El ‘lobby’ feroz

Ignacio Martínez | 2 de enero de 2011 a las 19:19

Hay pocas dudas sobre cuál fue el momento de máxima felicidad colectiva de los españoles el año pasado: el gol de Iniesta con el que ganamos el Mundial de fútbol. Millones de gargantas gritando ¡goooooooool! al mismo tiempo. Euforia nacional. Y gratis. Hay una enorme cantidad de cosas muy caras que no producen ni por asomo tanta alegría. La felicidad es gratis, aunque nos suban la luz y nos bajen las pensiones. Si usted nunca entendió los epígrafes del recibo de la electricidad, no se apure. Tampoco nadie se explica que las eléctricas ganen tanto dinero, pero nos digan que hay un déficit de tarifa. Pero lo acabamos aceptando. El lobby eléctrico es muy eficiente.

Tampoco el común de los mortales comprende muy bien que haya este empeño en pasar la edad oficial de jubilación a los 67, mientras se van a jubilar en masa trabajadores de las cajas de ahorros, en parte con cargo al erario público, a partir de los 54 años. Incluidos trabajadores de nuestras Cajasol, Cajasur o Cajagranada. Bastaría con que los grandes bancos, las grandes operadoras de telefonía, las grandes eléctricas, las grandes farmacéuticas o las medianas cajas jubilen con su propio dinero a sus empleados excedentes o, mejor aún, los recoloquen en nuevos negocios para que sigan produciendo, aumentando la riqueza nacional. He conocido a juiciosos ministros de Trabajo de González, Aznar y Zapatero que en privado explicaban su impotencia para acabar con las prejubilaciones en grandes compañías muy rentables. ¡Lo que hacen los grandes lobbies con buenos abogados!

Pero hasta con los lobbies feroces se puede en ocasiones. Desde hoy este país está oficialmente libre de humos en los locales públicos. Gratis. Como el amor, la buena música, los amigos, la buena literatura, la familia, una buena conversación, disfrutar de la naturaleza, la sonrisa de su vecina o vecino. Aproveche este nicho de bienestar al que no puede llegar la crisis. Ahí sí que hay un déficit de tarifa. Parece mentira que las mejores cosas de la vida sean gratuitas. Pero es verdad. ¡Feliz año barato!

  • Pep

    Querido Ignacio, es de agradecer que en el inicio de tu articulo dejes abierto un resquicio para la discrepáncia. Efectivamente, a mi las masivas manifestaciones de histerismo pátrio no me interesan, me irritan.Aunque se trate de hitos deportivos.De los balcones y ventanas ornamentados de colores, ni te cuento.Verás que ni menciono “nuestra” aportación seguramente…destacada?

    Alguna vez te he comentado mis incursiones en Norteamérica, donde la estrellada luce hasta en las toilettes. Pero el espiritu yanky nada tiene a ver con este solar preñado de insensateces, desvaríos y quijotescos personajillos.

    Tu último párrafo llena y reconforta a todos aquellos que en este sufrido valle vamos de “normales”.

  • Bosco

    Querido Ignacio, feliz año. como sabes pertenezco a ese colectivo responsable de la crisis, es decir, empleado público, se da la curiosa situación que los amigos de mi misma edad, empleados de banca, telefónica etc. etc. están todos prejubilados, yo con dos infartos soy requerido, al mes de cada uno de ellos, para pasar la inspección médica y además sigo trabajando para pagarle al personal de la privada su jubilación precoz y además debo seguir leyendo a diario que hay que reducir el número de empleados públicos.
    Un abrazo
    PS: Algún dia te mandaré algo sobre la inspección médica del SAS y del INSS, para que te rías.

  • ferran

    Ya inaguramos el año tocando temas serios. La verdad es que el pais cada vez mas se esta poniendo de mala uva con tantos temas serios y uno de los que toca es el del aumento de la tarifa electrica, Estamos al borde de bancarrota pero la moral de los que gobiernan el pais es inmensa.Poco les importa la situacion de recesion de la economia. Ellos a lo suyo y el personal que se aprite un poco mas el cinturon.

    El tema de la electricidad es de escandalo.El recibo ademas del coste de la energia soporta diversos otros cargos ajenos a esta energia. El carbon de Asturias que la UE ha condenado a su desaparicion pero que hay que seguir pagando subvenciones. El programa de energia solar que es un autentico despilfarro, pero tambien han encontrado el recurso de introducirlo en el recibo, y…….A todo esto tenemos que importar energia electrica de Francia producida en centrales atomicas que resulta mas barata que la producida en España. ¿Y que dicen nuestros “progres ecologistas”?. Pues no quieren saber nada de átomos puestos en España. Los franceses que son un “poco” mas adelantados y evolucionados economica e industrialmente y que en consecuencia su energia electrica atomica producida en una gran cantidad de centrales atomicas,les resulta mas barata y estan en una situacion mas ventajosa a nivel competitivo internacional de su economia.

    Pues ya ve Vd. Pagamos en el recibo diversas subvenciones, compramos la energia de importacion a precio mas caro porque nosotros somos muy listos y no queremos nucleares, y al final nos vamos ahogando lentamente, sin que sepamos que nos pasa, mientras nos estan observando mas alla de los Pirineos por si tienen que venir en nuestro socorro. A veces ante este espectaculo se hace dificil aquel orgullo de lo español.

    Ya se ha inagurado el tramo de via de ff.cc de ancho europeo para mercancias Puerto de Barcelona Lyon/Milan, Esto si que es progreso para el pais y no el AVE para ir a comer paellas de Madrid a Valencia en el mismo dia y volver, ni el nuevo precio de la electricidad…Pero de esto ya hablaremos otro dia.