El Fiscal » Palcos

Archivos para el tag ‘Palcos’

El futuro del Consejo

El Fiscal | 23 de junio de 2014 a las 13:02

En el Consejo ya andan muy preocupados con la economía. El tesorero, Tomás Vega, está inquieto con el próximo presupuesto por la simple razón de que ya no se pueden aplazar más una serie de gastos extraordinarios. La sede de la institución está obligada ya a pasar la Inspección Técnica de Edificios (ITE), lo que se calcula que supondrá un gasto aproximados de 10.000 euros. Y, lo que es mucho peor, urge ya la sustitución del entarimado de todos los palcos de la Plaza de San Francisco. El coste de esta sustitución ya la vaticina el mismísimo lobo: “¡Auuuuuuuuuuuuuuuu!” Si les cuento que, además, hace falta pintar muchas de las estructuras metálicas de la carrera oficial, pueden ir añadiendo aullidos y acompañar al tesorero en el sentimiento. Yo mismo en cuanto vea al señor Vega se lo pienso decir:“Don Tomás, ¿ve usted cómo tuvo que irse cuando Adolfo Arenas llamó aquel día a Radio Taxi? ¿Ahora de dónde va a sacar usted la morterá de los palcos, de la ITE y de los pintores?”

La solución
En la junta superior ya se han deliberado las dos posibles soluciones. O se sube el precio de las sillas para la próxima Semana Santa, o se recortan las subvenciones. Las cofradías no van a estar muy por la labor de sufrir tijeretazos. Primero, porque este año no se han subido las tarifas y las subvenciones no se han reducido gracias al mérito del tesorero, que el hombre busca el dinero de debajo de las piedras. Y segundo, porque la tiesura amenaza a muchas hermandades por los impagos de cuotas, de tal forma que muchas este año no han podido esperar a junio y han pedido anticipos más que nunca. Alguna hay que casi ha recibido el 100% de la subvención antes de los plazos fijados.

El Ayuntamiento
¿Vería bien la Delegación de Fiestas Mayores un aumento del precio de las sillas en un año electoral? Recuérdese que el Pleno del Ayuntamiento debe aprobar las tarifas. El Consejo propone y el alcalde dispone. Yprecedentes hay de anteriores gobiernos que han frenado la subida de las tarifas que se pretendieron.

Nuria Barrera
Anoche tuvo lugar en el Palacio de Aranibar del Puerto de Santa María la presentación del cartel del 450 aniversario de la Hermandad del Nazareno, obra de la pintora sevillana Nuria Barrera. La obra guarda al cien por cien el mejor estilo de la artista, que se caracteriza, cómo no, por el hermoso predominio de su color preferido: el azul. Como ella misma explicó, el fondo del cartel es un original “reloj de azules” que refleja los tonos del cielo desde que sale la cofradía hasta su entrada en la Madrugada del Viernes Santo. Precioso.

Candidatos
Joaquín Sainz de la Maza ya ha aterrizado en Manos Unidas y está muy contento con este cometido. Ni afirma ni niega sus opciones a la presidencia del Consejo. Es el candidato más completo de los que se barruntan, pues a su innegable predicamento en Penitencia hay que sumar los enteros que ha ganado en los últimos años en la sección de Gloria por su labor en la presidencia de la rectora de las Nieves. El abogado Francisco Vélez, actual delegado del Domingo de Ramos, se desmarca cada vez más del actual equipo del Consejo. Es también una persona seria, considerada y valorada. Y ojo porque dicen que Bourrellier ya ha comentado a sus íntimos que eso de irse dentro de dos años está por ver. La clave, una vez más, estará en las cuadrillas. ¿Quiénes acompañarían a Sainz de la Maza como cargos generales? ¿Quiénes a Vélez? ¿Savia nueva, tecnocracia, sector de la caverna, adictos al meapilismo..? Ahí, ahí está la clave.

El pertiguero
Primer golpe. Renovación forzosa. Hasta diez consejeros no pueden repetir en su actual puesto. Segundo golpe. ¿A qué candidato apoyaría Andrés Martín, el turboconsejero de Gloria? Su influencia en la sección es notable. Y las glorias pueden decidir, cuando menos, quién no será presidente en caso de pluralidad de candidaturas. Martín, por cierto, figura entre los que deben dejar la sección. Tercer golpe. Oído en Las Lapas. “Si quería dejar su palco por otro mejor colocado, nada que objetar, pero lo que no era de recibo es que encima quisiera dejarle el palco antiguo a un pariente, por ahí le dijimos que no por mucho que sea quien es. Y no pudo hacerlo”. Y ciriales arriba. ¿Qué pasó con los GPS de los pasos de la Madrugada? ¿Otra historia de parientes?

Sólo faltan las palomitas

El Fiscal | 23 de septiembre de 2013 a las 17:35

cine
Decía José Luis Murga, catedrático de Derecho Romano que llegó a dar el pregón de la centuria, que la historia no es que se repita, la historia es la misma. Siempre la misma. Yrecordaba la figura de don José Luis al leer esta semana las exigencias del Consejo de Hermandades, que quiere que Zoido exima a las cofradías de pagar las tasas de la ocupación de la vía pública por las sillas y palcos de la carrera oficial. Don Bourrellier ha salido gallito y apunta a la tasa cero por rodajes de películas y anuncios publicitarios. ¿Por qué no aplicar a las cofradías el gratis total de los rodajes si ellas generan ingresos para la ciudad al igual que las empresas que vienen a rodar aquí sus largometrajes? Los ejemplos los carga el diablo. El Consejo pone a la Semana Santa a la altura de los rodajes de las películas como ya hizo no hace muchos años para zafarse de pagar el IVA de la carrera oficial. El Consejo, antes de conseguir la exención total de este tributo, suplicó el IVA rebajado del 7%, para lo cual pasó borreguilmente por el aro de considerar la carrera oficial como una manifestación cultural en función de un precepto referido a otros espectáculos muy distintos, caso de los festejos taurinos o las atracciones de feria (art.91, apartado 1º, nº 2, epígrafe 7º de la Ley del IVA). Y para obtener posteriormente la declaración de exención del pago del IVA tuvo que pasar por otro aro: reconocer el carácter social (nunca eclesiástico) de la institución cofradiera y, por lo tanto, se le aplicó el artículo que declara exento del tributo a aquellas entidades privadas de carácter social que organizan determinadas actividades. Por este motivo, se utilizó el artículo 20, apartado uno, nº 14 de la Ley del IVA, que trata actividades como las representaciones teatrales, musicales, coreográficas, audiovisuales, exposiciones y manifestaciones similares. Ahora Bourrellier dice que la Semana Santa es como el rodaje de una película a efectos de ocupación de la vía pública. Yque si tiene que pagar las tasas sería como poner la Semana Santa al nivel de los veladores, que Don Zoido no puede controlar por más que saca nuevas ordenanzas. Pues mire usted, don Bourrellier, lo de los pasos hace tiempo que está realmente como los veladores: hay demasiados, muy mal colocados en los días de salida y muchos de ellos afean la fiesta al igual que las mesas y sillas estropean la estética de un entorno monumental. Así que por ahí no cuela la cosa. Y en cuanto al argumento del cine para irse de válvula con las tasas, podría colar si se tuviera en cuenta que hay pasos que, efectivamente, parecen sacados de un rodaje; imágenes idóneas para un museo de cera y túnicas propias de Halloween, dicho todo lo cual con permiso de la corriente buenista-zapateril que considera preciossssas todas las cofradías. Pues no.
–Fiscal, detente por favor, que así no te van a dar el pregón nunca.
–Que se lo den al de los jamones. Además, este año toca una señora, que ya lo lo ha dicho don Juan José.
En definitiva, si ya claudicamos ante la poderosa Hacienda, que es la expresión del Estado, y defendimos que la Semana Santa es un espectáculo cultural y que el Consejo es una entidad social, no debe haber problemas en que el alcalde admita que la Semana Santa equivale a todos los efectos al rodaje de una película que dura siete días (¿siete?) y donde a veces se ven hasta extraterrestres, naves espaciales y pistoleros… ¿Recuerdan los pistoleros del western de San Gregorio en la elección del pregonero? Ymarcianos o seres un tanto extraños, haberlos haylos. Porque hay cofrades obsesionados por un carguillo que al pasar por la calle San Gregorio dicen ante la sede del Consejo: “Mi casaaaaa. Te-lé-fo-no”. La historia no se repite. Qué gran verdad enseñaba Murga la mar de bien en aquellas caracolas de Derecho de los años noventa que, por cierto, también frecuentaba por aquellas calendas una alumna llamada Susana Díaz. Esto es de película. Pero de película de verdad en sesión continua a cargo de Bourrellier Productions. Sólo falta que el tesorero cante aquello de “¡Movieeeeeeeerecord!” Aquí lo importante es no pagar, cueste lo que cueste. Saca las palomitas, Andrés (Martín).

Lavado de manos

El Fiscal | 14 de diciembre de 2010 a las 19:40

El pasado jueves se reunió la junta de gobierno del Ayuntamiento para tomar diversos acuerdos de interés para la ciudad, entre ellos la subida del precio de las sillas y palcos un 5%, ya avanzada por Diario de Sevilla. La cuestión es que en el epígrafe correspondiente a dicho acuerdo se precisa que la junta de gobierno “toma conocimiento” de la propuesta de tarifas elevada por el Consejo de Cofradías. Es decir, que la estocá al bolsillo la pega el Consejo, no el Ayuntamiento.

¡A pagar, a pagar!

El Fiscal | 1 de diciembre de 2010 a las 11:20

Esto es como el tijeretazo, pero al revés. Cuando todos los sueldos públicos se rebajan un 5%, las sillas de Semana Santa se encarecen para 2011 justo en ese porcentaje. Paguen más por su silla, vocea el tesorero Tomás Vega. Total, si está claro que el personal con las sillas y los palcos es como la mismísima Belén Esteban. “¡Por el palco matoooo!”. Matan literalmente por no perderlas. O como dice ese sabio empleado del Consejo: “La gente tiene una silla y se comporta como si tuviera un cortijo”. Así que el Consejo sabe que juega siempre con esa ventaja. Todo te lo consiento, menos perder la silla y la caseta. Aquí el Consejo es el lobito que está cobrando… ¿Y adivinan ustedes por una casualidad quiénes son las ovejitas? Rá, rá, rá…

La muerte del pasilleo oficial

El Fiscal | 29 de marzo de 2010 a las 11:56

El Consejo ha cortado este año de raíz el fenómeno de la superpoblación de los palcos de la Plaza de san francisco. Los pases de pasillo para acomodarse en los huecos libres del alfombrado de coco han pasado a mejor vida. Será por aquello del plan de seguridad que ha impuesto maese Torrijos. 512 sillas menos (eso aseguran) y ni un pase de pasillo. Este gobierno no cuida el patrimonio inmaterial de la Semana Santa. Algo se muere de ella cuando el pasilleo de los palcos se acaba por decreto. ¿Estará abierto, al menos, El Portón?

Carrera Oficial: Las cifras clave

El Fiscal | 23 de julio de 2009 a las 20:08

Nada mejor para afrontar una negociación compleja que armarse de un buen argumentario. Y el verano es propicio para la forja de las grandes estrategias que habrá que poner en práctica en otoño. La agenda a la vuelta de las vacaciones está marcada por la necesidad imperiosa de negociar un nuevo convenio de explotación de la carrera oficial entre el Ayuntamiento y el Consejo de Cofradías. No caben mayores situaciones de provisionalidad, ni procede seguir estirando artificialmente la vigencia del acuerdo anterior.

La negociación arrancará condicionada por el pliego de condiciones ya presentado por la Delegación de Fiestas Mayores, cuyas exigencias combinan lo sustancial con lo complementario. Rosamar Prieto-Castro reclama lo siguiente: las cofradías deben asumir todos los gastos de organización y montaje de la carrera oficial, cualquier modificación en la logística debe ser comunicada previamente a la autoridad municipal, todos los accesos y el parcelario deben ser adaptado para los minusválidos, una comisión estudiará en firme las posibilidades de ampliación de la carrera, el Consejo facilitará 200 entradas para el acto del Pregón al Ayuntamiento (que hasta ahora sólo recibe 50), el Ayuntamiento dispondrá de 50 palcos en la Plaza de San Francisco (al igual que hasta ahora) y de 60 sillas en la Avenida de la Constitución y –¡ojo porque aquí viene la gran clave!– la carrera oficial deberá ser adaptada a la legislación vigente sobre seguridad en los espectáculos públicos de más de 20.000 personas. Esta última adaptación plantea algunas interrogantes más allá del manido debate sobre el número de asientos que tendrían que ser suprimidos: ¿Cómo se adaptan los palcos a los minusválidos? ¿Y los pasillos de la Avenida? ¿Cuántos pasillos existen aún que no cumplen la mínima medida de seguridad de 1,20 metros? Si las sillas han de estar unidas por imperativo legal, ¿cómo se organizará entonces el montaje y desmontaje de cada día?

A nadie escapa que la adaptación de la carrera oficial tendrá un alto coste. El Ayuntamiento es consciente de que en este punto surgirán las fricciones, pues a la autoridad municipal le tocará apretar la tuerca y al Consejo poner la mano para pedir ayuda con la que sobrellevar los gastos. Para el momento en que el tesorero de las cofradías insista, el Ayuntamiento tiene preparados sus propios argumentos con cifras. No hará falta recurrir a la crisis económica, ni siquiera al remanente de 280.000 euros que las cofradías se han repartido hace dos semanas, con polémica interna incluida, sin acordarse que tal vez era mejor guardar el dinero en la caja para las necesidades de la carrera oficial de 2010.

En los despachos de la Casa de la Moneda se apunta todo… Como en Hacienda. El Ayuntamiento parte de la base de dos grandes cifras. La primera apunta a que la carrera oficial es un negocio redondo que deja en las arcas de las hermandades 2,8 millones de euros, lo que contrasta con un exiguo pago de tasas municipales que no alcanza los 49.000 euros. Con este flujo de gastos e ingresos, el beneficio de este negocio es el soñado por cualquier empresario. Cada año se entiende más la trifulca que se originó cuando los silleros de toda la vida fueron desalojados del esquema de explotación de la carrera. La segunda gran cifra es la referida al coste que la propia Semana Santa tiene para el Ayuntamiento: ¡6 millones de euros! De ellos, dos se dedican a recursos humanos para pagar los salarios y horas extras de la Policía Local, Bomberos, personal de la Casa Consistorial, mantenimiento, Protección Civil y diversos equipos vinculados al Cecop. El dossier detallado de los 6 millones de euros está preparado para responder a la más que probable petición del Consejo para que se reparta el coste de las reformas por seguridad. El argumentario municipal ya empieza a tomar forma a falta del definitivo informe de la Delegación de Convivencia y Seguridad sobre las medidas necesarias y a la espera también del que manejará el propio Consejo. Si el negocio es redondo para las cofradías, las cofradías tendrán que pagar las reformas necesarias. Arenas ya ha sorprendido asegurando que puede potenciarse la seguridad sin suprimir asientos. Y todo lo cual, dicho sin meterle el diente a la ampliación…