Una alianza de futuro

Iván Gómez | 18 de febrero de 2016 a las 12:31

Dos unidades militares de élite, legendarias y expedicionarias, van a estrechar aún más sus lazos al intensificarse el calendario de adiestramiento combinado con el que reforzar su preparación conjunta e interoperabilidad. Los marines estadounidenses y los legionarios españoles realizarán ejercicios bilaterales en el campo de maniobras y tiro Álvarez de Sotomayor de Viator un par de veces al año y también tendrán la oportunidad de intercambiar sus conocimientos y experiencias en entrenamientos fuera de España como el que han previsto para el mes de abril el pueblo marroquí de Tifnit junto al 150424 - EX MAÑOBRE 2015 (1)ejército local. La colaboración se está potenciando desde el despliegue en Morón de la Frontera en 2013 de la Fuerza Especial Aire-Tierra de Marines de Respuesta (SPMAGTF) con la que poder intervenir a la mayor brevedad ante posibles crisis en África. El Pentágono y el Gobierno acordaron en julio del año pasado el despliegue permanente de militares en la base sevillana en el tercer protocolo de enmienda al Convenio de Defensa que está vigente desde 1988 y contemplaron que se aumentara de manera significativa la cifra de actividades conjuntas de adiestramiento. Y ahí, los legionarios por sus capacidades y similitudes se han convertido en los más demandados para un trabajo codo con codo con los marines que podría desembocar posteriormente en una acciones bilaterales, si así lo entendieran ambos países, en los conflictos que puedan surgir por la inestabilidad del continente negro. Los ejercicios se han venido repitiendo en los últimos tres años y no sólo con marines, sino también con otras unidades del ejército norteamericano del Mando Unificado para África (Africom).

United Response, African Readiness Trainning y Mañobre son las maniobras más recientes desarrolladas en las instalaciones almerienses en las que realizaron todo tipo de ejercicios de combate diurno y nocturno en población y zonas subterráneas, evacuación de los no combatientes, eliminación de células terroristas, ataque convencional, estabilización y cualquier otra situación de crisis en un escenario con condiciones climáticas y geográficas _LXC8514similares a las existentes en países de Oriente Medio y África. El único límite que los marines ponen en esta formación bilateral son los ejercicios con fuego real en los que no mezclan sus efectivos con los legionarios bajo ningún concepto. Así queda establecido en su procedimiento operativa propio, mientras que el Ejército español se acoge a los de la OTAN. De ahí la necesidad de compartir trincheras y sacar el máximo provecho a las sinergias del trabajo conjunto de unidades aliadas. Los ejercicios bilaterales aportan una valiosa experiencia para el conocimiento tanto del material como de la metodología de unidades que ya han tenido que compartir trinchera en escenarios de conflicto real como Afganistán e Irak y estratégicamente suponen un avance cualitativo en la capacidad de respuesta de las tropas en las condiciones más exigentes para el combate.

El capitán Rodríguez, jefe de la 6ª Compañía de la VIII Bandera Colón, reconoce a este periódico que los legionarios aprovechan al máximo este adiestramiento con los marines y están encantados de aprender de otra unidad de élite, sobre todo, por el potencial armamentístico que despliegan. Las aeronaves MV-22B Osprey, por ejemplo, aviones capacitados para insertar fuerzas especiales en cualquier escenario al poder despegar y aterrizar en vertical. Y los norteamericanos también quieren venir a Almería por las posibilidades del campo con sus zonas de combate urbano y un ambiente IMG_0923semidesértico, entorno duro y austero, al que tratan de adaptarse. “Como capitán de la Legión, mandar una sección de marines ha sido una experiencia inolvidable”, argumenta uno de los mandos con más proyección de la Legión que ha participado en dos misiones internacionales en Kabul y Moqur. Habla inglés a la perfección y se comunica con los estadounidenses de manera ágil y fluida, si bien asegura que no existen barreras idiomáticas en esta alianza militar porque los legionarios que no lo hablan, en su mayoría sin rango, siempre se defienden a su manera. Después de compartir horas en el campo de adiestramiento, de comedor y noches en la base algunos llegan a entablar incluso una amistad con los marines desplazados a la base.

Es inevitable comparar a los dos ejércitos y forzado a decir virtudes y carencias del pelotón norteamericano, el capitán tiene claro que su ventaja principal es la logística y armamento, si bien carecen de un credo legionario que estrecha los vínculos de la compañía más allá de la jerarquía vigente. Eso sí, entiende, al igual el general jefe de la Brileg, que sus legionarios no tienen nada que envidiar de otros ejércitos. En abril se desplazará junto a 80 militares de la 6ª Compañía de la VIII Bandera Colón a Marruecos para realizar un adiestramiento multinacional con holandeses, marines y marroquíes durante veinte días. Otra oportunidad de aumentar la interoperabilidad y eficacia, a veces tomando como referencia lecciones aprendidas. Y ahí los marines, como punta de OLYMPUS DIGITAL CAMERAvanguardia del ejército de EEUU, han vivido experiencias reales de combate de las que aprender por si fuera necesario implementar esos conocimientos en zonas de conflicto. Los legionarios también han desarrollado maniobras con otros ejércitos, como el francés y británico, en recientes ejercicios que se repetirán en los próximos meses. En Chinchilla llevaron a cabo a finales de 2014 el BETA Iberian Star y a lo largo del año que viene zapadores e infantería se desplazarán a Reino Unido y Alemania para formar parte de adiestramientos multilaterales al integrarse La Legión en la Fuerza de Muy Alta Disponibilidad de la Alianza Atlántica bajo el mando del general inglés Ian Mortimer. Sin embargo, son muy escasas las ocasiones en las que se pueden trabajar conjuntamente con el resto de unidades de las Fuerzas Armadas de nuestro país. El Pentágono es más práctico y su estrategia pasa por intensificar su alianza de futuro de marines y legionarios porque sabe que para un despliegue inmediato en el continente africano requiere del apoyo logístico de España y de una de sus unidades expedicionarias, legendarias y de elite.

Los comentarios están cerrados.