Archivos para el tag ‘Gadir Solar’

Gadir Solar

Fernando Santiago Muñoz | 23 de marzo de 2012 a las 9:16

Deseo la mejor de las soluciones  para los trabajadores de Gadir Solar pero el fracaso de esta empresa lo es también el de todo el dispositivo ideado por la Junta de Andalucía, con Manuel Chaves y Antonio Fernández a la cabeza, para el cierre de Delphi. Que por cierto ahora obligan a los políticos en campaña a que reiteren que van a seguir ofreciendo un trato de privilegio a los trabajadores de esta empresa, cerrada hace 5 años, en relación con los otros 200 mil parados de la provincia.

Al irse al paro los de Gadir Solar se supone que la parte de la plantilla que provenía de Delphi volverán al tratamiento singular y a la formación on line en sus casas con un subsidio público. ¿El resto de la plantilla que no viene de Delphi se va al paro normal y corriente?

¿Para cuándo una buena noticia?

Fernando Santiago Muñoz | 15 de marzo de 2012 a las 18:15

Esta mañana los trabajadores de Polanco por las calles de Cádiz. Podrían sumarse los de Gadir Solar, Visteón y tantos otros, a los que se suma la incertidumbre de Navantia o Alestis. Negro panorama. Menos mal que un manifestante con la camiseta de Fernando Torres alegraba la mañana.

Los eruditos a la violeta

Fernando Santiago Muñoz | 15 de marzo de 2012 a las 10:18

Ese gran sindicalista de una empresa que no existe y autor de una chirigota que no gana, ese gran candidato de IU y espectador de juicios que pierden sus coleguitas, Paco Cárdenas, sabe también una jartá de economía. Nada más que hay que leer que él ya sabía lo que iba a pasar con Gadir Solar. Paul Krugman y Joseph Stiglitz han  preguntado por su número de teléfono.

Gadir Solar

Fernando Santiago Muñoz | 14 de marzo de 2012 a las 9:00

Al final, tal y como dijimos aquí hace un año y medio (y por poco me matan) lo de Gadir Solar ha estallado. Una desgracia más para la Bahía de Cádiz, que hace años que no recibe una buena noticia. El proyecto de traer empresas con diferentes subvenciones (de la Junta por instalarse, del Ministerio de Industria por las renovables) no ha  servido para nada. Si no hay mercado o no hay un buen plan de negocio, no sirve para nada. El Plan Bahía Competitiva ha sido un fracaso total y absoluto. Por cierto, hay un alto directivo de Gadir Solar vinculado sentimentalmente con una dirigente socialista.

La freidora

Fernando Santiago Muñoz | 1 de julio de 2011 a las 10:27

El símbolo de Cádiz no es La Caleta, ni el Puente Carranza, ni las Torres de Sevillana, ni el Pirulí. No es la puesta de sol en San Sebastián , ni la Catedral, ni las Puertas de Tierra, ni las fortalezas militares, ni el Palacio de la Diputación, ni la Cárcel Real, ni los Pabellones Militares, ni la Torre Tavira ni las casas palacios , ni los sarcófagos fenicios ni las pinturas de Murillo ni los cuadros de Zurbarán. El símbolo de Cádiz no son sus tres mil años de historia, ni la burguesía comercial, ni la Constitución del 12 , ni los carnavales , ni la singular gracia que hay en esta tierra, ni los fenicios, ni los romanos, ni la Carrera de Indias, ni la Casa de Contratación, ni el Cantón. El símbolo de Cádiz es una freidora. Ahí mueren los gaditanos. Cuando se levanta una columna de humo y se huele el inconfundible aroma de la fritanga , aparecen decenas de miles de gaditanos. Tantos como cuando se ofrece comida gratis, actuaciones gratis, camisetas gratis o carteles gratis. Donde se ponga el alegre crepitar de una freidora que se quite el tres por cuatro, la falseta de un tango, los cantes de Enrique el Mellizo o las melodías de Merche y Andy&Lucas. Ese ritmo sincopado del aceite hirviendo donde un avezado camarero sumergirá una croqueta, un flamenquín o un secreto ibérico es lo que mueve a las masas de Cádiz. Se puede cerrar Delphi , Gadir Solar, Visteón o Tabacalera. Se puede trasladar CASA o reducir Navantia a su mínima expresión , se pueden retrasar las infraestructuras o recortar las actividades del Bicentenario, que si se enciende una freidora se acaban las penas. Antes los duelos con pan eran menos. Ahora los duelos se reducen por una bola empanada y frita en una elegante freidora. Por si fuera poco no es preciso que el aceite sea de primera: durante años en el Peñafiel había un aceite del tiempo de los fenicios y del color de un neumático usado y la freidora no paraba. Si encima a la freidora la acompañan en los coros alguna plancha donde dejar caer unos muergos o unas gambas, el asunto alcanza el nivel de los sublime en esta bendita tierra. No importa mucho si la freidora es de un mercado medieval o doceañista, si se usa bajo una carpa, bajo una lona, bajo un toldo o en el patio del Casino. Da igual si el operario que la maneja lleva madroñera, sombrero napoleónico, una gorra de béisbol o una cinta en el pelo. La freidora es la metáfora de la ciudad, el símbolo de un nuevo tiempo. Puesta en una feria del mar, en una gran regata, en una fiesta de Puntales o en un pregón de carnaval lo transforma todo en una actividad seguida por decenas de miles de gaditanos. Si es en una fiesta con pretensiones como la del Casino o en algún recinto de lo que queda de la burguesía, la freidora cumple su función como si estuviera en el Cerro del Moro o en Guillén Moreno, que la freidora no hace distingos sociales. En eso Cádiz es muy democrática. No se ha estudiado lo suficiente el giro dado por los gaditanos a sus costumbres pero es algo empírico que donde haya una freidora aparecerán las masas populares. Podría quitarse el logo de La Pepa 2012 y poner una freidora. Cádiz, la ciudad que fríe.

http://www.diariodecadiz.es/article/opinion/1011401/la/freidora.html

Gadir Solar

Fernando Santiago Muñoz | 29 de junio de 2011 a las 9:13


En septiembre anticipé que esta empresa andaba con problemas. No es que yo sea muy listo(que no lo soy,claro) ni que esté bien informado(que no lo estoy): es que el gerente lo iba contando a quien lo quisiera oír. Delante de mí lo dijo en la Romería de los Santos de Alcalá. La jauría de costumbre salió a ladrar pero al final la realidad es tozuda y se abre camino.

Ahora queda esperar que pasado el tiempo de la regulación temporal hayan mejorados las expectativas comerciales de la empresa y esta sea viable. Habrá también que resolver qué ocurre con empresas que reciben importantes ayudas públicas: en este caso 15 millones de euros. La Bahía no puede permitirse otro cierre después de lo de Visteón. Algo pasa en Cádiz. No es normal un cierre detrás de otro, la paralización de Las Aletas, la ralentización de las inversiones.