Con la venia » Archivo » Recomendaciones para cuando acabe el apocalipsis. Salvador de Bahía. FSM

Recomendaciones para cuando acabe el apocalipsis. Salvador de Bahía. FSM

Fernando Santiago Muñoz | 27 de mayo de 2020

Una de las ciudades más hermosas de América, lo que ya es decir.  Por si fuera poco, además de su centro histórico en torno a Pelourinho, tiene unas playas impresionantes. Es la capital de la negritud brasileña, de las religiones africanas, del carnaval auténtico y hasta de la mejor cocina de todo un país que ya de por sí tiene una cocina fabulosa. Los que vayan a Brasil atraídos por Río de Janeiro se sentirán decepcionados porque es mucho más la fama que la realidad de la ciudad. Y quienes se olviden de Bahía se perderán lo mejor . “El bahiano tiene a  dios en su corazón y al diablo en sus caderas” dice una canción. No en vano Salvador es la cuna de Caetano Veloso (para mí, el mejor músico brasileño), Gilberto Gil, Joao Gilberto y Carlinhos Brown, aquel músico que trajo Teófila para que recorriese la avenida  con un cordón delante de su carroza donde iban todos los enchufados del PP. El Largo de  Pelourinho es un lugar mágico, maravilloso, la plaza donde se vendían y se castigaban a los esclavos, donde está la Casa Museo del insigne escritor Jorge Amado, el centro del barrio histórico lleno de palacios, iglesias y esquinas impresionantes. El carnaval de Río debe ser fantástico, a tenor de lo que se ve en la tele. Los bahianos lo desprecian como un espectáculo para turistas comparados con el desenfreno y el colorido del suyo propio.

Playas inmensa, unas dando a la Bahía de Todos los Santos y otras al océano. Se come de categoría , con platos inmensos. Además de los rodizios típicos de Brasil, muy recomendables (un bufé de  diferentes tipos de carnes) y de la feijoada, aquí tienen asientos algunas especialidades de origen africano como los acarajé, mouquecas y los cangrejos (casquinhas de siri)  que son el plato tradicional del lugar. El candomblé es la religión de origen africano de Salvador de Bahía, con una fuerza mucho mayor de la afamada santería cubana. Hay más de 2.000 terreiros, los templos dedicados a los orishas. La principal iglesias de Salvador, la del Bomfin es también un lugar para ritos de candomblé dedicado a Oxalá. En cuanto puedan, no se la pierdan.


Comentar


Nombre (Obligatorio)

Correo electrónico (Obligatorio)

Página web (Opcional)

El autor, en este espacio, se limita a recoger la opinión y contenidos de los lectores, por lo que no se hace responsable de los mismos. Si encuentra algún texto ofensivo, erróneo o alguna opinión que no sea respetuosa, le rogamos que nos lo haga saber