El disputado voto del candidato

Antonio Méndez | 3 de mayo de 2011 a las 11:44

 

En la medianoche del jueves arranca la campaña oficial de las elecciones municipales del 22–M. Un eufemismo. Hace meses que nos sumergimos en esa contienda en cadena, porque el primer dictado de las urnas servirá de trampolín inmediato a los comicios en los que se dirime el poder de verdad: los generales y los de Andalucía, previstos en principio en marzo.

El PSOE si como pronostican las encuestas sufre la derrota jamás contada, rechazará que esos resultados puedan interpretarse con el síndrome de las primarias. “Se eligen sólo alcaldes”, dirán como autodefensa. En el caso del PP, que ya anunciado que las papeletas locales servirán de alfombra a Rajoy en su trayecto hacia la Moncloa y a Javier Arenas a la presidencia de la Junta, todo lo que no sea avasallar dará oxígeno a sus rivales que podrían resucitar los brotes verdes del fin de su crisis.

Las municipales exigirán un esfuerzo ímprobo a los candidatos y a su término algun@ igual precisa de someterse a una cura de desintoxicación digital. Las redes sociales ofrecen un escenario lo suficientemente atractivo para los partidos, en sus formatos y por el número importante de usuarios. Así que los alcaldables, sin trampas, deben informar al instante a sus seguidores de twitter, colgar nuevos post en sus blogs con propuestas, seducir con su lado humano en Facebook y dar respuesta personalizada a los lectores en los encuentros digitales. Imposible medir las consecuencias en votos de una sonora equivocación.

Pero sin descuidar el mundo analógico. Aún precisan encandilar a sus convencidos en los mítines, estrechar manos en los mercados, reunirse con las elites sociales y atender a todo periodista viviente y aceptar cualquier burdo u original reportaje que le propongan para contar lo mismo pero de otra forma. Y si sienten la democracia, también atreverse a debatir. ¿Se anima o mejor en 2015?

Posdata. He asistido hoy a un seminario sobre productividad y gestión personal, organizado por la Universidad de Málaga. Sólo he podido escuchar la conferencia de (Al)Berto Pena, uno de los gurús de la materia y responsable actual de ThinkWasabi.com.  Conclusión: somos poco eficientes y rendimos menos porque nos pasamos el día mirando el correo electrónico en vez de dedicarnos a las tareas importantes y dejar las accesorias como ésta para otros momentos de la jornada. Además nos distraemos demasiado en el trabajo con tantas herrmamientas informáticas y redes sociales.

Sólo hay algo que no comparto, dice que los periodistas cuando escribimos una cosa no ponemos primero el titular sino que elaboramos antes que nada el texto. Pues me ha matado. Y yo que pienso que si no tengo un buen titular para qué voy a escribir el resto, si a nadie le va a interesar.

  • Abogado Malaga

    Elecciones y más elecciones..parece que no habrá nada más en este mes..y total..después siempre es lo mismo..siempre los mismos en el poder o, como suele decirse, mismo perro distinto collar..no se si pensáis como yo pero creo que la política en España está fatal…