Con la venia » Archivo » Recomendaciones para cuando acabe el apocalipsis 11. Cadiz (USA). FSM

Recomendaciones para cuando acabe el apocalipsis 11. Cadiz (USA). FSM

Fernando Santiago Muñoz | 31 de marzo de 2020

Dicen que el auténtico EEUU es aquello que vemos por la ventanilla del avión cuando vamos de Nueva York a Los Ángeles. O que los verdaderos americanos son los que beben cerveza en lugar de vino y no tienen pasaporte porque nunca han salido de su país. Hay muchas maneras de ver esa parte de los Estados Unidos. Una de ellas, muy interesante, es la Ruta 66, la que va de Chicago a Los Ángeles que pusieron de moda los de la Generación Beat, y el libro “On the road” de Jack Kerouac. Hay otra para frikis gaditanos que es recorrer las poblaciones que se llaman Cadiz, sin tilde :  en los estados de Nueva York, Kentucky, Indiana, Ohio, Texas y California. Va uno a Nueva York, alquila un coche, y a recorrer los EEUU durmiendo en moteles, comiendo en dinners y cosas así. Digamos que el más importante y quizás el primero de todos sea el Cadiz de Ohio, en la cuenca carbonífera  que va de este estado a Virginia Occidental. Estos pueblos se parecen todos mucho: una pequeña zona  donde está el ayuntamiento, el instituto, los comercios, la policía y los bomberos, luego muchas casas diseminadas por los alrededores. Está en esa zona que le llaman Rust Belt, el cinturón del óxido : los  lugares donde antes había grandes industrias del acero y ahora han cerrado o están en decadencia. Nadie sabe el motivo por el cual alguien le puso Cadiz a esta población. Igual llegó una persona de nuestro  Cádiz, igual alguien  había estado en nuestra ciudad, igual alguien vio el nombre en algún fardo o en algún barco llegado desde el puerto de Cádiz. El caso es que parece ser que gente llegada de esta población de Ohio le pudo poner el nombre al resto. O eso se imaginan ellos. En este pequeño pueblo de Ohio nació Clark Gable quizás porque sus padres llegaron aquí en momentos más prósperos a la búsqueda de trabajo y futuro para sus hijos. El pueblo tiene la Casa Museo del actor. Y poco más. Nos recibieron con cariño, nos invitaron a una hamburguesa en el dinner local, el alcalde nos trató con mucho cariño( un agricultor del Partido Demócrata) y dimos una rueda de prensa en la biblioteca donde nos preguntaron si en España había democracia. En esa rueda de prensa nos encontramos con Jess Renedo, un médico español que había estudiado en Cádiz , familia del que fuera fiscal Isidoro Hidalgo, que vivía en Wheeling, West Virginia. Nos invitó a su casa donde pasamos un día muy divertido. En el Cádiz de  Nueva York, un pequeño pueblecito, tienen a la entrada un gran letrero con el principal mérito del pueblo: allí nació la Mis America de no sé qué año. Suele ser costumbre de todos los pueblos poner a la entrada un cartel con su mérito principal: si tienen el segundo puente  colgante más largo de América, si tienen no sé qué edificio y cosas así. En el Cádiz de Indiana nos recibió el alcalde que se dedicaba a construir bicicletas estrafalarias para shows. El alcalde del Cadiz de Kentucky sí parecía un político al uso: trajeado, con buen porte, del Partido Republicano. Es un pueblo próspero porque han construido un embalse que se ha convertido en atractivo turístico. Nos invitaron a jamón, la delicatessen local  del que incluso hacen una fiesta cada año. Nada que ver con el nuestro, por supueto, es como carne ahumada. Por cierto, en ese condado está prohibida la venta de alcohol.El estado de Kentucky es muy interesante por los caballos y por el blue grass. Por ahí entramos en la zona del country, la música de la gente blanca de derechas. El Cadiz de Texas es casi un recuerdo, unas cuantas casas que tuvieron épocas mejores, aunque los pocos habitantes nos trataron con mucho cariño e incluso sirivió para que los alumnos del Drago hicieran algún intercambio años después con los alumnos del instituto local. No fuimos al Cadiz de California porque ya pillaba un poco lejos.

  • jesus del gran poder

    Se le ha “pasado por alto” decir que el viaje lo PAGABA la DIPUTACION DE CADIZ, no solo en ESTADOS UNIDOS, creo recordar que el equipo de video de la DIPUTACION viajaron a lo largo de varios continentes, PAGANDO LA DIPUTACION, a ciudades que se llamaran CADIZ.UN DERROCHE DE DINERO PUBLICO,COMO POCOS HE CONOCIDO. UN DISPARATE , SANGRANTE Y HUMILLANTE , para los ciudadanos que los pagamos con nuestros impuestos.

  • Fernando Santiago Muñoz

    Jesús : mentira. O como tú escribirías : MENTIRA. No te inventes las cosas y luego largues una soflama sobre una mentira . Eres un dicifante. Infórmate primero y luego opina lo que te dé la gana.

  • jesus del gran poder

    El equipo de video de DIPUTACION PROVINCIAL, fue a grabar varias ciudades del mundo que se llamaran CADIZ. He sido funcionario DE DIPUTACION.

  • Fernando Santiago Muñoz

    Jesús : que hayas sido funcionario de Diputación no quiere decir nada. No tienes ni idea . Pones las mayúsculas como el que grita , pero no por eso tienes razón . Has podido ser ordenanza, peón camionero o vaquero y no por eso sabes lo que hacíamos nosotros ni cómo se financiaba. Los bancos de la catedral llevan 200 años en el mismo sitio y no saben decir misa .
    Reconoce que te has equivocado y ya está . No pasa nada.

  • jesus del gran poder

    He hablado bastante con joaquin, con salvador, con pepe, pero vale, no pasa nada. Para ti la perra gorda. CHAO, me despido del blog.

  • Fernando Santiago Muñoz

    Jesús : ninguno de ellos te ha podido decir que la Diputación pagaba los viajes porque es mentira. Ya veo que te cuesta rectificar, prefieres irte a reconocer tu error.
    Para que lo sepa el resto, ya lo he contado: los viajes los pagaba Canal Sur, Grupo Joly , Caja San Fernando y en algunos proyectos la Zona Franca , la Autoridad Portuaria , La Caixa , la Junta de Andalucía y el Consorcio del Bicentenario. Has mentido y no quieres reconocer tu error.

  • vobis vobis

    Pedro Jota se pone al frente del “Sindicato del Crimen” para desalojar a la izquierda del Gobierno.
    …nos hemos despertado y hemos visto que el “Sindicato del Crimen” está todavía aquí. Una conspiración política, financiera y mediática de muy alto calado, consistente en una campaña de intoxicación informativa.
    Emboscados en algunos medios de comunicación, y bajo el disfraz de periodistas, existen unos personajes omniscientes que cumplen la función de timoneles de la patria.
    En medio de esta tormenta vírica que nos sacude, estos experimentados pilotos se han puesto de acuerdo en que lo único que puede permitirnos llegar a puerto sanos y salvos es conformar un gobierno de concentración nacional, uno de esos engendros con el que en realidad, lo que premeditan nuestros avezados marinos es más de lo mismo. Si hace unos meses se trataba de impedir por todos los medios que Podemos llegara al poder y lo infectara de comunismo bolivariano, en esta ocasión se pretende una fumigación completa.
    Tras la gran coalición de Gobierno de concentración que sacan de su chistera subyace un denominador común: que la derecha siga gobernando o que la izquierda no lo haga, que viene a ser lo mismo. Ya que sus recetas para aliviar la carga de los que siempre pagan el pato agravarán sin remedio la deuda y el déficit, que es lo que hay que poner por delante de las personas y lo que se debe proteger a toda costa.
    El Gobierno de concentración es la solución porque es la izquierda la que, para nuestra desgracia, ocupa el poder. Si lo hiciera la derecha o la suma de sus tres meandros no sería necesario ya que, en esos casos, sería obligatoria la adhesión inquebrantable a sus dolorosas decisiones, so pena de incurrir en alta traición.
    Ni que decir tiene que el plante del PP y su negativa a apoyar las últimas medidas del Ejecutivo no representan deslealtad alguna sino muestra inequívoca de su patriotismo. Para ganar esta guerra hay que cambiar a estos generales tan advenedizos y colocar en su lugar a zorros del desierto. La retaguardia es lo menos importante. Que se apañe el gentío con las cartillas de racionamiento.


Comentar


Nombre (Obligatorio)

Correo electrónico (Obligatorio)

Página web (Opcional)

El autor, en este espacio, se limita a recoger la opinión y contenidos de los lectores, por lo que no se hace responsable de los mismos. Si encuentra algún texto ofensivo, erróneo o alguna opinión que no sea respetuosa, le rogamos que nos lo haga saber