Al Sur de los tebeos » Archivo » LA CUENTA ATRAS, LAS CONSECUENCIAS DEL PRESTIGE EN VIÑETAS

LA CUENTA ATRAS, LAS CONSECUENCIAS DEL PRESTIGE EN VIÑETAS

Paco Cerrejón | 15 de diciembre de 2008 a las 17:56

La cuenta atrás, de Carlos Portela y Sergi San Julián, primera parte

Faktoría de libros, 15€, 104 páginas. Prólogo de Manuel Rivas, entrevista con los autores por Álvaro Pons

Ya que he reseñado anteriormente Las nuevas aventuras de Esther aprovecho y hablaré ahora un rato de otro cómic escrito por el guionista Carlos Portela, en esta ocasión dentro de un género muy distinto.

En La cuenta atrás Portela, junto al dibujante Sergi San Julián traza una ficción social y política ambientada en lo que todo lector del tebeo adivina como un pequeño pueblo costero, un año después de la catástrofe del Prestige. La obra se estructura a través de saltos hacía atrás en el tiempo. El primer capítulo comienza un año después del Prestige, el siguiente once meses después, diez el tercero, etc. El eje argumental desde el que se nos narran las vivencias de varios personajes (marineros, políticos, periodistas…) es la puesta en marcha de una campaña institucional que anuncia el fin de la tragedia, la recuperación total de la costa tras el desastre.

Portela (gallego) y San Julián apenas dejan títere con cabeza. Critican a los políticos que han comprado voluntades con subvenciones sin poner encima de la mesa soluciones reales que atajen los problemas, medioambientales y sociolaborales que acarrea la marea negra. Critican a los que han sufrido la marea y se han callado al recibir subvenciones (casi todos), a los medios de comunicación que venden su silencio, que acallan sus críticas por llenar varias de publicidad gracias a la engañosa campaña institucional. En definitiva, señalan y critican a una sociedad culpable última de sus errores y sus desgracias.

La estructura en flashback nos ayuda a entender mejor la evolución que han seguido los personajes. Nos muestran las consecuencias de sus actos antes de contarnos esos mismos actos, así cuando llegamos a estos tenemos en nuestras cabezas la cadena completa de acontecimientos que provocan. Y lo predecible de las consecuencias.

Un tebeo comprometido social y políticamente, un rara avis dentro del panorama español. Además es un cómic de calidad y entretenido. Y sigue siendo más barato que un perfume.

Los comentarios están cerrados.