Archivos para el tag ‘Federacion de Peñas Xerecistas’

Run boy

Santiago Cordero | 10 de diciembre de 2012 a las 13:40

Esteban Vigo pidió disculpas ayer tras la derrota del Xerez en Chapín frente al Girona. Creo que era lo adecuado y además le honra, porque eso de reconocer errores no está muy a la orden del día (bueno últimamente hay alguna campaña política que se basa en pedir perdón, pero se nota que es una campaña publicitaria).

 

Lo del Xerez ayer rozó por momentos el ridículo, sobre todo en la segunda parte donde la inoperancia, el desorden y la impotencia se adueñaron del equipo.  Afortunadamente, los jugadores se entregaron sobre el terreno de juego, porque si encima los viéramos pasear y pasar, sería el acabose.

 

Ahora mismo, el Xerez ha perdido el norte, el crédito y la confianza que se había ganado durante el mes de octubre y parte de noviembre. Ahora, el Xerez es un barco a la deriva y, en este sentido, a pesar de las honestas palabras de Esteban Vigo, (él es el único capitán de este barco) requiere un golpe de timón.

 

Dos partidos complicados, Sporting y Villareal, para terminar el año podrían  sumirnos de nuevo en una crisis profunda, hundiéndonos en la clasificación y lo que es peor, hacernos perder la confianza en nuestro “Líder seguro”.  También puede ocurrir lo contrario, dos victorias y de nuevo viento en popa y a toda vela.

 

Como cantara Despeche Mode:

 

Es demasiado tarde para cambiar los hechos.
Es el momento de afrontar las consecuencias.

 

Las disculpas se agradecen, pera la realidad obliga a reaccionar, a tomar decisiones, a levantarse una vez más, apretar los dientes, caminar y…correr. De lo contrario estaremos perdidos.

 

¡Corre chico, corre!

Mono de trabajo

Santiago Cordero | 2 de diciembre de 2012 a las 9:17

El Xerez cumplió en la gélida tarde del Arcángel cordobés. Empate a cero, que igualmente pudo haber acabado con goles de ambos equipos. El Xerez de Vigo, tras el mazazo del Alcorcón de la pasada semana, estaba en la obligación de volver a recuperar confianza y, sobre todo, seguridad. La segunda división, salvo muy contadas excepciones y no todo los años,  se disputa en base al balance defensivo. La falta de altos porcentajes de acierto y calidad en los jugadores (controles, pases, definición) obliga a los entrenadores a construir sus equipos, a avanzar en la competición desde el empate, desde el no perder, para luego ir creciendo tanto en juego como en resultado, buscando la victoria.

Ayer tocó ponerse el mono de trabajo. Mucha concentración defensiva, presión colectiva  zonal sobre el balón, coberturas y salidas por bandas a uno o dos toques como mucho. Rueda fue un espectador más en medio campo. Pero había que sacar adelante el partido. Enfrente, el Córdoba tampoco expuso mucho más.  El conjunto de Berges, gozo de más posesión de balón pero jugaban también con muchas precauciones. Ayer fue el clásico partido de la categoría donde todos los jugadores llevaban puesto el mono de trabajo, encomendándose ambos equipos a un chispazo de calidad que acabara con el balón entre los tres palos o a una jugada a balón parado que resolviera el encuentro. Todo ello pudo pasar y además el gol pudo caer para cualquiera de los dos conjuntos. Un reparto de puntos justo a mi entender.

La cara en el Xerez fue la entrada al campo de José Mari. Sin duda es un jugador muy importante para este equipo y toda una garantía tenerlo en el cancha. La cruz por el contrario fue la lesión de Redondo, para mi gusto, la gran revelación de lo que llevamos de campeonato en el Xerez.

Con este resultado, el equipo de Vigo sigue en la zona templada de la tabla, aunque en esta categoría casi podríamos decir que hasta el ultimo tercio de campeonato no existe ningún puesto en el que se pueda estar cómodo. El próximo domingo, a las cinco de la tarde, recibiremos en Chapín, por su puesto bajo los acordes del ya tradicional Tin tin Catalina a otro de los equipos fuertes esta temporada, el Girona, que como ocurriera la pasada semana con el Alcorcón, será una buena vara para medir el potencial y la posibilidades del Xerez esta temporada.

En cualquier caso, la seriedad y la profesionalidad está, hoy por hoy, instalada en el Xerez y eso es cuanto menos una cierta garantía. Cada partido hay que saber jugar con el mono de trabajo y los del Boquerón lo hacen. El buen fútbol llegará. ¡Eso esperamos!

Mi Yo interior

Santiago Cordero | 25 de noviembre de 2012 a las 2:00

Llevo algunas semanas destacando la necesidad, hoy más que nunca, que tenemos los jerezanos de buscar cosas, objetivos, proyectos que nos devuelvan algo de la ilusión, la esperanza y el orgullo del que no hace muchos años hacíamos gala. El fútbol no es más que una válvula de escape, es decir no es la solución a los problemas de esta ciudad. La buena marcha del Xerez no va a impedir que siga aumentando el paro, los recortes (solo de clase media hacia abajo) o la falta de inversores ante la desconfianza que genera un gobierno que está instalado en el incumplimiento de todas sus promesas. Definitivamente el Xerez no es, ni será solución alguna.

Pero en nuestra sociedad, el deporte rey se ha convertido en algo capaz de generar  sensaciones positivas o negativas, dependiendo de los resultados de tu equipo. El Xerez, nos está devolviendo una cierta ilusión, algo de alegría en nuestro terrible día a día y eso, entiendo, es bueno. Hasta ahora, el único que ha evitado hablar de ascenso ha sido Esteban Vigo, algo que incluso elogié hace un par de semanas. Vigo es una persona que palpa la realidad, que maneja como nadie el contexto y, esta semana ha declarado por primera vez que – …interiormente estoy ilusionado.-

Es un cambio en su discurso, igual prematuro, por lo larga que es la competición, pero es evidente que viniendo de quien viene, diciéndolo en una rueda de prensa, no se trata de una simple arbitrariedad. Solo conozco a Esteban a través de los medios de comunicación, bueno, le conocí tras el ascenso, en uno de los homenajes que le hicieron en una peña y aquel día solo tuve la oportunidad de saludarle y felicitarle. Por eso mis afirmaciones pueden ser equivocadas, pero a pesar de ello, escuchando las declaraciones de Vigo, veo un mensaje muy directo a su vestuario. Esteban pide, exige, obliga, reta a sus jugadores a dar un paso adelante. Paso en competitividad, en confianza, en obligación, en metas.

Pero al mismo tiempo, creo, más bien es un deseo que otra cosa, que se trata también de un guiño de Esteban a una afición, la xerecista y a una población, la jerezana, castigada en muchos frentes, que encuentran su pequeña dosis de consuelo y de ilusión semanal en el Xerez.

 

 

 

Pero lo que más me ha gustado del mister, ha sido la forma de introducir como objetivo azulino, la lucha por el ascenso. Una vez más ha demostrado que es una mago de la comunicación. Su Yo interior está en comunión absoluta con la afición y con los medios, aunque su cerebro le ordene otra cosa. Al expresarlo así, unió aún más a todos en torno a un gran deseo, una gran misión, sin resultar pedante o vanidoso. Creo que ni el propio Coelho hubiera expresado mejor ese viaje al yo interior. Solo nos falta ganar hoy.

 

declaraciones de Esteban Vigo recogidas por lo compañeros de El Alcazar de Jerez.

¡Esto huele!

Santiago Cordero | 18 de noviembre de 2012 a las 8:42

Tristemente Jerez apesta. Bueno, toda, toda, no, por donde pasó la Reina de España y sus invitadas creo que olía a rosas, pero en general, el olor de Jerez provoca nauseas. Si nos paramos a pensar un poco, esta ciudad no solo apesta por los desperdicios que inundan nuestras calles, sino por la basura que ha generado esta situación. Jerez apesta no solo por la huelga de los compañeros de Urbaser, sino por todos los conflictos que han convertido a  esta ciudad, como me dijo un buen amigo, en una sección fija de los telediarios, tan habitual como el Tiempo, los Deportes o Política.

Los jerezanos y jerezanas no nos merecemos una ciudad a la deriva, donde el restaurante de moda hoy en día, desgraciadamente, es el comedor de El Salvador, donde el paro crece mes a mes, donde las únicas soluciones que nos quieren imponer pasa por la venta de los bienes más preciados para una sociedad como es el agua o por imponer la perdida de bienestar social de la población más pobre y sufrida.

Pero en medio de esta podredumbre, veo, escucho, como muchos hombres y mujeres siguen agarrándose a pequeñas satisfacciones para sobrellevar mejor el día a día. El Xerez de Esteban  Vigo, de Mendoza, Keita y compañía, aunque parezca mentira, está insuflando algo de alegría y satisfacción a muchas personas. El Xerez, que tantos disgustos viene dándonos en los últimos años, básicamente en el ámbito institucional y accionarial, lleva encadenados siete jornadas consecutivas sin perder. Ayer  a uno en un campo difícil, fue capaz de remontar un gol en contra y casi se trae la victoria del Insular de las Palmas en el tiempo de descuento.

Esteban  Vigo está armando a un equipo muy consistente en defensa, cada vez más seguro de sus posibilidades, que basa su éxito en la concentración y el esfuerzo colectivo. Sigue intentando crecer en el aspecto de creación, pero eso es algo que de seguir en esta línea llegará por si solo. El próximo domingo a las cinco recibimos en Chapín al Alcorcón, equipo situado en los puestos de promoción, en lo que será una nueva importante prueba para constatar el buen momento azulino.

El Xerez no da de comer, es más nos cuesta el dinero, no soluciona los problemas de los aficionados, de hecho el fútbol puede considerarse como una simple válvula de escape. Jerez, tristemente, apesta, son muy pocas las noticias realmente positivas que se producen en los últimos tiempos, de hecho me sorprendió muy gratamente la inversión del restaurador Faustino Rodríguez y su grupo conocida hace unos días. Salvo esto, solo el  Xerez de Vigo y sus jugadores traen algo de viento fresco y buen olor a nuestras casas. ¡Ojala continué así, lo del Xerez, durante todo el año!

Apretar los dientes

Santiago Cordero | 16 de noviembre de 2012 a las 18:37

Hay personas que cuanto más se le complican las cosas, más luchan. Cuanto más reveses reciben, más fuerzas despliegan. Personas con capacidad para sufrir, luchar y levantarse. Esas son las personas que acaban triunfando, porque pase lo que pase, serán sus propios héroes, orgullosos de no derrumbarse ante la adversidad. Afortunadamente hay muchas de ellas en el deporte, pero también en nuestra vida cotidiana. A esa clase de personas las valoro por encima del resultado. En estos tiempos convulsos, de crisis globales y personales, de dificultades, estos son los modelos a seguir.

 

De Esteban  Vigo solemos valorar su capacidad estratégica, el manejo del vestuario, por supuesto, es historia del Xerez por su ascenso a primera división, pero quizás una de sus mayores virtudes sea precisamente su capacidad para levantarse ante la adversidad, aprovechar las cartas que le tocaron en la partida y  la de apretar los dientes, no desfallecer, creer en su trabajo, en su esfuerzo, en su éxito.

 

No olvidemos que antes del tan esperado, deseado y brillante ascenso, Vigo hizo una gesta si cabe más difícil, pero infinitamente menos valorada, como fue la de salvar a un equipo que estaba desahuciado y que iba de cabeza a la segunda B. Evidentemente fueron los jugadores lo que salvaron al equipo, pero solo fueron capaces de reaccionar con la llegada del Boquerón. Esta temporada el equipo comenzó fatal, pero Vigo jamás desfalleció, fue probando alternativas tanto tácticas como de jugadores, hasta que poco a poco a encontrado el camino de la recuperación. Seis partidos consecutivos sin conocer la derrota han devuelto la tranquilidad en la clasificación  y la ilusión a la afición. Pero Esteban, como todas esas personas acostumbradas a reveses en la vida, es consciente de que tras esta recuperación, pudría venir otra racha negativa y que solo el esfuerzo diario, la lucha, la confianza en el trabajo y el amor propio será una vez más el camino hacia el éxito.

 

Cuando el viento favorece la travesía, como ahora le sucede al Xerez, es fácil navegar. Por el contrario, con el mar encrespado, en medio de tormentas, solo es el tiempo para los luchadores, para los que viven sin miedo, para grandes capitanes. Quizás os parezca anacrónico este artículo, pero creo sinceramente que hoy era el día para escribirlo. Esperemos que la racha continúe ante Las Palmas, pero pase lo que pase, lo que está garantizado es que este Xerez no bajará los brazos, luchará hasta el final y apretará los dientes.

A lo Celtic

Santiago Cordero | 11 de noviembre de 2012 a las 9:29

Si el Xerez llega a ganar anoche en Chapín entonces sí hubiera clavado el titular. Salvando la grandísima distancia que existe entre un partido de Liga de Campeones entre el Celtic de Glasgow  y el F.C. Barcelona y otro de Segunda División entre el Xerez y el Elche, ambos partidos se me antojan muy similares, salvo tristemente en el resultado.

El Elche fue muy superior al Xerez salvo en los primeros diez minutos donde el equipo de Esteban Vigo fue capaz de dominar la pelota e intentar proponer algo de fútbol en ataque. A partir de ahí el balón fue exclusivamente del Elche, un equipo con un toque exquisito que juega a ras de hierba y abriendo el campo al máximo.

Afortunadamente este Xerez ha crecido mucho en las últimas semanas y su capacidad defensiva, unida a la confianza de los propios jugadores hacen que sea muy difícil crearle oportunidades y menos aún marcarle gol. El Elche contó solo con dos o tres ocasiones francas ante Chema que volvió a ser uno de los destacados del equipo.

La segunda parte, con otro arbitro que quiso ser protagonista en Chapín, el Xerez volvió a jugar en casa en inferioridad numérica tras la expulsión de Joselito Vega, sacando casta, orgullo, concentración y eficacia defensiva. Prueba de ello fue la ovación que se llevo Tato al ser sustituido, ya que la afición entendió que se partió la cara contra toda la defensa visitante.Keita como ejemplo de un Xerez defensivo con las gradas vacías de fondo

Pero este partido, me deja buen sabor de boca e incluso algunos aspectos que considero muy positivos. En el aspecto colectivo el equipo suma su sexto partido sin perder y por tanto sumando puntos en esta categoría tan complicada.

A destacar el partidazo de Redondo, lateral reconvertido la pasada semana por obligación en central, que hoy se mantuvo en el once titular contra pronóstico, ofreciendo una gran imagen. Esto supone que la defensa xerecista gana en posibilidades y por tanto en garantías.

Mención especial requiere la brillante promoción de venta de entradas ideada por la gerencia del club para este partido. 5878 espectadores en Chapín, menos público que abonados tiene el club, dejan en evidencia a estos expertos en marketing que mandan en el Xerez. Como dije a lo largo de la semana, han dejado escapar una gran oportunidad para atraer más gente. En fin, ya lo dice el refrán – la avaricia rompe el saco-  y, como dice Esteban Vigo, ahora toca mejorar en el apartado ofensivo en los próximos partidos. ¡Ojalá lo veamos pronto! Porque jugar siempre como el Celtics de Glasgow puede ser perjudicial para el corazón de los aficionados.

Football is Nothing Without its Fans

Santiago Cordero | 7 de noviembre de 2012 a las 19:30

Jock Stein que entrenó al Celtic de Glasgow y la selección escocesa acuñó esa frase. Seguro que Luis Lara, al igual que mi hijo, estaba viendo este mediodía deportes cuatro cuando se hizo alusión a la misma. El fútbol no es nada sin los aficionados. Lo digo porque mi hijo me hizo un comentario al respecto, el que da pié a este artículo y el bueno del Comadante posteó la frase esta tarde en Facebook.

 

Aquí se ha vuelto a montar un lío con el precio de las entradas y la famosa promoción pro-socios para el próximo partido del Xerez. Al respecto, quisiera exponeros mi punto de vista.

 

El Xerez (consejo de administración donde están incluidos plataforma, fundación y ayuntamiento, algo que no debemos olvidar) ha decidido aplicar el tramo de precios más alto previsto para la temporada porque nos llega el líder. Pero todo esto lo ha intentado enmascarar en una “superpromoción” para los socios, en la que si nos ponemos a la caza y captura de algún aficionado para que se saque la entrada a mitad de precio, nos regalan algo de la tienda, aunque no está muy claro el qué, es como un huevo Kinder pero en entrada sorpresa. Puede ser una gorra, una bufanda, incluso hablan de una posible camiseta. No olvidemos que las cajas de Kappa están llegando y hay que vaciar la tienda.

 

La explicación del club, por lo visto hay alguien en el consejo o en las oficinas que se encarga por velar por los aficionados, es que se trata de una promoción que beneficia a los abonados principalmente y que lo del tramo superior de precios es porque sencillamente nos visita el líder.

 

El sábado, la taquilla dirá si las cabezas pensantes del Xerez han acertado o no con esta promoción y sobre todo con estos precios. Lo que si me atrevo a afirmar con rotundidad es que en esta decisión no se ha tomado con la idea de llenar Chapín. Más bien con la idea de hacer caja.

 

Un sábado por la noche y tarde (21:30 horas) con este tiempo (frio y humedad garantizados, lluvia podría) y retransmitido en abierto por Marca TV. ¡Ah, todo ello en la ciudad del PARO! Doctores tiene la iglesia o el que la lleva la entiende, pero me da la nariz que el bueno de Esteban Vigo y lo que es peor los jugadores del Xerez se van a encontrar con los mismos de siempre. Apuesto a que nos se llega a los 8000 aficionados.

 

O Morales lo hace a propósito o los que trabajan para él se la lían cada dos por tres. Si la afición no lo puede ver, si el equipo viene de marcar 5 goles, si llega el líder, rebaja todavía más las entradas, regala una o dos a los abonados, regala entradas a través de empresas, pero llena Chapín. Esteban Vigo te lo pone a huevo, pero ni con esas. Una semana de tranquilidad, casi de fiesta por la goleada y llevamos media rajando de los precios.

 

Imagino que en el Xerez nadie escuchó la frase del mítico Jock Stein cuando dijo que el fútbol sin afición no es nada. Pues eso, ¡A seguir sembrando!

Al margen de la goleada

Santiago Cordero | 5 de noviembre de 2012 a las 9:20

¡Cuánto hacía que la afición del Xerez no se llevaba un alegrón cómo el de ayer! Lo cierto es que los pobres también tenemos derecho a ser felices, aunque sea de tarde en tarde.

Pero al margen de los cinco goles, esta contundente victoria deja algunas cosas muy positivas para el Xerez. De todas ellas voy a destacar las que considero más importantes:

1.- El fondo de armario. Israel, Porcar, Redondo de central, Barber, Adrían Ruiz y Bicho demostraron que tienen sitio en este equipo. Cualquier equipo que quiera tener opciones de jugar la liguilla de ascenso, obligatoriamente debe tener una plantilla competitiva y equilibrada. No valen 12 o 14 jugadores, al menos 18 o 20 deben tener calidad, capacidad y actitud para afrontar la titularidad en cualquier momento. Ayer era el día para que los suplentes demostraran su valía, huelga decir que lo consiguieron.Lucas Porcar aprovechó su ocasión

2.- Roles. Aceptar la suplencia como rol dentro de un equipo es algo difícil para cualquier jugador. El ego propio de una persona joven, la desmotivación que supone entrenar y no jugar, hacen que sea complicado aceptar el banquillo y estar mentalmente preparado para saltar al terreno de juego en cualquier momento. Para conseguir que un jugador acepte ese rol se deben dar dos circunstancias. La primera un  cuerpo técnico con el suficiente tacto, capacidad de motivación y exigencia hacia los jugadores. La segunda madurez profesional y capacidad de sacrificio por parte de los jugadores afectados. Afortunadamente Esteban Vigo y su equipo han demostrado con creces saber manejar estas situaciones y parece, por lo visto ayer, que los jugadores empiezan a asumir su papel dentro de la plantilla.

3.- Israel. Este jugador sería el paradigma  de lo que he tratado de explicar en el punto anterior. Salvando las distancias, me atrevería a compararlo con Antoñito. Fútbol de inspiración y personalidades rebeldes. Esteban fue capaz de exprimir el elixir futbolístico de Antoñito y parece que ahora empieza a poner en órbita a Israel. En cualquier caso, la primera y la última palabra siempre la tiene el futbolista.

Israel luchando por un balón4.- La racha. A la espera de recibir al líder de la categoría, el Elche, el próximo sábado, el Xerez ha encadenado el quinto partido sin perder y la tercera victoria consecutiva. Esto permite reforzar la confianza y otorga cierta tranquilidad a la hora de afrontar el próximo compromiso liguero, que en cierta forma podría marcar la tendencia, las opciones del Xerez en los próximos meses.

5.- Los 50 de Javi López. Por último, al margen de la goleada, Esteban Vigo, perro viejo, utilizó el mismo discurso de los 50 puntos que tanto molestaba a la afición cuando lo hacía el “triste” de Javi López. Aunque bien es cierto que comentarlo después de meter cinco goles en campo contrario suena como si prometiera la Champion.

Seguro que ustedes tenéis otros apuntes, otros matices que destacar tras esta goleada del Xerez. Cómo siempre quedo a la espera de vuestros comentarios.

 

¿Qué hay de nuevo, viejo?

Santiago Cordero | 4 de noviembre de 2012 a las 11:04

Ya estoy otra vez por aquí, dispuesto a contaros lo que pienso sobre el Xerez. Lo cierto es que como dice el propio Esteban Vigo, a pesar de los últimos resultados, dos empates y dos victorias, todavía el equipo me transmite preocupación. El Xerez parece que en cualquier momento se puede volver a romper y encajar una goleada como al comienzo de liga.

En cualquier caso, no es menos cierto, que en una categoría como esta, salvo honrosas excepciones, lo importante es construir el equipo desde la defensa. Evidentemente no es el fútbol que nos gusta, pero al menos es efectivo, que en los tiempos que corren ya es mucho. La jugada en la que cayó lesionado Bruno Herrero creo que ejemplifica todo esto. Uno de los jugadores con mayor clarividencia y técnica saltando a muerte para defender un resultado. Este es el Xerez hoy en día. Pero precisamente son estos resultados los que permiten a los jugadores ganar confianza y seguridad.

ESteban regresa al Rico PérezPor ello, a pesar de la preocupación por el fútbol que está realizando el equipo, debemos tener la esperanza de que con los resultados, los puntos, todo debería mejorar. Hay jugadores que en la faceta creativa tienen todavía mucho que ofrecer al juego del Xerez.

Además, a todo ello debemos añadirle la plaga de lesionados y sancionados de las últimas semanas, que están impidiendo a Esteban poder afianzar un bloque titular.

El de hoy es un buen partido para seguir mejorando, creciendo. Algunos jugadores tendrán la oportunidad de reivindicarse ante el mister azulino. Enfrente habrá un rival con historia que atraviesa un mal momento. Esta es una situación que conocemos bien por aquí. El Hércules, con una gran plantilla, saldrá a tirar bocados, pero estoy seguro de que a las primeras de cambio, con poco que haga el Xerez en ataque, se disolverá con un azucarillo en el café. Ese plano anímico que tanto nos ha perjudicado en los últimos tiempos, incluido en el comienzo de temporada, es el que podría beneficiarnos en esta ocasión. Para ello el Xerez debe ser ambicioso. En  este aspecto tengo claro que Esteban Vigo, perro viejo en estas lides, sabrá aprovechar estas circunstancias.

Esperemos que la racha continúe y el Xerez pueda traerse algo del Rico Pérez. Un campo, por cierto, de muy buenos recuerdos para el entrenador azulino, no en vano también ascendió al Hércules a primera. Esteban, como Bugs Bunny, el conejo de la suerte, bien podría decir hoy eso de -¿Qué hay de nuevo, viejo? – en Alicante.

Cerrado por vacaciones

Santiago Cordero | 24 de septiembre de 2012 a las 13:26

María, José, el Niño divino y todas la estrellas que gobiernan el firmamento bajo el que vivo se han puesto de acuerdo para que me tome unas “merecidas” vacaciones.  Ante tal “alienación” de los astros, uno no puede más que agradecer la posibilidad de disfrutar de estos días de asueto y relajación que, inesperadamente, me vienen caídos del cielo.

Así las cosas, después de darle unas cuantas vueltas, he tomado la decisión de dejaros descansar también a vosotros, xerecistas que sufrís al Xerez, pero que además y eso es peor aún, sufrís mis artículos y mis opiniones. Y es que de unos años a esta parte, ser xerecista conlleva ser heredero del Marqués de Sade o incluso fan del primo Grey y sus cincuentas sombras azules.

En fin, lo dicho, que me tomo unas semanas de vacaciones y dejaré descansar este blog. No obstante seguiré en contacto con vosotros a través de las redes sociales para conocer vuestras opiniones sobre  lo que nos une, el Xerez.

Espero que cuando retome la actividad, Esteban Vigo haya dado con la tecla y el equipo enderezado el rumbo. De lo otro, lo institucional, mejor que no se arregle, si no,  ¿qué nos quedaría para poder sufrir?

¡¡¡Hasta pronto!!!

Nota: Reiterar  la gracias a María,  José, el Niño divino y todas las estrellas que gobiernan el firmamento bajo el que vivo por regalarme esta oportunidad. ¡Benditos seáis!