Archivos para el tag ‘Sierra Morena’

Un cazador contra el dragón de la crisis

Ignacio Martínez | 5 de abril de 2009 a las 10:08

El Grupo Sánchez-Ramade ha comunicado esta semana que su consejo de administración ha nombrado a Javier Sánchez-Ramade nuevo presidente de su conglomerado empresarial. Hasta ahora ocupaba una de las dos vicepresidencias ejecutivas. El próximo mes de junio se cumplen cuatro años del fallecimiento del fundador de esta compañía cordobesa, que es la octava de Andalucía por volumen de negocio, pero la primera de las no cotizadas en Bolsa. La mayor parte de los 1.400 millones de euros que facturó en 2008 Sánchez-Ramade fue debida a su actividad dentro de la región, que es el núcleo duro de su fuerza empresarial. El grupo está radicado en todas las localidades andaluzas de más de 40.000 habitantes, aunque también opera en las dos Castillas, Madrid, Extremadura, Murcia y Comunidad Valenciana. Este holding es uno de los gigantes empresariales andaluces y tiene una importante diversificación en la construcción, la automoción, los cines, la informática, la gran distribución, la agricultura o los servicios financieros. A pesar de la crisis, Sánchez-Ramade sólo ha bajado el año pasado su facturación un 3%.

La nueva cabeza visible de Sánchez-Ramade sustituye en el cargo a su madre, Mercedes Moreno, que ha sido la presidenta desde 2005. En estos cuatro años Eugenio, abogado, y Javier, profesor mercantil, han sido los vicepresidentes del grupo, aunque los cuatro hermanos tienen los mismos votos en el consejo, actúan de común acuerdo y tienen repartidos sus papeles en la empresa familiar. Eugenio preside las empresas de automoción y ocio (Cinesur); Javier, la de distribución de electrodomésticos Urende; Álvaro, también abogado, las de informática Diasa y Diasoft, y Martín, economista, la constructora y promotora Noriega. El de automóviles ha sido el sector que más se ha resentido el año pasado, aunque su 17% de descenso en la facturación es la mitad de lo que ha bajado de media en el país. Curiosamente la constructora ha aumentado su volumen de negocio, en contra de la tendencia nacional. Para este año, el grupo espera repetir los resultados consolidados del anterior.

Javier Sánchez-Ramade (Córdoba 1957), ha sido el portavoz del clan familiar desde la muerte de su padre, Eugenio Sánchez-Ramade Villegas, el patriarca de esta familia cordobesa propietaria del destacado holding empresarial. Los abuelos de la actual generación eran de los dos extremos de la región: Huelva y Almería, y su padre se radicó en el centro. Fue a hacer las milicias universitarias a Córdoba en 1950, allí se casó con Mercedes Moreno y se estableció. Los Sánchez-Ramade son una familia muy unida, que en la época de don Eugenio presumían de ser “un patriarcado empresarial y un matriarcado familiar”. La saga empresarial la inició su abuelo en La Rábida (Huelva), en un cine que tenía como lema La pantalla de los éxitos, y después siguió su actividad en Sevilla y Cádiz. La cuarta generación de la rama cordobesa ya ha llegado a la compañía, como pudo verse el pasado jueves en la foto de la dirección del grupo. La familia mantiene su vocación emprendedora.

El nuevo presidente hace hincapié en el carácter andaluz de su conglomerado empresarial. Aunque en algunos asuntos defiende con ardor a su patria chica: es un decidido partidario de que Córdoba sea la capital cultural europea en 2016. No tiene nada contra Málaga, a la que define como la capital económica de Andalucía y a la que admira por su carácter emprendedor, pero en el capítulo capitalidad del 2016 no parte peras con nadie. En referencia a la cultura, Javier Sánchez-Ramade no va mucho al cine, pero cuando lo hace está como en casa: su empresa tiene 175 salas de proyección. La película que más le ha fascinado ha sido Memorias de África. El paisaje y los personajes hicieron huella en su espíritu de cazador y amante de la naturaleza. Tanto, que ha ido a cazar antílopes, búfalos y pumas a Tanzania y Sudáfrica. Ha aficionado a la caza mayor a los cuatro hijos que ha tenido con su esposa, Blanca. Caza sobre todo en Sierra Morena. No sólo como ocio o deporte, sino como terapia, para desconectar del ajetreo empresarial.

La empresa familiar ha hecho algunas aportaciones al cine nacional. La foca con una pelota en la boca, símbolo de Exclusivas cinematográficas Sánchez-Ramade, es el león de la Metro español. Esta empresa, antes de ofrecernos pisos, coches, electrodomésticos o programas de ordenador, nos vendía fantasía con el cine, desde los años 30, dos generaciones atrás. A Javier le gustan las películas de Garci, y las canciones de Víctor Manuel y Sinatra. En lectura, prefiere las biografías. Recuerda en especial las de los ex presidentes de la Chrysler, Lee Iacocca, y de la General Electric, Jack Welch, que utiliza como libros de cabecera. En estos tiempos difíciles, él y muchos otros empresarios de Andalucía, de todos los sectores y provincias, están escribiendo la historia de cómo luchar contra el dragón de la crisis y ganarle la partida. Buena tarea para un cazador.

Efemérides (versión larga)

Ignacio Martínez | 9 de enero de 2009 a las 18:54

Los años, como los lugares o las personas, provocan coincidencias felices. En 2009 se acumulan las efemérides de Carlos III. Se cumplen 250 años de la llegada al trono español, desde Nápoles, del rey que fundó las nuevas poblaciones en Sierra Morena y otros puntos de Andalucía. Este año, también es el centenario del nacimiento de tres ilustres andaluces: Domínguez Ortiz, Antonio Mairena y Caracol. El historiador Antonio Domínguez Ortiz es autor de obras clásicas sobre la decadencia de la España de los Austria, las clases privilegiadas en el Antiguo Régimen o sobre Carlos III y la Ilustración.

En otro de sus libros, Las alteraciones andaluzas, don Antonio relata un levantamiento popular ocurrido en la región a mediados del XVII, que coincide en el tiempo con otros sucedidos en Inglaterra, Italia, Francia o Polonia, por la escasez de víveres. Pero Domínguez Ortiz sostiene que en Andalucía el motivo fue el peso de los tributos y la dureza de los nobles. Por entonces, aquí se comía buen pan de trigo. Así lo afirma un religioso francés que vino en 1603. Se llamaba Bartolomé Joly, con el apellido de los editores de este diario. Su texto, un magnífico relato periodístico, estuvo inédito durante siglos, y no fue publicado hasta 1909. Por tanto, también es su centenario.

Antonio Cruz García era descendiente de una familia de gitanos asentada en Mairena del Alcor en época de Carlos III. Fue conocido en el mundo del flamenco como Antonio Mairena, maestro del cante, heredero de Manuel Torre, Joaquín el de la Paula o los hermanos Tomás y Pastora Pavón. Otro gran cantaor flamenco, Manuel Ortega Juárez, también nació hace cien años. Caracol ganó en 1922 el Concurso de Cante Jondo organizado en Granada por García Lorca.

Pero un año da para mucho más. Se cumplen 25 años de la muerte del Nobel Vicente Aleixandre, de la vuelta a España de María Zambrano, de la muerte de Paquirri, de la dimisión de Escuredo como presidente de la Junta. Medio siglo de la llegada de Santiago Carrillo a la secretaría general del PCE, de la victoria en el Tour de Bahamontes, de la muerte del poeta Altolaguirre. También de la visita a Franco del presidente Eisenhower, pero no se acortaron las distancias: mientras en El Escorial se inauguraba el Valle de los Caídos, en Nueva York estrenaban el Museo Guggenheim de Frank Lloyd Wright. Hace 75 años que murió el torero Ignacio Sánchez Mejías, actor, jugador de polo, automovilista, escritor y presidente del Betis en sus ratos libres, llorado por García Lorca en una elegía de las más célebres de la poesía española.

En fin, se cumplen 400 años de la expulsión decretada por Felipe III de los moriscos, cuya historia escribió magníficamente bien Antonio Domínguez Ortiz. Ya ven que 2009 no es sólo el año de la crisis, sino también un cúmulo de efemérides y coincidencias.