María Jesús Montero

Fernando Santiago Muñoz | 16 de febrero de 2019

  • jesus del gran poder

    TOTAL DESACUERDO. LOS PRESUPUESTOS DEL PSOE ERAN UNA PAYASADA, UNA “fake news” QUE NO SE CREYO NADIE. EL CUENTO DE LA BUENA PIPA….NO LOS CREIA NI EL FMI, NI LA CEOE, NI LA COMUNIDAD EUROPEA. NI SI QUIERA EL BANCO DE ESPAÑA…..INTERVENCION EN EL PARLAMENTO LLENA DE DEMAGOGIA…PURA DEMAGOGIA…PALABRAS HUECAS…HUMO….

  • Gustavo

    El Sr. Santiago no se puede separar del móvil ¿adicto? está como las nuevas generaciones.

  • hartodetodo

    Contextualicemos Sr. Santiago. La señora Montero dio un extraordinario mitin como alguna diputada le señaló con una frase políticamente incorrecta por la que ha tenido que ponerse de rodillas y pedir perdón, pero el tema iba de presentar los presupuestos para su aprobación. Me dio la impresión que estando todo decidido de antemano aprovechó la ocasión para olvidarse de los presupuestos y promocionarse personalmente con no sé qué fines.
    Debe ser la primera vez que un ministro de hacienda en el mundo mundial presenta unos presupuestos sin cifras, ni números, ni porcentajes; me cabe la duda de que siendo una ministra política y no técnica, esto de los números lo considere la parte chunga de ser ministra.

  • Joselete

    El minuto de oro de María Jesús Montero en el Congreso será inolvidable. Aunque sea doctora, supo dar una estocada de maestro;
    “Señor Casado: ¿sabe usted dónde está el milagro económico del PP? En la cárcel. El milagro económico del PP está en la cárcel”.
    Nadie resumió tan magistralmente un estado de corrupción durante treinta años (1989-2019).
    Ese momento no tiene precio.
    Yo hubiese dicho que el milagro económico del PP está en la cárcel, en los papeles de Bárcenas, en el pendrive de José Luis, en Suiza, en Andorra, en Panamá, en el túnel de Soller, en Terra Mítica, en el Canal de Isbel II, en el altillo de un armario de los suegros de Granados, etc, etc, etc.


Comentar


Nombre (Obligatorio)

Correo electrónico (Obligatorio)

Página web (Opcional)

El autor, en este espacio, se limita a recoger la opinión y contenidos de los lectores, por lo que no se hace responsable de los mismos. Si encuentra algún texto ofensivo, erróneo o alguna opinión que no sea respetuosa, le rogamos que nos lo haga saber