Archivos para el tag ‘plataforma’

Algo nunca visto

Juan Carlos Cilveti Puche | 3 de diciembre de 2019 a las 9:13

El viernes 16 de julio de 2004, cumplimentando una escala técnica, atracaba en el muelle dos el buque de apoyo Discovery. Aquel barco que venía con los colores de la compañía noruega Stolt, me llamó poderosamente la atención por una plataforma para helicópteros que llevaba delante de su puente de mando.

Y aunque había visto fotos de barcos con esta visible estructura de aterrizaje, nunca hasta aquel momento había observado a uno en vivo; una circunstancia que me sirve para hablarles de un buque que hace unos días atracó en aguas malagueñas.

Denominados como Offshore, este tipo de barcos, con una serie de características muy específicas, operan en alta mar realizando labores en muy variadas circunstancias.  Y aunque inicialmente estos barcos  sólo servían de apoyo a otros buques o a plataformas de extracción, en la actualidad también realizan trabajos por sí mismos; un hecho que ha sido posible gracias a la tecnología que llevan a bordo.

Especializados en misiones concretas y manteniendo fundamentalmente una alta capacidad de carga, además de una amplia habilitación para trabajadores, los más modernos buques Offshore participan de la peculiaridad de disponer de posicionamiento dinámico; un sistema que les permite mantenerse parados en  punto concreto de la mar usando sus sistemas de propulsión. Pero además de esto, la gran mayoría de los más avanzados offshore disponen de una plataforma de aterrizaje para helicópteros que, para aprovechar el espacio, está situada a proa por encima o por debajo del puente de mando.

Dicho esto y volviendo al nuestro protagonista de hoy, les diré el pasada semana, realizando una escala técnica, atracó en aguas malacitanas el buque Adams Challenge. Diseñado para efectuar todo tipo de trabajos submarinos, especialmente los que se ejecutan con robots, este buque de 85 metros de eslora fue construido en 2009 en los astilleros guipuzcoanos Balenciaga. Disponiendo de la más alta tecnología, la propia de los más modernos Offshore, sin lugar a dudas, lo más llamativo de este barco de pabellón británico es su plataforma de aterrizaje; un espacio sobre el puente de mando que nunca se había visto hasta la fecha en el puerto malagueño.

OLYMPUS DIGITAL CAMERAADAMS CHALLENGE mostrado su plataforma para el aterrizaje de helicópteros.

Columna “LA MAR DE HISTORIAS” publicada en la página Marítimas 3 de diciembre de 2019.

Otra barcaza antillana

Juan Carlos Cilveti Puche | 14 de enero de 2014 a las 9:39

En mayo del año pasado,  bajo el título “La barcaza antillana”,  les narraba cómo  en diciembre de 2012 llegaba remolcada a aguas malacitanas la plataforma Ans. Tras pasar por el dique flotante para realizar una puesta a punto, esta barcaza, comenzaba un baile de atraques por distintos muelles. Unos movimientos que en función de las necesidades operativas de los buques que amarran en el puerto, mantiene a esta pontona en la actualidad  aun en  danza.

 El martes 2 de julio de 2013, procedente de Tánger,  llegaba remolcada por el  Sertosa Dieciocho la TB-01, otra plataforma flotante multipropósito abanderada en San Vicente y las Granadinas propiedad de una multinacional dedicada a los trabajos marítimos de origen belga. Después de quedar atracada en el muelle número cuatro, la barcaza de 50 metros de eslora, 14 de manga y 544 toneladas de registro bruto, auxiliada por uno de los remolcadores malagueños de la Clase H, entraba en dique el 8 de julio. Once días más tarde, reparada y pintada,  la TB-01, volvía a quedar amarrada en el muelle de Heredia.

Compartiendo el mismo desino que la Ans, la TB-01,  construida en un astillero ruso en 2003, a la espera de que su propietario le encuentre un lugar de destino para trabajar,  comenzó su particular periplo por los muelles puerto. Después de efectuar un primer movimiento en solitario, las dos barcazas juntas, siguieron cambiado de atraque a expensas de las necesidades del tráfico portuario. Tras rodar por todos los muelles sucios, desde hace unos días, ambas plataformas se encuentran amarradas en el muelle dos, justo delante de la  pasarela de pasaje que emplean los  exclusivos buques de crucero que atracan junto al Palmeral de las Sorpresas.

OLYMPUS DIGITAL CAMERABarcazas ANS y TB-01 en el muelle dos junto a la estación marítima del Palmeral.

Columna “LA MAR DE HISTORIAS” publicada en la página Marítimas (14 de enero de 2014).

Recordando a ‘La Pontona’

Juan Carlos Cilveti Puche | 22 de marzo de 2011 a las 14:05

Tal vez alguno de ustedes recuerde, o haya oído hablar de La Pontona. Este curioso artefacto, que durante varias décadas del siglo XX constituyó uno de los más significativos iconos del puerto de Málaga, no era otra cosa que una gran grúa flotante. Botada y puesta en servicio en el año 1.931, La Pontona, además de participar activamente en la construcción de varios de nuestros mulles, también fue utilizada como plataforma auxiliar para realizar, desde la mar, cualquier tipo de trabajo portuario.

Cuando este artefacto flotante dejó de trabajar (algunos dicen que La Pontona está hundida en la bocana del puerto deportivo del Club Mediterráneo), el puerto de Málaga, se quedó sin una herramienta de mucha utilidad.

Hace unas semanas, llegaban a nuestro puerto las embarcaciones Coastal Assintant y Coastal Guardian. Estas dos pequeñas plataformas autopropulsadas, que técnicamente se denominan Special Service Workboat, o también, Utility Vessel, son embarcaciones destinadas a efectuar, ya sea en zonas cercanas a  la costa o en puerto, cualquier tipo trabajo de no demasiada envergadura susceptible de ser realizado desde la mar.

Con 20 metros de eslora, ocho de manga y 102 toneladas de registro bruto (estas son las cifras de la Coastal Assistant, ya que las de la Coastal Guardian son levemente mayores), estas embarcaciones que suelen trabajar con tres o cinco tripulantes a bordo, disponen de  una grúa hidráulica a proa; amén de dos espaciosas áreas de trabajo que convierten a estas plataformas en unas muy útiles embarcaciones para trabajos menores.

Unos ‘barquitos’ que salvando la distancia del tiempo;  y sobre todo, la de los avances tecnológicos, me han hecho recordar a La Pontona malagueña.

Coastals blog

Coastal Assistant y Coastal Guardian atracadas en Málaga.

Columna “LA MAR DE HISTORIAS” publicada en la página Marítimas (22 de Marzo de 2011).

Para completar la columna les dejo una foto de La Pontona.

Pontona  blog