La Catenaria » Archivo » El ‘boom’ de las motos eléctricas de alquiler en Sevilla

El ‘boom’ de las motos eléctricas de alquiler en Sevilla

Ana S. Ameneiro | 10 de noviembre de 2018 a las 5:30

Más de 37.000 personas en Sevilla utilizan este servicio de Muving que empezó a operar hace un año y medio

La empresa defiende que contribuye a descongestionar el tráfico

Belén Vargas.

Foto: Una de las motos eléctricas de alquiler en la calle Betis. Autor: Belén Vargas.

El alquiler de motos eléctricas en Sevilla se ha convertido en una opción para la movilidad urbana sostenible muy extendida. Y, sin pretenderlo, ha venido a suplir el vacío que dejó el cierre de la sede sevillana de coches eléctricos de alquiler Bluemove/Cochele.

La empresa Muving está detrás de esta exitosa aplicación móvil de las conocidas como motos amarillas, que además son silenciosas. Opera en once ciudades españolas, entre ellas grandes capitales como Madrid, Barcelona, Valencia, Zaragoza, Málaga y Sevilla, así como en Cádiz, El Puerto de Santa María, Granada, Córdoba y Murcia. Se ha lanzado incluso al mercado norteamericano de Atlanta.

En Sevilla, cuenta con una cartera de 37.200 clientes registrados y una flota de 228 motos tras la última ampliación de vehículos (28 nuevos) que ha tenido lugar esta misma semana, según datos de la firma. Así pues la implantación en la ciudad es más que notable, si lo comparamos con el servicio de alquiler de bicis Sevici, que cuenta con unos 29.000 abonados de larga duración y unos 8.000 de corta duración.

El precio del servicio ha subido ahora un 32%, de 0,189 euros por minuto a 0,25

El ventajoso precio de las motos eléctricas de alquiler fue uno de los mejores reclamos el primer año, desde que se estrenó el servicio en mayo de 2017. La tarificación era de 0,189 euros por minuto, con lo que media hora de viaje salía por poco más de 5 euros, mientras que una hora costaba unos 11 euros.

Ahora las tarifas han subido más de un 32% –a 0,25 euros por minuto–, lo que significa que hay que pagar por media hora de uso 7,5 euros y por una hora 15 euros. Esta subida ha causado malestar en algunos de los usuarios consultados por este periódico y no se sabe qué efecto tendrá esa medida en la cifra de clientes registrados. La empresa asegura que hay bonos disponibles para abaratar este coste hasta los 0.15 euros por minuto y que los trayectos de los usuarios no suelen durar más de 20 minutos. Este tipo de subidas suelen tener consecuencias: cuando JCDecaux subió más del doble el precio de alquiler de bicis (Sevici) muchos usuarios se dieron de baja.

Premio a la Mejor Actuación en Movilidad Eléctrica

Muving comenzó a prestar servicio en Sevilla el 18 de mayo de 2017 con 50 motocicletas. En principio fue funcionando con normalidad hasta que en septiembre y octubre se elevó tanto la demanda que fueron haciendo ampliaciones de flota, hasta llegar a las 200 a principios de este verano. En julio los clientes alcanzaban los 26.500 y los kilómetros recorridos equivalían a un ahorro de 99 toneladas de dióxido de carbono a la atmósfera de la ciudad, que serían los emitidos por motores de combustión para recorrer esos mismos kilómetros.

En Sevilla, según la empresa, otra de las novedades con respecto a otras ciudades, es su servicio interurbano. Es posible circular desde la zona céntrica hacia barrios de la periferia como Pino Montano o Bellavista, donde se puede estacionar la moto en varios puntos operativos.

Esta iniciativa de movilidad interurbana sostenible fue premiada este año 2018 como la Mejor Actuación en Movilidad Eléctrica por parte de la Asociación de Agencias Españolas de Gestión de la Energía (EnerAgen).
Muving destaca que la ciudad de Sevilla ha acogido a la empresa extraordinariamente, y es una de las 11 ciudades en las que prestan servicio que mejor les funciona.

¿Cómo funciona?

Las motos son modelo L3, equivalente a 125 CC. Por eso los vehículos permiten desplazamientos más largos y rápidos con respecto a otras alternativas de movilidad compartida.

El cliente debe tener el permiso de conducción A o B1 con una antigüedad de más de tres años. Así pues, estas motos eléctricas son una opción interesante para el usuario de motos que en un momento puntual no dispone de la suya.

Son también interesantes para el usuario de coche que quiere moverse por Sevilla con más comodidad para evitar atascos, tiempos de espera para aparcar, zona azul, etc.

Otro usuario tipo que demanda mucho sus servicios se baja de las estaciones de Plaza de Armas, Santa Justa, San Bernardo y coge estas motos para moverse por la ciudad.

La mayor parte de sus clientes en todas las ciudades son conductores del B1. Por eso Muving defiende que contribuye a la descongestión del tráfico y reducir emisiones contaminantes y acústicas. El usuario no paga mantenimiento ni seguros ni combustible.

PATINETE FOTO RUESGA BONO

Foto: Un ciudadano con dos patinetes eléctricos. Autor: Ruesga Bono.

Cabify lanza patinetes eléctricos de alquiler en grandes ciudades

A las motos eléctricas de Sevilla pronto se podrían sumar los patinetes eléctricos de alquiler, como está sucediendo ya en Madrid.

El grupo empresarial propietario de Cabify lanzará “en las próximas semanas” en Madrid un servicio de patinetes eléctricos compartidos a través de Movo, la firma con la que esta compañía ya cuenta con un servicio de alquiler de motos eléctricas en la capital madrileña. La compañía ya está realizando pruebas en Madrid y posteriormente irá extendiendo el servicio a otras grandes ciudades.

Los nuevos patinetes, que se explotarán bajo la marca Movo, se sumarán a los de las otras tres compañías que ya ofrecen este tipo de “micromovilidad” compartida en la capital, una de ellas de Uber, competidor de Cabify en servicio de coche de alquiler con conductor.

La compañía propietaria de Cabify y Movo enmarca su inversión para entrar en el segmento de los patinetes en su estrategia de conformar una plataforma con múltiples alternativas de movilidad compartida con el fin último de animarles a que dejen el coche en casa.

El nuevo servicio de patinete compartido de Movo se circunscribe además en una apuesta por la movilidad que realiza conjuntamente en España y Latinoamérica.

La firma ofrecerá una flota de 20.000 patinetes eléctricos, con una autonomía de 35 kilómetros, en España, Chile, Colombia, Perú y México. Esta oferta de patinetes compartido se suma así al servicio de vehículo de alquiler con conductor (VTC) que presta Cabify en la capital y al de ‘motorsharing’ con el que Movo tiene distribuidas por la ciudad 500 motos eléctricas.

Los nuevos patinetes se podrán alquilar a través de la misma aplicación móvil (App) con la que se accede a las motos de Movo, a través de los códigos QR que los vehículos de dos ruedas tendrán en el manillar. Según informa la empresa, el alta en el servicio será gratuita.

 

 

 

  • abm1965

    Como usuario del carril bici, el problema que veo es que cada vez hay más usuarios de patinetes y motos eléctricas que circulan por el carril bici. Si el uso de estos nuevos medios continúa aumentando, como así parece, nos terminaran echando a los ciclistas de un carril construido para nosotros.

  • jose

    Lo que menos usais es el carril bici.Nunca debio construirse.

  • Paco Zurita

    El Ayuntamiento, Policía Municipal, etc. tienen que comunicarle a los ciclistas y patinetes que los PASOS DE CEBRA el vehículo hay que llevarlo de la mano y CRUZARLO DE FORMA PEATONAL.

  • Paco Zurita

    El Ayuntamiento, Policía Municipal, etc. tienen que comunicarle a los ciclistas y patinetes que en los PASOS DE CEBRA el vehículo hay que llevarlo de la mano y CRUZARLO DE FORMA PEATONAL.