Crónicas de un escéptico » Hollande

Archivos para el tag ‘Hollande’

Octavillas sobre la Wilhelmstrasse

Fede Durán | 27 de abril de 2012 a las 9:47

RECOPILANDO: Alemania ha obligado a pasar por el aro de sus recetas anticrisis a Grecia, Portugal, Irlanda, Italia y España. Tres países rescatados y dos con muchas papeletas para acabar en el cepo de la troika. EEUU y Reino Unido consideran que la estrategia impuesta por la Merkel -énfasis obsesivo en el control del déficit- ahoga el PIB y condena al continente, y por extensión a algunos de sus socios, a una resaca más larga de la cuenta. El paracetamol opuesto al pan seco que Rajoy abraza como desayuno necesario es el estímulo público, y esta canción ha sido repetida hasta la saciedad por sus partidarios.

Como sujeto político, Alemania es de natural sanguinario. Dos guerras mundiales lo avalan. Hoy se libra la tercera en un plano estrictamente económico y, por lo tanto, potencialmente más devastador que cualquiera de las anteriores. El bando de los aliados podría repetirse si Hollande vence en segunda vuelta de las presidenciales galas a Sarkozy, que se ha comportado y aún se comporta, aunque por distintas razones, como un mixto entre Laval y Pétain. Hollande se adscribe al anatema de reformular el mandato del BCE, ridículo a estas alturas en su papel de poli europeo de la inflación. Y Sarkozy, Pétain y Laval a la vez por sus ya clásicos guiños a la extrema derecha de (la otra) Le Pen, por su extraña xenofobia (su padre es judío) y por su chovinismo pasadete de rosca, deja de ser Laval y Pétain en lo referente a la sumisión al postulado germano. Al menos en campaña, Sarko sostiene que el BCE debe ampliar miras y preocuparse por el crecimiento, el empleo y la cotización euro-dólar. Nada dice de imprimir billetes, que es lo que convierte a la Fed en una máquina mucho más efectiva, pero vamos a sobreentenderlo también para evitarle el riesgo de quedarse corto. Si gana, no se preocupen: el presidente de la República volverá tranquilamente a su postura anterior, que es el beso de tornillo a Angela. Pero si Hollande le derrota, se habrá restaurado al menos parcialmente la Línea Maginot y la RAF tendrá más opciones de lanzar octavillas sobre la Wilhelmstrasse.

En ese escenario, la posición de España quedaría francamente comprometida. O no. El Gobierno tendría la oportunidad de aclarar si recorta porque le obligan o porque quiere. Una izquierda en remontada (ganar en Francia no es moco de pavo) es una Alemania (o una derecha) debilitada. Y éste es el mejor contexto para recuperar la autarquía y ofrecer al país un paquete de medidas más diversificado donde el verbo desmantelar conviva con otros como promover, eximir, agilizar o reflotar. Si ocurre lo contrario, si Merkozy pervive, la derrota sólo será aplazada y España e Italia depauperadas. Salvo que hablemos de un Barça-Madrid, los buenos siempre ganan.