La mar de Historias » Archivo » Recordando el pasado

Recordando el pasado

Juan Carlos Cilveti Puche | 13 de diciembre de 2016 a las 9:23

En 1969, con tan solo 14 años, Pepe Ripoll comenzó a trabajar en la agencia Condeminas. Convertido en un chico para casi todo, una figura laboral muy habitual en aquellos años, las múltiples labores que tenía que desempeñar lo llevaron a coincidir en unas determinadas oficinas de la antigua estación marítima con otros jóvenes empleados de diferentes empresas del puerto. Denominados aquellos negociados como La Aduanilla, los despachos de vista aduanera e inspección de muelles situados en la planta baja del desaparecido edificio, se convirtieron muy pronto en un lugar de encuentro diario para aquel grupo de muchachos.

Y aunque su relación los mantuvo unidos durante años (entre otras actividades institucionalizaron partidos de fútbol en la Venta del Boticario), sus respectivas vidas laborales terminaron separándolos; y aquel grupo de jóvenes trabajadores de empresas portuarias malagueñas desapareció.

Muchos años más tarde, Pepe Ripoll, prejubilado hace unos meses como policía portuario y Antonio Burgos, que había iniciado su carrera en la consignataria Baquera, Kusche & Martín y la terminaba en una empresa de logística, decidían reunir a sus viejos compañeros; un grupo al que decidieron denominar como Los niños de la Aduanilla.

Localizados tras un considerable número de llamadas y mensajes cuarenta de aquellos jóvenes, el pasado día dos de diciembre 15 de aquellos niños se volvían a encontrar para celebrar una comida en el Club Mediterráneo. Con la idea de realizar dos reuniones anuales y sin pretensiones de crear una asociación, Los niños de la Aduanilla han vuelto a verse. Un encuentro de veteranos donde se hablará mucho de cómo era el trabajo en el puerto hace unos años.

IMG-20161203-WA0004

Los niños de la Aduanilla reunidos en su primer encuentro tras años.

Columna “LA MAR DE HISTORIAS” publicada en la página Marítimas 13 de diciembre de 2016


Comentar


Nombre (Obligatorio)

Correo electrónico (Obligatorio)

Página web (Opcional)

El autor, en este espacio, se limita a recoger la opinión y contenidos de los lectores, por lo que no se hace responsable de los mismos. Si encuentra algún texto ofensivo, erróneo o alguna opinión que no sea respetuosa, le rogamos que nos lo haga saber