Alta Velocidad » D’Artagnan

Archivos para el tag ‘D’Artagnan’

Aldrin, Collins y Armstrong con Obama, como si fueran Athos, Portos y Aramis visitando a D’Artagnan

Ignacio Martínez | 22 de julio de 2009 a las 9:02

 

No sé si se han fijado que están de muy buen uso los tres primeros astronautas que fueron a la Luna. Los tres mosqueteros han vuelto. Ahí tienen a Adwin Aldrin, Michael Collins y Neil Armstrong junto al presidente Obama. Los tres son del curso del 30, tienen la misma edad. Aldrin tiene los 79 desde enero, Armstrong los cumple dentro de dos semanas y Collins en octubre. Seguro que se han ganado bien la vida. Amstrong y Collins han presidido y dirigido empresas dedicadas a la tecnología, la electrónica o la defensa. Aldrin se ha dedicado a los libros y las conferencias. Es el que se vistió más costeado para ver al presidente Obama, aunque los tres seguro que han saludado a todos los presidentes desde Nixon para acá y estas cosas ya no les impresionarán. Pero vean el traje azul con tres botones de Aldrin y su corbata estampada, frente a la sobriedad de las de sus compañeros de aventura.

El más informal en el salón oval fue Collins, con la mano izquierda en el bolsillo, chaquetilla azul y pantalón gris, el más delgado de los tres. Se le ve en forma a este militar de formación que llegó a coronel de la fuerza aérea, nacido en Roma un 31 de octubre. Fue el único de los tres que en 1969 no bajó a la Luna; se quedó en la nave de mando. Armstrong es el que tiene menos canas. Es rubio o lo era. Se adivina que debajo del traje está más fondón que Collins. Es el más introvertido de los tres, vive en el campo en su Ohio natal. Después de haber sido el primer hombre en pisar la Luna, ha sido profesor de universidad y directivo de empresas. Aldrin también está algo fondón, pero a los tres se les ve condenadamente felices.

En fin esta alineación de Armstrong, Aldrin y Collins, forma parte del inconsciente colectivo de mi generación. Ahí los tienen, vivos y de buen uso, como si fueran Athos, Portos, Aramis visitando a su amigo D’Artagnan.