Archivos para el tag ‘Arenas’

El miedo y el cuerpo

Ignacio Martínez | 25 de marzo de 2012 a las 10:43

Hoy habla el cuerpo electoral. En campaña hablaron los políticos; los últimos días alentando el voto del miedo. La última bala de todos los partidos, que disparan contra el adversario. En este campeonato de tiro al blanco ha destacado el ex presidente Chaves. Si gana el PP peligra la democracia. Titular casi insuperable. En extenso, ha dicho que la salud, calidad e intensidad de la vida democrática española están en peligro si gana el PP, porque la derecha pretende desmantelar el Estado de bienestar y privatizar educación, sanidad y servicios sociales. Miedo en el cuerpo. Chaves ha estado muy acompañado en el deporte de asustar a la parroquia. De hecho, Griñán ha subrayado hasta la extenuación el afán privatizador del PP.
En la acera de enfrente, Arenas ha convertido la corrupción, los eres y el despilfarro como el principal leitmotiv. Y ha aventado el miedo a un posible pacto de izquierdas por el riesgo de radicalización. El propio presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, se acogió a esta invocación para señalar lo dañino que sería ese frente de PSOE e IU, que hiciera pinza a la lista más votada. Sostuvo que eso traería inmovilismo y resignación.
También traería lío, añado de mi cosecha. Griñán ha acabado la campaña poniendo condiciones a ese eventual pacto, que es su única posibilidad de conservar el poder. En el Foro Joly aseguró que no se imaginaba a Sánchez Gordillo de consejero. Como respuesta, Valderas ha dicho que el alcalde de Marinaleda sería un buen consejero de Agricultura. Y el propio Gordillo ha tirado por la calle de en medio: ha advertido que quien pacta con el diablo [y mete en ese perfil a PP y a PSOE] acaba en el infierno. Lío.
Valderas también ha metido miedo con el copago sanitario, que sostiene que trae la derecha debajo del brazo. Pilar González, del PA, ha criticado que Rajoy haya venido a Andalucía a meter miedo con los recortes. Y Martín de la Herrán de UPyD tiene miedo de que el PP se olvide de la cruzada contra la corrupción y tiene amilanados a los funcionarios de diputaciones y pueblos pequeños, instituciones que plantea suprimir.

El miedo es el mensaje. Pero usted, querido lector, vote lo que le pida el cuerpo. Se lo agradecerá.

La suerte está echada

Ignacio Martínez | 24 de marzo de 2012 a las 12:39

No desde anoche a las doce, sino desde hace mucho tiempo la suerte de estas elecciones está echada.  El Barómetro Joly que les presentamos aquí el domingo pasado nos decía varias cosas al respecto. La voluntad de participación declarada por alrededor de un 80% de los consultados era ficticia. Cuando el encuestador le pregunta, hay quien camufla su decisión y dice que va a votar pero no sabe qué. Por eso también hay muchos indecisos teóricos, en torno a un 30%. Los técnicos calculan que dos tercios de los incluidos en ese segmento no van a votar; son abstencionistas que prefieren decir que tienen dudas. Pero vacilación hay poca a estas alturas, lo que presagia malos augurios para los socialistas. A la recta final de esta campaña sólo ha llegado un 10% del electorado con algún titubeo. En las últimas elecciones autonómicas en solitario, las de 1990, votó sólo el 54,7% del censo. Y en las anteriores regionales de 2008, que coincidieron con generales, fue a las urnas el 73,5%. Hay casi veinte puntos de distancia y ahí está la clave del resultado de mañana. Con una participación por debajo del 60%, la mayoría del PP será muy amplia, pero si sube del 65% se puede aproximar al empate: entiéndase, que los escaños sumados de PSOE e IU se acerquen a los del PP. A los poquitos indecisos se dirigieron ayer los candidatos. Optimista Arenas, después de hacerse más de 6.000 kilómetros en la campaña. Con mensajes tranquilizadores: diálogo, humildad, austeridad, reformas. Y eufórico se manifestaba Griñán. Quizá porque termina esta campaña, tan dura para él. Su despedida de los periodistas fue contradictoria. Por un lado espera ser la fuerza más votada y por otro advierte que si pierde no dimitirá de sus cargos en el partido. Si le dejan; porque esa suerte también parece echada.

¡Menos notario y más debate!

Ignacio Martínez | 20 de marzo de 2012 a las 12:13

La campaña electoral andaluza es decepcionante por muchos motivos. El primero es la ausencia de debate. No sólo del debate andaluz que algunos ilusos veníamos reclamando desde hace muchos años. No. Faltan debates a secas. Aquí han dialogado en Canal Sur los presuntos socios del Frente Popular, PSOE e IU, Griñán y Valderas, Ávila y García, con la ausencia del partido que se ve ganador. Pero debates en condiciones no ha habido. Y podían organizarse muchos. Por ejemplo un cara a cara de Arenas con Griñán. Otro a tres con Valderas. Y, por qué no, uno a cinco con UPyD y PA, los dos outsiders que de entrar en el Parlamento podrían romper muchos equilibrios. Nada de debates. Pero por el contrario mucho notario. Una prueba palmaria de cómo los políticos son conscientes de su falta de credibilidad. Ya estrenó esta moda Artur Mas en 2006, comprometiéndose a no pactar con el PP para llegar a la Presidencia de la Generalitat. Lo han hecho en esta campaña Diego Valderas y Pilar González: han firmado su determinación a cumplir y hacer cumplir su programa. ¿? Valderas ha pedido además a PSOE y PP que prometieran ante notario que no aplicarán el copago. Arenas mandó a Canal Sur un requerimiento notarial para que se leyese la razón de su ausencia del debate televisivo. También utilizó el mismo método en julio pasado para eludir enseñar su declaración de la renta. Y uno de los principales lugartenientes de Griñán, el onubense Mario Jiménez, registró ante notario el estado de las infraestructuras de su provincia en diciembre, para obligar al Gobierno. La credibilidad es escasa, pero la osadía máxima. Van al notario a comprometerse, con la esperanza de que la gente crea que pueden mentir al común de los mortales pero no al fedatario público. Ridículo. Cambian el método de la promesa, cuando lo que tendrían que modificar es su comportamiento. Su seriedad. ¡Menos notario y más debate!

UPyD y PA, al acecho

Ignacio Martínez | 18 de marzo de 2012 a las 10:21

¿Qué pasaría si Arenas no tiene mayoría absoluta? Lo más probable es que tenga más de 55 diputados en la próxima legislatura. Sólo los optimistas dentro del PSOE creen que podrán componer una coalición con IU. Y sólo Griñán piensa que su opción puede sacar más votos que el PP. A una semana de la votación, Arenas tiene la partida ganada. Ayer dio por enterrado el doberman con el que los socialistas asustaban a su clientela en los 90. En cambio, destacó la buena salud de los reptiles. Sigue castigando al PSOE en el hígado de la corrupción. Así va a ganar. Lo sabe. Ya se permite cifrar en mil millones el recorte en los presupuestos, sin precisar en qué partidas. Su victoria no está en discusión, pero si no tiene mayoría absoluta, además de la alternativa de izquierdas, queda la posibilidad de un gobierno en minoría. ¿Cómo? UPyD no andará lejos de sacar escaño por Sevilla y el PA en Cádiz. ¿Se imaginan al PP a dos escaños de la mayoría absoluta y a estos dos partidos con esos diputados, dispuestos a dejar gobernar a la lista más votada? Es poco probable pero no imposible. Ambos serán el refugio principal de los indecisos que quieran desalojar a los socialistas, pero no quieran votar a los populares. El problema es que comparten el perfil de sus votantes. Curioso, porque se trata de la opción menos autonomista y la que más. Si todos los que van a votar al PA en Sevilla lo hicieran por UPyD y ocurriera a la inversa en Cádiz, lo conseguirían. De momento andan a la gresca. Precisamente porque se disputan los mismos electores.

Etiquetas: , , , , , ,

Yo copago, tú copagas, él copaga

Ignacio Martínez | 16 de marzo de 2012 a las 21:02

Es lamentable, pero a los candidatos se les ha olvidado que estamos a nueve días de unas elecciones andaluzas. Si se escucha a los líderes de los tres partidos del Parlamento saliente, sus discursos valen para Andalucía, Asturias, Aragón o cualquiera de las otras 14 autonomías. En el capítulo de ayer tocó el verbo copagar, que conjugaron Griñán y Valderas al ataque y Arenas a la defensiva. El euro farmacéutico establecido en Cataluña para cada receta le parece a los dos socios de una posible coalición de izquierdas un anticipo de lo que hará el PP en los presupuestos de este año. Valderas lo ha calificado de insulto, robo, estafa. Griñán no ha estado tan subido de tono en las descalificaciones. Él lo que sube es el volumen de sus discursos. Lo habitual es que se desgañite en los mítines, aunque ayer en Granada estuvo discreto. Arenas, más reposado, ha declarado que en principio no está de acuerdo con este copago sanitario. El presumible ganador sigue sin bajarse de las declaraciones genéricas. Ni una sola promesa precisa, ni una sola pista de dónde recortaría los mil millones de euros que él dijo en el Foro Joly que hay que eliminar del presupuesto andaluz. Tampoco Griñán o Valderas se mojan en este asunto. Nadie nos dice qué presupuesto haría y de dónde recortaría. Simple y llanamente, estamos en la fase de la pedrada al contrario. Todas las piedras, por cierto, de materia prima nacional. Los andaluces ponemos el territorio, pero esta no es nuestra guerra. Nunca en nueve campañas se habló menos de Andalucía. Una pena.

Etiquetas: , ,

Debates electorales en la televisión

Ignacio Martínez | 16 de marzo de 2012 a las 20:40

El debate del lunes en Canal Sur fue aburrido. El candidato que va a ganar las elecciones no acudió. Se equivocó y encima se cargó el espectáculo. Arenas no ha quedado bien. Sugiere con la boca pequeña un debate en Televisión Española, a la que Rajoy no quiso ir en la campaña de las generales por no considerarla imparcial. Sobre la neutralidad de las televisiones públicas en España se podrían escribir tesis doctorales en Derecho, Sociología, Políticas y Periodismo. También en Psicología. Las teles públicas, locales, regionales y nacional, han sido tradicionalmente órganos de propaganda de sus gobiernos respectivos. Todavía hoy lo son en muchos casos. Todos los partidos practican o han practicado este deporte: PP, PSOE, PNV o CiU. Nadie puede tirar la primera piedra. Una de las más valiosas herencias de Zapatero es la mayoría de edad a la televisión nacional. Durante su mandato RTVE ha sido más plural que nunca, aunque el PP no lo reconociera en la campaña del 20-N y Arenas se haya negado a participar en 59 segundos y en Los Desayunos. Aquí se hace necesario el doctorado en Psicología: cuando Arenas aduce la falta neutralidad de Canal Sur y propone TVE a cambio, ya se ha quedado sin red. La RTVA es una plaza donde ha toreado en tiempos peores y él es un avezado dialéctico, con más punch en ese terreno que Griñán. La propuesta de hacer el debate en el Parlamento era contradictoria con su discurso: es más caro y él se dice campeón de la austeridad. Por lo demás, Valderas no hizo sangre y Griñán se despidió deseándole suerte. Quedaron tan amigos. Es poco probable, pero no está descartado que el día 26 se llamen para acordar un Gobierno. Quién sabe, si Arenas comete errores… pero su ventaja es muy notable. Y, dicho sea de paso, cualquier día los partidos españoles se deciden a hacer debates con preguntas de periodistas. Y así, dejamos de aburrirnos.

Arenas se ve ganador

Ignacio Martínez | 12 de marzo de 2012 a las 13:58

No lo dice, pero Arenas se ve ganador. En especial, si la campaña sigue al tran tran, en perfecta sintonía con la del 20-N. El presumible ganador no se compromete a nada, salvo a ser honrado, trabajador, austero, eficiente, bueno con los funcionarios, dispuesto a eliminar consejerías, direcciones generales y coches de respeto. Ofrece la garantía y el crédito de la marca. Como Rajoy en noviembre. Están tan seguros de ganar, que el gurú de la casa, Pedro Arriola, ya está anunciado en un foro el martes 27 para explicar los resultados. Si no estuviese convencido de la victoria, un tipo tan discreto no se expondría. Entre tanto, continúa la batalla electoral con la misma tónica; munición de grueso calibre contra el adversario, que es malísimo por definición. Las dos eres máximas de la política nacional pisan suelo andaluz para seguir con su hispánico duelo a garrotazos. Resumen del fin de semana. R1, o sea Rajoy: Dice que va a seguir con las reformas prudentes. Y que Arenas tiene gente tan buena que no haría un gobierno mejor que el de Griñán, ¡sino trescientos! Será gallego, pero exagera como el andaluz del tópico. Como ven, está lanzado. R2, o sea Rubalcaba: Afirma que el PP viene con más engaños y utiliza Andalucía para vender la misma mercancía conservadora. Cayo Lara no desmerece y pide el voto contra la reforma laboral. Ninguno dice nada sobre cómo conseguir que Andalucía pase del puesto 16 al 15 en el PIB per cápita español, aunque sólo sea eso. Seguimos esperando soluciones, pero la campaña sólo da para eslóganes. Los dos presidentes también siguen en su tónica habitual; toreo de salón. El saliente Griñán dice que no ganaremos el futuro con reforma laboral sino con investigación y conocimiento. Un hallazgo. Y el entrante Arenas ha estado estupendo. Sostiene que cuando gane va a acabar con el rodillo, la soberbia y la arrogancia. Se da por sobreentendido que se refiere a la soberbia y arrogancia socialista, porque él no padece de semejantes defectos. Por eso va al debate de la televisión pública esta noche. ¿O es que no iba? Si no va es que está tan convencido de su victoria que no quiere arriesgarse. Como Rajoy antes del 20-N, desprecia a la televisión pública, con el mismo guión. Prefiere quedar de arrogante, ahora que todo indica que va a ser el ganador, incluido nuestro barómetro.

El ventilador

Ignacio Martínez | 3 de marzo de 2012 a las 12:24

Empieza un duro periodo para el pueblo llano. Se acercan las elecciones regionales a pasos agigantados. Faltan tres semanas para el día en que 1) caiga el poder socialista después de una hegemonía de tres décadas, 2) fracase en el intento por cuarta vez Javier Arenas, porque PSOE e IU sumen más de 55 diputados, o 3) algún diputado suelto de un cuarto partido tenga la llave de la mayoría. Es duro soportar que los políticos lleguen al mercado electoral a decir que sus adversarios son unos impresentables. Y que sea, en casi todos los casos, el mejor argumento que tienen. Porque sobre sacarnos de la crisis, aquí entre nosotros, nadie tiene ni la más remota idea.
Sin embargo, logran convencer a la gente con el ventilador en la basura contraria. No se dan cuenta que es el camino más corto para el descrédito de todos los políticos. Griñán, sin ir más lejos, primero promete hablar sólo de política y luego bendice un vídeo que denigra a Arenas. Ahí va eso: estuvo contra la autonomía, fue un tránsfuga en el Parlamento andaluz, se enfrentó a Andalucía desde el Gobierno de Aznar, mintió sobre el 11-M y sobre la Guerra de Iraq, ha perdido tres veces las elecciones a presidente de la Junta, gana 180.000 euros al mes, lleva 33 años en política. La contrapropaganda concluye despectivamente: Arenas, quien no te conozca, que te compre. Han evitado decir que fue el toro que mató a Manolete. Un detalle.
En la acera contraria no son hermanitas de la Caridad. El PSOE ha acudido a las manifestaciones contra la reforma laboral y los recortes. Y el nuevo malo de la película de la dirección del PP, Floriano, anda por ahí diciendo que las manifestaciones de estos días, sobre todo las violentas, responden a una estrategia del PSOE para crear un clima de conflictividad social que oculte su minoría en el Congreso y su derrota el 20 de noviembre. Y Sanz entra al rebote en Andalucía para añadir que también lo hacen para tapar lo de los eres.
Floriano, para rizar el rizo del amedrentamiento, sugiere que Televisión Española no está contribuyendo a dar la imagen “apropiada y real de España”. Gallardón reconoce en público que las imágenes de los disturbios en Barcelona han hecho mucho daño al país: “Nos habrán costado muchos puestos de trabajo y muchas inversiones”. El PP sugiere que esto es culpa de los socialistas y de su televisión. Tan campante.
La solución no es echar las culpas a la oposición, que ha condenado la violencia, ni pedir a la televisión pública que censure unas imágenes. Si el New York Times ha publicado en portada la foto de Barcelona no será por culpa de TVE. Nos quedan tres semanas de dolor de cabeza, ante la falta de argumentos de los contendientes. Hay que pedir paciencia al público y sensatez a los candidatos. Pero ellos de momento están como la rumba catalana, con el ventilador.

El día de la marmota

Ignacio Martínez | 22 de febrero de 2012 a las 11:22

Arenas sacará mayoría absoluta, según una prueba infalible realizada la semana pasada en Sevilla. El día de la marmota no falla. Todas las encuestas dicen que el PP ganará las elecciones del 25 de marzo. Que es imposible que el PSOE recupere los diez o doce puntos que le lleva su rival. Y a lo más que aspira la desanimada tropa socialista es a que Arenas no consiga mayoría absoluta y poder seguir en el gobierno con Izquierda Unida. Así que la gran pregunta es si los populares superarán la barrera de los 55 diputados. Las técnicas para averiguarlo tienen su margen de error. El día de la marmota será artesanal y amateur, pero es inapelable.

El 14 de febrero, en el Club Antares de Sevilla, el presidente del PP andaluz hizo un discurso de gobernante. Iba Arenas enumerando sus planes, el pacto por el empleo, una administración más transparente y austera, un nuevo modelo de financiación, limitación de mandatos, convocatoria de elecciones andaluzas por separado, descentralización hacia los municipios, potenciar la formación profesional… Y, entre tanto, se confirmaba su mayoría absoluta.

Entre el medio millar de asistentes, un grupo de dos o tres docenas de personas llamaba la atención. Más que estar fuera de sitio, llevaban décadas merodeando por otros territorios. Haga cada cual su lista, adecuada a su ciudad o provincia. Incluso la alineación regional de los personajes que siempre se arriman al poder, quien quiera que lo ostente. Se trata de gente que ha desarrollado tal instinto  que su presencia masiva en un acto es una demostración incontestable de que un cambio se aproxima. Son escurridizos intermediarios que practican como nadie el amiguismo competitivo, a medio camino entre la comunicación y los despachos. Diestros en la administración de intereses, hábiles en el “¡qué bien te veo!”, siempre dispuestos al negocio fácil.

Estos advenedizos detectan antes que nadie, por supervivencia profesional, quién va a mandar unos meses después. Son nuestras particulares marmotas. Esta costumbre folclórica, muy arraigada entre los granjeros de Estados Unidos y Canadá, no se sabe si de origen irlandés o alemán, en la que todos los 2 de febrero se utiliza una marmota para predecir el fin del invierno. Si el animal sale de su madriguera después de hibernar, el invierno terminará pronto. Si se vuelve al interior, el invierno durará seis semanas más.

Nuestras marmotas domésticas, después de haber cortejado el poder socialista, acudieron el martes en auxilio del ganador que presumen el 25 de marzo. Curioso, si le suman seis semanas al 14 de febrero, se colocarán en el martes 27 de marzo. Hay quien ya imagina a Arenas para entonces repartiendo cargos, prebendas y favores. Y hacen cola. Hay personajes cuya falta de pudor no tiene límite.

Etiquetas: , , ,

Sin complejos

Ignacio Martínez | 20 de febrero de 2012 a las 20:13

El congreso del PP no sólo ha sido una balsa de aceite, en duro contraste con el del PSOE de hace dos semanas. También es una manifestación de cómo el poder es un bálsamo que todo lo templa. Me enternece ver la foto de Esperanza Aguirre en la primera fila de los líderes regionales, con el riojano, gallego, canario, castellano leonés, catalana y valenciano, sonriendo de ficticia satisfacción y aplaudiendo con fuerza. La amplitud de las sonrisas ficticias es inversamente proporcional a su entusiasmo verdadero.

Quienes perdieron el congreso de Valencia de hace cuatro años, después de un acoso y derribo a Rajoy de época, se han pasado con armas y bagaje a las filas del vencedor de las elecciones de noviembre. Lo que incluye a medios de comunicación, que aplauden ahora con el mismo frenesí con el que todos los lunes presentaban un desafecto a la causa de Rajoy, tras su derrota de 2008.

Ayer salieron a la calle varias decenas de miles de manifestantes contra la reforma laboral en toda España. Cientos de miles. Sin complejos, el presidente del Gobierno califica de justa la reforma laboral y sigue pidiendo sacrificios. Sin complejos, también, le ha dado todo el poder en el partido a la secretaria general que lo ha gestionado desde el mencionado congreso de Valencia, con tanto éxito. A un servidor le resulta extraño ver a una presidenta autonómica ejerciendo de máxima jefa de un partido nacional. Aunque en realidad el suyo no es todo el poder, sino un poder delegado por el propio Rajoy y tiene un contrapunto: la presencia de Javier Arenas como primer vicesecretario general. Frente al nombramiento de Griñán, de compromiso, como presidente del PSOE después de perder el congreso de su partido, la presencia del presidente del PP andaluz en la cúpula del suyo es la constatación de que es el único dirigente popular con un poder autónomo en España. Fue clave su papel para que a Rajoy no se lo llevaran por delante los duros de sus partido, alineados en esa época con Aznar. Y además, como en el caso de Griñán, se la juega el 25 de marzo.

Resulta curioso que la nueva dirección máxima del PP sea sureña. De la mitad de España para abajo. Hay una castellano manchega, un andaluz, un extremeño y un valenciano como guardia pretoriana del gallego Rajoy. Nadie del potente triángulo industrial Madrid-Cataluña-País Vasco. Rajoy ha hecho pocas concesiones territoriales o de género en su primer Gobierno y ha vuelto a hacer lo mismo en la primera dirección del PP que compone tras convertirse en un líder social. Se comporta sin complejos, incluso ahora que empieza a sonar el ruido de la calle.

Etiquetas: ,