Archivos para el tag ‘Rey’

Dos caídas nunca son iguales

Fede Durán | 31 de mayo de 2008 a las 13:03

Nunca. Es la grandeza del género. La caída como arte y a la vez metáfora. La universalidad de su acción. Ayer le toca a Fidel y hoy a nuestro amado Rey. Qué diferencia entre ambos patinazos. Para el dictador cubano supuso el comienzo del fin. Una convalecencia tan larga que se prolongará hasta mucho después de la línea del horizonte, cuando Cuba sea otra cosa y ninguna manaza autoritaria baje del cielo (o ascienda desde la lava) para cambiarla. Es verdad que el Monarca goza de la ventaja competitiva de la edad. Un puñado de años menos equivale a unos gramos de reflejos más. Si Castro senior apenas tuvo tiempo de preparar el impacto con dos brazos aún encogidos por la sorpresa, Don Juan Carlos reconvirtió el guarrazo en una especie de elegante resbalón. El hombre, que tiene muchas tablas a estas alturas, fue inmediatamente rodeado por un enjambre de auxiliares (si no monárquicos sí al menos solidarios) que veló la escena con exquisita previsión protocolaria. Después se deshizo el nudo y allá apareció él de nuevo, erecto y sonriente, paso decidido, mano tendida a Lara.

Es el contraste entre un viejo régimen que a duras penas contiene las ganas de cambio (llámese también capitalismo, o parné, o el sueño de tener en casa y hablar en la calle lo que se ve en la tele e internet) y una Corona a la que la pedrería no le tuerce el cuello. Nuestro Rey es como cualquier otro español: tiene incrustado en el instinto el chip de la relatividad del ridículo porque el ridículo no es más que la antesala del regreso a la dignidad. Fidel, pese a sus genes gallegos, no pudo tirar del chip porque está mayor y además se partió algún hueso. Si no, también se habría levantado y ofrecido la temblorosa mano a cualquier guardaespaldas con guayabera sin reparar en la identidad del elegido ni en el pavor dibujado en su cara por ser el primero en saludar al caído.

Etiquetas: ,