Archivos para el tag ‘ROCÍO’

Luto por un rociero

El Fiscal | 15 de julio de 2018 a las 5:00

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OTROS con el potencial de Pepín Lirola (1930-2018) lo hubieran jugado todo a la casilla de ser un personaje de la ciudad. Empresario de éxito, fluidas relaciones sociales, vecino de una de las zonas más cotizadas del centro, cofrade, taurino con hondas amistades en la afición mexicana… Pero no. El caso es que se limitó a trabajar en la firma Vilima, la que varias generaciones de sevillanos tienen interiorizada con la misma fuerza que hoy tenemos El Corte Inglés, y a ser rociero de la Hermandad de Sevilla, cuando la corporación era eminentemente familiar. Fue hermano mayor un solo mandato (1971-73), lo que le bastó para dejar huella material e inmaterial. Creó un rito precioso: la jura del hermano mayor en la ermita el 12 de octubre. ¿Cuántos nuevos hermanos mayores juran su cargo ante la Patrona de Almonte? Pues el de Sevilla lo hace desde que Pepín instauró esa costumbre. Promovió la construcción de las viviendas de dos plantas en la casa de hermandad en la aldea. Entonces costaba un mundo tener un cuartito para pasar los días de estancia. Pepín construyó estancias dignas, amplias y con hermanos dispuestos a ocuparlas y pagar la renta. ¿Y la construcción de la capilla con campana de esa misma casa de hermandad antes de ser hermano mayor? Cuánto sabía de cómo fue posible aquella obra junto con Antonio Jurado, ¿verdad hermanos veteranos del Rocío de Sevilla?

Pepín Lirola es Vilima, es el Salvador, es un jinete con chaquetilla blanca y vara dorada en una Sevilla que tímidamente empezaba a tener color. Aquella Sevilla del Banco Hispano-Americano, el Ecovol emergente de su amigo Valentín Álvarez Vigil, el cine Fantasio, Infantes Florido de párroco del Salvador, los coches aparcados en la Plaza Nueva y los grandes años de Curro Romero, inolvidable la temporada del 71. Se marcha Pepín al camino con la niña Magdalena en su regazo en una ciudad distinta. Tiene cerca a su amigo Juan Rojas. Muchos compañeros del comercio acuden a despedir a la hermandad.

La hermandad del Rocío de Sevilla, que tanto ha crecido desde entonces, es hoy en buena parte la que aquellos rocieros impulsaron con su manera de ser y sus ganas de vivir la fe con una alegría limpia, júbilo de arenas, raya, salves y tamboril. Este Pepín no cultivó la notoriedad, no buscó los azulejos conmemorativos. No le hicieron falta segundos mandatos ni prórrogas. La ciudad de hoy es distinta, la devoción a la Virgen está intacta, aunque los tiempos se vuelvan, como escribió el poeta Aurelio. Los 12 de octubre que jura un nuevo hermano mayor en la aldea se rinde un homenaje a Pepín Lirola, el de Vilima, el de la chaquetilla blanca que promovió casas dignas para los peregrinos.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Movimientos
Los sigue habiendo de todo tipo tras la crisis en el Consejo de Cofradías que ha provocado el cambio repentino en la presidencia. Hay gente que no quiere dejar el cargo tras las elecciones de otoño. Tengan en cuenta una cosa, nadie quiere abandonar un puesto para el que estaba, en principio, cuatro años. Pero todo se ha visto alterado en muy pocos días. Hay consejeros que tenían claro que seguirían con el presidente Piñero, pero si don Antonio no se decide, opta por convocar elecciones y encima parece que no se presenta, pues hay que ir con Paco Vélez, que por ahora es el único que ha dado el paso al frente. Por eso, estos días se aprecian muchos movimientos, algunos nervios y las previsibles cenas en las que los consejeros se expresan…

Las cenas…
El peligro de comer mucho por la noche es que después se duerme mal, se descansa poco, los cuerpos no se regeneran y, entonces, se dicen las mismas tonterías o más por la mañana que por la noche. Algunos siguen erre que erre mirando al pasado, cuando se quiera o no, el Consejo ha hecho las cosas en tiempo récord y con bastante elegancia. Hay que dejar de mirar tanto hacia atrás.

¿Otra candidatura?
Permítanme la comparación. Que Rajoy no vote en el congreso del PP no quiere decir que no tenga una opinión formada sobre Soraya o Pablo Casado. (Casado, por cierto, tiene todas las hechuras para llevar traje de servidor y farol de mano). A lo que íbamos: el deber de neutralidad de la autoridad no quiere decir que no tenga un criterio sobre quién debe ser el presidente… Y, sobre todo, quién no se quiere que lo sea. Hay que saber interpretar los silencios. Yalgunos gestos. La autoridad, ya lo dijimos, desea a toda costa que no haya elecciones. ¿Reconsiderará Piñero su decisión? La ventaja de la Iglesia es que dicta las normas y siempre, siempre, se reserva la dispensa.

Lo dicho
Si algunos consejeros claramente piñeristas se han pasado con Vélez no es por otra razón que porque quieren seguir en la institución. A ver: los chaqués hay que amortizarlos y al pregón hay que seguir yendo al patio de butacas. ¿O no? Y, además, hay mucha gente buena en ese equipo, que sabe de cofradías bastante. Además, si Piñero no sigue no hay bandos, luego no se están pasando de un bando a otro. Estos días me gustaría saber qué opinan ex presidentes como Manuel Román o Adolfo Arenas… Tendré que llamarlos por teléfono. A Adolfo a lo mejor me lo encuentro en un taxi… Sí, sí, sí.

El pertiguero
Primer golpe. Lo peor de ser un cofrade impertinente no es mandar mensajes impertinentes, sino reenviar las respuestas que se reciben a la persona equivocada. Eso es quedar como la chata. Segundo golpe. El debate de la hostelería. ¿A quién apoyan Las Lapas y Casablanca? ¿A Piñero, a Vélez o a una tercera vía? Tercer golpe. Alguien promueve el encuentro entre Piñero y Esquivias, pero no parece que de ahí salga una unión… Y ciriales arriba. “La bendición para formar una candidatura la tenemos, de eso no te quepa duda. Falta convencer al cabeza visible. Si Marcelino se empleara algo más… Queda tiempo, mucho tiempo”.

El lagarto de la Catedral: “Pues como sé que te gusta afinar en estos asuntos, te confirmo que ayer comenzaron los días de merecido descanso del arzobispo. Ha sido un curso intenso en la diócesis. Don Juan José estará en permanente contacto con el vicario general. ¿Su regreso? Para los días de la novena de la Virgen”

 

Pentecostés y oro

El Fiscal | 29 de mayo de 2015 a las 12:43

Foto MILTMP46011595
QUIÉN se lo iba a decir a aquel cura de Hervás que se dejó la vida por la cofradía, que sentó en los años difíciles las bases para la pujanza de hoy, que convirtió una junta gestora en un motor de crecimiento de la corporación. Quién le iba a decir a don Eugenio Hernández Bastos que su Virgen del Rocío tendría un manto bordado en oro y sedas. Sí, la de la cofradía de la Redención, la que salió por primera vez en 1959 con un solo paso, con candelabros de la pastora de Triana, con ciriales prestados por el Gran Poder y con 82 nazarenos desde la iglesia de la Misericordia. La que sólo dos años después, en 1961, sacó por primera vez a la Virgen del Rocío. El pasado Lunes Santo, delante del paso de palio y en plena calle Sierpes, lo recordaba uno de los grandes cofrades de la Redención, Fernando Baquero: “Y pensar que empezamos con ochenta nazarenos…” Quién se lo iba a decir al difunto Manuel Yruela, uno de los grandes colaboradores de don Eugenio. Quiénes le iban a decir a tantos históricos de la Redención que verían los nazarenos de tres en tres, cuando hasta los años noventa había que ir separando las parejas para no dejar los pasos solos. Quién iba a soñar con agrupación musical propia, con un pujante y joven cuerpo de nazarenos, con una priostía que marca tendencias, con un paso de misterio nuevo y uno de palio renovado y enriquecido, con la formación para las primeras comuniones, con un jovencísimo hermano mayor como José Antonio Moncayo con fuerza sobrada para sacar adelante tantos proyectos, con ex hermanos mayores de la categoría de Baquero y Carretero.
Don Eugenio puso las bases para la pujanza actual. Nada es por casualidad. El nuevo manto es el símbolo de una vitalidad que no deja de ganar intensidad gracias a fuerzas renovadas. Eran 82 nazarenos… Y el Rey de España acabó tocando el martillo.

Inhóspita Catedral

El Fiscal | 4 de mayo de 2015 a las 12:27

simpecado1
Cambian los obispos, cambian los deanes, cambian los alcaldes. Pero la Catedral permanece con el Patio de los Naranjos clausurado como plaza pública, con el enjambre de vallas en su interior que conducen a nuestros señores los turistas como el ganado obediente vigilado por perros pastores con radiotransmisores. El turista paga. Tiene derecho a ir como quiera. Que quiere ir en camisa de tirantas asomando el bosque de las axilas, que lo haga. Para eso paga. Que quiere ir con el pantalón pirata, botines y camiseta fluorescente. Que lo haga. Para eso paga. Que quiere ir directamente en pantalón corto, cortísimo. Que lo haga. Para eso paga. La Catedral es una de las grandes cajas recaudadoras de la diócesis desde los tiempos de la Exposición Universal. No se puede poner en riesgo. Hace muchos años que a la hora de la verdad prima el turismo sobre los actos religiosos. Para maquillar la cosa se acordó denominar la visita turística como visita cultural. Suena más suave, ¿verdad?
Yo creo que cada mil turistas, el dean manda voltear las campanas de la Giralda. Ypasa que la gente no se orienta.

–Niño, suenan las campanas. Eso es que ya han hecho cardenal a don Juan José.
–Que no, mamá. Que son otros mil, otros mil que han entrado dejando cargadas las alcancías.

Y por cada cien mil euros de recaudación, hay un golpe de badajo de la campana de San Cristóbal. Tiene guasa (tela) que quienes reglamentan sobre el uso extralitúrgico de los templos, sean los mismos que no se atrevan a exigir al turista el decoro mínimo que se exige para visitar lo que se supone que es un lugar sagrado.

La otra noche, cuando llegó el Simpecado de la Hermandad del Rocío de Sevilla para presidir el pregón de las Glorias, se armó la marimorena. Los tíos de la seguridad de la puerta pegaron el cerrojazo en cuantito el Simpecado entró por el atrio de la Puerta de los Palos. La gran cantidad de fieles y hermanos que caminaban tras el Simpecado recibieron un cancelazo en las narices. Así, de pronto. ¡Zas! ¿La razón? Órdenes superiores. ¿La verdad? Estas criaturas no pasan por taquilla. No interesan. Cuanto más público entra, más se tarda luego en desalojar el local. Perdón, la Catedral.

A los fieles, cerrojazo. A los turistas, una pedazo de alfombra roja. En la Catedral hay tantas chanclas a cualquier hora del día que la Nave del Lagarto parece la Avenida de Castilla de la Antilla. Menos mal que la web Diario de Pasión captó el cerrojazo indigno ordenado por la superioridad. Ycómo disfrutan algunos dejando a la gente en la calle . Qué inhóspita la Catedral para los sevillanos, qué complaciente y permisiva para los turistas. Qué papelón (con veladores) el del Cabildo, duro con las espigas y suave con las espuelas.
simpecado2

Un señor cartel

El Fiscal | 19 de mayo de 2014 a las 5:00

Presentación del nuevo cartel anunciador de la Romería de la Virgen del Rocío de la Hermandad Matriz de Almonte, obra de Cristina Ybarra Saiz de la Maza
NI un año hace que ensalzábamos en esta dominical Puerta de los Palos lo requetebién que hace Almonte las cosas, cómo cuida su romería, cómo mima los más pequeños detalles, cómo vela en un bando municipal para que nada chirríe en la estética de la aldea en los días señalados de Pentecostés: desde la cartelería publicitaria hasta el sonido de los puestos ambulantes. Enseguía van a oír ustedes en la aldea la banda sonora de Grease cómo un servidor la oyó en una caseta de renombre la noche del viernes de Feria. Y después, por cierto, sonó Raphael bajo las lonas… Aquello no lo arreglaba ni Pedro Sánchez Cuerda con el mejor cátering.
¡Cuánto podría aprender la Semana Santa de Sevilla del estilo almonteño! Pero aquí cangrejeamos delante de los pasos como cangrejeamos en los hábitos: venga a abrir sillas, venga a tirar basura, venga a crisparse el público, venga a no respetar al nazareno… Hasta la Feria está más cuidada que la propia Semana Santa, no menos hermosa por maltratada, no menos importante por descuidada, no menos auténtica por adulterada. ¡Pero bien podríamos cuidarla como cuida Almonte su principal referencia en el mundo!
Pues ni un año hace de todo aquello cuando el otro día nos desayunamos con el cartelazo de la Romería del Rocío de este año, presentado nada menos que en el Salón Colón del Ayuntamiento de Sevilla. Como los señores que dirigen la Matriz de Almonte anda cortos de complejos, han hecho una segunda presentación en la ciudad que se ha volcado siempre con su romería, al igual que el señor Juan Ignacio Reales vive el Lunes Santo de forma intensa desde primerísima hora junto a los hermanos de la Redención que veneran todo el año a la advocación dolorosa del Rocío, la que lleva la Paloma del Espíritu Santo en el techo de palio, como muchas veces recordaba en sus homilías el inolvidable cura don Eugenio Hernández Bastos.
Y Reales nos ha enseñado a los sevillanos un pedazo de cartel, un cartel total, el que ha pintado la sevillana Cristina Ybarra Sainz de la Maza. Un señor cartel de una señora para la Señora. Una obra alegre, marcada por las flores, el color (el azul significa la universalidad del Rocío y el rojo la festividad de Pentecostés) y detalles originales como el pan de oro, que ya vimos en la preciosa felicitación navideña que pintó la autora para la Matriz de Almonte. El cartel de la Romería de 2014 es un cartel muy bizantino, con movimiento y que nos muestra a la Virgen en el escorzo con el que suele contemplarse durante la procesión.
Aquí todo está inventado. ¿Cuál es el mejor Pregón? El que nos hace vibrar. ¿Cuál es el mejor cartel? El que nos impacta. Lo demás son milongas sobre las meditaciones, las reflexiones y las necesidades. Tequiyá con el mistela. Lo peor que se puede decir ahora de un Pregón no es que sea para ser leído, sino que es el Pregón que Sevilla “necesita” en este momento. Ojú… ¿Y lo mejor? Lo mejor es ver el cartel de Cristina Ybarra y meterte en internet a ver los horarios de los Damas para irte a echar el día en el Rocío. Lo fresquito y lo a gusto que se hace el camino en el Damas…
Las crónicas refieren que en el acto de presentación estaba Carlos Bourrellier, presidente del Consejo de Cofradías. A ver si don Carlos deja de contar nazarenos en la Campana y toma nota de la lección almonteña, porque aquí hay autora del cartel de la Semana Santa. Se nota, se siente. ¿Con quien hay que hablar para que Cristina Ybarra haga el cartel por antonomasia de Sevilla? Huy, yo sé de uno que influye mucho en el presidente los fines de semana. Dónde tengo yo su número…

“Te cuelgo que estoy llevando la cruz de guía”

El Fiscal | 7 de junio de 2009 a las 13:31

Lo del traslado a la Catedral de la Esperanza de Triana fue antológico. Con el sol en lo alto desde el viernes invitando a la evasión playera, con la aldea del Rocío de bote en bote y con el Real Betis jugándose el futuro, todo estaba razonablemente planteado para dudar de una presencia masiva de público en las calles. Recuérdese, sin ir más lejos, que la ida matinal a Santa Rosalía del Gran Poder dejó preocupantes claros de público en muchos tramos del recorrido, lo que por fortuna no se produjo en el regreso nocturno. La Esperanza pudo con todo, atrayendo público por Adriano y Arfe desde dos horas antes de su llegada.

La Policía cifró en casi 8.000 las personas congregadas en el Puente para despedirla. Todo un éxito de convocatoria del que se pueden sacar muchas conclusiones positivas. El paso avanzó como pudo en muchos momentos, se recreó en el Baratillo con el exceso esperado y llegó a la Catedral a las 23.35 horas. Tan glorioso traslado dejó estampas también para el comentario jocoso, como la del portador de la cruz de guía atendiendo una llamada de su telefóno móvil en plena procesión. Podría haber usado un auricular bluetooth. Como Marichalar.

Los sms del Fiscal

El Fiscal | 7 de junio de 2009 a las 13:23

Recibido el martes a las 22.07 horas: “No veas lo bien que canta Maruja Vilches las sevillanas en su casa del Rocío cuando pasan por delante todas las hermandades que vienen de hacer su presentación ante la Virgen. Esta consejera casi batió un récord el sábado en cuestión de hospitalidad: más de 200 invitados a comer jamón, queso y otras especies charcuteras. Mejor no decimos donde tiene su casa, porque sabiendo lo elevado que está el gañote cofradiero la próxima romería puede duplicar la cifra”.

Etiquetas: ,