El Fuste » Archivo » Luto en Geyper

Luto en Geyper

Jesús Cabrera | 29 de febrero de 2012 a las 21:45

N la memoria de varias generaciones de españoles hay una palabra, Geyper, que inmediatamente recupera la magia encerrada en una caja de cartón. Geyper era, y es, sinónimo de diversión y de aprendizaje, sobretodo en unos tiempos en que la variedad de juguetes no era tan interminable como ahora. Este fin de semana falleció en Valencia Antonio Pérez Sánchez, fundador de la empresa juguetera que llevó el nombre de Geyper y que tuvo tanto en los Juegos Reunidos como en los Geyperman dos hitos de los que pasan a la historia. Los primeros fueron la inagotable fuente de entretenimiento, donde aprender estrategia, picardía y destreza; los segundos, demostraron que los niños también podían jugar con muñecos. Estos minúsculos hombres barbudos fueron el contrapunto hispano a los Madelman, carentes del encanto y de la versatilidad de los otros. Esta dualidad dividió a la sociedad en los partidarios de unos o de otros, porque no se admitían medias tintas. Antonio Pérez Sánchez también dio la réplica al popular Mecano con una versión nacional con piezas de plástico y del mundo de la ciencia ficción creó los Walki Talki que causaron furor hace medio siglo. El maravilloso mundo de Geyper cerró a finales de la década de los ochenta, aunque como ocurre con todo lo bueno, siguió fresco en la memoria de quienes lo conocieron en su esplendor. Detrás de todo eso había un hombre, Antonio Pérez, a quien se le debe el agradecimiento por haberlo hecho posible.

Los comentarios están cerrados.