Archivos para el tag ‘Claude Rains’

Siempre nos quedará París

Javier Gómez | 4 de junio de 2009 a las 9:57

Sin duda a Jesús Mora todavía le queda mucho para parecerse al genial Claude Rains, uno de los mejores actores secundarios de la historia por su interpretación del capitán Renault en ‘Casablanca’. Tampoco Salvador Pendón, pese a su vena artística, se asemeja al Rick de Humphrey Bogart. La escena es memorable y un recurso habitual entre los columnistas para reírnos de la incoherencia de los políticos. “Qué escándalo, qué escándalo. He descubierto que aquí se juega”, le grita el capitán Renault a un impasible Rick mientras ordena cerrar su café y, de paso, recoge sus ganancias en la ruleta. Y aunque la sala de prensa de Diputación no tiene el encanto clandestino del local en el exilio,  la imagen del portavoz socialista denunciando el pasado lunes un supuesto y chocante caso de enchufe provocaba un sonrojo similar. Ningún partido es inocente de colocar a los suyos en el organismo supramunicipal, una institución cuestionada por su productividad, por lo desproporcionado de su plantilla en función de su presupuesto y por servir de última trinchera de los derrotados en las urnas. Pero resulta especialmente bochornoso que después de las muchas y cuestionables contrataciones de familiares de cargos y de los propios cargos del partido, sean los socialistas los que tiren la primera piedra. Y que además lo hagan contra su propio tejado. Mora vino a denunciar que la mujer del portavoz del PP, Francis Salado, está contratada en el Patronato de Recaudación sin haber pasado por unas oposiciones. Algo que, lamentablemente, ha sido práctica habitual y en ese caso concreto, además, ocurrió bajo el gobierno del PSOE. Está bien que se investigue si la esposa del secretario provincial del PP entró por enchufe en la Diputación. Pero estaría aún mejor que todos los casos citados por Salado también fueran objeto de escrutinio. Al parecer es demasiado pedir para los socialistas, que siempre ven  el escándalo en la casa ajena  pero nunca en la propia.