Alta Velocidad » Archivo » Briatore era un tramposo

Briatore era un tramposo

Ignacio Martínez | 17 de septiembre de 2009 a las 10:25

 

Sabíamos que Flavio Briatore era un magnífico representante de lo que Silvio Berlusconi llama la patria de Casanova, un genuino espécimen del playboy italiano, ligón, rico, ostentoso. En fin, que no se lo imaginaba uno trabajando para que la aerodinámica, el motor, la eficiencia de los mecánicos fuese la mejor. Aunque los títulos conseguidos por él con Michael Schumacher y Fernando Alonso apuntaban a lo contrario; que al hombre le daba tiempo para todo. Pero eso era con el viento a favor. Con el viento en contra, recurrió a la trampa y propició un accidente de Nelson Piquet en el gran premio de Singapur del año pasado, lo que permitió la victoria de Fernando Alonso, que casualmente acababa de repostar. Ahora ha fulminado por Renault como consecuencia del escándalo causado por la denuncia de Piquet, que es tan tonto que hasta ensayó el accidente en un entrenamiento. Briatore, por el contrario, se ha pasado de listo y de tramposo. Feo asunto, que inevitablemente también salpica a Fernando. A ver si se pasa pronto a Ferrari…

  • Antonio

    Me alegro que hayan sancionado de por vida a Briatore. Un prenda así no debería estar en ningún deporte, empresa, institución o peña recreativa.