Con la venia » Fernando Santiago Muñoz

Archivo de autor

Hoy a las 22 en7tv

Fernando Santiago Muñoz | 5 de junio de 2020 a las 3:43

Nivelazo

Fernando Santiago Muñoz | 5 de junio de 2020 a las 3:42

Reguera

Fernando Santiago Muñoz | 5 de junio de 2020 a las 2:44

Visitas reales

Fernando Santiago Muñoz | 5 de junio de 2020 a las 2:11

Movellán

Fernando Santiago Muñoz | 5 de junio de 2020 a las 1:13

Mágico visto por Kiko en El País

Fernando Santiago Muñoz | 4 de junio de 2020 a las 12:23

Cada quien ve las cosas a su manera. Yo jamás hubiera pensado que alguien dijese de Mágico que era un hombre muy culto. Nunca hubiera imaginado que se podría ver así al salvadoreño. De sus declaraciones no se deduce esa cultura. También habrá que ver qué  es ser muy culto para Kiko, pero ese es otro asunto. Dicho de otra forma, cuando escucho hablar a Kiko no me parece que sea un intelectual, pero no se le puede pedir a la gente que jueguen bien al fútbol y encima sean eruditos, lo cual no quiere decir lo contrario. Los futbolistas están en la media del país. Pardeza, doctor en Filología, principal experto español en la obra de César González Ruano, por citar un caso. Ahora que el pobre de mi padre no me puede leer, añadamos a Valdano, creo que Petón también es un tipo preparado, a Gárate le llamaban “El Ingeniero del área”, Landáburu era Licenciado en Ciencias Físicas, Sanchís me parece un tipo preparado, Piqué creo que es más inteligente que la media. Por regla general basta con escuchar las declaraciones de algunos futbolistas para saber quién está  por encima del común. Por ejemplo, Juanito, el internacional  gaditano, es un tipo inteligente y preparado. La verdad es que opinar  a contramano no suele ser habitual, es más fácil redundar en el tópico, la gente se lo traga con naturalidad. Si en eso que llaman zona mixta saliera alguien hablando con propiedad, diciendo cosas inteligente, expresando ideas originales, es probable que a la mayoría de los aficionados les pareciese mal y le increpasen  desde las gradas. Es lo mismo que cuando los futbolistas hablan de política, en el sentido que sea, que se ve raro por poco habitual. Ahora unos cuantos futbolistas han expresado su solidaridad con las movilizaciones contra el racismo (Jadon Sancho, Aschraf, Marcus Thuram, la plantilla del Liverpool y la del Cádiz )y han sido noticia hasta el extremo de que la FIFA ha pedido que no se sancione a ninguno. Cuando habla Piqué lo quieren matar, lo mismo que le ha pasado en el otro extremo a Pepe Reina, como si por ser futbolistas no pudieran decir lo que piensan. Ya les pasó a Salva Ballesta, a Soldado o a Kanouté, por citar otros ejemplos.

Recomendaciones para cuando acabe el apocalipsis. Puerto Rico. FSM

Fernando Santiago Muñoz | 4 de junio de 2020 a las 11:36

No sé qué tipo de cante es, que lo diga Javi Osuna, pero la letra viene a cuento: ni Veracruz es Veracruz, ni Santo Domingo es santo, ni Puerto Rico es tan rico, pa que lo veneren tanto.. Tres ciudades extraordinarias, Santo Domingo un poco más fea (lo siento, Mabel Caballero). Tanto Veracruz como San Juan de Puerto Rico tienen una extraordinaria relación con Cádiz. San Juan de manera especial , con ese magnífico castillo de El Morro , una ciudad excepcional, como La Habana pero toda rehabilitada. En Puerto Rico todo el mundo es independentista pero nadie vota a los partidos que defienden la independencia de los EEUU : la mitad de su población vive en Nueva York y otros estados, reciben las remesas de esos emigrantes y una gran parte de la población viven de los vales de los servicios sociales. Al final impera el pragmatismo y aunque desprecian a los yankis, singuen vinculados a ellos. No pueden votar en las presidenciales, eligen diputados que no votan en el Congreso, los puertorriqueños combaten en el ejército norteamericano, mueren en sus guerras, pero son ciudadanos de segunda en la Unión. La política de defensa y la exterior depende del gobierno federal, el resto del gobernador de Puerto Rico que alterna entre el partido que defiende la plena integración(Partido Nuevo Progresista) y el que defiende mantener el estatus de estado libre asociado(Partido Popular Democrático). Los efectos del  Huracán María y el desastre de la gestión posterior han promovido la creación de un Movimiento para la Reunificación con España. Famosas las monjas que sacan la bandera de España cada vez que el buque escuela Juan Sebastián de Elcano hace escala en su puerto. Para los independentistas y los defensores de lo español, Ramón Power es todo un referente, el diputado  en las Cortes de Cádiz que murió en nuestra ciudad. San Juan es también la ciudad de Pau Casals y de Juan Ramón Jiménez porque aquí se exiliaron. El que fuera historiador de la ciudad, Ricardo Alegría, era un enamorado de Cádiz y de la relación de nuestra ciudad con  San Juan, un hombre extraordinario, gran defensor de la identidad puertorriqueña, una pena su fallecimiento. La independencia de Puerto Rico y los movimientos contra el campo de entrenamiento del ejército americano en Vieques lo lideraron los dominicos de San Juan , que también han aglutinado a los independentistas. El movimiento por la independencia recibió un varapalo cuando encerraron a cadena perpetua a Lolita Lebrón y otros que protestaron en el Capitolio de Washington y realizaron unos disparos sin herir a nadie. Pasaron muchos años en prisión hasta que los indultaron.

Recorrer el Viejo San Juan es una verdadera delicia, con ese final de recorrido que es el fuerte de San Felipe del Morro, una fortificación bellísima a imagen y semejanza de las de Cádiz, La Habana, Cartagena, Santiago, Veracruz y otras ciudades, construidas por la Corona Española a lo largo del siglo XVIII sobre todo. Merecen la pena el Barrio de La Perla y el castillo de San Cristóbal. La gran bebida de Puerto Rico es la piña colada y la música, cómo no, la salsa.

Otro finde sin miarmas

Fernando Santiago Muñoz | 4 de junio de 2020 a las 10:11

Crónicas asociales. Off the record. FSM

Fernando Santiago Muñoz | 4 de junio de 2020 a las 7:14

Principio periodístico por el cual una fuente le cuenta algo a un periodista con la condición de que no se publique, con la intención de que el periodista tenga un contexto. No es el caso de Irene Montero, que está charlando con la periodista (creo que de ETB) mientras se preparan, el micrófono de la cámara está abierto y recoge el comentario de la ministra. Es obvio que ella no quería hacer esas declaraciones, fue pillada de improviso. Una mala praxis profesional de la periodista a la que supongo que nadie querrá recibir en el futuro porque no cumple la más mínima norma de deontología profesional. Es habitual que en los preparativos de una entrevista se hable de cualquier cosa, habitualmente de temas de actualidad. A mí me pasó una vez con Domingo Sánchez Rizo, el que fuera excelente alcalde de Rota y gran persona. Le hice una entrevista en televisión, le avisé de que habíamos empezado , él no debió escucharme porque empezó a hablarme de una secta religiosa a la que pertenecían los integrantes de Roteños Unidos, los Focolares , cuando llevaba un rato me pregunta ¿esto ya se está grabando? Le respondí que sí, lo pensó un momento y dijo: bueno, adelante.  Otra cosa es que Irene Montero demuestra un cinismo llamativo para una chica de su edad y experiencia (que nadie se moleste si le digo chica, es más joven que mi hija). Por si fuera poco lo que recogieron las cámaras se ha usado contra el Gobierno porque demuestra que ya ellos sabían el avance de la epidemia. Mal la periodista, mal la ministra.

Recomendación: todo Alex Grijelmo. Si me apuran el menos bueno de sus libros es “El cazador de estilemas” su novela de intriga. El resto es la obra de un maestro del idioma que nos deslumbra cada domingo en El País. Todos sus libros deberían ser de lectura obligatoria en las facultades de periodismo y de lengua “El estilo del periodista”, “Defensa apasionada del español”,  “La seducción de las palabras”, “El genio del idioma”,”Palabras moribundas”, “Palabras de doble filo” , “Propuesta de acuerdo sobre lenguaje inclusivo”. Todos los libros son excepcionales, todos interesantes.

Hoy

Fernando Santiago Muñoz | 4 de junio de 2020 a las 6:39

Miguelo el redero por JAVI Osuna

Fernando Santiago Muñoz | 4 de junio de 2020 a las 5:41

MIGUELO, EL REDERO DE BRONCE DEL BARRIO DE SAN JOSÉ.

Zarpaba al alba, rumbo a marcas personales, heredadas algunas y todas intransferibles localizaciones pesqueras; secretas reservas marinas; marcaciones fijadas en la entrenada memoria que, ayudadas por la enfilación mental de dos o tres puntos visibles de tierra (una torre, una cúpula, una espadaña), se localizaban sin necesidad de ‘gepeeses’. Cualquier elemento claro del perfil de costa era válido: torre con torre, torre con cúpula, cúpula con antena… aunque su pericia y la confianza en su experiencia le hacían desatender los puntos de referencia. ¿Destino?, evocadores nombres de bajos y bajíos, referencias toponímicas vernáculas, hábitats y abrigos de grandes bolos de pesca: ‘Las Pieras Perdías’, ‘La Garita’, ‘El Cabezo’, ‘La laja de San José’, ‘El Lance del Caballo’, ‘Las Leonas’, ‘La Gola’, ‘La laja la Bujera’, ‘El Socorro’, ‘El Potalazo del Chorlo’, La Noria’, ‘La Borriquera’, ‘Los bajos de León’, ‘La piera Cajón’, ‘El Monturrio’, ‘La Cuesta Ganao’… ‘Por fuera de’ (mar adentro); ‘por dentro de’ (hacia la orilla); ‘Por tierra’ (cercano a costa).

Sabía muy bien dónde calar; tanto embarcado, como ‘arrepie’. Dependía de los vientos, de los grados de la marea, de tendencias climatológicas, de cientos de aguajes con información acumulada y algo también de supersticiosas creencias, heredadas en parte y de una cierta raigambre: embarcarse con pie determinado; besar el hueso de corvina engastado en oro… Rezos laicos para advocaciones marinas (que no marianas). —«¡No enfademos a lo dioses atlánticos», decía sonriendo y mirando al sol de horizonte. Su viento favorito era el poniente: ‘viento de los medios’ o ‘viento del Castillo'; su viento más temido el noroeste, ‘viento de boga’ o ‘viento de travesía’.

Consideraba por orden de astucia primero a la dorá, capaz de mariscar en contra de la mar; siempre proa a la mar. En segundo lugar, al robalo y al charrán (que sabe demasiado). Salmonete, borriquete y urta, copaban el bando más inocente. Bodiones y cabrillas la camarilla de desconfiados.

El arte a bordo, prácticamente ocupaba todo el vaso de su barquilla. Una enorme esponja de foamen aguardaba para achicar el agua. La potala de piedra horadada con el orificio donde el cabo la atravesaba. Olor a yodo, a salitre, a madera vieja y a gasolina. En la ‘crujía’, es decir, en el centro de la barquilla, ordenada y en espiral, la pesada red de enmalle que mostraba remiendos de hilo blanco cosidos en alguna tarde de anteayer. Plomillos y corchuelas enroscados, con erbitanas a ambos lados de la malla central: las tres mallas del trasmallo (como el caballo blanco de Santiago del que, redundante, alguien pregunta su color). En la propia raíz del nombre del arte de pesca se desanuda su acertijo etimólogico: ‘trasmallo’, porque hay ‘tres mallas’. Artes de pared: al son de marea, las boniteras, tres brazas, cuatro brazas; el cazonal, de malla bastante clara, la piquera, para el ‘piqui'; artes para calarlas en arenilla-piedra. O arte de tiro, como el ‘bolichi’ o ‘boliche’, con ambas ‘piernas’.

Las erbitanas, ayudadas por el enganche de la espina dorsal y por la frenética huida del pescao, anudaban su salida y lo ‘embolsaba’ de forma sumamente eficaz. Así, rascacios de ojos rojizos, bailas y robalos (moteados los primeros, plateados los segundos); cazones, cañabotas y caellas, chapetones terciaos, salmonetes bigotudos, maragotas multicolores, picuos y pargos coloraos, urtas y borriquetes de boca rojiza y lomo marrón-grisáceo. Brecas y garapellos; algún carajo de mar despistado, media docena de sapos, otra media de caracolas carroñeras que seguramente entraron en el ocaso con las primeras cabrillas y bodiones; centollas y ermitaños grandes y rabichis de zafíos y morenas, que liaban y destrozaban el arte.

De vuelta, ya con la línea de flotación más baja por el peso de las capturas y con la red hasta arriba, sus manos guiando la caña del fueraborda y su rostro de satisfacción, miraba el rumbo de la proa con el ceño fruncido por el sol, sus gafas de vista y el cabello movido por el viento. En los alrededores del barrio no lo había más curtido y más de bronce que ‘El Miguelo’ (Miguel Otero Péculo), frente a ‘El Socorro’, donde, tiempos ha tuvo su gran caseta de madera, cercana al Cementerio, donde manejaba la tarraya y el medio mundo. Se lo enseñó de niño Luis Cortés, toda una eminencia en asuntos de la mar, a quien siempre le reconoció su maestría. Delante mía lo hizo muchas veces.

Ya en la arena, con la lona a pie de barquilla, había que ‘chorrar’, que es un verbo que la docta RAE desconoce, pero que nosotros vamos a conjugar para que los académicos se lo aprendan y lo incorporen a su saber:

chorrar.
1. Acción de desenmallar todo elemento orgánico de un trasmallo, sea animal o alga.

¿Que cómo se conjuga? Así:

Infinitivo: chorrar
Gerundio: chorrando
Participio: chorrado…

Ya con el pescao vendido, el barco recogido con la lona, pertrechado y encallado con las cajas de cervezas, se oyó:

—«¡Mañana te espero a la misma hora, Javi: a las seis!»

Gente rara

Fernando Santiago Muñoz | 4 de junio de 2020 a las 4:49

No tengo cultura ni tengo paciencia

Fernando Santiago Muñoz | 4 de junio de 2020 a las 4:42

Último festejo

Fernando Santiago Muñoz | 4 de junio de 2020 a las 3:44

Peatonal

Fernando Santiago Muñoz | 4 de junio de 2020 a las 2:45

Columela

Fernando Santiago Muñoz | 4 de junio de 2020 a las 2:44

Carril bici

Fernando Santiago Muñoz | 4 de junio de 2020 a las 1:46

Ancha

Fernando Santiago Muñoz | 4 de junio de 2020 a las 0:47

Dietas

Fernando Santiago Muñoz | 3 de junio de 2020 a las 18:29

Matriculaciones

Fernando Santiago Muñoz | 3 de junio de 2020 a las 18:16

Estimación de las solicitudes : Reyes Católicos 60. Carola 27. San Felipe 18. Tierno Galván 25. J.C. Aragón 7. Ceelestino Mutis 7. Carlos III 37. Gadir 6. Santa Teresa 7. Campo del Sur 4. Josefina Pascual 9. Fermín Salvochea 12. Inmaculada 21. Adolfo de Castro 6. San Rafael 21

Carmelitas 42. María Milagrosa 11

A constatar dos cosas: el ridículo que han hecho quienes pensaron que por ponerle Juan Carlos Aragón el colegio iba a tener más matriculaciones y el fracaso de Educatio Servanda en La Viña.