Una tarde en San Juan de la Palma

Manolo Ruiz | 28 de abril de 2016 a las 9:52

Un graffiti en el nomenclátor de la plaza.No están las lozas de Pickman en el escrable callejero, pero alguien se encargó de rotular con spray negro a la altura de los varales maestros reflejados sobre la cal, donde Regina es puerta de botellines fresquitos y ve pasar un cortejo cargado  de vanidades.  Nelly hace su agosto. Pelos de punta camino de la Cruz Verde y perfectas bolas de ensaladilla -llamada urgente al Oder-en las argenteas testas de las señoras muy señoreadas. La rubia también se pone la misma laca para fijar, fijando su zanco izquierdo junto a la Sacramental. Cónclave de capillas junto al Silencio, colada sin recoger y la metralleta de Juan Alberto como banda sonora. Un paso espera enseñando la grandeza de las cosas pequeñas.  Mara espera. Botellines a 0`50€ esperan.

¡Pablo, el abridor!

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Los comentarios están cerrados.