Carlos Herrera y dos catalanes

Carlos Navarro Antolín | 11 de noviembre de 2014 a las 10:33

CARLOS HERRERA
Tarde caída y metida en las primeras luces bajas de la noche. Arranca noviembre. En la barra de Trifón está el comunicador Carlos Herrera con dos señores de marcado acento catalán. Beben Tío Pepe y comen montaditos de picante con lomo y rollitos de jamón de york con anchoas. Están el tiempo justo de una ronda breve. Hablan de temas de actualidad a escasos días del 9-N. Se marchan y se meten en Casa Moreno. Segunda estación. Comentan que no quieren mesa, sino estar de pie en tabernas con sabor como en la que están entrando. Repiten el mismo vino. Piden lomo al Jerez y, cómo no estando Herrera, las nunca bien ponderadas sardinas marinadas. Ahora hablan de Sevilla. Los catalanes dicen que ven la ciudad mucho mejor que hace sólo unos años. Por sus afirmaciones se nota que están haciendo comparaciones con la Sevilla de los primeros años de la crisis, un período temporal aún corto que deben conocer bien por algún negocio o actividad profesional fuerte que hayan empezado a tener en la capital de Andalucía. Tratan de demostrar sus aseveraciones en la evolución de los precios e incluso en el parque móvil. Uno de ellos asegura que tiene la costumbre de fijarse en los modelos de coches que circulan por las ciudades y que desde hace unos años aprecia una renovación en los vehículos de los sevillanos. Herrera se interesa por esos análisis de la ciudad a pie de calle con la duda de quien escucha con espíritu crítico. Tan es así que los catalanes insisten en que Sevilla es una ciudad muy habitable. Se muestran encantados. Terminan las viandas y dan por concluida la noche. El día ha sido largo. Esa jornada estuvieron en Sevilla Isidro Fainé, presidente de Caixabank, y Jaume Giró, director general de la fundación bancaria La Caixa.

  • enriquemontero

    Creo le hablaria de LAS POSIBILIDADES DE SEVILLA en todos los aspectos. Las mejores decisiones se toman en la barra de un bar
    edulcardo por talento, actititud y futuro. Cataluña no es imprescindible en el marco del dialogo cotidiano de los andaluces.No nos importa caerles bien A ESA PANDA DE POLITIQUILLOS FRUSTRADOS. La mejor actitud es la ignorancia y que se aplique la ley, que desgraciadamente nada mas que es contundente con los ciudadanos NORMALES

  • heliopolis

    Así es este país las decisiones se toman en la barra de un bar o en el famoso palco del Bernabeu. El que se crea que por su talento y competitividad puede conseguir prosperar sin estar en el “ajo” es un iluso.

  • Luis Felipe

    Han paseado, han tapetado bien, ha disfrutado de la ciudad y de sus gentes, y me pregunto ahora que……. van a invertir en Sevilla, me temo que no. La bolsa seguirá sonando en Barcelona, y acá seguirán cerrando oficinas de la Caixa y de Caixabank.

  • Finito

    Lo que tiene que hacer es abrir el grifo y que las pymes y los ciudadanos vuelvan a tener crédito. Por lo demás, me da igual lo que coman y con quien, aunque se me acuse de corto de miras.

  • Eduardo Crespo

    Yo he preferido cerrar las cuentas de Cajasol y cambiar de entidad. También suelo dar preferencia en la cesta de la compra y en la compra en general a comunidades con productos de calidad que no tengan que ver con ellos.

  • juan

    Me informa un amigo mío que por fin se ha liberado de la dictadura del ColaCao(lo intenté con un producto alemán y era muy malo)ya que en Carrefur venden uno creo se llama CatoCao, es incluso más barato que el catalán y producido en Madrid. De las pastas Gallo ya nos libramos ya que las de Mercadona valen la miutad y hechas en Palencia.