La guerra civil del PP en Madrid está en su apogeo

Ignacio Martínez | 5 de noviembre de 2009 a las 11:25

Sostiene Pedro J. Ramírez en su vídeoblog que Rajoy y los suyos van a por Esperanza Aguirre. Pedro J. es uno de los generales de la Brunete mediática que hace año y medio inició una guerra inacabada para colocar a Aguirre de presidenta del PP. Ahora está indignado, como su amiga liberal, de que sólo hayan suspendido provisionalmente de militancia a Manuel Cobo y de que el interesado siga de portavoz del Partido Popular en el Ayuntamiento de Madrid. El ideólogo de la toma del partido por el sector más derechista está convencido de que Rajoy echará del PP a Esperanza en cuanto pueda, con cualquier motivo o excusa. Califica de “equidistancia cínica” que la dirección nacional de los populares haya tratado por igual a la agredida y al agresor. Critica que Cospedal haya recordado a Esperanza Aguirre que pertenecer al partido es voluntario y etiqueta al entorno de Rajoy de paniaguados. Y, finalmente, considera que la conspiración en toda regla montada tras el fracaso de Rajoy en las elecciones de marzo de 2008 fue un “amago de rebeldía”. Su cinismo no es equidistante, sino profundamente sectario, como corresponde a su estrategia e intereses. La guerra civil del PP en Madrid, lejos de terminarse, está en su apogeo. Continuará.

  • Godoy

    El Caudillo Ausente (el anterior Jefe del Estado) hubiera actuado ante la rebelión y las intrigas de la Presidenta Aguirre como hacía S.E. con los rifeños insumisos en la Guerra de Marruecos.

    Lo contaba el General Invicto en su libro de campaña. “Diario de una bandera” creo que se llamaba.

  • Pep

    Perplejo me deja el primer comentario. O no soy capaz de entenderlo o, quizá, me he equivocado de siglo.

    Saludos.

  • Godoy

    Amigo Pep,

    Supongo que te refieres a mi comentario sobre el anterior Jefe del Estado y la Caudilla – ¡Perdón! – Presidenta doña Esperanza.

    No. En absoluto te has equivocado de siglo. Todo es más actual que nunca. Bueno, sin rifeños, claro está.

    De todas formas tuve un fallo por el que te pido disculpas.
    Es necesario apretar antes de leerlo el botón del “mode” de humor.

    Recibe también mis saludos.