, otras propuestas en los más pequeños escenarios satélites marcaban un tono de diversión distinto y, mire usted por dónde, quizás hasta más cercano al original espíritu de baile y fiesta que a finales de los 70 sirvió como caldo de cultivo para la eclosión del hip hop.

Leer el resto del artículo »

Territorios noche dos: Y después de Wilco, ¿qué?

Blas Fernández | 31 de mayo de 2009 a las 13:05

Nazaret Beca

Wilco. Foto: Nazaret Beca

Con el lógico cambio en el perfil del público respecto a la jornada anterior, Territorios Sevilla volvió a registrar la noche del viernes 29 una considerable afluencia de espectadores, en buena medida atraídos por la presencia en el cartel del que sin dudas es hoy por hoy, y desde hace ya bastantes años, uno de los grandes nombres del rock norteamericano, Wilco.

Leer el resto del artículo »

Territorios noche uno: El ciclón del ‘kuduro’

Blas Fernández | 29 de mayo de 2009 a las 18:33

Nazaret Beca

Buraka Som Sistema. Foto: Nazaret Beca

Con permiso de Alpha Blondy, que a las primera de cambio ya estaba tirando de una canción tan emblemática como Jerusalem –porque sí, porque él puede–, la primera jornada de la XII edición de Territorios, la noche del pasado jueves, tuvo para este cronista dos citas con resultados muy por encima de la media: una esperada, aunque no exenta de cierto escepticismo, la de Buraka Som Sistema; otra inesperada, pero alojada en la memoria y presta a saltar al primer plano por derecho propio, la de Tomasito. Leer el resto del artículo »

Última hora: Mix Master Mike se cae de Territorios

Blas Fernández | 29 de mayo de 2009 a las 14:17

Pues sí, amigos en general y del turntablism en particular, malas noticias: Mix Master Mike se cae del cartel de Territorios para mañana y el varapalo es doble. Primero porque nos quedamos sin verlo; segundo por el motivo, la urgente hospitalización de su padre, al que le ha sido diagnosticada una enfermedad muy grave. La organización baraja en estos momentos dos alternativas, el enorme DJ Qbert, que ya pasó por esta plaza, y Rafik, recomendado por el propio Qbert como su actual DJ favorito. Veremos cómo acaba el asunto…